#Salud

El reglamento de los caracoquesos

9 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Solo podemos decir, que desde afuera, pareciera que a través de un reglamento, se tratara de torcer el espíritu de la Ley, es decir, que no se aplique a todos los alimentos que efectivamente debieran ser rotulados como altos en calorías, grasa, sal y azúcar, que al final no se saque de los colegios los alimentos que debieran ser retirados.

La Ley de Rotulado y Publicidad de Alimentos (Ley 20.606), conocida como la Ley del Súper 8 publicada el 6 de julio de 2012, establece que el Ministerio de Salud (MINSAL) debe desarrollar el reglamento correspondiente para su aplicación en el plazo de un año a contar de la fecha de publicación en el Diario Oficial. El Ministerio debe definir qué alimentos son altos en calorías, grasas, sal y azúcar (no saludables), los que una vez identificados, deberán llevar en su envase un sello o ícono para su clasificación.

Estos no se podrán expender, comercializar, promocionar y publicitar dentro de establecimientos de educación parvularia, básica y media y no podrán ser ofrecidos o entregados a título gratuito a niños menores de 14 años de edad, así como tampoco, estos alimentos podrán hacer publicidad dirigida a este grupo de población. La Ley también establece que no podrán utilizarse ganchos comerciales cuando estén dirigidos a menores de catorce años y en ningún caso podrán asociarse a la entrega de juguetes, accesorios, adhesivos, incentivos u otros similares. Es decir, el resultado final de la aplicación de la Ley dependerá de cómo el MINSAL defina alimento alto en calorías, grasas, sal y azúcar.

El proceso de desarrollo de la reglamentación ha sido desde el comienzo un proceso poco participativo y transparente. Por decisión ministerial, se encargó un informe técnico con carácter de secreto al Instituto de Nutrición y Alimentos de la Universidad de Chile (INTA), quien aceptó estas condiciones. El documento fue entregado al MINSAL sin desarrollar ningún tipo de discusión técnica abierta y participativa con el resto de la comunidad. Éste se mantuvo guardado durante varios meses en algún cajón. Solo en mayo de 2012,  las organizaciones de consumidores, otros profesionales y académicos pudieron tener acceso al informe, que en un comienzo fue presentado casi como la propuesta final de reglamento.

Este informe técnico no fue bien recibido por las organizaciones de la sociedad civil, porque después de revisarlo observaron que establecía límites muy permisivos para la categorización de alimentos no saludables, dejando fuera a alimentos que debieran quedar incluidos. Esta propuesta permitía además, que la empresa de alimentos adaptara formulaciones, tamaños y formatos, con tal de quedar sin el logo que los identificara como no saludables y por lo tanto pudieran seguir publicitados o vendidos al interior de los colegios.

Aproximadamente diez días antes de la presentación oficial de la propuesta del MINSAL en su sitio web (2 de enero de 2013), las organizaciones de consumidores fueron invitadas a una reunión para conocer el futuro reglamento en consulta. Después de una hora de exposición, lo prometido no se cumplió, la propuesta no fue presentada y nos enteramos que habíamos sido invitados para dar a conocer nuestra opinión. Como suele suceder, el ambiente de la reunión fue tenso y poco agradable. Las organizaciones de la sociedad civil, entre ellas las organizaciones de consumidores, suelen ser miradas con cierto desprecio por muchos funcionarios públicos y las opiniones de los profesionales que allí trabajan suelen ser desdeñadas, porque en su escala de valores no corresponden a “expertos”. Vale la pena decir, que debiéramos escribir otra columna para hablar de la denominación de expertos en Chile y los atributos simbólicos y no simbólicos que se les exigen. Pero bueno, contra el tiempo cumplimos. Elaboramos una propuesta técnica dirigida al Subsecretario de Salud, breve, sin recursos, probablemente no del todo completa como hubiéramos querido y la entregamos en oficina de partes. Nunca obtuvimos respuesta, ni un recibido, ni menos un gracias.

