#Economía

Política pesquera ¿para quién?

2 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Desde hace dos años venimos siguiendo con interés, sistemáticamente, las informaciones y el debate sobre el proyecto de ley que reemplazaría a la Ley de Límites Máximos de Captura por Armador (LMCA) tras terminar su década de vigencia en diciembre de este año.

Inicialmente esperamos que hubiera una evaluación de los impactos de los LMCA, de manera de poder constatar los efectos de dicho cuerpo legal en el actual estado de las principales pesquerías nacionales. Sin embargo, sólo hemos seguido escuchando las mismas explicaciones de siempre: El Niño, La Niña, la jibia, el cambio climático, el calentamiento global, la muerte natural de los peces…

Así tras una propuesta inicial liderada por el ministro Juan Andrés Fontaine, que contemplaba verdaderas licitaciones de una fracción progresivamente creciente de la cuota industrial, pasamos, tras asumir la cartera de Economía el ex senador Pablo Longueira, a un proyecto reciclado que acudió a la pirotecnia seudo-científica para no licitar. Así llegamos a esta fórmula de licitaciones al llegar al Rendimiento Máximo Sostenible (RMS) de una pesquería, cuando los verdaderos científicos recomiendan exactamente lo contrario: que el RMS sea un techo, no un piso.

Para ser rigurosos, la licitación de la fracción industrial estaba en la Ley General de Pesca y Acuicultura desde 1991, pero nunca se aplicó, pues siempre quedó a la discrecionalidad de los subsecretarios de pesca de turno, que jamás elaboraron un reglamento para llevarlas a cabo.

De esta forma llegamos a un proyecto, legislado con urgencia, como estila en muchas materias importantes el actual gobierno, que no ha escuchado a todos los pescadores artesanales del país, reduciendo su participación en este debate al fraccionamiento de pesquerías obtenido, excluyendo actores relevantes.

Hasta ahora el Ministro, el Subsecretario y el Gobierno eluden el temas del cierre de las 5 millas en todo el país, evitan hablar de regular la pesca de arrastre para proteger los caladeros históricos de pesca artesanal, e insisten en que los pescadores artesanales deben instalar posicionadores satelitales en sus embarcaciones pese al alto costo que esto tendrá para ellos.

Nada dicen tampoco sobre la posibilidad de que existan pesquerías que sean 100% artesanales, considerando especialmente que dichos recursos están dentro de las 5 millas. Por el contrario, han recurrido a fórmulas legislativas anómalas, como el asignar cuotas de esas pesquerías a la industria, pero que estipulando que esta puede (y debe) traspasarse a un pescador artesanal para ser pescada.

Además, como si todo eso fuera poco, el Gobierno elaboró una minuta donde desconoce el vínculo que existe entre la actividad pesquera y los pueblos originarios. Como si los chinchorro, los changos, los selknam, los huilliches, los rapa nui y los lafkenches, entre otros pueblos originarios, no pescaran en este territorio que ahora es Chile desde hace miles de años.

El gobierno no puede, amparado en una mayoría circunstancial en la Comisión de Pesca, buscar imponer, esta vez a perpetuidad, los privilegios que desde hace años disfrutan sólo unos pocos grupos económicos, plenamente identificados y caracterizados como “las 7 familias”. El argumento de la “certeza jurídica”, cada vez más parecido a un chantaje respecto de la inversión y el empleo, no puede seguirse aceptando. No puede entenderse como legítima una supuesta excepcionalidad en esta actividad económica, que ninguna otra tiene, bajo el argumento de que de esa forma los inversionistas (que son también beneficiarios) no se desincentivarán” y así seguirán generosamente generando empleo, como si fueran los únicos capacitados para hacerlo.

Esperamos que la Cámara de Diputados rechace el proyecto, o si no hay suficiente voluntad de exigir una verdadera política pesquera nacional, al menos se vote mayoritariamente contra supuestos “derechos adquiridos” que la Ley Longueira busca convertir en perpetuos y heredables, para que personas que aún no nacen, sean desde ya dueños de peces que todavía no existen.

Y, lo más importante: confiar en que los parlamentarios sabrán hacer respetar un principio ordenador básico, que fue aprobado por la vía de la indicación y que hasta ahora la ley no contemplaba: que los peces son del Estado, o sea de todos los chilenos.

Equipo PecesGratisNo

http://pecesgratisno.wordpress.com

 

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Política pesquera ¿para quién? | Desgobierno de Chile

12 de julio

[…] Fuente: pecesgratisno, Política pesquera ¿para quién? […]

Política pesquera ¿para quién? | ¡¡Nuestros peces, gratis no!!

16 de julio

[…] Fuente: http://elquintopoder.cl/economia/seguimos-esperando-una-politica-pesquera/ Me gusta:Me gustaBe the first to like this. […]

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Cuando nos disponemos a abrir espacios a jóvenes en el mundo del trabajo, lo debemos hacer con la base de derechos ya ganados. Ese es el piso mínimo desde el cual nos posicionaremos.
+VER MÁS
#Trabajo

Estatuto Laboral para Jóvenes: ¿Flexibilidad laboral o precarización?

Es posible reducir (e incluso eliminar) la contaminación de nuestras ciudades cambiando la leña por sistemas de calefacción geotérmica. ¿Por qué entonces no se hace?
+VER MÁS
#Energía

Calefacción geotérmica ¿Un invierno sin crisis ambientales?

Un factor de riesgo es aquella instancia que puede llegar a provocar un daño, patología o lesión, sea física o sicológica en los trabajadores, y que tenga su origen en el entorno o las prácticas labor ...
+VER MÁS
#Trabajo

El riesgo psicosocial como una herramienta generadora de valor

Lo que debe hacer la Cámara Chilena de la Construcción, en lugar de pedirle a El Mercurio que sea su vocero, es exigirle a sus asociados que respeten siempre las normas urbanísticas en sus proyectos inmo ...
+VER MÁS
#Ciudad

Inversiones inmobiliarias: La prensa del establishment envía mensajes al gobierno

Popular

La UNICEF estima que hay 246 millones de niños esclavizados en el mundo y un 70% de ellos trabajando en condiciones peligrosas.
+VER MÁS
#Economía

Día Mundial contra la Esclavitud infantil: seamos la voz de los niños que no tienen voz

Queridos amigos, les ofrezco un capítulo de mi novela Esclavitud;el costo de la heterosexualidad que se encuentra en este momento en campaña de crowdfunding por la editorial española Pentian
+VER MÁS
#Cultura

Esclavitud; el costo de la heterosexualidad: Descalabros (una novela en crowdfunding)

En vez de reformar la sociedad conyugal, se hace imperativo imponer la obligación de clases, en los colegios, sobre matrimonio, deberes y obligaciones ciudadanas, convivencia social.
+VER MÁS
#Género

Sociedad conyugal (o lo mío es mío y lo tuyo es nuestro)

Siempre hay un “tú” que recibe el mensaje y siempre la voz de la poeta se reconoce única y rebelde, siempre fiel a sí misma.
+VER MÁS
#Cultura

Sobre ´Mujer Púrpura`, un libro aún no publicado