#Ciudadanía

Terremotos en diálogo con Pablo Oyarzún

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Imagen

En cierta fecha -ocurre a cada rato-, y apenas anochecido, estamos en nuestros hogares o transitando por una calle, por un camino, en un pueblo, un barrio o una ciudad de estos pagos, y sin advertencia ni preaviso comienza un rumor poderoso que viene de lejos y de abajo. Inmediatamente algo sabemos. Ya nos han comenzado a golpear los latidos por todo el cuerpo. Para cuando sentimos el pecho, el suelo ha comenzado a oscilar.


Y no se trataría de algo relacionado con la imaginación o Kant, precisamente porque durante el terremoto no parece haber imagen posible alguna.

Hay unos instantes, a veces, para esperar cuan fuerte viene. A veces no. Crujen los muros de la casa o edificio. Se levanta el polvo de la tierra como si hubiera viento, pero no es viento. Te lleva el movimiento. No como si alguien empujara. Tampoco como un vehículo, ni aun grande, que te golpeara. No es ahora ningún “gigante” -cualquier figura anula esta pura fuerza-. La totalidad del derredor se mueve. La sensación parece generar una necesidad de no ser así movido. Alguien quiere afirmarse de un poste o un árbol, pero esa cosa siempre tan firme transmite más de ese mismo movimiento.

Algo se quiebra. Alguien cae. Gritos. Una grieta en el suelo. Ladridos. Estamos dentro de una sonaja ambiental, que nada tiene de música aunque tampoco resulta mero ruido. Oscurece cuando desaparece lo moderno de la electricidad. Y continuamos adentro del terremoto, definitivamente hacia donde el movimiento vaya.

El filósofo chileno Pablo Oyarzún ha reflexionado sobre el terremoto. Pero no es este terremoto que ocurrió el 16 de septiembre pasado -ni el 27 de marzo de 2010-. Es “El terremoto en Chile”, un relato corto del literato alemán Kleist escrito a principios del siglo XIX. Kleist nunca estuvo en Chile. Su terremoto, nos informa Oyarzún, resulta del efecto que le produjo la filosofía crítica de Kant y su tesis de los límites del conocimiento posible al entendimiento humano. Kleist habría sido uno de los primeros hombres modernos (por tanto, europeo) en comprender la imposibilidad o paradoja de la Verdad para la victoriosa razón moderna.

Según Oyarzún, el terremoto equivale al todo de un des/orden: “Los deslices del texto -de Kleist- son como efectos de un movimiento sísmico que afecta a todos los órdenes, aquellos que son representados, aquellos que corresponden a los recursos mismos de la representación”. Y concluye: “No es que el terremoto sea un accidente en el mundo, es el accidente del mundo, el mundo mismo como accidente”.

El relato del alemán Kleist se llama así porque está motivado por el terremoto que asoló Santiago el 13 de mayo de 1647. La muerte, ese día, de más o menos un tercio de los santiaguinos quedó eternamente asociado, para los chilenos, a la Quintrala y al Cristo de la Iglesia de San Agustín con su corona de espinas. Por tanto, Kleist escribe de un suceso al menos 2 siglos anterior, que geográficamente ha ocurrido a 12.500 kilómetros de distancia. Aunque hubiera estado ahí, en Berlín, en 1647, no se le habría movido un pelo.

Kant escribe su propio terremoto: “Todo lo que la imaginación pueda representarse de aterrador hay que tomarlo en su conjunto para figurarse de algún modo el pavor que han debido sentir los seres humanos cuando la tierra se mueve bajo sus pies, cuando todo en torno a ellos se derrumba”.

Sismo que resulta, según Oyarzún, el de Lisboa de 1755 (se supone que murieron unos 90.000). Otra vez un alemán y una experiencia meramente representada. Entonces el terremoto de Kant es miedo y todo el miedo. Y hay que poner toda la imaginación para representarse ese terror. Pero en Chile, somos varios a quienes el terremoto, que también aterra, mucho más excita. Y no se trataría de algo relacionado con la imaginación o Kant, precisamente porque durante el terremoto no parece haber imagen posible alguna. Tal vez habiendo crecido con terremotos a cada rato hemos alcanzado una extrañísima familiaridad con ellos. Aparece en este “todo que se mueve mortal e irresistiblemente” -y que no nos ha matado todavía-, una singular ocasión de experiencia.

Si eres un observador alemán pensarás sobre estructura y azar de las cosas; si eres un chileno que estuvo aquí el 16 de septiembre pasado (y el 27 de o el 13 de…), tal vez debas pensar eso irresistible. Lo inconmensurable de una naturaleza que mostrándote la aniquilación, comienza a enseñar su gusto sensual. Algo así como pura fuerza natural de vida y muerte juntas. Entonces el terremoto se nos da por estos lares como privilegio de una experiencia que el pensamiento puede ganar.

TAGS: #Filosofía #SociedadChilena Terremoto

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.
Ordenar comentarios por:

05 de octubre

ver también
http://diario.latercera.com/2011/07/10/01/contenido/cultura-entretencion/30-75991-9-la-tragedia-de-von-kleist-revive-con-libro-y-puesta-en-escena-de-el-cantaro-roto.shtml

10 jul. 2011 – Y su hija, la actriz Manuela Oyarzún, llevará a escena el mismo … sino como lo que determina lo humano», apunta Pablo Oyarzún. Esa pulsión catastrofista es la que lleva a Kleist en 1808 a escribir El terremoto en Chile.