El día 23 de enero tuvimos la oportunidad de asistir a una Jornada de Reflexión acerca de la Ley de Alimentos en la Escuela de Medicina de la Universidad de Chile. Nos enteramos que nuestra propuesta, tal como lo imaginábamos, no había sido considerada por los profesionales del Ministerio de Salud que tienen como misión desarrollar el reglamento, un equipo sin la suficiente experiencia técnica y formación en el tema, quienes usando parte de la propuesta INTA, han interpretado la ley caprichosamente, decidiendo por ejemplo, que algunas categorías de alimentos no caen dentro del ámbito de la Ley, o que era bueno dejar alimentos no saludables fuera del alcance de la reglamentación, para que no fuera tan duro darse cuenta que la gran mayoría de lo que se vende en los supermercados eran alimentos no saludables. Pero como las cosas siempre pueden ser peor de lo que uno se imagina, también desarrollaron un reglamento de publicidad para la aplicación de esta ley de carácter genérico, sin definiciones, interpretable y por lo tanto difícil de aplicar y sancionar por un fiscalizador de cualquier SEREMI de Salud.

Es difícil entender para los que trabajamos fuera del sector público, las decisiones y los principios que subyacen a este tipo de situaciones. No sabemos si existen otro tipo de intereses o influencias misteriosas, si esto corresponde a una decisión de un grupo de funcionarios técnicos o si estas decisiones son efectivamente avaladas por las autoridades de nivel superior como son el Subsecretario o el Ministro de Salud. Solo podemos decir, que desde afuera, pareciera que a través de un reglamento, se tratara de torcer el espíritu de la Ley, es decir, que no se aplique a todos los alimentos que efectivamente debieran ser rotulados como altos en calorías, grasa, sal y azúcar, que al final no se saque de los colegios los alimentos que debieran ser retirados y que a pesar de lo establecido en la Ley se pueda publicitar lo que no se debe publicitar y si hay alguna duda, se eternice en una ruma de sumarios sanitarios que dejen sin efecto lo que siempre se solicitó, eliminar la publicidad de alimentos no saludables dirigidos a los niños.

Y bueno como todo en la vida tiene su complemento, podemos decir, que a esta Ley del Súper 8, le han desarrollado como compañía “el Reglamento de los Caracoquesos”, porque hasta este tipo de pastas, con un alto contenido de sal podría quedar como recomendable para consumo frecuente. Estamos decididos a contar todas las historias porque como decía Gandhi: “lo más atroz de las cosas malas de la gente mala es el silencio de la gente buena”, aunque sea un registro para la historia.

* Si estás de acuerdo en la necesidad de una rigurosa aplicación de la ley, te invitamos a adherir firmando la acción #ChaoCajitaFeliz

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Miguel Muñoz

25 de Enero

entonces y dado lo expuesto no queda otra que la sociedad civil -con los medios a su alcance- comience a “rotular” los alimentos y promover si son aptos para el consumo frecuente o no lo son. A las compañías esto no les va a gustar

25 de Enero

Gracias Miguel por tu comentario, de no mediar un cambio, creo que vamos a tener que hacer algo así.

Saludos Dra CC

mcdonald

25 de Enero

vamos a tener que buscar un buen siquiatra para esta autodenominada experta::::

26 de Enero

Calma calma, como dijiste que te llamabas?..ahh Calma calma autodenominado MCDONALD, no os desespereís

Saludos

Andres

26 de Enero

Sería bueno que la Dra. X firmara con su nombre la carta ¿no?

26 de Enero

Andrés ¿Por Dra. X te refieres a “Cecilia Castillo. Pediatra. Máster en Nutrición y Salud Pública, que forma parte del Frente Ciudadano (Conadecus, Liga Ciudadana, Asociación de Padres y Apoderados Región Metropolitana, Ferias Libres de Chile y algunos académicos de la Universidad de Chile)”? ¿Te refieres a ella?
Si es así, solo me queda sugerirte que cambies de oftalmólogo.

