#Política

Filosofía para una Constitución mestiza del buen vivir

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

Las corrientes mestizas para un proyecto social del buen vivir –mezclas, precisamente, con el sumak kawsay ecuatoriano o con sus variantes en las lenguas de los diferentes pueblos (kûme mongen)-, contiene la premisa de identificación con la figura de “alternativas de sociedad”. Ésta implica el proyecto muy optimista de una estructura social que pueda arribar a la institucionalidad en un modelo de Estado híbrido, con un conjunto de derechos sociales y humanos reconocidos y garantizados, y que avanzan incluyendo el reencuentro con unos derechos de la Naturaleza (que nunca hubieron de ausentarse). Hay otros buenos vivires de escala local, barrial –los huertos urbanos, las ecoaldeas–, y como surgiendo silenciosamente de abajo.

Buen vivir es aquí vida en un sentido renovado de la dignidad como valor de lo humano y de la Naturaleza (reencuentro en una Plaza Dignidad llena también de bosques y pájaros). Vida que se completa con una cosmogonía comunitarista de proveniencia indígena –-y diferentes ofertas conceptuales que le brotan a una modernidad tardía (ecologismos, feminismos) que además transita oscuras confusiones–, mientras se proyecta hacia una forma de sociabilidad actual y un sistema de derechos para la convivencia en la empatía colectiva. La fórmula intensamente igualitarista de un buen vivir mestizo tiene que, además, reconocer el componente mixto de la experiencia de libertad con individuación –una conquista de mundo y tema de otras próximas y necesarias reflexiones.


Una filosofía de la Constitución del buen vivir conlleva principios normativos de derechos y deberes híbridos que desafían la pura legalidad de los paradigmas modernos desplazando sus prescripciones

Los buenos (con)vivires mestizos reúnen así componentes de innovación/restauración social y constitucional, en un paradigma alternativo de la modernidad de donde mayoritariamente venimos –que de paso renueva la consecución del “Estado del bienestar” del siglo XX-, y con reconocimiento de una cosmovisión ancestral que apela a la renovación circular, no progresiva, en la relación inmediatizada de pasado/presente/futuro. El diálogo de saberes es consustancial a este buen vivir en su composición de permanencia y cambio. La Constitución mestiza es también, como decimos en Occidente, una Constitución epistemológica –que compete los modos diferentes, alternos y localizables del conocimiento y los saberes de mundo, y el autoconocimiento de una sociedad Latinoamericana en el siglo XXI–.

Siguiendo al argentino Enrique Dussel –Primer Encuentro del Buen Vivir, Puebla, 2012-, podemos decir que una filosofía de la Constitución del buen vivir conlleva principios normativos de derechos y deberes híbridos que desafían la pura legalidad de los paradigmas modernos desplazando sus prescripciones. Los “derechos del buen vivir” introducen derechos humanos rituales, ceremoniales, nuevos que hay que referir también a la experiencia de pasados múltiples y memorables (y míticos en el buen sentido del relato y el símbolo).

Para el constitucionalista ecuatoriano Ramiro Àvila, se trata aquí de un Estado plurinacional e intercultural donde el valor y dignidad –y los modos de dar sentido a la experiencia vital–, aparecen como aptos para ser compartidos por cualquier persona o colectividad. De ahí su posibilidad de pretensiones universalistas y sus capacidades para responder en paralelo a las nuevas posibilidades de una tradición occidental humanista.

La universalidad es respuesta a una aspiración cultural de totalidad cosmológica. Cada cultura o pueblo “sitúa‟ semejante aspiración alrededor de lo que podemos llamar sus valores fundamentales. Se trata ahora de hacer de la diferencia el descubrimiento de un conjunto mutuamente inteligible e interpretable. Así presentamos una concepción del mestizaje.  El portugués Boaventura de Sousa Santos dice:

“Los diferentes nombres, conceptos y concepciones de mundo pueden trasmitir preocupaciones o aspiraciones similares o mutuamente inteligibles”

Parece abrirse entonces la posibilidad de “ideales comunes del bien común” (y de bienes comunes no apropiables: las formas de las aguas (de las lluvias a los glaciares y los ríos) –y los espacios de los aires–, que ya tienen realidad jurídica en algunos Estados). Ello junto a la composición de las individualidades aparecidas desde un todo de sociedad y Naturaleza. De unos bienes también que conservan la calidad inmediata de la multitud –como la seguridad y la justicia–, que solo son pensables desde una ciudadanía que aquí habla de una convivencia compleja en la alteridad.

