#Sociedad

Dreyfus-Harvey: una historia no aprendida

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

Debo haber tenido 13 o 14 años, por allá en los 60′, cuando en un semanario (¿Sucesos?) me enteré por primera vez del famoso «caso Dreyfus». Lo encontré fascinante, apasionante, por tres motivos:

-la gigantesca injusticia/ el movimiento político intelectual para reparar la injusticia/ la rehabilitación de Dreyfus después de cinco años de internación solitaria en la Isla del Diablo.

Por estos días vi por segunda vez en este año la extraordinaria película El Oficial y el Espía, una mala traducción del original J’Accuse.


Por estos días vi por segunda vez en este año la extraordinaria película El Oficial y el Espía, una mala traducción del original J’Accuse.

Desde el inicio del films, donde cientos de soldados formados en compañías en el patio de un regimiento presenciando la degradación del capitán Dreyfus, Roman Polanski logra una ambientación del mundo militar y de la sociedad francesa de finales del s.XIX sencillamente extraordinaria. Si se es buen observador, se reconocerán recreaciones de cuadros impresionistas sobre todo en las escenas en la campiña, en las terrazas de los restaurantes y en una toma en un cabaret: una homenaje principalmente a Manet y Toulouse-Lautrec.

Vamos a la historia.

Dreyfus es acusado de traición al pasar secretos militares a Alemania cuando recién habían transcurrido 25 años de la Guerra Franco-Prusiana y la dolorosa derrota aun calaba hondo en el alma del soldado y del ciudadano francés. Eso no lo explicita el guión, es cosecha mía, un pequeño aporte para el mejor entendimiento del contexto en que se desarrolló el juicio a Dreyfus y porque, a mi entender, en la persona del oficial acusado se quiso lavar de la peor forma la honra mancillada, aunque no creo que ese haya sido el motivo principal.

El mismo comandante de artillería, coronel Picquart, profesor e instructor de Dreyfus y que alguna vez fue parte del contubernio sin saberlo, es asignado a la Dirección de Inteligencia del Ejército. En ese cargo, poco a poco se va enterando de cómo la acusación es una injusticia atroz, con tentáculos tan diversos como desidia, chapucería, intriga y maldad, donde participaron desde lo más alto del mundo militar hasta un simple archivero.

Después de golpear las puertas de diversos gabinetes, Picquart no solamente es desoído, sino alejado del cargo y enviado durante dos años a los más lejanos e irrelevantes puestos en el exterior: el error era reconocido tácitamente pero no arriesgarían la “honra del Ejército francés por un simple capitán…y judío”

Bueno, no quisiera narrar la película completa y en beneficio del espacio engancho con lo local: el caso del capitán de Ejército Rafael Harvey.

Harvey no fue acusado de «traición a una potencia extranjera» como Dreyfus, sino de «traición» a sus camaradas, donde la palabra «traición» obligatoriamente debe ser entrecomillada o si no pierde el absurdo sentido que el mando le dio. También «camaradas».

¿Traicionamos al denunciar la mala práctica?

Para los superiores de Harvey, la traición fue desenmascarar, exponer y denunciar malas prácticas de oficiales y clases hacia simples conscriptos. Si en una empresa un mando medio extorsiona a los operarios y un gerente de área denuncia a la gerencia general la mala práctica, esta última no solo agradece la información y toma las medidas correctivas que atentan contra el buen desarrollo productivo de la firma, si no que valora la denuncia de la anomalía…a menos que la gerencia general fomente y aliente el hecho, lo que resulta bien difícil pues nadie se dispara a los pies por gusto.

Harvey, con una hoja de vida impecable, vio truncada su carrera militar por hacer lo éticamente correcto.

A diferencia del caso Dreyfus, acá en Chile no hubo un movimiento político-intelectual que saliera a defender a Rafael Harvey. No hubo un Emile Zolá con las agallas necesarias para escribir su famoso YO ACUSO ni un diario valiente como L’Aurore para publicarlo, ni un jefe de inteligencia militar suficientemente íntegro y valiente como Picquart, integridad que lo lleva a la cárcel por dos años.

Pero en una sociedad decente, con corruptos temporales en altos cargos, al final el buen juicio y la verdad se imponen.

El coronel Picquart, después de estar siete años fuera del ejército, es reincorporado, ascendido a general y termina su carrera como Ministro de Defensa.

El capitán Alfred Dreyfus también es rehabilitado y finaliza su carrera con el grado de coronel.

El ejército francés, transitoriamente comandado por mitómanos y complotadores de poca monta, limpia su honor y el ciudadano común vuelve a sentir orgullo de sus militares.

