#Política

´Armonía` y resistencia del pueblo kichwa (buen vivir)

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

google

[Vamos a publicar esta continuación de nuestro viaje político por el buen vivir /sumak kawsay ecuatoriano, rodeados por esta grave emergencia de salud que estamos viviendo. Nos parece que podemos contribuir a que la vida continúe a pesar de la peste y que esta puede ser una buena lectura en nuestras casas. El tema de la armonía parece relevante para reflexionar esta emergencia como la forma de una perturbación de nuestros dimensiones de vida]

La relación, la pertenencia, del pueblo kichwa al territorio que han ocupado “por siempre”, está señalado en las divinidades Amazanga y Nunguli, como regulación de la experiencia de vida en la selva. Siembras y caza, las dos fuentes principales del alimento, se rigen por unas reglas también aparentemente divinas de los espíritus del Ukupacha y el Kaypacha. La pertenencia fundamental se orienta según la complacencia y las iras de los espíritus tutoriales, las que son reveladas ritualmente a/por los sabios del pueblo. Estos ánimos espirituales permanecen secretos hasta la revelación de sus enseñanzas.


Una existencia guiada por la contención, en la regla sagrada que procura esta “armonía”, experimenta la relación con el mundo humano moderno como una de ilimitada “codicia y saqueo”

La enseñanza primordial refiere de una “armonía” consigo mismo, con la comunidad y con la Naturaleza. La comprensión de esta particular experiencia de la “armonía” requiere la comprensión del orden, del cosmos, kichwa. Y decimos armonía porque cualquier traducción resulta incierta, y aparentemente no hay palabra mejor en las lenguas occidentales para referirla.

La sabiduría del Sarayaku muestra una combinación de permanencia y cambio, que incluye al propio pueblo, sus divinidades y la Naturaleza -la selva y sus ríos-. Mushuk Allpa, la atención a un territorio en constante renovación constituye una premisa fundamental del sumak kawsay / buen vivir.

“Hemos estado en permanente movimiento”, dice este saber, demostrando que no experimentan la existencia como algo fijo para siempre. Tal vez la experiencia de los cambios y la renovación de la selva misma les ha enseñado. Lo cual no impide que las divinidades permanezcan las mismas. A cada momento se vive “según las normas dadas por los espíritus en la voz de nuestros sabios”. La fuerza de esta tradición ha impedido que les impongan una sociedad exótica principalmente occidental.

Una existencia guiada por la contención, en la regla sagrada que procura esta “armonía”, experimenta la relación con el mundo humano moderno como una de ilimitada “codicia y saqueo”. Se lo entiende como arrogancia frente a la norma del pueblo en la selva. El elemento principal de penetración del occidente se presenta como la monetarización de las relaciones.

La presencia de los extraños es una amenaza de quebrar su compleja “armonía”. Por eso rechazan la dominación que ha querido transformar la vida, a la que han respondido con “dignidad, repudio y resistencia”. La última amenaza de estos tiempos, su violencia, viene con los nuevos proyectos de explotación petrolera.

Antes, con la irrupción de los conquistadores europeos y más tarde, sus descendientes republicanos, la historia ha sido la misma: el intento de imponerles una civilización y modernidad. El kichwa comprende el saber occidental como una “ciencia extraña” que se orienta a la dominación de los mundos humanos y de la Naturaleza, mediante un pensamiento de la división y fragmentación. Este carácter es especialmente violento para el mundo del Sarayaku donde impera una dinámica del todo. Les parece que la ciencia occidental y la codicia van juntos en este desequilibrio.

Pensando el mundo sin “armonía” del Ecuador contemporáneo, ellos constatan que “Años de explotación del petróleo en Ecuador no han hecho sino aumentar la pobreza de la mayoría del pueblo, destruir la Amazonía y acrecentar una deuda externa que beneficia a los ricos de siempre”.

En resistencia, consideran que la aniquilación de la selva y del pueblo vienen juntas. En su movimiento de aprendizaje se defienden hoy día apelando a elementos de la modernidad como es el Convenio 169 de la OIT. Y conocen y usan la legislación ecológica moderna de amparo de las áreas protegidas.

 

TAGS: #BuenVivir

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
La energía es fundamental, ergo, un derecho humano tal como lo sostenemos en la propuesta al país desde la Red de Pobreza Energética
+VER MÁS
#Energía

Energía, derechos humanos y mínimo vital: una discusión necesaria

La elección de los gobernadores regionales y la elaboración de una nueva Constitución, debieran fortalecer esta tendencia a la autonomía de las regiones para ir definiendo sus vocaciones productivas, pe ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Un nuevo modelo: desde las regiones y el medioambiente

En determinados sectores se observa una cierta pulsión hacia lo autoritario y violento, y una clara tendencia a cancelar el debate.
+VER MÁS
#Ciudadanía

La Convención Constitucional chilena. Cuando la política sí importa

Sin perjuicio de existir un principio de igualdad reconocido en la Constitución chilena, lo cierto es que, en los hechos, este queda más bien como una declaración de buenas intenciones
+VER MÁS
#Género

La igualdad de oportunidades/género

Nuevos

La ONU, define al agua no como un recurso natural, sino como un derecho humano, pero, es un principio que no se respeta, ya que siempre está subordinado al interés de las grandes corporaciones e inversion ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Crisis hídrica, el terremoto silencioso e invisible

Abordar la educación como un desafío de justicia social implica realizar una declaración política que nos señale el camino hacia la cohesión e integración social
+VER MÁS
#Educación

Condiciones para garantizar el derecho a la educación de calidad

Este dilema que tiene la derecha en Chile, no es exclusivo de dicho país. Se repite en otros confines. En EEUU con el partido republicano, donde tienen al Tea Party en su interior, o en España, donde el P ...
+VER MÁS
#Política

El dilema de la derecha: Kast o Sichel

Hay una palabra compleja, y de pronto eso la hace inmensamente bella, la parresía, profundamente explorada por esos viejos atenienses y otros clásicos.
+VER MÁS
#Política

Provoste, centró el centro

Popular

Si queremos combatir la corrupción, el blanqueo de dinero y la desigualdad global, es imprescindible tener bajo control a los paraísos fiscales.
+VER MÁS
#Economía

De los Offshore Leaks a los Papeles de Pandora

Hay quienes quieren certezas de otra índole, como la seguridad y el combate de la delincuencia, y creen que esto se soluciona apelando a cierto patriotismo, a una política identitaria en que los límites ...
+VER MÁS
#Política

Cuidado con Kast

Si el prestigio y credibilidad de las Instituciones ya venían cuesta abajo antes de conocerse los Pandora Papers, el aporte del Presidente Piñera es despejarles el camino para que sigan rodando.
+VER MÁS
#Política

Pandora Papers y algo más

Se estima que hay alrededor de 70 mil proyectos inmobiliarios que, en vez de realizar sus obras en terrenos sujetos al proceso de cambio de uso de suelo (de rural a urbano), emplazan las construcciones habi ...
+VER MÁS
#Ciudad

La nueva ruralidad