#Política

Un nuevo “no”: El “no” al modelo

2 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

La democracia, como la concibe o la expresan el Gobierno y los partidos que lo apoyan, no es promotora del desarrollo humano. Es una democracia abiertamente reconocida sin la equidad necesaria. La gente se da cuenta que esta ausencia de equidad, es también una ausencia de solidaridad y una disminución de su propia dignidad.

El Gobierno y sus partidos políticos se encuentran entrampados, al parecer en un túnel sin salida. No se trata de una ceguera del gobierno ni sus aliados. Se trata del convencimiento de la eficacia de un modelo, que sin duda está dirigido por las necesidades y las visiones empresariales. Un gobierno que está dispuesto a bloquear el desarrollo político y democrático para propiciar un desarrollo económico, que en el caso de Chile ha demostrado toda la perversidad moral. Lo que se pudo justificar en un principio,  no es posible justificarlo ahora.

No vamos a entrar en señalar los casos de corrupción ya tan conocidos,  ni las gestiones empresariales poco transparentes para lograr determinados propósitos. Pero sin duda, la protesta y la disconformidad en Chile, son hacia un modelo político-económico que no permite ninguna variación ni progreso que conduzca a una mejor democracia. Es un gobierno que, en su esencia, no puede ser democrático, porque no está dispuesto a que las personas, es decir los ciudadanos, puedan ejercitar su libertad de autodeterminación para explorar nuevos caminos.

Es un gobierno que se asombra por la actitud y el contenido de las propuestas de los estudiantes, calificándolas de “políticas”. No tiene la capacidad, por su estructura de pensamiento y por sus definiciones políticas, de entender que una auténtica reforma educacional pasa por reformas políticas, económicas y sociales. Es decir, una visión integral de la sociedad y del ser humano.

Por supuesto que las acciones de los estudiantes son “políticas”, porque su contenido interesa a toda la “polis”, es decir a toda la ciudadanía de Chile. Desconoce el Gobierno que la política no la hacen sólo los partidos políticos, sino que, en el mejor sentido, la hacen los ciudadanos cuando exigen sus derechos, cuando se relacionan con el otro, cuando se agrupan para discernir sobre la sociedad, para organizarse para todo aquello que los involucra como ciudadanía. Todos somos políticos, aunque no todos militantes o en el ejercicio de la política.

Estamos enfrentados a una nueva y real lucha por dar cualitativamente un paso hacia adelante en el proceso de democratización de Chile. Es más que una reforma educacional, porque los jóvenes entienden que esa reforma no es posible en el país que vivimos. No es posible cuando los criterios los determina la empresa y no la acción política colectiva de ciudadanía y gobierno. Es una lucha auténticamente democrática. Una reforma educacional y al sistema tributario significa más democracia. Las nuevas formas de rearticulación de los partidos políticos, también tienen perspectivas más democráticas. Los jóvenes y la ciudadanía, en general, entienden que el que no quiere dar pasos en esa dirección, frena constantemente el desarrollo democrático.  Lo hemos dicho otras veces: la democracia no es un modelo rígido. La democracia exige el constante perfeccionamiento de sí misma. Es profundamente dinámica.

Sólo una visión más que conservadora, diríamos francamente reaccionaria, puede tener una visión inmovilista de esta sociedad. El desarrollo humano es siempre permanente. El descubrimiento que hace de sí mismo el ser humano, como individuo y como sociedad, lleva, necesariamente, a perfeccionar el modelo, en el cual desarrolló su vida, como sociedad y como persona. Esto es lo que la derecha política no entiende. Sólo se refiere a los ciudadanos como sujeto de consumo, al cual se le otorgarán “próximamente” más posibilidades de consumo, pero nunca de ciudadanía, ni de justicia real.

La democracia, como la concibe o la expresan el Gobierno y los partidos que lo apoyan, no es promotora del desarrollo humano. Es una democracia abiertamente reconocida sin la equidad necesaria. La gente se da cuenta que esta ausencia de equidad, es también una ausencia de solidaridad y una disminución de su propia dignidad. El modelo no sólo no distribuye, sino que viola la dignidad, lo cual en sí mismo es deshonesto. En él, la solidaridad real se expresa, no en un sistema adecuado, sino en una política de bonos.

Sólo un gobierno y un sistema político auténticamente democrático, puede proporcionar una oportunidad para ejercitarlas libertades, los derechos y cumplimiento de los deberes.

