#Política

Un nuevo contrato social nacido en democracia

8 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

A casi 30 años de la transición a la democracia en Chile, es más necesario que nunca una nueva Constitución que de legitimidad a nuestro actual sistema político. Los últimos acontecimientos expuestos en la agenda pública que involucran a Carabineros y al Ejército de Chile parecieran ser síntoma de un fenómeno que vivimos cada día con más fuerza. En el comportamiento de las instituciones, desde la inercia de éstas, nos podemos percatar que la democracia reclama más democracia, provocando tensiones de ruptura en los enclaves autoritarios que aún permanecen y que se encuentran enmarcados dentro de la constitución de 1980.

En la literatura, el neo-institucionalismo define a las instituciones como las reglas del juego, formales o informales, que, a través de incentivos o restricciones, condicionan el comportamiento humano. En consecuencia, nuestras reglas del juego están dadas por una carta fundamental originada en un sistema político autoritario. De este modo, cabe preguntarnos: A tres décadas del desarrollo de una democracia estable, ¿La Constitución creada en dictadura cuenta con la legitimidad necesaria para perfeccionar nuestro sistema político actual? La respuesta, sin ser mago, es no.


La mejora de nuestra democracia está íntimamente ligada con el desarrollo de instituciones que estén legitimadas por la ciudadanía y, en este caso, urge el nacimiento de una carta magna democrátic

En la cuestión política, la promesa democrática (y liberal) de occidente se encuentra en crisis. La amenaza de los discursos populistas, ya sean de izquierda o de derecha, nos invita a reflexionar sobre la mejora de nuestro sistema político, pero también en la elaboración de propuestas que le puedan competir a los Donald Trump; Marine Le Pen; Matteo Salvini; Jair Bolsonaro; Nicolás Maduro; José Antonio Kast. En esta línea, al igual que la lógica escalar del poder que nos brinda la lectura de Maquiavelo, los regímenes democráticos transitan por el camino de la obtención, mantención y el aumento, en este caso la mejora, de sus rendimientos. En este escenario, donde la desconfianza está instalada, la desafección en voto voluntario reina y además existe un vacío entre la ciudadanía y las instituciones, la oportunidad de un nuevo contrato social, es decir: Una nueva Constitución se vuelve clave.

En la actualidad, las tensiones sociales que estamos viviendo actúan como un deja vu. La segunda versión de Sebastián Piñera parece transitar sendas similares a las que transitó el 2011, donde por coyunturas particulares el movimiento social se activó, sobre todo en regiones. Lo mismo ocurre hoy con temas medio ambientales, laborales y, en particular, con el conflicto de la Araucanía. El gobierno suma innumerables errores no forzados (sobre todo comunicacionales) y comienza a contagiarse con lo que alguna vez, la historiadora americana, Barbara Tuchman llamó “la marcha de la locura” o que para efectos de esta columna se entenderá como “la marcha de la estupidez”.

Las tensiones mencionadas no prometen cesar y, es más, tenderán a agudizarse a través del tiempo. El riesgo moral de la campaña de Chile Vamos opera y los tiempos mejores no llegan al ciudadano común, lo que terminará generando una frustración relativa en la sociedad que se comportará como una olla de presión. Esta frustración tendrá dos posibles salidas; por un lado, el voto de castigo al oficialismo en las elecciones de medio termino, o sea las elecciones territoriales del 2020 o; por otro lado, la adopción masiva de relatos populistas (del tenor José Antonio Kast o Frente Amplio) que para cada problema tienen una solución fácil que nunca podrá llevarse a cabo.

La mejora de nuestra democracia está íntimamente ligada con el desarrollo de instituciones que estén legitimadas por la ciudadanía y, en este caso, urge el nacimiento de una carta magna democrática, no solo por lo conseguido en el camino que se ha recorrido desde el 90’ a la fecha, sino que también, por los desafíos que vienen. El establecimiento de un modelo de desarrollo sostenible, la generación de políticas públicas que apunten a la mejora de la calidad de vida, no desde la concepción individual de la persona, sino más bien desde un enfoque comunitarista. Así, la emergencia de un nuevo contrato social, debe estar a las antípodas del paradigma societal que nos ofrece el neoliberalismo. Paradigma que ha puesto en valor al espacio privado por sobre el espacio público, propiciando el desarrollo de una ciudad sin ciudadanos en clave de consumo.

Los enclaves se demuestran cada vez más fracturados y agotados, es por eso que a treinta años de la transición es meritorio un nuevo contrato social nacido en democracia. El mecanismo importa, en consecuencia, la participación consciente de la ciudadanía debe materializarse, la legitimidad del nuevo instrumento debe contribuir a gobernar el vacío existente entre las instituciones y las personas.

