#Internacional

Cuba: ¿Dónde esta la izquierda?

30 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Cuba –como casi todos los países- tiene aspectos positivos en su régimen como una buena salud, una decente pero ideologizada educación (claramente la nuestra es mala e ideologizada) y políticas deportivas admirables para el resto del mundo. Pero por eso justificar las graves carencias democráticas, es como algunos políticos que justifican las atrocidades de nuestra dictadura local por un relativo éxito económico (bastante dudable también).

Me considero un hombre de izquierda. Mi actividad política la he desarrollado en torno a ella  y comparto los conceptos ideológicos que la fundan (participación estatal en la economía, propensión a la igualdad, no discriminación, libertades públicas, etcétera). Pero hay algo que ha abundado en mi cabeza durante largo tiempo y me llena de contradicciones con mi sector: cómo es posible que después de terribles procesos dictatoriales en nuestro país y en otros en América Latina –muy dolorosos en particular para Chile- podamos continuar admirando gobiernos que han tomado caminos similares.

La Revolución Cubanafue un acto de valentía que prácticamente independizó a un país que había pasado largos procesos de influencia extranjera con gobiernos autócratas títeres. Sin duda esta gesta de hace medio siglo fue un influjo de emancipación auspicioso para Latinoamérica y el mundo aun influenciado por potencias extranjeras. Pero esa época quedo atrás, 50 años después la lucha armada y la vía violenta al socialismo son solo recuerdos del pasado en una izquierda donde triunfó el reformismo (el mismo de Gramsci, Allende o Berlinguer) que busca vías pacificas y democráticas para conseguir sus fines.

Una izquierda moderna, no puede tener como una mancha legitimar procesos políticos alejados de nuestros propios principios. Resulta obvio que donde no hay libertad de movimiento o para formar un partido político o donde hay un grupo de privilegiados que hacen negocios libremente (muchos de estos, chilenos), mientras está vedado para los demás, se ha optado por algo que se aleja totalmente de lo que hemos pedido constantemente. Chile no es el ejemplo y falta mucho, y es por eso que damos la pelea; damos la pelea por mas igualdad, damos la pelea por una mejor democracia, damos la pelea por una mejor educación. Reclamamos con todo motivo por el fin del binominal, por la regionalización, por el voto de nuestros compatriotas en el extranjero, etcétera. ¿Por qué no hacerlo también por privaciones de la misma índole que sufren hermanos latinoamericanos en otras partes del mundo?

La situación de Cuba es compleja, y no tomaré una posición hostil (como la de la derecha en Chile y como la de EEUU). Creo que el diálogo y la negociación con la isla es la única vía para que Cuba aspire a una democracia segura y libre, y que tanto los bloqueos como el aislamiento solo llevan a consolidar la situación anómala actual.

Obviamente Cuba –como casi todos los países- tiene aspectos positivos en su régimen como una buena salud, una decente pero ideologizada educación (claramente la nuestra es mala e ideologizada) y políticas deportivas admirables para el resto del mundo. Pero por eso justificar las graves carencias democráticas, es como algunos políticos que justifican las atrocidades de nuestra dictadura local por un relativo éxito económico (bastante dudable también).

En nuestro ADN de izquierda está acompañar a los más necesitados y a los oprimidos. Claramente en Cuba no lo son ni la clase dominante que gobierna, ni los exaltados en Miami. Lo son los que inconscientemente (o conscientemente) carecen de diversas libertades y al mismo tiempo sufren gravísimos atentados a su igualdad (la igualdad no es solo de recursos económicos). En el alma de la izquierda latinoamericana quedaron marcados los derechos humanos después de los procesos que vivimos, y fuimos de los primeros en rechazar la invasión Soviética a Checoslovaquia  y Afganistán, el golpe de Estado en Polonia o la represión en el Muro de Berlín. Todavía nuestro compromiso debe seguir vivo y nuestra solidaridad con los oprimidos, ya sea en Cuba, Egipto, Arabia Saudí, China o donde sea.

No creo que en pleno siglo XXI el gran ejemplo a seguir dela Izquierda Latinoamericanadeban ser dos octogenarios militares que gobiernan con mano dura una hermosa isla en el Caribe. Prefiero una Dilma peleando por los Derechos Humanos en Irán que un Raúl Castro apoyando a Iran; prefiero un Mujica en su chacra con su escarabajo que a los Castro con sus casas de seguridad y sus vehículos blindados. Prefiero una Michelle peleando por la igualdad de género que a los Castro y su gobierno de cúpulas de hombres.

Los ejemplos sobran, está en nosotros ser coherentes.

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

07 de febrero

Buena columna, como personas de izquierda, debemos dar el ejemplo cuando no hay una aplicación coherente de un tipo de modelo (que va más allá de su asociación como concepto económico). A varios les falta ver los defectos dentro de su propia casa que mirar los defectos del vecino.