Lo que está sucediendo en Chile, y que la gente ha entendido -los partidos políticos están en ese proceso- es que solamente una auténtica democracia puede derrotar políticamente, democráticamente, a un modelo perverso en sí mismo. Para esto no se necesitan banderas partidarias de un solo color, se requiere a todos los auténticamente democráticos para decir “no” a un modelo agotado. Se necesita ciudadanos con o sin partidos; se necesita de todos aquellos que están dispuestos a dar un salto cualitativo hacia el futuro.  Se debe combatir esta violencia institucionalizada del modelo, por una participación plural, democrática y sin dogmatismos, entendiendo que el interés de Chile es el interés de los ciudadanos y de las grandes mayorías. Significa combatir al “Tirano” que es, en nuestro caso, un modelo político y económico que no permite ser plenamente ciudadanos, es decir, sujetos de derechos y deberes.

——–

Fuente de fotografía

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

21 de agosto

No creo que sea el modelo el tirano, sino que la mafia política y económica quien ejerce la tiranía…

Sólo me cabe una salvedad… Cuando hablamos de más democracia, me surge la idea de una gota más de democracia, un litro, o bien un kilogramo, o un metro más de democracia… ¿Cómo suena eso?…

Al respecto, creo que es necesario convencernos que necesitamos .. “una entrada escalón o rampa” al sistema de la democracia, es decir, cierto cambio que se exprese en la creación de algo que nos conceda esa mayor o mejor democracia, o bien un acercamiento a la propia democracia, porque lo que tenemos realmente no es una democracia, sino que una dictadura de la mafia de los partidos…

Así, creo que hablar de más democracia conlleva la idea o necesidad de crear, en particular, cierto tipo de institucionalidad que garantice el ejercicio de la democracia, tal como la defiene la RAE, para que nadie se confunda.

Al respecto, creo que una Cámara Ciudadana Digital debiera cubrir todos los ámbitos posibles del debate nacional de el que debieran surgir propuestas específicas y bien analizadas que satisfagan las aspiraciones y requerimientos de los distintos sectores de la sociedad, así como de los territorios de la nación.

Eso no sería ni más democracia, o una mejor democracia, sino que una forma de vivir o ejercer LA democracia…

Sin esa herramienta constitucional o institucional — con la que de paso se podría caminar por las vías de la dinámica de los distintos aspectos de la democracia y sus particularidades, tal como tratar lo relativo a cada tema de la Constitución y toda clase de otros temas — no es posible garantizar el ejercicio de la democracia, ya que si nos venden el gato de la Ley de Participación Ciudadana por democracia, sólo nos estaremos tragando un camello más, porque esa Ley ni siquiera sirve para una verdadera participación ciudadana, sino que sólo para contarle el cuento a muchas personas que se le creerán, haciéndoles parecer que “la democracia ha mejorado”, pero, en realidad, no es así…

De hecho, un día me acerqué a uno de los mafiosos de la UDI que es Senador por la Región del Bío-Bío y le hablé preguntándole si acaso era un representante del pueblo, a lo que respondió con silencio, y para no incomodarlo le dejé una tarjeta con tres ideas que promuevo en mi sitio (www.camaraciudadana.cl) y le pregunté si él creía que algún día en el país podríamos tener una Cámara Ciudadana y ¿adivinen con qué sopa me salió él?…

“Sacamos la Ley de Participación Ciudadana”, me dijo… Por su puesto me dieron ganas de decirle que su famosa Ley no servía para nada, respecto de el para qué podría servir, y no es comparable bajo ningún punto de vista con lo que le estaba preguntando o proponiendo, sin embargo, ahí estaba el asunto sin llegar a ninguna parte y sin ni siquiera encaminarse a ningún lugar tampoco…

Al respecto de todo, me dijo que nos podríamos reunir la próxima semana para hablar del tema porque debía volver a la misma ciudad, sin embargo, al sugerirle que me escribiera un correo…. Bueno, todos sabemos lo que significa que un pelagato cualquiera converse con una mafioso del stablishment de la política de Estado, cuando es un Senador de la República…

Como para redondear las ideas, si el pueblo no aprende a pedir una Cámara Ciudadana en sus peticiones, cuando protesta o marcha, y sólo pide cositas de niños como mejorar la educación, siempre seremos unos esclavos más de los que las tiendas de retail y la banca, tanto como la clase política, seguirán dando cuenta, tal como si nosotros fuéramos una ratoncitos que alimentamos a toda la familia de águilas…

Decepción total, porque nadie en el Gobierno o en el Parlamento atiende a la ciudadanía ni se da a la razón tampoco, motivo por el que creo que cuando el pueblo aprenda lo que debe pedir, cuál caña de pescar y no peces, debiera producirse una revolución casi armada, aunque sea con piedras y molotov, para que la mafia política y económica decida recién mostrar siquiera una teta, negociando si acaso la suelta o no…

