#Cultura

Tras la pared hay alguien

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

En la oscuridad absoluta de esta habitación con ventanas sin vidrio, sólo la lluvia crea ecos en la noche. Todavía tengo fe  que los ruidos tras las paredes son parte de mi imaginación o de alguna rata que escudriña en busca de abrigo. La mujer que me alquiló el cuarto me dijo que en este pueblo fronterizo entre Guatemala y México hay muchos demonios y fantasmas. ¿Almas en pena víctimas de la guerra civil?, me pregunté y al mismo momento me respondo que me importa un bledo en este preciso instante.


Ayer lo sentí también, sin embargo, ahora está más cerca; como si alguien o algo estuvieran  a punto de invadir esta alquilada privacidad.

Me conozco bien cuando estoy alerta.  Mi oído es agudo para escuchar tras la pared.  Nunca me equivoco y estoy seguro que algo  se mueve  tras esas sucias murallas. – Ven por mí.  Te espero.  Tengo en mi boca el credo de la venganza de los caídos y mi revolver en la mano para santificarte con fuego -.

Sé que nada puede ser más atroz que la oscuridad. Ella acompaña las tormentas que llevan días sobre este poblado donde me escondo. Me levanto y coloco el oído sobre la pared para tratar de saber de dónde vienen esos espantosos murmullos, mis sentidos son como radares y nunca me han fallado, pero en esta ocasión no puedo detectar que es lo que raspa la madera y cemento con ganas de salir para matarme.

Ayer lo sentí también, sin embargo, ahora está más cerca; como si alguien o algo estuvieran  a punto de invadir esta alquilada privacidad. No sé qué pensar, no sé dónde correr, capaz golpear el muro y enfrentar ese demonio, aunque el miedo se apodera de mí.  Me armo de valor para hacer la lucha a lo que viene escarbando lentamente. Sé que no son fantasmas, pero sí demonios. El valor de los primeros días se confunde en mi mente con los mil temores y diez mil ideas de mi propia  apocalipsis.

Miro ese reloj de plástico colgado en la pared. Sus manecillas marcan la seis de la mañana y aún las tinieblas gobiernan el exterior. Continúa el sonido cada vez más cerca de mí, cada vez más vivo en mi mente, cada momento más real.

Un andrajoso vaticinio de los vientos del terror. ¡Ven! Le grito para mis adentros. Sé tú mismo, firma tus asquerosos y mediocres pensamientos los cuales has dejado sobre los árboles del pasado. Te espero decidido a romper con la fuerza de mi alma, tus intenciones tortuosas y vulgares. Tú, lleno de ignorancia hablas en nombre de Medusa, sobre los círculos de los traidores, donde los devora su propia ambición.

Jamás me rendiré a tu ruido amenazador. Aquí, en mí, está el fuego de mi Dios para quemar todos tus propósitos. No detendrás mi valentía, demonio. El ruido crece a cada momento  tras la pared  y busca romper el cemento. Lo escucho tan cerca, su respiración casi invade el cuarto y, en este momento, el fuego de Dios ilumina todo el espacio.

Rompe el sonido como las murallas de Jericó. No temo pues estamos juntos, ahora serás mi guía. Su espada y escudo son mi protección sobre el mal de las criaturas torcidas de la soledad, que presionan los ladrillos. Y yo, en su presencia, prefiero combatir para detener esas maldiciones que caen sobre generaciones. Las cadenas de angustia e ira que llenan la habitación se destruyen. Ahora no tengo miedo. El temor es para los huérfanos del Creador.

Caen los muros por un fuerte temblor y se revientan los lazos  de las cortinas de hierro que ocultaban el sol. Se vienen abajo como los viejos dictadores y caudillos de uniformes anticuados. Estoy libre en medio de la esclavitud de los cuatro ejes de la historia.

Junto al alba, la luz entra pomposa por las ventanas. La soledad escapa envuelta en llamas. En mí crece la convicción de la palabra siempre viva. Muere esa patética ignorancia fundamento de los peores comentarios sobre ella.

No son dogmas, son las realidades del alma. Una oración dictada desde el sosiego y la humildad. Porque en el sacrificio hay victoria eterna. Porque en el sacrificio hay libertad eterna.

Mientras el pueblo se derrumba y arde por el fuego, busco la salida y puedo ver a la distancia que me siguen de nuevo.  Esta vez no tendré compasión a la hora de quemarlos vivos.

TAGS: #Relato

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repeti ...
+VER MÁS
#Política

De vuelta a la rotonda política

Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repetir el ciclo interminable de esfuerzo y fracaso

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado
+VER MÁS
#Política

El mito del cierre definitivo del proceso constituyente/constitucional

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo
+VER MÁS
#Política

¿Nos jodimos todos?

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no ...
+VER MÁS
#Política

Las lecciones del plebiscito

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no se han visto por ningún lado

Nuevos

los propietarios podrán ejercer las acciones judiciales respectivas, exigiendo una justa indemnización, en contra de esa municipalidad por haber otorgado un permiso contrario a derecho y en contra del fon ...
+VER MÁS
#Ciudad

Los socavones en las dunas afectaron a edificios ilegales

En un contexto en que los discursos de odio van en aumento y continúan marcando aún más las desigualdades de nuestra sociedad, es de suma urgencia que Chile avance en esta materia, de lo contrario las co ...
+VER MÁS
#Justicia

Aprobar la reforma a la Ley Antidiscriminación puede salvar vidas

Estamos hablando de candidatos vencedores cuya cuna de independencia está enquistada racional y afectivamente a colectividades partidarias tradicionales (...) que decidieron dejar el carné de lado del partido
+VER MÁS
#Política

Primarias partidarias e independientes

La finalidad reeducativa y reintegradora de la pena debe ocupar un lugar central en la recuperación del recluso para la sociedad, que favorezca las condiciones para consolidar en este el respeto por las re ...
+VER MÁS
#Justicia

Rescate y reinserción social

Popular

Un Estado laico tiene la obligación de separar las creencias religiosas de las leyes, en el entendido que, las creencias son asuntos personales y de ciertos grupos que no representan a toda la sociedad, en ...
+VER MÁS
#Política

En un Estado laico legalizar el aborto y eutanasia es obligación

Se requiere, entonces, hoy más que nunca, la prudencia y sensatez del liderazgo político. No el griterío o altisonancia, de una minoría incondicional, sino la voz tranquila y con peso, de las grandes ma ...
+VER MÁS
#Sociedad

Ecos de la cuenta

¿Porqué la molestia de tal diario? Debido a que se acordó incorporar nuevas inversiones que habrían obligado a retrasar la presentación de las ofertas, pero sin mencionar que esas obras tienen como obj ...
+VER MÁS
#Ciudad

A propósito de una autopista, se le aclara al diario El Mercurio

La seguridad pública y la justicia no solo se logran con la represión del delito sino también con prevención y la protección de los derechos de los ciudadanos
+VER MÁS
#Justicia

Cuenta pública 2024: un compromiso en justicia, seguridad social y derechos humanos