07 de febrero

que bueno que te haya gustado

Valezka Bravo Pastén

08 de febrero

Tomás, estoy de acuerdo en el planteamiento, pero tengo mis diferencia con respecto al fondo, mirar por encima la situación cubana, no es de gente de derecha, tengo tantos amigos cubanos, he ido tantas veces, conocer gente es tan fácil, preguntarles que opinan de su situación política también lo es…conozco perfecto la caja que les dan en la bodega, sé las filas y esperas eternas en los hospitales, sé que el deporte es algo que imitar, la educación, tengo mis dudas, pero no es gratis, cuesta caro, nadie se puede mover del lugar donde vive, no puedes estar mas de 30 días en La Habana si no eres de ahí o te llevan preso, si tienes una vaca en tu campo, no la puedes matar o te vas preso ya q el ganado es del gobierno….y nadie puede salir a menos que tenga la fortuna de la doble nacionalidad….en fin!, tantas cosas que duelen, que impactan y que aquel que apoya no tiene ninguna capacidad de empatía, es un egoísta.
Debo conocer al menos unos 100 cubanos que viven allá, de todos ellos, muy pocos no hablan o no se meten, 1 se declara absoluto seguidor de Fidel, (era mi novio) y el resto no….
este no es un pensamiento de derecha, es un pensamiento vivencial y de amor por el prójimo, ellos deben tener los mismos derechos que yo y no los tienen.
Saludos

Valezka Bravo Pastén

08 de febrero

Otra cosa, soy de derecha, pero no reconozco una buena gestión en Pinochet. Cualquier cosa queda en nada por la matanza que hubo, nada justifica la muerte de otro en manos de hombres, lo anula todo, para mi Pinochet fue un dictador, un genocida y lo peor junto a Allende que le a ocurrido a nuestro país.

08 de febrero

Estimada Valeska, primero que todo te agradezco que te hayas tomado el tiempo de escribir en la columna. En relación al tema de fondo, precisamente eso digo, si me dejas usar una frase cliché “los derechos humanos no tienen color político” tanto a izquierdas como derechas deben importarle, Eso si en la derecha me cuesta encontrar coherencia muchas veces, critican duramente a Cuba y son muy complacientes con Pinochet u otros, en la Izquierda también hay incoherencias y en parte por eso mi columna; aunque igualmente creo que son menos.
Saludos y nuevamente gracias.

Juanelo Lopez

08 de febrero

Buena Columna, aunque los chilenos vivimos igual o peor que en Cuba

Amira Esquivel

08 de febrero

Tomás
Me identifico plenamente con tu artículo los derechos humanos son universales y no se relativizan y la libertad de expresión es un principio que hay que defender para todos, recordando a Voltaire que lo defendió hace ya siglos.
te saluda
Mimi Esquivel

CUBA DIGNA Y LIBRE!

08 de febrero

Probablemente es mejor seguir en todo a los yankis

08 de febrero

Creo que tienes una confusión: hablas de “la” izquierda y le atribuyes un conjunto de principios de los que se desprendería, supuestamente, la necesidad de criticar al régimen de Cuba. SIn embargo, los principios que mencionas y los personajes que admiras (Dilma, Bachelet) pertenecen a sólo un sector de esta izquierda, específicamente a su versión socialdemócrata que, a estas alturas, bien poco le queda de izquierda y bien poco le queda de proyecto político viable.

Por mi parte, me considero de una izquierda cuyo foco es la crítica del capitalismo como tal y la necesidad de transformar nuestro actual estado de derecho. Es lo que podríamos llamar una izquierda marxista o comunista si se quiere. Para nosotros, Cuba fue y sigue siendo el ejemplo de un proyecto de ese tipo, el único que existe hoy en día, pero también el que demuestra su posibilidad. El apoyo a la revolución cubana es, así, una decisión política.

Sí tiene muchos defectos, partiendo por las propias características del régimen, su escasa libertad de prensa y bueno, las críticas típicas… Pero el pueblo cubano es maravilloso y no tengo ninguna duda de que, en el fututo próximo, tomará lo bueno de la revolución, abandonará lo malo y seguirá siendo el ejemplo que siempre ha sido. No sé cuál sería el aporte de “la” izquierda chilena desentendiéndose de este proceso, ignorándolo o, peor aún, sumandose a la campaña derechista y norteamericana en su contra.

Disculpa la extensión, pero me pareció una buena ocasión para plantear esto.

PD: Gramsci no era reformista!!! Cualquier lectura de él deja claro que su objetivo era la destrucción del Estado burgués y la construcción de uno socialista. Eso, jaja

Esteban

08 de febrero

Me parece que el tema de Cuba lo tienen muchos pegados, porque mejor no se preocupan de Chile

Christian

08 de febrero

Para ser izquierdistas hablan como buenos “chilenos”. Como dice el coco le-grand “ni taaaan de izquierda tampoco poh”. Se creen poder dar clase de democracia y poder popular sin siquiera entender el concepto, pues nunca lo han vivido. El sistema democrático cubano es como es porque vive una realidad CUBANA, con cultura e idiosincracia propia. Con un enemigo constantemente amenazando su soberanía con cualquier medida posible.

Algún día le haría bien a Chile que el chileno deje su arrogancia, termine de criticar a los demás y se concentre en limpiar su propio patio. En esto último concuerdo con el comentarista de derecha de aquí arriba: preocúpense por Chile. Se los dice un ex-compatriota que no pudo más con la vergüenza.

