#Educación

Represión a los estudiantes: ¿Qué hace el Estado?

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Imagen

Durante la dictadura genocida, la Primera Dama de aquel entonces, con su característica soberbia, ignorancia y prepotencia, decía en un comunicado de prensa que «si los padres no ponen límites a los chiquillos, alguien tendrá que hacerlo. Y esos somos nosotros«, en abierta alusión a las primeras manifestaciones estudiantiles, que comenzaban tímidamente a asomarse en ese Chile de muertos, desaparecidos, presos políticos, torturados, perseguidos y detenidos arbitrariamente.


¿Por qué las Fuerzas Especiales jamás detienen a ningún encapuchado, causantes del vandalismo, pero sí se detienen a los estudiantes que van marchando y protestando a cara descubierta? Todo resulta demasiado sospecho, son las mismas estrategias utilizadas en dictadura, sólo que la democracia las ha legitimado

En un Estado represivo, con el que tuvimos que pelear y enfrentarnos durante 17 años, eso era la vía normal, aplastar cualquier intento de denuncia, reivindicación o protesta social. Pero en un Estado democrático es indigno e inconstitucional que las Fuerzas Represivas (aún intactas y fuertemente armadas) continúen vulnerando los derechos elementales de los estudiantes, el derecho a manifestarse y exigir mejores condiciones educativas.

Pero las actuales autoridades toman partido equivocado, se les borró de la memoria la Alameda de los ’80. A nuestros dirigentes se les ha olvidado la palabra compromiso, participación y diálogo con los estudiantes, y cuando los invitan al «diálogo» (que es un monólogo), estos últimos, los estudiantes, no siempre son escuchados, sino que más bien les intentan imponer reglas poco claras, confusas, como si estuvieran hablando con idiotas o iletrados.

Entonces, resulta paradójico hurgar en lo legislado, porque las autoridades educativas en el documento «Los derechos de la Educación», en el ítem referido a Participación, han señalado que: «Los miembros de la comunidad educativa tienen derecho a ser informados y a participar en el proceso». ¿Qué participación tienen los estudiantes al momento de elaborar las reformas? Ninguna participación, señores, no seamos ingenuos. O sea, se me repite la grosería de la dictadura, «Ustedes tienen que estudiar, no hacer política», ¿desde cuándo los chiquillos tienen que decidir?

Volver a un Estado de derecho nos costó demasiada sangre, alguno de los hoy dirigentes y políticos fueron víctimas de detenciones, apremios ilegales y otros tuvieron que partir al exilio, pero la mayoría tuvo que soportar la mordaza. ¿Por qué esa misma mordaza se sigue aplicando sin ningún tipo de cuestionamientos hacia los estudiantes, que sólo exigen educación pública, marco regulatorio y gratuidad y financiamiento? ¿Será exigir demasiado o que el ejecutivo no tiene mayor interés en borrar los resabios pinochetistas de nuestro alicaído sistema educacional?, ¿Será esta la «dictablanda» a la que con ese humor tan particular se refería el tirano?

En cada protesta estudiantil son muchos los estudiantes que sufren la represión más encarnizada y son demasiados años conviviendo con las golpizas y la violencia manifiesta de las Fuerzas Especiales de Carabineros. Desde la «revolución de los pingüinos» a la fecha las protestas estudiantiles se han intensificado, pero la represión es también cada vez más cruenta, más salvaje.

¿Cuántos sargentos Millacura existen al interior de Carabineros?, ¿cuántos Manuel Gutiérrez habrá que lamentar?, ¿Cuántos Rodrigos Avilés más tendremos que tolerar para que la insensibilidad de las autoridades terminen, definitivamente, con la represión?, ¿Cuántas veces se deberá denunciar a carabineros infiltrados en las marchas estudiantiles?, ¿Por qué las Fuerzas Especiales jamás detienen a ningún encapuchado, causantes del vandalismo, pero sí se detienen a los estudiantes que van marchando y protestando a cara descubierta?

Todo resulta demasiado sospecho, son las mismas estrategias utilizadas en dictadura, sólo que la democracia las ha legitimado: infiltrar efectivos policiales, plantar pruebas, convocar al lumpen para desprestigiar la protesta y cometer desmanes para hartar a la ciudadanía.