Quince años después de estos hechos, en 1914, ese ejército llama a las filas a sus ciudadanos y nadie se resta: la institución ha vuelto a tener su enorme prestigio.

Por estas latitudes y ya transcurridos 130 años de aquellos hechos que podrían llevar claridad a las conciencias para no repetir la historia, es difícil que Harvey termine plenamente rehabilitado como Dreyfus pues para ello se necesita el concurso de hombres íntegros, sanos, decentes.

Finalmente, está claro que, aunque suspendan el ramo de Historia, en estos tiempos igual podemos ingeniarnos para conocerla y no repetirla…bueno, no todos…

 

TAGS: Cine

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
¿Qué priorizamos? ¿Constitución o gobernabilidad? Si no se puede lo menos ¿se podrá lo más? Los ciudadanos miran atónitos la degradación de la política, la descontrolada expansión de la delincuen ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

¿Qué priorizamos: Constitución o gobernabilidad?

¿Qué priorizamos? ¿Constitución o gobernabilidad? Si no se puede lo menos ¿se podrá lo más? Los ciudadanos miran atónitos la degradación de la política, la descontrolada expansión de la delincuencia, la violencia y el narcotráfico. Pero, la ciudadanía chilena debe asumir su responsabilidad en este descalabro

Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980
+VER MÁS
#Política

¿Por qué no hay acuerdo en el proceso constituyente?

Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980

No puede haber soberanía popular si hay una entidad, formada por un grupo de personas, aunque sea en una democracia representativa, que están diciendo cuales van a ser los límites de una Nueva Constitución
+VER MÁS
#Política

No vamos a un segundo intento de nueva Constitución con soberanía popular

No puede haber soberanía popular si hay una entidad, formada por un grupo de personas, aunque sea en una democracia representativa, que están diciendo cuales van a ser los límites de una Nueva Constitución

El desafío es sumar y no menospreciar las dinámicas territoriales del país que mantienen el amargo resultado del rechazo y aún palpan a diario que el descontento, sumado a los crecientes problemas de se ...
+VER MÁS
#Política

Lo que no fue y, esperamos, ahora sí sea

El desafío es sumar y no menospreciar las dinámicas territoriales del país que mantienen el amargo resultado del rechazo y aún palpan a diario que el descontento, sumado a los crecientes problemas de seguridad, migración e incertidumbre económica, no son resueltos con la velocidad que se requieren

Nuevos

¿Qué priorizamos? ¿Constitución o gobernabilidad? Si no se puede lo menos ¿se podrá lo más? Los ciudadanos miran atónitos la degradación de la política, la descontrolada expansión de la delincuen ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

¿Qué priorizamos: Constitución o gobernabilidad?

En días de crisis climática, con sus efectos en materia de incertidumbre de todo tipo, es un buen llamado volver al origen.  No a todo evento ni en toda circunstancia, pero sí como una de las variables ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

La revancha de la mermelada

Aquì, precisamente, el sol pasa por la Violeta cantando al sol.  Se hace una pregunta por el singular William Turner --adelantando ciertas conversaciones. Finalmente, sorprendentemente, parece que entramo ...
+VER MÁS
#Cultura

Sol, Violeta, William, acompañándome en una ferretería

El petitorio expresado por los dirigentes de la zona norte, apuntan básicamente hacia obtener mayores recursos para congelar el precio del petróleo por más tiempo
+VER MÁS
#Economía

Respeto al diálogo

Popular

Deborah Jones en la liberación del Ser sensual, metaforización del Eros y el Thanatos que nadan en un lago entre delicadas sábanas, acariciando los sentidos en el juego del deseo
+VER MÁS
#Cultura

Disección poética. Libro: Eróticamente poética de Deborah Jones

El amor por un hijo o un familiar a quien se cuida puede ser inigualable, pero la carga para una persona puede ser destructiva
+VER MÁS
#Ciudadanía

Mamá cuidadora

La industria petrolera actuó a modo del dios Apolo y maldijo al igual que a Casandra a científicos e investigadores ambientalistas, ellos tendrán la capacidad de predecir el futuro, pero nadie les va a creer
+VER MÁS
#Medio Ambiente

El Síndrome de Casandra y la Emergencia Climática

Quienes decidimos alzar la voz en algún momento de nuestra vida, y defender a quienes fueron injustamente tratados, sin saberlo, nos convertimos también en parte de una larga lista de sindicalistas, pensa ...
+VER MÁS
#Trabajo

¿En serio te despidieron por escribir Plaza Dignidad?