De paso les dejo esto, que sé no leerán.
http://lapupilainsomne.wordpress.com/2013/02/08/datos-ocultos-sobre-las-elecciones-en-cuba-video/?utm_source=twitterfeed&utm_medium=twitter

Eduardo Campos Cartagena

09 de febrero

Me considero ciudadano latinoamericano y cuidadoso de las situaciones vecinas. Siempre tuve y he tenido discrepancias con aquellos que intentan dar recetas de cómo vivir, sin haber por lo menos, haber vivido y conocido sobre las costumbres de los pueblos.
Tuve la desgraciada suerte de haber vivido por lo menos un promedio de siete años en uno que otro país de nuestra América. Uno de ellos, Cuba. Quien me acogió sin preguntar origen y pensamiento. Supe ver y comparar las diferencias sociales respecto de otros pueblos con los de Cuba. Es cierto que me forme bajo su ideología, y gracias a ellos soy lo que soy hoy en día. Un profesional. Y no reniego de su política, no reniego de sus costumbres, no reniego de su solidaridad. Ante todo, respeto. Por qué hablar de Cuba, es hablar de revolución, es hablar de su gente, es hablar de Fidel, es hablar de Raúl, es hablar de Camilo, es hablar del Che.
Al decir de un cubano:”Cuba para los cubanos, el resto que resuelva como pueda mi hermano”.
Interpreto que este artículo fue escrito con mano derecha. Aparentemente escrito al calor de una buena coca cola y un McDonald con cajita incluida, viendo noticias sobre la pobreza en Chile. Lo que me hace recordar el tema de Silvio: “Que fácil es protestar por la bomba que cayó a mil kilómetros del ropero y del refrigerador qué fácil es escribir algo que invite a la acción contra tiranos, contra asesinos contra la cruz o el poder divino siempre al alcance de la vidriera y el comedor”.
Intento respetar tu escrito, pero no puedo. Considero que es parte del debate. Si bien apuntas a ciertos derechos “violados”, no apuntas a la esencia y la justificación de las medidas que supuestamente ponen en condición de desmedro a los “tantos ciudadanos cubanos en relación a sus derechos”. Considero que faltan más elementos de juicio para tomar más en serio tu artículo y no considerarlo un ataque gratuito a la Cuba Revolucionaria.
Por otra parte qué culpa tiene Cuba, del rumbo de la izquierda chilena, qué culpa tiene Cuba de la insolación de los llamados izquierdista de este país, qué culpa tiene Cuba de ser tan Revolucionaria y no haberse vendido nunca, pero nunca al modelo neo liberal. El único pecado de Cuba, es haber sido tan solidaria, no sólo con los pueblos, sino con personas naturales y si no me crees, pregúntale a tus amigos políticos conocidos sobre la solidaridad no sólo del gobierno cubano, sino de su gente también. Y sin lugar a dudas que lo sigue siendo.
Pretender enumerar los aspectos negativos de la política de Cuba, y soslayar los inmensos aciertos positivos de la política de Cuba me parece una liviandad del porte un buque.
Resulta paradójico pensar que en el congreso y no digo nuestro porque nunca he podido ingresar como quien va al cine, se codean, se gritan, se ríen, se toman un cafecito, comparten un exquisito pescado de las profundidades de las islas Juan Fernández y otras bondades que ofrece el sistema. O pretendes que revisemos sus dietas parlamentarias, que al decir de los estudios y las estadísticas son unas de las más altas del mundo, seudos izquierdistas y retrógrados derechistas, más encima, ligados a la “Dictadura” más sanguinaria de América, y no lo digo yo, lo dicen los estudios y las estadísticas.
Frente a esto y parafraseando tus enumeraciones; prefiero a una Cuba con solar que a un congreso de chismosos políticos, prefiero a una Cuba con libreta a un Chile con deudas crediticias, prefiero a una Cuba con largas colas a un Chile con supermercados abarrotados pidiendo comprar con tarjetas, prefiero a un Fidel Castro denunciando al capitalismo a una izquierda chilena haciéndole el juego al capitalismo, prefiero a una revolución a una comunión, prefiero a una continuidad Castrista a un gobierno de turno mentiroso y entreguista.
Creo que deberíamos mirar el propio brillo de nuestros zapatos y preguntarnos qué hemos hecho para cambiar la propia situación política de nuestro país. Que hemos hecho para superar la pobreza, que hemos hecho para superar la desigualdad, que hemos hecho para cambiar el binominal, que hemos hecho. Que hemos hecho.
Te invito a que me respondas y a partir de esto generar un debate abierto y limpio.

Atte. Eduardo Campos Cartagena.

E.S.

09 de febrero

Nos has interpretado a muchos izquierdistas.

Creo, sinceramente y con el mayor respeto, que el comunismo cubano (y en el pasado el soviético) ha engañado a mucha gente de izquierda, claro que no era fácil, eran otros tiempo, la guerra fría. Pero el comunismo como régimen político, pensemos en la URSS, China, Cuba, Corea del Norte, es un engaño.

Sólo así se entiende que en Europa se admire tanto a Allende, que llegó al poder por la vía democrática, y se aborrece tanto a los Castro, que llegó al poder por una revolución popular para eternizarse e enriquecerse. Cuba, China y la URSS fueron muy poco colaboradores con Allende y el proceso chileno porque un país socialista democrático era una muy mala propaganda para países que pretendían expandir un modelo de comunismo dirigido por Sudamérica.

