#Política

Chile a medias: hay, pero no queda

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

El Chile que estamos viviendo en estos días me ha hecho recordar una frase que leí hace años en un boliche capitalino, en una pequeña pizarrita que colgaba junto a la cocina: “hay pero no queda”.

Esta frase, propia del ingenio chileno, que agregaba más aliño al lugar puede perfectamente ser usada para hacer una radiografía de lo que es nuestro país hoy. Lo que aparentemente suena chistoso esconde un fondo  triste: el de las medias tintas, de las cosas a medio hacer, de las buenas intenciones sin llegar a puerto.

La celebración del Bicentenario es un ejemplo del “hay pero no queda:” festival de luces, parafernalia, nacionalismo de última hora, próceres que se daban la mano aunque en la tumba estuvieran revolcándose del asco, pero nada concreto que sintetizara el espíritu de la celebración. Tal vez sea porque recién debemos celebrar el Bicentenario en unos cuantos años más, cuando realmente se conmemora la fecha en que fuimos capaces de auto gobernarnos y no ahora, cuando sólo debemos conmemorar la “intención de legislar”, como dirían los honorables.

Frente a los mineros bajo tierra también actuamos bajo la lógica del “hay pero no queda”: Existe gran conmoción por los 33  -entendible por la suerte que están viviendo-, y se siguen sus pasos día a día, gracias a los despachos de noticias de  cada minuto. Guardando las proporciones, es el mejor reality de la televisión local. Pero no hay preocupación por los miles de otros trabajadores tan esforzados y olvidados como son los pescadores artesanales, los temporeros(as), que trabajan sin los mínimos resguardos laborales y que no tienen la “suerte” de tener instaladas cámaras de televisión cubriendo, con cierto morbo, su quehacer cotidiano.

Los mapuches son otro ejemplo del “hay pero no queda”. Hemos escuchado argumentos de diversa índole sobre la legitimidad o no de una huelga de hambre; sobre quiénes serían más responsables de la situación de exclusión que viven ellos y el resto de los pueblos originarios. Somos testigos de mea culpas de un lado y enrostramientos del otro. Pero no hemos visto acciones concretas, sinceras y honestas. Hay discurso, pero no acción. Las propuestas que da el gobierno son a medias; las demandas de los mapuches son completas. Hay  iniciativas pero no queda voluntad de asumir el conflicto en su conjunto.

¿Qué podríamos esperar de un país donde se dice que hay tanta solidaridad, tanta colaboración entre los hermanos, que somos capaces de sobreponernos a cualquier debacle, sobre todo si ésta es natural, y emocionarnos y movilizarnos por el dolor ajeno, pero esto no se corresponde con las acciones de quienes debieran liderarlas? ¿Seremos más quienes queremos que quienes pueden?

Un país así, dividido entre los que dicen que hay – que son mayoría- y quienes dicen que no queda, podría ser un buen augurio de desarrollo, siempre y cuando quienes dicen que hay voluntad, ánimo y fuerza para cambiar las cosas tengan el poder de cambiarlas.

Pero el caso chileno no es así. La minoría que dice que no queda tiene hoy el poder para difundir y comunicar excusas por las cuales no se pueden cambiar leyes, modificar artículos, reorientar el gasto público, abrir espacios de debate.

Mientras sigamos siendo el país del “hay pero no queda”, seguiremos siendo sólo una propuesta de país moderno, democrático y solidario, sin que exista posibilidad alguna de decir que “hay y que queda”. Y que queda para todos.

* Daniela Jorquera Beas, Socióloga

—————————————

Imagen: Graffiti de Bansky

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

El Gobierno ha perdido el control de la Agenda y extrañamente su demora en retomarlo le está golpeando bajo su línea de flotación
+VER MÁS
#Política

Gobierno de Piñera y oposición imaginaria

Chile no cuenta con una política ambiental que haya sido debatida en regiones, de manera participativa, donde se plasmen diversas opiniones que definan la orientación definitiva que el país debe tener no ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Algunas cuestiones ambientales y la política ambiental que nos falta

Pedimos que el Parque Intercomunal Padre Hurtado sea administrado por el Parque Metropolitano, ingresando a la red de Parques bajo su protección
+VER MÁS
#Ciudadanía

El Parque Intercomunal en riesgo de perder importantes áreas verdes

Todas las instituciones de educación superior debemos comprometernos con asegurar la protección de quienes denuncian, generar instancias de acompañamiento de las víctimas, así como agilizar los procedi ...
+VER MÁS
#Educación

Equidad de género universitaria: Dialogar para avanzar

Popular

La prueba de papel y lápiz, y el dispositivo de control social que usa sus puntajes, se está comiendo la formación integral y genera un efecto de empobrecimiento curricular.
+VER MÁS
#Educación

Los resultados #SIMCE2018 que la Agencia de Calidad no te dice

En total, muchos talagantinos destinan hasta 4 horas diarias arriba de la locomoción colectiva. Intolerable.
+VER MÁS
#Ciudad

¿Cuántos pasajeros caben dentro de una micro rural?

El llamado es a las autoridades, y en especial al gobierno, a crear mecanismos que validen y aseguren el ejercicio de la maternidad, independiente de la funcionalidad y/o condición de cada uno.
+VER MÁS
#Género

Por una maternidad digna

La solución para el escenario de crisis que enfrentan los medios tradicionales pasa por fortalecer y por creer en los equipos que convierten las ideas en contenidos
+VER MÁS
#Medios

Cierre de medios de comunicación: Pantalla fría, páginas en blanco