Es triste, porque esta lucha no tiene aparentemente más camino que la violencia contra el Gobierno y el Parlamento como un medio para llegar a ser realidad la democracia que deseamos… Yo sé que muchas personas me dirían que no es necesaria la violencia, pero, hasta donde yo recuerde, la mayoría de las emancipaciones de un pueblo sometido a la esclavitud de otro, han sido con violencia y guerra… Ahora, si algún pacifista tienen la loca idea de que la violencia no es necesaria, sólo me gustaría señalarle que llevamos décadas sometidos sin que ningún esfuerzo haya dado un resultado, a no ser por el caceroleo…

Lo que bien podría funcionar, y de hecho es lo que prefiero, es una forma de protesta organizada que pare al país sistemática y gradualmente, comenzando con un minuto a determinada hora, luego 5, después 10, 20, 30, 1 hora, 2 horas, un turno, un día, hasta llegar a un paro indefinido, en el que se legisle con suma urgencia, acerca de los mecanismos por los cuales se rija la participación en una Cámara Ciudadana, dejando abiertos todos los detalles que sea necesarios para modificarlos a gusto del pueblo, cuando sea preciso…

Si alguien me dice ¿y por qué una Cámara Ciudadana?, yo le diría, más que ¿y por qué no?, que propusiese él o ella una alternativa mejor…

En resumen, si hablamos de democracia, debemos hablar de la herramienta que nos debiera permitirnos ejercerla, porque si hablamos de más democracia, es como si hablásemos sólo de más papas cocidas y, si de mejor democracia se tratase lo que decimos, esto es como si hablásemos también de papas cocidas, sólo que hechas puré…

servallas

27 de marzo

La palabra democracia y modelo estan ya tan gastadas, tan manoseadas que finalmente no significan nada, cada cual lo entiende a su gusto, finalmente lo que tenemos entre manos es sólo el conflicto, el conflicto eterno entre aquellos que alcanzan el poder y los otros que quieren tenerlo, y en ese ambiente, pululan todo tipo de gurues de las luchas de clase, los apostoles de la envidia y el odio entre hermanos. Postular la violencia como en el comentario anterior, la también, eterna violencia, no puede venir desde otro lugar sino que desde la madriguera de los dueños de la verdad, y que al final del día, como se ha demostrado una y otra y otra vez en la historia humana, sólo lleva a más y más opresión, abuso y muerte.
Yo creo que se requiere intentar entender al otro, realmente reflexionar su verdad, intentar entender su idea de mundo, y no convertirlo en una caricatura diabólica culpable de todos sus fracasos.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

<em>Aquellos que piensan que no tienen tiempo para el ejercicio, tarde o temprano tendrán tiempo para la enfermedad.-Edward Stanley.</em>
+VER MÁS
#Salud

Las fibras que tu organismo necesita

Mientras en la franja televisiva expresaban: “Si crees que la política se tiene que seguir haciendo en la cocina a espalda de todos. No entiendes nada”.  Hoy la frase desborda al FA y no  existe una ...
+VER MÁS
#Política

El desborde que amenaza al Frente Amplio

La propuesta de un mecanismo de justicia transicional es la genuina alternativa a la propuesta de "Paz para la Araucanía" que recoge el Plan Araucanía del gobierno, la cual reitera las propuest ...
+VER MÁS
#Política

Justicia transicional sin mano dura en Araucanía: la solución política

"Es claro que un candidato a las primarias presidenciales pudiera en segunda instancia, solicitar una prioridad con razones y argumentos válidos sobre un territorio."
+VER MÁS
#Política

Frente Amplio: una crisis, una prueba

Popular

El tema de fondo es cómo no se desperdicia la oportunidad histórica de conquistar una sentida demanda del magisterio, por más que hoy se desdibuje por la conducción actual del Colegio.
+VER MÁS
#Educación

La desmunicipalización y la postura errática del Colegio de Profesores

No sé usted, pero nunca he visto a alguien usando trigonometría en la calle para medir la altura de un árbol o ecuaciones para comprar pan (y mucho menos para calcular el impacto de un kame-hame-ha)
+VER MÁS
#Educación

Las matemáticas de la vida real

Porque no hay que olvidar que nuestro enemigo es el capitalismo y no sólo hay que cambiar la forma en que producimos y distribuimos los alimentos, sino que también todos los productos que consumimos a dia ...
+VER MÁS
#Sociedad

Un año de vegetarianismo, un año de aprendizaje

Así que, mis queridos contertulios, si realmente están interesados en opinar de política, participen e involúcrense, porque si ya resulta difícil conseguir que los chilenos vayan a votar por algún pol ...
+VER MÁS
#Política

El joven Giorgio Jackson