#Internacional

Dictadores buenos y dictadores malos

2
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Cuando se iniciaron las movilizaciones ciudadanas contra los regímenes autócratas en países como Túnez y Egipto, muchos hablaron de un levantamiento de parte de pueblos oprimidos contra “los regímenes autoritarios árabes, los intereses del imperialismo en la región”.

No obstante, irónicamente frente a las revueltas en Libia contra el dictador Gadafi, esas primeras expresiones de confianza en “el pueblo movilizado”, han derivado en que “la movilización está concertada por el imperialismo y por interés sospechosos”.

De manera incoherente, en torno a la situación de la autocracia de Gadafi, llamada “La República Árabe Libia Popular y Socialista”, algunos han levantado muchos adornos retórica para justificar la brutalidad del régimen autócrata contra los manifestantes y la tozudez del dictador Gadafi para dejar el poder, llegando al absurdo de decir que hay dictaduras buenas y malas, según el “enemigo” que ésta tenga.

Según ese punto de vista –incoherente- a diferencia de lo ocurrido en Egipto, en Libia los ciudadanos movilizados no serían personas enfrentadas a una dictadura nefasta, sino que detrás, estaría “una mano negra” favorable a interés cuestionables, en contra de un líder “legítimo y revolucionario como Gadafi”. ¿Incoherente, no?

Más allá de este juego retórico absurdo de posiciones y explicaciones varias, se aprecia la falta de un criterio ético a la hora de juzgar a cualquier régimen político y el actuar de los gobiernos. Con ello, se aprecia de mejor forma la incoherencia e hipocresía en cuanto a la democracia de muchos.

Si uno juzga éticamente el actuar de los Estados y gobiernos, sea cual sea el nombre que tengan dichos regímenes, ninguna dictadura puede ser buena; siempre es infame, porque ningún Estado y menos aún un gobernante, tienen el derecho a monopolizar el poder, despojar de sus derechos civiles a los ciudadanos, silenciarlos y menos masacrarlos.

Por otro lado, si juzgamos éticamente el actuar de las grandes potencias, además de Venezuela y Cuba, en cuanto a la situación libia, todos han sido sumamente hipócritas en cuanto a la democracia, el derecho a rebelión, y los derechos humanos de miles de libios.

Y aunque algunos, ante las evidentes incoherencias de sus líderes y caudillos, jueguen al empate diciendo que tal o cual potencia también ha justificado dictaduras, o traten de camuflar la hipocresía gubernamental con el justificativo brutal de “las razones de Estado, el interés nacional o la estrategia”, la conclusión es que todos los Estados han sido hipócritas.

El problema en torno a las dictaduras y cómo las juzgamos, sigue siendo ético. Y se resuelve de un modo ético, porque lo cierto es que no hay dictaduras buenas y malas, sino que todas son infames, incluso si surgen de haber derribado a otro déspota.

El error central de todo esto es que la mayoría juzga una misma cosa, el autoritarismo, el poder dictatorial y la prepotencia, según el color del uniforme del dictador, el largo de su barba o pelo, o el vocablo al que más recurre en sus discursos.

Peor aún, de acuerdo con eso, entregan a esos gobernantes el derecho y los recursos para usar la fuerza a su antojo contra las personas, en nombre de "la seguridad mundial, la revolución proletaria, la libertad, el socialismo" o lo que sea.

De este modo conceden derechos y facultades a una persona o grupo de sujetos (llámense presidente, comandante, líder, profeta, vanguardia o lo que sea), que ningún ser humano por sí solo tiene, sobre todo en cuanto al uso de la fuerza.

Peor aún es cuando esa facultad no tiene ninguna clase de contrapeso legal, material o ético, en una dictadura cuyo líder  cree que todos lo aman.
 

