Piñera defrauda a su electorado - El Quinto Poder
#Política

Piñera defrauda a su electorado

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

Los sondeos demoscópicos son el talón de Aquiles del Presidente Piñera y las últimas encuestas publicadas por empresas como Cadem y Adimark -que bajo ningún parámetro pueden calificarse como vinculadas a la izquierda o centroizquierda- muestran una caída en la popularidad del gobierno. En una de estas encuestas, la desaprobación del gabinete aumentó 20 puntos en la última semana, pasó de un 35% a un 55%, avalando la idea de que el acelerado deterioro está vinculado a que el desempeño del gobierno no ha cumplido con las expectativas sembradas, lo que genera una decepción respecto a la gestión de las actuales autoridades.

Después de la elección de Piñera, el viento soplaba a su favor. Al frente tenía una oposición desarticulada y navegaba sin contrapeso político. Asimismo, el entusiasmo que mostraba el mundo de los negocios era una señal de un nuevo ciclo de aumento de las inversiones en nuevos proyectos productivos. El efecto de arrastre de esa victoria electoral, lo que algunos medios han llamado “luna de miel”, parece ahora difuminarse.


Para contrarrestar la percepción negativa sobre el repunte de la economía, Piñera ha decidido focalizar su acción en la “seguridad y el orden”. Redadas masivas a lo largo de Chile, expulsión de migrantes condenados por delitos y una promesa de pacificación autoritaria para la Araucanía parecen ser parte de este movimiento

Las causas no han sido sólo errores no forzados. También las promesas de campaña han sido tan efímeras como cualquier bien de consumo, lo que equivale a la repetición del pasado en el presente. Aunque el gobierno estaba sonriendo, atribuyéndose los beneficios que el viento de cola habían hecho aflorar en el ámbito de reactivación económica -pero las desigualdades aumentan- y en un contexto donde las “oposiciones” es un mosaico con colores asimétricos y ninguno de sus trocitos ha sido capaz de erigirse como un referente opositor creíble, enredados por disputas identitarias, la apreciación negativa del gobierno aumenta, lo cual no es posible minimizarlo.

El crecimiento económico prometido es una ficción. La realidad muestra cierre de fábricas, despidos masivos de trabajadores en diversas industrias, con el consiguiente aumento del desempleo (saltó a 7,2% en el trimestre abril-junio), lo que resulta especialmente perjudicial para una administración que centra su discurso, promesas y energía en la pronta recuperación del crecimiento económico, de generar más y mejores empleos y, de esta manera, contribuir a un mejor bienestar individual y mayores oportunidades colectivas.

Las promesas desbordadas que los votantes de Piñera esperaban no se cristalizan: ni en términos de crecimiento económico, ni de empleo formal, ni en disminución de la delincuencia, ni de bienestar de la población. Ello se ve reflejado, incluso, en la caída de la percepción de los empresarios e inversionistas sobre el futuro económico a corto y mediano plazo.

También el Informe de Percepciones de Negocios, elaborado por el Banco Central, correspondiente a agosto de 2018, constata un menor dinamismo de la economía en concordancia a las expectativas creadas con la llegada del nuevo gobierno por los diversos agentes económicos entrevistados. Por otro lado, las calificadoras de riesgo y numerosos agentes internos han puesto en duda el desafío de relanzar el crecimiento que prometían los “tiempos mejores”.

Son tiempos complicados para el gobierno, puesto que los milagros de reactivación económica de índole comunicacional no existen, ni tampoco ayudan los chivos expiatorios que lanza el ministro de Hacienda de culpar de todo a la administración anterior, cuyos argumentos se desarrollan más en base de post verdades que en relación a hechos reales, como quedó de manifiesto con los informes de calificadoras de riesgo que indican que el déficit en las cuentas fiscales del país había comenzado durante la primera administración de Piñera y no durante el segundo gobierno de Bachelet.

La situación se agrava, además, a causa de la poca “pulcritud” política de varios de sus ministros, con declaraciones desacertadas, que ha generado un rechazo no solo de la oposición sino también en parlamentarios de derecha y columnistas cercanos a ese sector. Las sandeces de tal calibre que han dicho algunos ministros denotan cortedad de miras y falta de sensibilidad social, lo que deja en entredicho la preocupación efectiva y compromiso del gobierno con los más pobres. Sin duda que la baja de apoyo a Piñera y a su gobierno en segmentos sociales –sectores C2 y C3- que en un alto porcentaje votaron en la elección pasada por él, es la causa de esa desafección.