La gente confunde comunismo con izquierda, para mí no es lo mismo, significa no entender los orígenes de la izquierda, que fue la lucha de los obreros, por mejorar los salarios, no se basaban en la idea de un régimen autoritario, sino que en valores como la solidaridad, el compañerismo y sobre todo, la democracia y el sufragio universal. Muchos de los derechos de salud y previsión que tienen hoy los trabajadores se deben a la lucha de esa izquierda que tomaron las banderas cuando el capitalismo tenía el monopolio político de occidente. Cuando Luis Emilio Recabarren estaba vivo, la izquierda era más inocente, con más espíritu de lucha y mas unida pues había conciencia de clase y los que luchaban eran todos obreros, campesinos y pequeños profesionales. La infancia de la izquierda se terminó cuando el Partido Obrero Socialista se transformó en el Partido Comunista (que, por cierto, terminó siendo un partido de centro – y de burgueses – en la historia chilena, aunque no lo crean).

Hoy por hoy, la izquierda está en las calles, no está representada ni en el PC ni en los partidos de centro izquierda de la Concertación, así se explica las masivas protestas de la ciudadanía y el alto índice de abstención en las elecciones.

La lucha hoy no es la misma de ayer, que era la dictadura del proletariado (qué ironía!), sino que es transformar una economía neoliberal que deja a muchos endeudados por un Estado de Bienestar, ojalá basado en el modelo finlandés.

Saludos y felicitaciones por la columna.

Pablo Reimers

10 de febrero

Saludos desde Brasil

Mis críticas siempre estarán en la cancha de las ideas, nunca me lo llevo a lo personal y en este caso me gustaría que me entendieras y no te ofendas con algunos planteamientos. Ok?
Primero hay que dejar las cosas en sus lugares para evitar lo que en ciencias sociales se denomina relativismo (cultural, político,…) para darte un ejemplo, en la guerra civil española los anarquistas atacaban a los fascistas y a los comunistas pues creían que ambos eran lo mismo ya que estas dos ideologías defendían el estado. Este análisis mecánico es la marca de quien acepta el estereotipo como referencia y lo naturaliza. Digo esto porque comparar a Pinochet y su dictadura con los dirigentes cubanos es desconocer los elementos subjetivos y objetivos de un análisis serio.
En algún momento en Habana le pregunté a un cubano (este no militante, era apenas vendedor de cacharros) si el capitalismo había vencido la pelea; me dio dos respuestas: una con una contra pregunta donde me indagaba si creía que Haití estaría mejor en 50 años con el régimen político que lo acompaña actualmente, le respondí por instinto que no tenía la menor idea pero creía difícil algo cambiar en estas circunstancias, ahí me dijo “ Yo también no sé, no soy adivino, pero puedo decirle como Cuba estaba a 50 años, igual que Haití…” Luego me preguntó: “¿Cree de verdad que Cuba sin el apoyo de países infinitamente más ricos, armados, con aparatos de control diseminados como era el caso de los países del Este europeo que cayeron como un castillo de arena y estando al lado de los EEUU aguantaría si no tuviera un apoyo real de la población? …”
He pensado frente a un detalle sociológico muy curioso, visto que si los cubanos tienen todas las puertas abiertas para llegar a Los Estados Unidos y no van en multitudes, como fue el caso de los albaneses con Italia, me imaginé en ese momento que si no hubiera todo este aparato represivo en las fronteras del norte, medio México la atravesaría solo para citar un caso. La migración cubana de Miami es por corte étnico esencialmente Blanca, fruto de la primera migración, si no cree en lo que le digo busque informaciones de antropólogos sobre el tema, digo esto solo para definir un punto indiscutible, en esta pelea diplomática Cuba ganó.
Segundo hay que establecer una mirada más profunda y menos caricatural del pensamiento de Gramsci, por ejemplo hay que dejar claro que “Antonino” NUNCA fue reformista, él entendía que existían dos escenarios para la revolución: una que denominó de Orientalismo y se refería a las naciones donde las clases subalternas no podrían por vías democráticas ascender al poder, en este caso entendía que la única forma de incluir las demandas del proletariado era con la tomada del estado por vías armadas. La otra vía la denominó de Occidentalismo y se refería a naciones donde las condiciones de avance de las demandas populares pueden ser conquistadas por un camino legal/parlamentar, para esto habría que constituirse un bloque histórico o frente político. Allende en este sentido no fue un reformista, segundo la primicia gramsciana pues no pretendía “REFORMAR EL SOCIALISMO” y si llegar a él por otras vías, un caso totalmente diferente de Berlinguer, Carrillo y otros similares.
Volviendo a la isla leí que ha pocos días Cuba llegó a la cifra impresionante de 58 Millones de atendimientos GRATUITOS en actos de misiones solidarias en el mundo, más de 22 mil médicos enviados a los 5 continentes, WWF (que está lejos de ser una “ONG COMUNISTA” ) declaró a la Isla TOP 3 en sustentabilidad, el instituto Carter, si señor, cito el instituto del ex presidente de los Estados Unidos que declaró Cuba como Nación donde el sufragio no es manipulado, cabe recordar que el voto es voluntario, tiene una participación de más del 90% de la población y Si alguien pregunta cómo puede una elección ser democrática si solo hay un partido, el Partido Comunista de Cuba, la respuesta es sencilla, la elección es democrática porque este partido, no hace campaña, no indica candidatos y no participa, sino sería una trampa, pero sobre esto nadie cuenta. Les recomiendo un documental argentino Hechos no palabras, los derechos humanos en Cuba http://www.youtube.com/watch?v=yvB0_o_ZffM Michael Moore, Oliver Stone, Podrían darnos pistas si lo que pregono es falso.
También a pocos días supe que se le entregó el pasaporte a la bloguera Yoani, por este motivo se acusaba a la isla de antidemocrática, pero el Reino Unido que albergó y defendió a Pinochet pero que niega el salvoconducto a Assange es sobre esta óptica un ejemplo a ser seguido… Increíble como se pierden los paradigmas.
Sobre la pérdida de los paradigmas creo que más que nunca debemos poner cera en los oídos y amarrarnos al mástil pues podemos ser embriagados por el canto de las sirenas, Objetivamente en el caso de Dilma y su partido te puedo decir que los acompaño desde su fundación, tengo amigos militantes dentro del PT, pero definitivamente tal cual Marx digiera en el clásico 18 brumario de Luis Bonaparte dialogando con Hegel “ La historia se repite, primero sobre la forma de una tragedia y luego sobre la forma de una farsa…” Se refería a su tristeza de ver que el mismo pueblo que hizo la revolución y derrocó al Monarca intentaba poner otro en su lugar. En Brasil las relaciones histórico/políticas caminan por la misma senda, solo para que tengas una idea el ex-presidente Fernando Collor que recibió un Impeachment por corrupción, el ex presidente de Brasil y presidente de la ARENA (alianza renovadora Nacional – partido institucional de la dictadura), El ex gobernador y alcalde de São Paulo uno de los más asquerosos derechistas entre centenas de casos iguales hoy son base de apoyo y fervorosos gubernistas. Hace pocos días el Presidente de la Federación de la INDUSTRIAS de São Paulo – FIESP la más importante asociación de empresarios de Brasil se afilió al PSB y en la televisión defendió con uñas y dientes a la Presidenta, la Federación de Bancos Febraban igual celebran la inclusión de 36,7 millones de nuevas cuentas de ahorro, Nunca el capital ganó tanto en la historia de este país y los grandes capitalistas, los mismos que apoyaron la tortura, el exilio, la dictadura ahora como blancas palomas aparecen en la foto junto a ex guerrilleros, El nuevo presidente del Senado Renan Calheiros es acusado por más de 30 casos de corrupción, pero fue diplomado por el hecho de ser amigo del gobierno, increible,no?. Gramsci llamó este cambio de transformismo político dirigido por agentes de la revolución pasiva. Para el intelectual italiano el concepto de la revolución pasiva era cuando un representante de la clase era cooptado para defender los intereses del poder, el sociólogo Brasileño Florestan Fernandes (fundador del PT) llamó esto de Contra revolución permanente.
Concluyo llamando a la coherencia que tanto pregona, llamando a la busca de la información en fuente primaria y no en el discurso indirecto para que vea quien de hecho como diría Silvio Rodriguez merece amor…

