#Política

El Presidente no tiene quien le escuche

5 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

Valparaíso, miércoles 15 de julio, pasadas las 14:40, la Cámara de Diputados del Congreso acaba de aprobar el retiro del 10% de los fondos individuales de las AFP, dando un portazo en las narices al plan de apoyo de la clase media 2.0 que el gobierno había ofertado el día anterior. De nada sirvió el inmenso lobby realizado por los ministros en los medios de comunicación (matinales incluidos), en el olvido quedó las numerosas reuniones realizadas por la Moneda para alinear a sus huestes parlamentarias, el segundo piso levantó una fuerte estrategia para hacer desistir a los diputados de aprobar este proyecto de ley.


¿Por qué 13 diputados de la derecha no escucharon el llamado presidencial? ¿Cómo es posible que el gobierno no sea capaz de tener el respaldo de los suyos?

El presidente Piñera, mira la pantalla de tv, su rostro está inmutable cuando la votación en favor del retiro de los fondos alcanzó los 95 votos, una semana de desvelos, arengas, presiones, no sirvió de nada, al final, se consumó en la Cámara un golpe a la médula del neoliberalismo criollo, las intocables AFP acaban de recibir un remezón que presagia el fin de casi cuatro décadas de felices ganancias para sus inversores.

¿Por qué 13 diputados de la derecha no escucharon el llamado presidencial? ¿Cómo es posible que el gobierno no sea capaz de tener el respaldo de los suyos? La respuesta es sencilla, y de tanto caerse de madura no se considera, la población se aburrió de los discursos vacíos de contenido, se cansó de esperar en el futuro la solución a los problemas del presente. La gente en su mayoría alejada de las ideologías de cualquier color político, perdió su credibilidad en la clase política en general y en el gobierno en particular. En efecto, hay una profunda crisis de representatividad de los detentores del poder político, económico y social.

Un presidente errático, que ha intentado desde el estallido social de 18 de octubre pasado, aplacar las molestias de la población, han sido muchas sus intervenciones ofreciendo medidas, beneficios, traducidas en políticas públicas, que en su mayoría han sido cuestionadas. Esto dado que estas políticas públicas no son las que espera la población, distando de las que realmente la población requiere, a saber, fin del modelo de las AFP, fin a la Constitución hecha en dictadura, término de la desigualdad en educación y salud.

La sociedad en forma mayoritaria, ha expresado en las calles durante semanas a partir del estallido social, en las mediciones de las encuestas que en su mayoría son realizadas por centros de estudios afines al gobierno, que desea cambios estructurales, en los ámbitos de la previsión social, salud, educación y nueva constitución. Piñera, ha pretendido hacerse el sordo, niega haberse equivocado, culpa a los demás, y ha buscado descalificar las reivindicaciones acusando que son propuestas por la “izquierda ideologizada”.

Piñera se equivoca una y otra vez, en los últimos casi diez meses la única política pública que respondía a las inquietudes ciudadanas es el llamado a plebiscito para aprobar la elaboración de una nueva Constitución Política. La cual surgió no en el segundo piso de la Moneda, sino que en los pasillos del Congreso.

La crisis sanitaria actual aparecía en el horizonte como la casual solución a sus problemas políticos y sociales. Sin embargo, el pésimo manejo comunicacional (cómo se le ocurre dejar a cargo de comunicar día a día el devenir de la enfermedad y de las personas contagiadas a un Ministro de Salud, Mañalich, cuestionado públicamente y reconocido por su mal trato verbal y sobre todo su enfermiza verborrea) y las erráticas decisiones iniciales, desoyendo a los especialistas de salud; provocó que la pandemia se expandiera en forma rápida por todo el país. Las medidas drásticas llegaron tarde, y cuando se aplicaron, por dios, recién se dieron cuenta que hay una parte importante de nuestra población asalariada que ante el cierre de sus fuentes laborales quedaron sumidas en la pobreza.