TAGS: #Democracia #GobiernoPiñera #NuestraConstitución

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

29 de Noviembre

Estimado:

Escríbale una cartita navideña al viejito pascuero, diciéndole que usted quiere una nueva Constitución y, que si no la tiene para el jueves en la tarde, se va a poner a hacer una cantidad irresistible de pucheritos… Si no lo convence, dígale que va a hacer una pancarta y va a marchar al frente de La Moneda, muy orgullose de la güevade que está diciende.

La democracia que pulula en su cabeza, vale el gran hongo de papá pitufo. No ha servido más que para “destroyir” el planeta.

Piénselo al revés. Imagine una dictadura que le convenza y que le funcione en su cabecita. Si no la puede hacer funcionar, no le eche la culpa a la idea de una dictadura, sino que a su incompetencia. ¡Esfuércese!. No deje que su ignorancia lo venza en los primeros cinco minutos, y menos sucumba ante su ego por su falta de capacidad para imaginarla.

Ahora, en mi monólogo “emocionalmente inteligente” a prueba de lesos, usted sabe que yo debiera motivarlo a que usted mismo se lave el cerebro de todos los lavados de cerebro con que le han lavado el serásmuybruto si crees que el sistema político te brindará una Constitución que satisfaga “todos los infantilismos Amplios que se te puedan cruzar por tu Frente”…

Comience por definir una dictadura democrática, si es que puede… Imagine una herramienta que la materialice. Imagine usurpar el poder político y económico utilizando su materia gris y obedeciendo a la actual Constitución…

La Constitución no es el problema de fondo…

29 de Noviembre

Estimado:

Frente al derroche de sabiduría que plasma su comentario, lleno de ironía por lo demás (¿humor distinto?), ¿cuál sería la propuesta o solución? o ¿usted es uno más de los Generales de escritorio que tanto abundan en nuestro país? Un personaje que para cada solución, tiene un problema.

29 de Noviembre

Hay muchas razones para cambiar la constitución y la primera es bien simbólica, tener por fin una construida en democracia, donde todos los actores participan y se sientan representados, obviamente nunca quedaran todos contentos, pero será mejor que la que tenemos hoy, tan llena de amarres para cambiar cosas que no cambian nada.
Una nueva constitución que baje del pedestal a las FF.AA y las subordine realmente al poder civil y que sea de todos, no solo de un sector, además, hay que achicarlas, hoy nuestros diferendos los solucionamos civilizadamente en tribunales internacionales.

Una nueva constitución que se modernice y tenga en cuenta la revolución tecnológica, que proteja tanto los derechos humanos y laborales de sus ciudadanos y no los mercantilice poniéndonos al servicio de las grandes multinacionales. Y un tema sumamente importante, una nueva constitución que tenga en cuenta el cuidado y protección del medio ambiente.

La democracia es buena pero hay que cuidarla ya que los grupos extremistas (nacionalistas, populistas y religiosos) utilizan la democracia para destruir la democracia.

Saludos.

29 de Noviembre

Fernando, gracias por tu comentario, estoy muy de acuerdo.
Saludos!

30 de Noviembre

Nueva Constitución, loable. Así tb. son necesarias otras cosas. Las importantes, no las consigue el pueblo, es mi punto, solicitándoselas a la mafia política. Debo resumir. (Para disculpas de trato no hay espacio). Para una discusión más específica, ve mi perfil y comenta.

La “democracia” como la conocemos no cumple ningún criterio de la def. de la RAE. Para mí democracia debe ser el Gobierno del ejercicio de la razón. Para ello (deja vu) se necesita una forma de encontrarla. La he definido como una herramienta digital. Otra cosa no podría ser. Serviría para todo. Primero, para organización gral.. Crear un poder económico en manos del pueblo. Tomar el poder político. Crear “una Constitución por año”. Administrar mejor los recursos naturales. Tomar previsiones de futuro más inteligentes. Estandarizar procesos educacionales y de evaluación. Expandir la educación y bajar sus costos. Disminuir el presupuesto de empleados mafiosos del Estado. Liberar recursos. Elevar la inversión nacional con capitales chilenos y de todos los chilenos… Serviría para todo. Ejemplos no me sobran, pero, tampoco me faltan. ¿Quieres ejecutar un sueño racional?. La herramienta que no indicó debiera permitirlo. Serviría para responder a la inquietud y para implementar soluciones muy diversas.

Una nueva Constitución es sólo un detalle al que el pueblo no puede acceder porque el sistema democrático (la dictadura de la mafia de los partidos políticos) y el Estado, están secuestrados por ellos.

30 de Noviembre

Ahora sí pues, en el campo de las propuestas es otra cosa. Gracias Guerrillero por tu comentario, sin duda es una forma de ver las cosas diferente.