El movimiento estudiantil lleva 10 años de legítimas  protestas de manera ininterrumpida, sin embargo, en una década aún no se ven verdaderas soluciones, sólo parches para contentar a la «gilada». Por eso la CONFECH ha convocado a una nueva marcha, a otra jornada de protesta, entonces, el pueblo entero debería acompañar a nuestros estudiantes y cuidarlos, animarlos a seguir exigiendo por sus derechos, por la calidad de la enseñanza, por la calidad de los aprendizajes, por una educación en y para la democracia.

TAGS: Carabineros Movimiento Estudiantil represión

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.
Ordenar comentarios por:
rokbutom

30 de mayo

laweawena

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
Se colige la urgencia de acuerdos asertivos para canalizar las demandas ciudadanas desde sus territorios, apurando el tranco por una Nueva Constitución
+VER MÁS
#Política

La responsabilidad de los partidos v/s ¿particularismos políticos?

Se colige la urgencia de acuerdos asertivos para canalizar las demandas ciudadanas desde sus territorios, apurando el tranco por una Nueva Constitución

¿Qué priorizamos? ¿Constitución o gobernabilidad? Si no se puede lo menos ¿se podrá lo más? Los ciudadanos miran atónitos la degradación de la política, la descontrolada expansión de la delincuen ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

¿Qué priorizamos: Constitución o gobernabilidad?

¿Qué priorizamos? ¿Constitución o gobernabilidad? Si no se puede lo menos ¿se podrá lo más? Los ciudadanos miran atónitos la degradación de la política, la descontrolada expansión de la delincuencia, la violencia y el narcotráfico. Pero, la ciudadanía chilena debe asumir su responsabilidad en este descalabro

Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980
+VER MÁS
#Política

¿Por qué no hay acuerdo en el proceso constituyente?

Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980

No puede haber soberanía popular si hay una entidad, formada por un grupo de personas, aunque sea en una democracia representativa, que están diciendo cuales van a ser los límites de una Nueva Constitución
+VER MÁS
#Política

No vamos a un segundo intento de nueva Constitución con soberanía popular

No puede haber soberanía popular si hay una entidad, formada por un grupo de personas, aunque sea en una democracia representativa, que están diciendo cuales van a ser los límites de una Nueva Constitución

Nuevos

Los impuestos son la fuente más importante de ingresos del Estado y le permiten potenciar la economía, reducir la desigualdad y lograr justicia social.
+VER MÁS
#Economía

Datos importantes a tener en cuenta antes de una Reforma Tributaria

¿Cuál es el destino de un pueblo que aparentemente desea las imágenes borrosas que proyectan sus líderes, quienes simultáneamente esconden las llaves de la puerta de salida de la caverna donde estamos ...
+VER MÁS
#Sociedad

Vivir en la caverna

El descontrol es demostrativo de que la autorregulación no funciona.
+VER MÁS
#Sociedad

Con la ética por los suelos

Sí podemos sentir el sol como el calor en la piel –pero eso ocurre sin tenerlo a la vista. Sabemos que ese calor es sol, pero indirectamente.
+VER MÁS
#Cultura

El sol conversa con René Descartes

Popular

Deborah Jones en la liberación del Ser sensual, metaforización del Eros y el Thanatos que nadan en un lago entre delicadas sábanas, acariciando los sentidos en el juego del deseo
+VER MÁS
#Cultura

Disección poética. Libro: Eróticamente poética de Deborah Jones

La industria petrolera actuó a modo del dios Apolo y maldijo al igual que a Casandra a científicos e investigadores ambientalistas, ellos tendrán la capacidad de predecir el futuro, pero nadie les va a creer
+VER MÁS
#Medio Ambiente

El Síndrome de Casandra y la Emergencia Climática

No solo me dispararon y me afectaron a mí. El daño también fue para toda mi familia
+VER MÁS
#Justicia

¿El estallido social quedó atrás? Para las víctimas claramente no

Quienes decidimos alzar la voz en algún momento de nuestra vida, y defender a quienes fueron injustamente tratados, sin saberlo, nos convertimos también en parte de una larga lista de sindicalistas, pensa ...
+VER MÁS
#Trabajo

¿En serio te despidieron por escribir Plaza Dignidad?