Las totalidades mestizas locales que aquí consideramos reúnen y procuran mantener en una convivencia nueva los mundos Latinoamericanos –sumidos mientras en la temporalidad del progreso, el subjetivismo y la acumulación-, con los mundos ancestrales de los pueblos preexistentes a la llegada europea –-tiempos circulares, comunitarismo del uso, el rito y la fiesta– En el mestizaje parece como si todos cambian –y, sin embargo, una mitad debe persuadir a la otra de abandonar las perspectivas hegemónicas. En lugar de hegemonías, de las leyes del poder como siempre dominación, lo que importa son las diferencias en una pluralidad que resiste las jerarquías –y, sin embargo, se organiza.

El valor del mestizaje que aquí pensamos debe poder mostrar sus excelencias para estos tiempos; podría encontrar su discurso político. Los ensayos constitucionales avanzados o en proceso resultan un camino transitable.

TAGS: #BuenVivir #NuevaConstitución Derechos de la Naturaleza

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
Existe una gran riqueza en el largo proceso de reconstrucción democrática, debemos honra a la coalición política más exitosa, de nuestra historia. Por el bien de Chile, la unidad del progresismo espera
+VER MÁS
#Política

Honrar la historia

Existe una gran riqueza en el largo proceso de reconstrucción democrática, debemos honra a la coalición política más exitosa, de nuestra historia. Por el bien de Chile, la unidad del progresismo espera

El dilema no es menor, dada la incidencia que puede tener en la cantidad de votos que se obtengan de lado y lado, y por tanto, en el número de candidatos electos que se alcancen. Están en juego la diferen ...
+VER MÁS
#Política

¿Una o dos listas?

El dilema no es menor, dada la incidencia que puede tener en la cantidad de votos que se obtengan de lado y lado, y por tanto, en el número de candidatos electos que se alcancen. Están en juego la diferenciación en cada bloque, y la eficiencia electoral

Tenemos un deber moral, en ver los avances de la redacción de nuestra Constitución de la República de Chile, para el siglo XXI
+VER MÁS
#Política

Nuestras actitudes en el Proceso Constituyente 2.0

Tenemos un deber moral, en ver los avances de la redacción de nuestra Constitución de la República de Chile, para el siglo XXI

La Convención no fue elegida por su prestancia o buenos modales, sino para entregarle una Nueva Constitución al país
+VER MÁS
#Política

¿Quién mató la ilusión?

La Convención no fue elegida por su prestancia o buenos modales, sino para entregarle una Nueva Constitución al país

Nuevos

Díaz Eterovic, nos presenta en la última entrega de Heredia, al detective idealista a su manera, irrespetuoso con el poder, pero descreído, ni las multitudes enfervorizadas por cambios sociales logran il ...
+VER MÁS
#Cultura

Imágenes de la muerte

Incluso con este historial no se ha visto a medios como La Segunda, El Mercurio, La Tercera, Canal 13 o Biobío calificar tal designación como un error de la derecha o como un traspié, al menos o rasgar ...
+VER MÁS
#Política

Errores en política: un problema de mayorías

Dado que el mundo en el que vivimos nos obliga a lidiar con pandemias, problemas económicos, guerras y cambio climático, la expectativa de vivir una vida feliz es abrumadora. No es realista pensar que sie ...
+VER MÁS
#Sociedad

Dejemos de despreciar el pesimismo: forma parte de ser humano

Existe una gran riqueza en el largo proceso de reconstrucción democrática, debemos honra a la coalición política más exitosa, de nuestra historia. Por el bien de Chile, la unidad del progresismo espera
+VER MÁS
#Política

Honrar la historia

Popular

El arte, significa la extrañeza como una peculiar diferencia en el conjunto del mundo compartido, y la familiaridad como la vuelta de la pertenencia, al considerar la adecuación de la percepción al fenó ...
+VER MÁS
#Cultura

El filósofo chileno Pablo Oyarzún en estética y hermenéutica

¿Qué es lo se inventa realmente?, podemos señalar que lo inventado corresponde a una idea fundada sobre sentidos y significaciones atribuidas dentro del marco de concepciones vigentes en un momento dado ...
+VER MÁS
#Cultura

Repensar la invención de América ¿el nuevo mundo?

En Chile, más que nunca, necesitamos remirar la educación con una visión de Estado, que sea una cuestión país, con soluciones colectivas que desarrollen innovaciones e implementaciones con sentido de p ...
+VER MÁS
#Educación

Desafíos, reactivación y transformación educacional

El proceso constituyente y las características que tiene, responden al momento político que vivimos luego del triunfo del Rechazo. Lo que pretendió ser una revitalización de un contrato social, fue real ...
+VER MÁS
#Política

El nuevo proceso constitucional y el llanto de quienes no hicieron política en el proceso pasado