Abrazos honestos

Pablo Reimers
Profesor en Brasil

Pablo

10 de febrero

Señor, me temo que debo informarle que es usted un poco menos de izquierda de lo que cree. Ser o no de izquierda no es un tema de identidad autoafirmada (o sea, no basta com decir “yo soy de izquierda!!!”), sino un tema de acuerdo y desacuerdo ideológico y político con ciertas ideas y personas.
Dice al principio que está de acuerdo con la participación estatal y la igualdad de condiciones (me imagino que de condiciones, dado que se identifica, en un principio, como un izquierdista). Dice al terminar que prefiere a Dilma y a “Michelle”. Es ahí donde se cae su discurso. Es casi ofensivo que pretenda afirmar, de alguna manera, que ellas siguen a Gramsci o a Allende. Sus políticas públicas, manejo político, afiliacion ideológica, etc., distan poco y nada de la centro derecha.
Es aquí donde se nota el estigma mayor de la izquierda latinoamericana: las dictaduras militares de derecha organizaron su discurso en torno a la resistencia, y eso confunde y deja de lado la ideología y las ideas, tan necesarias y vitales en toda conformación programática. Así es como considera que, de alguna manera extraña, defender los derechos humanos hace ipso facto a Dilma un adalid ficticio de la izquierda; lo mismo con Bachelet. La identificación “anti-dictatorial” facilita la confusión de las bases de izquierda con ideas ficticias y foráneas, articulando un discurso en torno a cosas secundarias y transformando la distincion izquierda-derecha en una distinción contingente y secundaria. En el caso de Chile, la famosa distinción entre votantes del Sí y del No, o a favor-en contra de la dictadura. Así tenemos a una “Michelle”, figura izquierdista (según usted), que lleva a cabo un gobierno indistinguible con el gobierno de Piñera, con una mera distinción identitaria de quién estuvo a favor de la dictadura o no entre ellos. Eso, resumo, no es ser de izquierda.
El resto de su columna me parece escrita desde el predecible sesgo de la democracia liberalista, como el sufragio periódico y la “rotativa” en el poder. No digo que eso no sea democracia, pero le aseguro que no es la única, y “negociar” con Cuba para que cambie su sistema democrático me suena parecido, en el fondo ideológico, a las politicas externas de Estados Unidos.
Así, repito, me temo que su discurso durante el artículo es absurdamente incoherente. O es usted un hombre “de izquierda”, más allá de la identificación verbal, como dice en un principio, o afirma usted todo lo otro que escribió, y se pone automaticamente, en el espectro político, bien pegadito al centro, aunque cayéndose hacia la derecha.