Mientras que su Ministro de Economía recomienda invertir en el extranjero, en contraposición a la necesidad de aumentar la inversión en el país para relanzar el crecimiento en concordancia a las expectativas creadas con la llegada del nuevo gobierno por parte de los diversos agentes económicos. Además, muestra que su real preocupación es velar por los intereses del 1% de los chilenos que tienen los ingresos para invertir tanto en Chile como en el extranjero, ya que el 80% de los hogares chilenos con sus ingresos y gastos no llegan al fin de mes. El otro 19%, sólo para solventar todas sus necesidades, en estricto sensu, tiene que acudir al endeudamiento (encuesta INE de presupuestos familiares e ingresos personales).

Y el ministro de Educación notifica al país que no está entre las prioridades del gobierno financiar la infraestructura de las escuelas públicas donde asisten las hijas e hijos de los sectores más vulnerables.

Para contrarrestar la percepción negativa sobre el repunte de la economía, Piñera ha decidido focalizar su acción en la “seguridad y el orden”. Redadas masivas a lo largo de Chile, expulsión de migrantes condenados por delitos y una promesa de pacificación autoritaria para la Araucanía parecen ser parte de este movimiento. Es la estrategia comunicacional para encubrir su fracaso en su relato en torno al crecimiento y enfrentar la percepción sobre el rumbo del país que viene en descenso en forma sostenida. Se trata de centrar el debate en los temas que generan un clima dominante que contribuya a formar actitudes sociales y un clima político que reditue a favor de la derecha.

Por último, en tanto las “oposiciones” sigan siendo formaciones sin cohesión, con más incertidumbres que determinaciones, la consecuencia política más obvia es que la izquierda y el centro, en su conjunto, van a tener que esperar bastante más tiempo del previsto para ser una oposición eficaz al Gobierno de derecha. A Piñera sus “opositores” le están poniendo las cosas un poco menos difíciles.

TAGS: #EncuestasDeOpinión #GobiernoPiñera

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Los Estados deben comenzar por visibilizar y comprender mejor la situación y problemáticas de los jóvenes rurales, para generar estrategias e instrumentos pertinentes que contribuyan a su adecuada inclus ...
+VER MÁS
#Cultura

¡Ya es hora de la juventud rural!

Nadie nos ha puesto en la mesa una forma de violencia sutil, que todas hemos usado en contra de las otras: el inmiscuirnos en sus vidas privadas para decirles cómo es que deben comportarse en lo privado pa ...
+VER MÁS
#Género

Puta (sobre la poca sororidad que hay detrás de hablar mal de otras)

Zurita lideró la rabia, la impotencia y la dignidad de un pueblo que no sabe de justicia, porque sigue viendo cómo pasan los años y no hay respuestas claras ante una dictadura sanguinaria.
+VER MÁS
#Política

Zurita

Intentar enseñar, sin saber como funciona el cerebro, será algo así como diseñar un guante, sin nunca antes haber visto una mano
+VER MÁS
#Educación

Las neurociencias y la epigenética: Claves para entender el aprendizaje

Popular

Es grave, porque satura a un ya colapsado sistema de protección judicial de niños y niñas. Ante estas decisiones ilegitimas, es obvio que los garantes de derechos haremos frente a estos “toque de queda ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

El hermoso discurso de la seguridad en el ´toque de queda de Quilpué`

La evaluación de impacto debiese ser realizada por el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) y no por el titular, ya que la base de la desconfianza parte en que el interesado define inicialmente el impact ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Chile necesita recuperar la confianza en la institucionalidad ambiental

El Museo de la Memoria está creado con el objetivo de hacer reflexionar sobre aquello, sobre nuestro poder ciudadano actual, tan simple que se ve, y de como fue aquella época en que lo perdimos.
+VER MÁS
#Ciudadanía

Un museo ciudadano

Recién el año 2022 la educación municipal de Calama será traspasada al Mineduc, en tanto debemos avanzar en la construcción de una Educación Pública Municipal para Calama.
+VER MÁS
#Educación

Construyamos una educación pública municipal de calidad para Calama