#Política

Siglo 21: gobiernos para una nueva era

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Una nueva realidad se anuncia con irrespetuosas señales e impactos que va a provocar grandes rupturas estratégicas en diferentes industrias en toda la sociedad chilena y al mismo tiempo plenas de oportunidades para quienes se anticipen a esta nueva era.

Centrados en el tumulto quotidianus es difícil darse cuenta que los cambios que se están produciendo en el entorno global y que conducen a una nueva era, donde se incrementa el conocimiento y su circulación, así como emergentes y sorprendentes nuevas tecnologías, productos y  servicios. Es un mundo donde surgen grupos de personas que asumen nuevos roles,  organizados, o no, que presionan por  intereses y necesidades  diferente y en muy distintas  direcciones.

Quienes están en el tumulto se ven presionados a tomar decisiones que parecían eficaces cuando aún no se las habían aplicado, como emplear del gasto fiscal para recuperar el crecimiento  económico. ¿Acaso en la segunda mitad del siglo pasado, en varias oportunidades,  y en el 2009 no se quiso recuperar la economía con un gasto de casi 10 mil millones de dólares de las reservas y se logró que la economía se redujera en un 1%? Lo complejo de entender, para quien decide y para quien sufre las consecuencias de esas decisiones, es que gastar en una educación agotada casi obsoleta y carísima o en una salud que ha consumido millonarios  recursos para centrarse casi exclusivamente en las enfermedades, o en viviendas de discutible calidad y poco saludables,  es una majadería que se repite año tras año.  Estos gastos si bien podrían producir aumentos en la demanda interna y algún empleo serán fugaces porque están fundados en un medio interno que cada día mas se aleja del mundo que viene del exterior y al cual el país está tan ampliamente expuesto.

Se echa de menos una “estrategia nacional” que oriente el desarrollo del país, en sus principales actividades, que debiese ser de largo y mediano plazo para evitar los vaivenes y los cambios de dirección que trae cada nuevo gobierno y de sus afanes de cambiarlo todo o de mantenerse inmóviles.

Con modestia pensamos que si los resultados económicos del próximo año se alejan de los que se han manifestado querer lograr y si la economía sigue sin remontar, se reincidirá en lo mismo, alejándose del país desarrollado y región que todos queremos.

Los resultados futuros de la economía dependerán de las acciones públicas y de las privadas y serán probablemente mejores si se recapacita con humildad y se reconoce que hay que prepararse para una era fundamentalmente diferente, en educación, en salud -no en enfermedades- en neo viviendas & espacios saludables, en rupturistas tecnologías emergentes, en bienestar social solidario, en la incorporación de empresas más acordes con el desarrollo e inteligencia global y cada vez menos en materias primas y commodities de bajo valor agregado y de precios muy variables.

Este futuro no sólo sería válido para el país, puesto que estudios recientes indican que una gran cantidad de empresas y servicios públicos y privados, en todas partes del mundo, están obsoletos y dramáticamente al borde de la desaparición. Y una de las causas es la escasa preparación que tienen  las clases dirigentes  para sondear y anticipar los posibles futuros que enfrentarán sus organizaciones y elegir la “acción estratégica” más adecuada. Frente a estos escenarios  las instituciones, los políticos y los ejecutivos comprensiblemente tienden  a concentrarse en el día a día y paralogizarse de actuar en relación a lo que debe hacer su organización para sobrevivir en los años que vienen.

Una nueva realidad se anuncia con irrespetuosas señales e impactos que va a provocar grandes rupturas estratégicas en diferentes industrias en toda la sociedad chilena y al mismo tiempo plenas de oportunidades para quienes se anticipen a esta  nueva era.

TAGS: Economía Gobierno

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Un porcentaje mayoritario de mujeres buscan decidir libremente sobre su cuerpo y tener la opción de abortar. Aquí es donde la iglesia falla, ya que al estar basada en ideas intolerantes, arcaicas y propi ...
+VER MÁS
#Religión

¿La iglesia está preparada para los desafíos de nuestra sociedad?

¿Qué vínculo directo puede existir entre las múltiples exigencias a las mujeres y la violencia machista? La relación es mucho más estrecha de lo que parece; los machos que abusan viven en una cultura, ...
+VER MÁS
#Género

Chile alerta. Violencia machista

El Gobierno ha perdido el control de la Agenda y extrañamente su demora en retomarlo le está golpeando bajo su línea de flotación
+VER MÁS
#Política

Gobierno de Piñera y oposición imaginaria

Chile no cuenta con una política ambiental que haya sido debatida en regiones, de manera participativa, donde se plasmen diversas opiniones que definan la orientación definitiva que el país debe tener no ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Algunas cuestiones ambientales y la política ambiental que nos falta

Popular

La prueba de papel y lápiz, y el dispositivo de control social que usa sus puntajes, se está comiendo la formación integral y genera un efecto de empobrecimiento curricular.
+VER MÁS
#Educación

Los resultados #SIMCE2018 que la Agencia de Calidad no te dice

En total, muchos talagantinos destinan hasta 4 horas diarias arriba de la locomoción colectiva. Intolerable.
+VER MÁS
#Ciudad

¿Cuántos pasajeros caben dentro de una micro rural?

El llamado es a las autoridades, y en especial al gobierno, a crear mecanismos que validen y aseguren el ejercicio de la maternidad, independiente de la funcionalidad y/o condición de cada uno.
+VER MÁS
#Género

Por una maternidad digna

Pedimos que el Parque Intercomunal Padre Hurtado sea administrado por el Parque Metropolitano, ingresando a la red de Parques bajo su protección
+VER MÁS
#Ciudadanía

El Parque Intercomunal en riesgo de perder importantes áreas verdes