01 de Diciembre

No basta con que sea una forma distinta de ver las cosas. Acusa que muchas personas viven llenas de espejismos que no dan en el clavo y que muchas creen que lo hacen desde la lógica y la inteligencia… Eso es lo que he alegado por mucho tiempo. Otra cosa que creo que sucede, es que los unos piensan que tienen que estar contra los otros… Qué cojera, ¿no?. Eso es falta de visión. Quienes tienen más recursos, pueden hacer otras inversiones si el pueblo construyera su propio poder económico, educándose primero con la herramienta adecuada, y estando capacitado para servir de mejor forma a todos y aun sistema en el que todos tenemos un valor. Lo que me asusta de eso, es que la mayoría de la gente es tan poco racional, que cree que una vez que tiene recursos, debe crear más y más, no importando lo que destruya haciéndolo. O bien, que porque tiene más recursos, debe depredar más. Una cosa he aprendido, y es que si llevas persona a un lugar no destruído, sus ambiciones lo destruirán. Si todos fueran ricos, me digo también, ¡pobre sistema, cómo sería depredado!… Lo que sí entiendo es que se pueden crear soluciones a los problemas de fondo, desde una mirada minimalista, pero, todos quieren ser winners y la mirada de la humildad poco nos acompaña en ese camino… ¿Cómo es entonces que queremos que la vida humana se sostenga sobre la sustentabilidad del planeta?…

03 de Diciembre

Es iluso seguir creyendo que las Constituciones van a normar al pueblo. Las Constituciones nacieron para ¡¡normar a los gobernantes, no a los pueblos!!
Y, tratando de seguir la lógica constitucionalista planteada…¿cree seriamente que existirá un punto de confluencia de todas las sensibilidades y por lo tanto habría una validación pacífica de una nueva constitución? Eso no ha pasado nunca, y menos ahora con el nivel de empoderamiento de las personas y su interés por plasmar su propia visión. Por lo tanto, la única forma de tener otra Constitución, es que un grupo se haga tan poderoso, democráticamente hablando, que IMPONGA una constitución nueva; si no la búsqueda de un escrito que resuma todas las posturas será un ejercicio absolutamente inútil.
Finalmente, creer que una nueva Constitución sería el marco que haría que la sociedad sea perfecta es otra ilusión. A todos nos parecen bien las leyes que se ajustan a lo que pensamos; pero cuando pensamos distinto a ellas, son una cárcel. Si eso se multiplica por la cantidad de formas de pensar y sensibilidades distintas, solo tienes una potencial bomba de tiempo social.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Error en la base de datos de WordPress: [You have an error in your SQL syntax; check the manual that corresponds to your MySQL server version for the right syntax to use near 'DESC LIMIT 0,12' at line 4]
SELECT A.ID from wp_posts WHERE A.post_type IN ('post') AND A.post_status IN ('publish') DESC LIMIT 0,12;

Nuevo

Error en la base de datos de WordPress: [You have an error in your SQL syntax; check the manual that corresponds to your MySQL server version for the right syntax to use near 'DESC LIMIT 0,12' at line 4]
SELECT A.ID from wp_posts WHERE A.post_type IN ('post') AND A.post_status IN ('publish') DESC LIMIT 0,12;

Abjasia ha sufrido violaciones a los Derechos humanos por parte del Estado de Derecho de Georgia que les vulnera su credo religioso, su lengua etc. ante estas arremetidas el Derecho internacional mediante ...
+VER MÁS
#Internacional

¿Se le reconoce soberanía de estado a Abjasia?

El Pacto lo que aprueba es que las empresas multinacionales tengan fácil acceso a mano de obra barata, materias primas y mercados de consumo, a costa del Estado
+VER MÁS
#Internacional

Por qué es correcto no firmar el Pacto Mundial para Migraciones Segura

El diálogo será un proceso, donde el autogobierno será el punto central del debate, que debemos trasladar a toda la sociedad del Wallmapu
+VER MÁS
#Cultura

He recibido carta de Movimiento Wallmapuwen

La Contraloría en forma categórica precisó en su pronunciamiento, que la suscripción de esos acuerdos por parte de la entidad edilicia, no implica que dicha repartición pública asume la responsabilida ...
+VER MÁS
#Ciudad

En Las Condes los ´errores`son reiterativos

Popular

El dinero aportado por los trabajadores sirve para el aumento de capital de las grandes empresas
+VER MÁS
#Ciudadanía

Pensiones: El regalo de Piñera a los grandes empresarios

Todo se ha emocionalizado, como si la búsqueda de justicia amparada en la idea de un nosotros tribalizado y auto referenciado, fuera más importante, que lo que nos pasa a todos
+VER MÁS
#Política

Honor, sentimiento y política

El diálogo como instrumento de relaciones políticas no debe centrarse en las necesidades sino en los derechos, tal como ya se ha consensuado por la comunidad política internacional.
+VER MÁS
#Política

El debate sobre el derecho a la tierra

El diálogo será un proceso, donde el autogobierno será el punto central del debate, que debemos trasladar a toda la sociedad del Wallmapu
+VER MÁS
#Cultura

He recibido carta de Movimiento Wallmapuwen