#Salud

Salud en crisis, consecuencia de un modelo de mercado

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

El contexto de pandemia actual sin duda nos ha hecho mirar de frente las graves deficiencias que tenemos como país en materias de seguridad social. Todas esas deficiencias que observábamos desde los relatos tercerizados o inscritos en las pancartas que se levantaban en las marchas de distintos movimientos sociales, poco a poco a fines del 2019 comenzamos a sentirlas propias y decidimos reclamar con fuerza en los intensos meses de revuelta social.

Por años los trabajadores/as de la Salud y los usuarios del sistema público de forma organizada levantaron la voz, levantamos la voz, para demandar la importancia de fortalecer el sistema de salud pública a través de una mayor inversión que permitiera a los hospitales contar con los recursos necesarios para entregar a la población una salud pública gratuita oportuna y de calidad.


Todas las deficiencias de la salud pública que hoy salen a la luz a razón de la pandemia, no son más que la evidencia de un desmantelamiento intencionado persistente y progresivo de las sistema actual de salud.

Sin embargo, en estos últimos dos años se fortalecieron más aún los proyectos que venían a perpetuar la compra de servicios, traspasando grandes sumas de dinero a la empresa privada. Nos quisieron seducir con un Fonasa plus, un seguro para la gran clase media y un plan universal que supuestamente iba a garantizar la atención en salud. Y claro, probablemente así sería, siempre y cuando el paciente cuente con el dinero para pagar los seguros complementarios, obligando a cada usuario a meterse la mano al bolsillo para tener una atención de salud digna.

Por otra parte, La herencia de hospitales concesionados que prometían calidad, hoy son una muestra más del lucro instalado con las necesidades de las personas y de las deficiencias que tiene un recinto hospitalario administrado como si fuera una empresa donde el bien transable son las enfermedades de cada uno de nosotros/as y no existe un interés en la salud.

Nada más lejos de reconocer que la salud es un derecho que permite garantizar el bienestar de cada uno de nosotros/as y el cual debe ser garantizado en toda su amplitud conceptual por el estado.

Todas las deficiencias de la salud pública que hoy salen a la luz a razón de la pandemia, no son más que la evidencia de un desmantelamiento intencionado persistente y progresivo de las sistema actual de salud , bajo la visión y convicción de que la salud es un bien de consumo transable en el mercado sin importar el impacto que ello tenga en la salud y vida de miles de chilenos.

En estos últimos días hemos visto, un colapso altísimo en nuestros hospitales, las urgencias sobrepasadas, falta de equipamiento, de insumos, de personal, de medicamentos y de elementos de protección para los/as trabajadores/as, muertes. La falta de implementación de medidas de cuidado temprano para la población, como la cuarentena total, la insistencia de recuperar la normalidad sin ningún criterio sanitario, nos han llevado a una situación grave de contagios y a vivenciar que no tenemos el mejor sistema de salud del mundo.

Muchos/as de nosotros/as lo dijimos de forma reiterada al gobierno, siendo insistentes en que nuestros hospitales no darían abasto, no serían capaces de dar respuesta a la demanda si no contaban con más recursos y si no se implementaban las medidas sanitarias con responsabilidad  hacia la vida de las personas y no hacia el resguardo de la economía. Porque el único factor que hace de la salud chilena una de las mejores a nivel mundial es el compromiso, vocación y profesionalismo de cada integrante del equipo de salud, características que esta vez no serían suficientes para dar frente a esta pandemia.

El modelo neoliberal imperante que conduce las decisiones actuales de la autoridad debe ser puesto en jaque, considerando por las graves consecuencias que hoy sufrimos a razón de sus decisiones que defendieron la economía por sobre la vida y salud de las personas.

Mientras esperamos el acto político que nos permita cambiar la constitución y garantizar la salud como un derecho, resulta imperioso transitar hacia un estado garante y solidario en materias de seguridad social que nos permitan mantener en tiempos de crisis nuestro bienestar, nuestra salud a través de un equilibrio y sinergia entre cada uno de los determinantes sociales que la impactan.

TAGS: #Coronavirus #DerechosSociales #ModeloDeSalud

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
Nos hacemos parte de la gran conclusión de la escucha de este tiempo: la gran mayoría de los chilenos y chilenas queremos más justicia, más equidad, más dignidad y mejor calidad de vida para todos y todas.
+VER MÁS
#Ciudadanía

Miradas ciudadanas para una Convención de la Confianza

La energía es fundamental, ergo, un derecho humano tal como lo sostenemos en la propuesta al país desde la Red de Pobreza Energética
+VER MÁS
#Energía

Energía, derechos humanos y mínimo vital: una discusión necesaria

La elección de los gobernadores regionales y la elaboración de una nueva Constitución, debieran fortalecer esta tendencia a la autonomía de las regiones para ir definiendo sus vocaciones productivas, pe ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Un nuevo modelo: desde las regiones y el medioambiente

En determinados sectores se observa una cierta pulsión hacia lo autoritario y violento, y una clara tendencia a cancelar el debate.
+VER MÁS
#Ciudadanía

La Convención Constitucional chilena. Cuando la política sí importa

Nuevos

Nos hacemos parte de la gran conclusión de la escucha de este tiempo: la gran mayoría de los chilenos y chilenas queremos más justicia, más equidad, más dignidad y mejor calidad de vida para todos y todas.
+VER MÁS
#Ciudadanía

Miradas ciudadanas para una Convención de la Confianza

La partida de Patricio Manns de Folliot, nos invita a una profunda reflexión y valoración de su trayectoria porque es considerado quizás, como uno de los máximos exponentes de la música nacional, y esc ...
+VER MÁS
#Cultura

Patricio Eugenio Manns de Folliot, la Dignidad se convierte en costumbre

Mientras las sociedades actuales evalúan y aprovechan fuentes de energía alternativas a los combustibles fósiles, aquella que facilitó la supervivencia de la humanidad durante millones de años, ahora o ...
+VER MÁS
#Salud

El renacer de la energía muscular: levántate y camina

Varios cuervos saltaban y, con certeros picotazos, destruían la basura. Era una función considerablemente positiva en medio de tanta soledad urbana. Caminé entre ellos. No se inmutaron por mi cercana p ...
+VER MÁS
#Cultura

Soledad

Popular

La ONU, define al agua no como un recurso natural, sino como un derecho humano, pero, es un principio que no se respeta, ya que siempre está subordinado al interés de las grandes corporaciones e inversion ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Crisis hídrica, el terremoto silencioso e invisible

Kast no sabe manejar estas cifras de masa votante, mucho menos recibir a estos náufragos políticos, porque si bien pueden compartir la base ideológica en términos generales no comparten la forma, el fon ...
+VER MÁS
#Política

Kast al borde de la zanja

Chile necesita combustibles y derivados del petróleo, necesita productos químicos, energía eléctrica, y procesar su cobre, Chile necesita extraer producto, manufacturar, procesar importaciones, generar ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Valparaíso y la batalla del fin del mundo

Nuestra preocupación está puesta en ese porcentaje invisible de NNA que quedan en el camino, eternamente institucionalizados y que llegan a los 18 años obligados a egresar a una vida independiente, sin c ...
+VER MÁS
#Sociedad

Es hora de crear leyes de infancia pensando en sus protagonistas