El gobierno, nuevamente tardó en responder con una política pública social, que hasta la fecha mantiene una parte de la población sufriendo los rigores de la cuarentena. Demoró en demasía en las primeras medidas económicas y sociales, inyectó recursos insuficientes para las necesidades de la población, remató con el reparto de cajas de alimentos, que son un mero paliativo. Piñera, siempre protegiendo a las empresas, tardó en cerrar los malls, entregó una solución para la protección laboral que implicó que cada trabajador afectado debió “comerse sus ahorros en los seguros de cesantía”, o sea, sus fondos individuales y entonces, ¿Por qué no es posible acceder a sus fondos individuales de las AFP? No es contradictorio acaso, ¿A quién protege Piñera?

El presidente en su escritorio en la Moneda, no recibe llamadas, no revisa sus redes sociales, mira a la calle, la misma que él y sus equipos ministeriales parecen desconocer. Nadie le va a llamar en el resto del día, suspira y sabe que deberá apostar a mantener la lealtad de los senadores de los partidos de su coalición política. En el horizonte hay muchos nubarrones, si el proyecto surgido como una iniciativa parlamentaria, se aprueba en el Senado y Piñera se tienta en recurrir al Tribunal Constitucional provocará la peor de las tormentas políticas y sociales del último tiempo, justo ad portas del plebiscito que va a iniciar el nuevo proceso constituyente.

TAGS: #QuiebreOficialismo crisis de gobernabiliad Retiro Fondos AFP

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Lorena Alcota

17 de Julio

Excelente artículo,que malas decisiones del gobierno,preocupado de beneficiar a unos pocos y no escuchando la voz de los muchos que sufren con sueldos indignos

17 de Julio

Así es Lorena, lamentablemente el actual gobierno no ha sido capaz de responder a las necesidades reales de los más pobres, o quizás no le interesa.

Erick Malhue

17 de Julio

Muy acertada su opinión, Don Sergio Baeza, el presidente a parte de tomar malas decisiones ha llegado tarde a la implementación y ayuda de quienes hoy por hoy pasan a ser parte del 40% más vulnerable del país con esta crisis. Agrego además que se ha intentado y se ha ejecutado, meter la mano al bolsillo del trabajador dejando intacto el del empresariado para salir de esta crisis económica. No tiene quien le escuche porque quienes lo rodean siguen en el intento tozudo de querer imponer sus ideologías y estrategias de marketing para seguir enriqueciéndose, antes de que el tiempo y la ciudadanía les pase cuenta por todos estos años de aprovechamiento de la clase trabajadora.
Un abrazo cordial, amigo.

J.A.

18 de Julio

A mi me parece que lo que no escuchamos en realidad es el sentido común, deberíamos poner más, nosotros y el estado, y no sacar lo que hemos juntado, aunque poco, esos recursos son algo, si dependieramos del estado no habría nada.Porque somos literalmente obligados hay algo, cuando no nos obligan, no hay, así de simple. Por otra parte, que el populismo siempre gana es una regla y que somos desmemoriados es otra, nos olvidaremos de esos legisladores cuando la pensión sea aún más mala que la actual, viejos y enfermos el sentido común nos recordará : “Pan para hoy, hambre para mañana”.

19 de Julio

Seré breve.

Existen dos aspectos que están dañando la gestión del gobierno y que están presentes en la historia de muchos mandatarios, Poncio Pilatos incluído.

1- No se puede gobernar con Ministros incapaces de ampliar la visión de su líder, la política, desde siempre, malentiende la lealtad como devoción irrestricta.

2- Información es poder y el Ministro Larroulet es incapaz de tomarle el pulso a la ciudadanía, debido a que no la conoce, de ahí que desinforme al Presidente y bueno, él tampoco es precisamente alguien con mucha sensibilidad social.