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

02 de abril

Mas que dictaduras mala o buenas , éstas se pueden clasificar por el grado de libertades o derechos que permiten a sus ciudadanos, por ejemplo : viví en la de Pinochet y en ese gobierno no teniamos la mayoria el derecho a la libertad de conciencia,especialmente en lo referido al pensamiento politico, pero el religioso fué respetado, tambien teniamos el derecho a la propiedad y en cuanto al derecho a la vida , los que se atrevian a revelarse corrian el riesgo de perderla , la mayoria la teniamos respetada. Comparemos esa dictadura , con una tradicional de izquierda socialista como Cuba: Derecho a la vida , garantizado siempre y cuando no te opongas al gobierno, derecho a la propiedad , no respetado en absoluto, derecho a la libertad de conciencia , no respetado en lo politico y extremadamente limitado en lo religioso.

03 de abril

Eso de clasificar las dictaduras según los grados es una falacia, como decir que no importa si hay dictadura mientras exista acceso a ciertos bienes, o mientras permita ciertos valores, o mientras haya educación, vivienda y salud gratis.

De hecho, todos los argumentos que colocas para dar como ejemplo de la dictadura de Pinochet da muestra de esa falacia y de un argumento pobre.

En una autocracia islámica, algunos podrían decir que existe libertad religiosa…claro, para la mayoría musulmana, pero eso no implica libertad religiosa para una minoría de cristianos por ejemplo.

Y claro, si se rebela esa minoría cristiana a esa dictadura, claramente su derecho a la vida no será respetado, por oponerse a lo que dicta el gobierno.

¿Eso hace legítima a esa dictadura o un grado más liberal? No, es dictadura igual.

No hay grados de dictadura, todas son nefastas.

Eso sin mencionar que todo dictador se hace rico a costa de truculencias y subterfugios.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

El doble trabajo que cumplen muchas de las seleccionadas chilenas da pena y rabia, que a diferencia de los hombres, ellas no puedan vivir del fútbol
+VER MÁS
#Género

El gol del patriarcado

El santuario de la naturaleza “Dunas y Humedales de Putú” constituye un complejo ecosistema que pertenece a la eco región mediterránea nacional, la cual ha sido considerada a través de una serie de ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Dunas y Humedales de Putú: Un desafío para la conservación de los bienes comunes de identidad territorial

Si uno va a estar en dichos espacios como una minoría intrascendente, donde la gran mayoría está de acuerdo per se con aspectos estructurales distintos a los que desde esta vereda se representan, lo mejo ...
+VER MÁS
#Política

Comisión prelegislativa: ¿Restarse, bajarse o quedarse hasta el final?

Si el Petro es capaz de levantar el cerco de sanciones entonces sí podría ayudar a mitigar el problema económico del país, ya que Venezuela sería capaz de conseguir dinero para pagar sus deudas y amino ...
+VER MÁS
#Economía

Petro: La criptomoneda que hace frente a la crisis venezolana

Popular

Es posible reducir (e incluso eliminar) la contaminación de nuestras ciudades cambiando la leña por sistemas de calefacción geotérmica. ¿Por qué entonces no se hace?
+VER MÁS
#Energía

Calefacción geotérmica ¿Un invierno sin crisis ambientales?

Como Consejera Universitaria, mujer y estudiante le ofrezco disculpas públicas a la profesora en nombre de mis compañeras y compañeros que ejercieron y fueron testigos de tales humillaciones.
+VER MÁS
#Género

¿Educación no sexista?

La pena de muerte jamás será la medida efectiva para reducir los delitos, ni tampoco el derecho penal podrá cubrir todas las prácticas que, como sociedad, queremos eliminar si no cambiamos, primero, nue ...
+VER MÁS
#Justicia

La pena medieval del siglo XXI: la pena de muerte.

Los “emprendedores” están cuestionando un relato de memoria sobre el pasado, proponiendo interpretaciones alternativas y adaptándose al cambio de época del que parecemos ser parte. Esta actitud requi ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

Memoria, de actores a emprendedores