Atilio Villanueva Uribe

11 de febrero

Atilio Villanueva Uribe.
Los que opinan del comentario mas abajo, son parte de este juego, yo creo que esta demás con resaltar la imagen de Fidel, él compañero Fidel Castro, se gano se lugar en la historia de la humanidad, y es uno de los dos personajes måas importantes que a tenido la historia de la humanidas, uno de ellos es Jesus y el otro es Fidel, para los que quieren pensar y creer estos dos personajes han escrito la historia.
Lamento mucho el oportunismo del señor Remedioenteria, la unidad de todos los chilenos, para derrotar al fascismo criollo, depende de nosotros mismos, el oportunismo descalificante no nos lleva a ninguna parte, el pacto PPD, PRSD con los Comunistas, en las últimas elecciones a alcaldes y concejales fue muy acertado, el momento político que vive Chile hoy, nos nuestra claramente el camino, para crear un gran frente unitario, y no repetir el fracaso de la Concertación, olvidando a grandes sectores del pueblo.
Señor Remedioenteria, Allende nos dijo, “más temprano que tarde, se abrirán las grandes alamedas, por donde pase el hombre libre” y quién sabe si mañana usted y yo, marchamos juntos por esas grandes alamedas, enarbolando las banderas de ese Gran Frente Amplio, que vamos a crear en los próximos días, no importa el nombre, lo que importa es la gran unidad de todos los luchadores sociales.
El camino es largo, la derecha tiene sus votos duros y esos son de las FFAA. Las cuatro ramas de las FFAA, tienen un millón de votos, me refiero a los militares con uniforme, luego tenemos que agregar a sus mujeres, porque el 75 % de los militares están casados, y sus mujeres votan también por la derecha, luego hay que agregar a los jubilados que son 1.300.000 aproxímadamente, entonces señor Remdioenteria, los fachos tienen en Chile, sumadas estas tres cifras, alrededor de 3.050.000 votantes duros, no nos confundamos de enemigo, y esto se los mando a todos los que desgraciadamente escriben contestando al señor Remedioenteria, sus canalladas en contra del heroico pueblo cubano.
Cuando Allende llamo a los radicales a integrar la UP. tenía una gran visión del momento político que se vivia esos años, para que usted lo sepa señor Remedioenteria, los radicales encarcelaron y torturaron a Salvador Allende, y el que revisó su cuerpo, fue nada más y nada menos que el doctor Edgardo Enríquez, padre de Miguel, cuando era medico de la armada, por si no lo sabía se lo cuento señor Remedioenteria, yo no quiero decir que usted es un ignorante, porque yo respeto a la gente, eso que le quede muy claro, yo respeto a la gente.
Tomar a la revolución cubana hoy en día, para ensuciar a ese pueblo, es de maleantes y oportunistas, tal vez usted quiere tener un sueldito del Mercurio, ese verbalismo suyo es de los retrogradas de ese medio escrito, el cual le a echo mucho daño a Chile, supongo que eso usted lo sabe.
Hasta la victoria siempre.
Atilio Villanueva Uribe
Escritor chileno.
Estocolmo – Suecia.Atilio Villanueva Uribe.
Los que opinan del comentario mas abajo son parte de este juego, yo creo que esta demás con resaltar la imagen de Fidel, él compañero Fidel Castro, se gano se lugar en la historia de la humanidad.
Le voy a recordar la muerte de Rodrigo Rojas De Negri y de Carmen Gloria Quintana, ellos eran chilenos, hijos de personas humildes, le recuerdo esto señor Remedioenteria, porque en la Cuba de Fidel y de Raúl, en casi 60 años del triunfo de la revolución, jamás, nunca jamas, han quemado a seres humanos vivos, o recordarle al mundo la brutalidad con la que asesinan y torturan al PUEBLO MAPUCHE hoy en día, todo esto debería usted recordarle al pueblo chileno en sus escritos, y por supuesto también a los fachos mal llamados UDI y RN, los que hoy tienen el poder económico y político de esta larga y angosta faja de tierra llamada Chile,
Lamento mucho el oportunismo del señor Remedioenteria, la unidad de todos los chilenos, para derrotar al fascismo criollo, depende de nosotros mismos, el oportunismo descalificante no nos lleva a ninguna parte, el pacto PPD, PRSD con los Comunistas, en las últimas elecciones a alcaldes y concejales fue muy acertado, el momento político que vive Chile hoy, nos nuestra claramente el camino, para crear un gran frente unitario, y no repetir el fracaso de la Concertación, olvidando a grandes sectores del pueblo.
Señor Remedioenteria, Allende nos dijo, “más temprano que tarde, se abrirán las grandes alamedas, por donde pase el hombre libre” y quién sabe si mañana usted y yo, marchamos juntos por esas grandes alamedas, enarbolando las banderas de ese Gran Frente Amplio, que vamos a crear en los próximos días, no importa el nombre, lo que importa es la gran unidad de todos los luchadores sociales.
El camino es largo, la derecha tiene sus votos duros y esos son de las FFAA. Las cuatro ramas de las FFAA, tienen un millón de votos, me refiero a los militares con uniforme, luego tenemos que agregar a sus mujeres, porque el 75 % de los militares están casados, y sus mujeres votan también por la derecha, luego hay que agregar a los jubilados que son 1.300.000 aproxímadamente, entonces señor Remdioenteria, los fachos tienen en Chile, sumadas estas tres cifras, alrededor de 3.050.000 votantes duros, no nos confundamos de enemigo, y esto se los mando a todos los que desgraciadamente escriben contestando al señor Remedioenteria, sus canalladas en contra del heroico pueblo cubano, parece que este señor esta más cerca de la UDI que de la izquierda, además parece que no a escuchado al Comandante Chávez, cuando dice: “hay que golpear a la derecha con lo que más les duele, votando por los candidatos de la izquierda” para eso tenemos que llegar a un gran concenso político señor Remedioenteria, y ese consenso tiene que ser, el más amplio posible, no tiene que quedar ninguno afuera, usted ni yo.
Cuando Allende llamo a los radicales a integrar la UP. tenía una gran visión del momento político que se vivia esos años, para que usted lo sepa señor Remedioenteria, los radicales del regimen de Gabriel González Videla, encarcelaron y torturaron a Salvador Allende, y el que revisó su cuerpo, fue nada más y nada menos que el doctor Radical, Edgardo Enríquez, padre de Miguel E. cuando él señor Edgardo E. era medico de la armada, por si no lo sabía, se lo cuento señor Remedioenteria, yo no quiero decir que usted es un ignorante, porque yo respeto a la gente, eso que le quede muy claro, yo respeto a la gente.
Tomar a la revolución cubana hoy en día, para ensuciar a ese pueblo, es de maleantes y oportunistas, tal vez usted quiere tener un sueldito del Mercurio, ese verbalismo suyo es de los retrogrados de ese medio escrito, el cual le a causado mucho daño a Chile, supongo que eso usted lo sabe.
Empesemos por querernos cada uno de nosotros,
Hasta la victoria siempre.
Atilio Villanueva Uribe
Escritor chileno.
Estocolmo – Suecia.