Este gobierno sigue sin aprovechar grandes oportunidades, se pudo sumar a la nueva constitución, pudo mejorar educación, pudo trabajar mejor el tema de la violencia intrafamiliar, pudo modificar mejor el tema de la reelección de autoridades y por último, pudo apoyar a la ciudadanía con un proyecto de retiro del 10% que, más allá de los análisis de los economistas, le hará bien a Chile, especialmente a aquellos que no calificamos en sus cálculos.

Eso si, no quiero finalizar sin decir que, en la papeleta de las últimas presidenciales, no había mejor opción.

Buena columna profe… pero use la historia para demostrar que este es un cuento repetido en la política criolla jajaja

Ver todos
Ocultar

#Coronavirus

VER TODO
La competencia tiene a este país, no sólo desde lo político, lo ideológico, social y económico, sino desde lo espiritual incluso, y tiene al mundo entero, atrapado en la búsqueda de vencer a un otro.
+VER MÁS
#Ciudadanía

El país de la Razón o la Fuerza

El problema de la identidad es que ésta se fija a partir de exclusiones, entonces se hace necesario revisar todo aquello que excluimos para pensarlo
+VER MÁS
#Política

Libertad a los jóvenes presos durante la revuelta: Identidad y política

La dignidad no solo es un eslogan que representa un cántico de protesta social, sino que representa un anhelo de la inmensa mayoría de chilenos y chilenas, que al menos queremos tener la oportunidad de po ...
+VER MÁS
#Política

La oportunidad histórica de empezar a construir un futuro con dignidad

Comprender las responsabilidades que corresponden a los Estados y gobiernos por disminuir los factores generadores de desigualdad y garantizar un acompañamiento adecuado a los colectivos vulnerables permit ...
+VER MÁS
#Educación

Política Educativa y Estudiantes Migrantes: el Estado chileno al debe

Nuevos

La competencia tiene a este país, no sólo desde lo político, lo ideológico, social y económico, sino desde lo espiritual incluso, y tiene al mundo entero, atrapado en la búsqueda de vencer a un otro.
+VER MÁS
#Ciudadanía

El país de la Razón o la Fuerza

El problema de la identidad es que ésta se fija a partir de exclusiones, entonces se hace necesario revisar todo aquello que excluimos para pensarlo
+VER MÁS
#Política

Libertad a los jóvenes presos durante la revuelta: Identidad y política

La dignidad no solo es un eslogan que representa un cántico de protesta social, sino que representa un anhelo de la inmensa mayoría de chilenos y chilenas, que al menos queremos tener la oportunidad de po ...
+VER MÁS
#Política

La oportunidad histórica de empezar a construir un futuro con dignidad

Comprender las responsabilidades que corresponden a los Estados y gobiernos por disminuir los factores generadores de desigualdad y garantizar un acompañamiento adecuado a los colectivos vulnerables permit ...
+VER MÁS
#Educación

Política Educativa y Estudiantes Migrantes: el Estado chileno al debe

Popular

En un mundo globalizado y dominado por grandes corporaciones, corporaciones que tienen que cambiar sus modelos de negocios, es necesario tener principios y una ética que ponga al ser humano y al medio ambi ...
+VER MÁS
#Sociedad

El mundo sería mejor si la actividad humana tuviera ética

Para mí, con la ELA, el futuro aprisiona, busca rendir el presente a su fatalidad. He descubierto que viviendo en el presente, con atención total, se abren siempre alternativas.
+VER MÁS
#Salud

La parejita Covid-19 y la ELA se separan y...

Queda en evidencia el poder omnímodo que tiene el sector de la construcción que se relaciona tan amistosamente con los mandamases del Minvu
+VER MÁS
#Ciudad

El colmo de la patudez: privados instruyen al aparato público

En la Plaza se hizo historia y se crearon memorias, por eso no me cabe duda que sí llevará el nombre de Dignidad, tanto en la señalética como en nuestros corazones.
+VER MÁS
#Política

La llamarán Plaza Dignidad