Andres

26 de Enero

No sé si hay un error en la versión para iPhone, pero en ninguna parte aparece el nombre de la Dra.
No entiendo la agresividad “glo”

jorge baeza plonka

07 de Febrero

Estimada doctora: comparto con Usted las inquietudes que representa la mala calidad de gran parte de los alimentos industrializados a la venta en Chile. No es un misterio que se enfrenta a un cartel poderoso e influyente con acceso directo a esferas gubernamentales, más preocupadas por fuentes de trabajo que de la salud de los niños chilenos. El cambio debe llegar mediante la educación y el acceso a la información pero será lento, probablemente generacional. Nuestra sociedad esta experimentando profundos cambios de conciencia en todos los ámbitos, y el tema alimentación es uno de ellos, sin embargo conspira contra una evolución positiva la simplificación extrema de la vida de los padres y la rapidez vertiginosa con que vivimos nuestros días. La felicito por su cruzada, no desmaye en ella, pero tampoco olvide que una larga jornada se construye paso a paso, y algún día llegaremos a la meta.

ivon navarro

30 de Diciembre

No coman mas estas cosas por favor, tratar de cocina cosas mas sanas y no hay para que hacer una gran olla de comida con un poco no mas hay que comer de todo pero en pocas cantidades no mas comidas raras, chatarra hechas con aceites de mala calidad y de que procedencia por favor mamás cocinen cosas sanas a sus hijo no le arruinen su vida.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Error en la base de datos de WordPress: [You have an error in your SQL syntax; check the manual that corresponds to your MySQL server version for the right syntax to use near 'DESC LIMIT 0,12' at line 4]
SELECT A.ID from wp_posts WHERE A.post_type IN ('post') AND A.post_status IN ('publish') DESC LIMIT 0,12;

Nuevo

Error en la base de datos de WordPress: [You have an error in your SQL syntax; check the manual that corresponds to your MySQL server version for the right syntax to use near 'DESC LIMIT 0,12' at line 4]
SELECT A.ID from wp_posts WHERE A.post_type IN ('post') AND A.post_status IN ('publish') DESC LIMIT 0,12;

Su intención es inducir a error en la decisión de voto mintiendo descaradamente a favor de unos y en detrimento de otros
+VER MÁS
#Sociedad

¿Qué hacer con las fake news?

¿Cómo se puede juzgar a un niño o niña y expulsarlo de la institución sin siquiera saber el contexto en el que el o ella se desenvuelve?
+VER MÁS
#Educación

Penurias de la infancia en la educación chilena

¿Cómo se logra emparejar la cancha si, por una parte, somos líder en violar los derechos de los niños y, por otra, somos líder en dejar desastres en la educación pública?
+VER MÁS
#Educación

Los niños primero v/s La realidad

Es hora entonces de evaluar el fenómeno nacionalista en el mundo contemporáneo y actual, de una manera seria y objetiva, ya sea en lo cualitativo como en lo cuantitativo, alejándose de arquetipos anacró ...
+VER MÁS
#Internacional

Acerca del nacionalismo

Popular

Hoy como ayer el inmigrante se presenta como el enemigo común, la inmigración como la culpable de todos nuestros males, sean sociales y/o económicos, y las políticas xenófobas serían la cura.
+VER MÁS
#Sociedad

100 de la años de la 1era Guerra Mundial y vamos por el mismo camino del nacionalismo y la xenofobia

Las zonas de sacrificio ambiental vienen a generar un problema de fondo respecto a la protección de los Derechos Humanos
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Zonas de sacrificio ambiental: La Situación de Mejillones

Refundar barrialmente nuestra comuna es una necesidad que resulta evidente y que debe transformarse en una política pública cuyo origen, resolución y aplicación, debe ser a través de un proceso con par ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

Conchalí: Refundación barrial camino al centenario

La Corte Suprema estaba totalmente integrada por quienes había nombrado la dictadura y no hubo acción alguna persecutora de violadores a los derechos humanos que prosperase en nuestro sistema judicia
+VER MÁS
#Política

Caso Guzmán