12 de febrero

A ver don Tomás:

Cuba es un proceso diametralmente opuesto a las democracias occidentales.

Como nos hemos criado en estos ambientes “occidentaloides”, nos resulta imposible entender el porqué en la isla no existen partidos políticos que proliferen como en un sistema similar al nuestro, o no existan lineamientos basados en la dominación del capital, como ocurre en las democracias en las cuales vivimos.

Cuál es el fin de la política. Se lo ha preguntado alguna vez. El fin de la política es cómo resolver los problemas que genera la convivencia colectiva, es un quehacer sujeto al bien común. El hombre desde que es tal, ha desarrollado primitiva como civilizadamente, relaciones de convivencia injustas, así lo demuestra la historia, no estoy diciendo nada nuevo. Esas relaciones se basan en la supremacía social de una minoría por sobre las mayorías. Es más, en el estado primitivo existía más consciencia de desarrollo común que individual.

En qué se basan las democracias occidentales, como la chilena, en tres ejes:

1) El individualismo.
2) Aparataje legal para el gran capital.
3) Mercantilizar la vida.
4) Proliferación del partidismo (individualismo)

Esos cuatro elementos más/menos cohabitan en las democracias como las conocemos, algunas más desarrolladas que otras, pero están.

Qué es Cuba, es todo lo contrario. En su sistema político los candidatos no son nominados o inscritos por los partidos, o no hay que ser del Partido Comunista para ser proclamado. Son los ciudadanos en las organizaciones de masas las que lo hacen, o sea, democracia directa. Todos los cargos son ratificados por elección popular. Los ministros son designados como en otros países. Tienen que rendir por su trabajo y son revocables, situación que el Chile no existe.

Es imposible medirlo con las democracias tipo chilena porque responde a una lógica de democracia popular directa, y en términos de participación ciudadana le saca varios cuerpos de ventaja a las democracias occidentales. En el proceso cubano no existen partidos porque la proliferación de partidos es en sí una torpeza de las democracias de occidente ya que encamina la soberanía de las mayorías a un puñado de representantes que desvirtúa todo: España, Grecia, Chile, y todos las democracias representativas social demócratas que hacen agua, son claros ejemplos.

La Constitución Cubana fue escrita a través de un sistema constituyente popular y ciudadano. Las leyes se elaboran de la misma manera y sólo son votadas cuando hay consenso en torno a ellas, después de haber pasado por múltiples instancias consultivas que involucra sobre todo a las organizaciones sociales de base.

En las democracias de occidente eso no ocurre. Como en Chile, las leyes se votan entre cuatro paredes y no son discutidas con la ciudadanía, ya que se despolitizó a la misma, para qué… En nuestras democracias existe supremacía de aquel que posee capital y coopta a la misma política para sus intereses y fines.

Podemos discutir cierto personalismo, ¡cierto!, en el proceso de la cúpula cubana, pero el desarrollo del bienestar social en la isla, salud, educación, trabajo, y cómo la ciudadanía participa de su proceso y lo defiende de aquel con base capital, no tiene comparación con las dictaduras disfrazadas de democracia como las occidentales.

Usted don Tomás, si se dice de izquierda, debería conocer un poco más el proceso cubano y ver que ellos practican la democracia directa, esa democracia que ni en sueños la tendríamos en este fundo llamado Chile.

Con su columna usted deja de manifiesto que es un comprador asiduo de las mentiras que se dicen de la isla. Cuba practica la democracia directa, esa que la razón del hombre siempre tuvo que ejecutar, pero primó el clasismo, la hegemonía capital, y con ello una tropa de gente dispuesta a desinformar y decir que la política la debe llevar una clase social.

De verdad, si yo fuera usted, retiro la columna y me interiorizo de lo que estoy hablando, para no pasar como un simple progresista burgués.

Saludos cordiales.