La tragedia de Von Kleist revive con libro y puesta en escena de El cántaro roto

Contemporáneo de Goethe, el poeta alemán fue un incomprendido en su época.
Antes de volarse los sesos, en Potsdam, en las afueras de Berlín, Heinrich von Kleist le disparó a Henriette Vogel, el gran amor de su vida. Así se lo había prometido el dramaturgo, poeta y novelista alemán cuando ella le confesó que estaba desahuciada de un cáncer.
Sentados en la orilla del lago Wannsee, el 21 de noviembre de 1811, los amantes escribieron:
«Nos encontramos aquí, en una situación dolorosa y precaria. Yacemos muertos ambos». Acto seguido, Kleist le dio un balazo en el corazón, y con la misma pistola se suicidó.
Tenía 34 años.

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
Creemos que algo central de la nueva Constitución es el cambio de paradigma respecto a los derechos económicos, sociales, culturales y ambientales, los que en definitiva tienen directa relación con condi ...
+VER MÁS
#Sociedad

¿Cómo cambian los derechos sociales en la nueva Constitución?

Creemos que algo central de la nueva Constitución es el cambio de paradigma respecto a los derechos económicos, sociales, culturales y ambientales, los que en definitiva tienen directa relación con condiciones de vida más dignas

¿Cómo hacer para que no construyamos una sociedad basada en supuestos que no son ciertos, supuestos que son dirigidos por el poder con la única intención de hacer que nosotros creamos algo que no es?
+VER MÁS
#Medios

¿Cómo hacer para que no construyamos una sociedad basada en supuestos?

¿Cómo hacer para que no construyamos una sociedad basada en supuestos que no son ciertos, supuestos que son dirigidos por el poder con la única intención de hacer que nosotros creamos algo que no es?

Gracias a él cobijé el amor por las lecturas, de todo tipo y pelaje.  Alegría fue la que sentí cuando llegó algún día con una enciclopedia Sopena, de duros lomos verdes, gracias al empeño de quizá ...
+VER MÁS
#Sociedad

A partir de mañana

Gracias a él cobijé el amor por las lecturas, de todo tipo y pelaje.  Alegría fue la que sentí cuando llegó algún día con una enciclopedia Sopena, de duros lomos verdes, gracias al empeño de quizás qué pertenencia familiar. Asiduo compañero suyo fui a principios de los 80 en sus trayectos de horas a pie

¿Cómo no va a ser una buena noticia el anuncio de copago cero? Se trata ni más ni menos, de que 15 millones de personas no tendrá que pagar, cualquiera sea su edad o su enfermedad. Ya sea atención de ...
+VER MÁS
#Política

Buenas noticias

¿Cómo no va a ser una buena noticia el anuncio de copago cero? Se trata ni más ni menos, de que 15 millones de personas no tendrá que pagar, cualquiera sea su edad o su enfermedad. Ya sea atención de urgencia, consulta médica, los exámenes, cirugías, medicamentos, prótesis, etc.

Nuevos

Los domingos al salir del trabajo y cuando asiste de vez en cuando a alguna fiesta de gente de su pueblo, Valerio se viste de gala usando su indumentaria indígena, para él vestir esa ropa por lo menos una ...
+VER MÁS
#Sociedad

La cáscara de pino

El 14 de junio la Secretaría, y a través suyo la Administración Municipal, fue notificada de la aclaratoria de sentencia, en la que se corroboraba que la suspensión era por 82 días. 
+VER MÁS
#Municipales

¿Vacío legal o desacato?

Creemos que algo central de la nueva Constitución es el cambio de paradigma respecto a los derechos económicos, sociales, culturales y ambientales, los que en definitiva tienen directa relación con condi ...
+VER MÁS
#Sociedad

¿Cómo cambian los derechos sociales en la nueva Constitución?

Desde el año 2013 el funcionario municipal que ejercía el cargo de DOM en Estación Central otorgó 75 permisos con agrupamiento continuo para construir torres habitacionales de entre 25 y 38 pisos, decla ...
+VER MÁS
#Ciudad

El gobierno debe resolver el caso de los guetos verticales ilegales en Estación Central

Popular

Ni en las organizaciones ni en los países es bueno tomar decisiones trascendentales bajo tanta presión sicológica y mucho menos con el diagnóstico societal,
+VER MÁS
#Salud

La salud de los decisores e incumbentes en la aventura constitucional

El “Día del Sobregiro de la Tierra” evidencia con qué avidez el ser humano consume los recursos del planeta, una fecha que es dinámica y cambia año a año y según la realidad de cada país
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Sobregiro de la Tierra: soluciones para dejar de endeudarnos

Ya no se trata de una reforma de la reforma, si no que el Servicio Nacional de Salud, al representar el financiamiento más equitativo posible, sería más justo en la fuente de recursos y en sus resultados ...
+VER MÁS
#Salud

La urgente necesidad de refundar el Sistema de Salud en Chile

Cuestiones como la sucedida, independientemente de las verdaderas razones, deben evitarse, más aún en momentos de tanta complejidad. Las decisiones comunicacionales deben tomarse de manera fundamentada y ...
+VER MÁS
#Medios

El error de convertir a Matías del Río en un mártir