PD: Si usted prefiera a Michelle por sobre la participación directa de la gente, pregunto, qué clase de izquierda practica, don Tomás…

12 de febrero

Bueno ha quedado claro en algunos comentarios que soy un imperalista, un vendido a los yankees y miles de cosas. Ademas de dudar de mi posicion politica e incluso de como se escribe mi apellido.
Quiero dejar algunos pasajes de personas que veo dificil que puedan dudar de su posición política y principios.

Tomás Moulian:
“Porque lo que debería potenciar el régimen es que existan grupos que invoquen reformas, que minimicen los aspectos despóticos y favorezcan los aspectos socialistas. Y Cuba se ha quedado en la dictadura del proletariado, y no ha ido hacia una democracia del proletariado, que debiera ser el verdadero socialismo. Hoy día en Cuba, en vez de perseguirse a quienes critican y cuestionan, debiera fomentarlos, discutir con ellos. Pero en lugar de eso se trata de que impere el silencio, una especie de universal acogimiento de lo que existe, lo cual mata el socialismo. Algunos dicen que es culpa del bloqueo, pero llevan 60 años y ya debieran haber aprendido a enfrentarlo.”

“¿Qué es entonces hoy el socialismo?
-Es el pueblo que se organiza y lucha, y luchar significa poner en duda y correr riesgos. Yoani Sánchez lucha por el socialismo, es un factor de cambio en la sociedad cubana muy importante, y Cuba debiera felicitarse por su existencia en vez de perseguirla.”

Jose Saramago:
“Cuba ha perdido mi confianza, ha
dañado mis esperanzas, ha defraudado mis ilusiones. Hasta aquí he llegado”.

Rosa Luxemburgo
“socialismo que no expande la libertad política y personal de todos está carcomido por el gusano del burocratismo”

Incluso Hortensia Bussi le pido al mismo Fidel Castro que se organizaran elecciones libres en Cuba en 1996.

Casos sobran, de hecho Sartre, Simone de Beauvoir, Duras, Rulfo, etc.. algunos ex entusiastas de la revolución quitaron su apoyo por el Caso Padilla.

12 de febrero

A ver, don Tomás, qué hemos sacado en Chile con tener, bien entre comillas, “elecciones libres” si la ciudadanía no puede mover ni una coma de las reglas impuestas a sangre y fuego, en una primera parte, y por el chantaje de la concertación, posteriormente, y que consolidó la idea enajenadora de Jaime Guzmán y los Chicago Boys.

En Chile no se saca absolutamente nada votando por una de las dos derechas porque poseen un vínculo que ellos no lo pueden quebrar debido a que está en juego, para ellos y sus alianzas, la institucionalidad y el Estado de Derecho del país. Todo aquel que se intente salir de ese camino, será criminalizado y apuntado con el dedo como le ocurrió a ME-O en la elección pasada o la suerte que siempre corrían aquellos grupos que estaban fuera del statu quo y que participaban del juego electoral.

En Cuba, el ciudadano puede votar la leyes que le atañen. Existe la socialización de los problemas que aquejan a los colectivos, situación que en Chile no ocurre ni en sueños.

A ver, podemos discutir ciertos personalismos en la cúpula cubana. El historiador chileno Gabriel Salazar en muy crítico con los caudillismos en los socialismos que se han generado a partir de la revolución bolchevique, y en parte tiene razón, ya que en el razonamiento del propio Marx siempre estuvo presente la idea de comunismo, y reafirmó sus teorías, en los hechos acontecidos en París en 1871, en el cual tuvo origen la primera experiencia autogestionaria, comunitaria y resolutiva de un pueblo en la historia del hombre, “La Comuna de París”. En ella el mandato siempre estuvo en la base social y no existió caudillismo ya que éste era controlado por la revocación.

Cuba se aleja de ese estado de situación por el caudillismo que su socialismo entrega, pero no se aleja del bienestar social que sus ciudadanos tienen con la revolución llevada a cabo por ellos durante décadas y defendida por los mismos cubanos, ya que en su socialismo el ciudadano participa activamente de las políticas de bien común que siempre, en todo ámbito de las relaciones humanas que forman el edificio social de una nación, debería reinar.

No sé si usted será un imperialista, pero compra demasiado las teorías anti cubanas de occidente.

Creo que los cubamos poseen más democracia que nosotros y que muchas naciones que se dicen modernas y ejemplares.

En fin.

Saludos.

12 de febrero

“Es un hecho significativo que los representantes del socialismo autoritario, en la lucha contra el liberalismo, tomaran prestadas sus armas, a menudo, del arsenal del absolutismo, sin que este fenómeno haya sido ni tan sólo advertido por la mayoría de ellos…otros sufrieron una influencia tan poderosa de la tradición del jacobinismo francés, que sólo podían concebir la transición al socialismo bajo la forma de dictadura; otros más, creyeron en una teocracia social, o en una especie de “Napoleón socialista”, que habría de aportar la salud al mundo”. Rudolf Rocker.

Benjamin Tucker en 1886: “independientemente de lo que los Socialistas de Estado puedan reclamar o negar, sus sistema, si se adopta, está condenado, más tarde o más temprano, a terminar en una religión del Estado, a cuya manutención todos deberán contribuir y ante cuyo altar todos deberán postrarse…”

El Estado pseudopopular, inventado por el señor Marx, no representa, en su esencia, nada más que el gobierno de las masas de arriba a abajo por intermedio de la minoría intelectual, es decir de la más privilegiada, de quien se pretende que comprende y percibe mejor los intereses reales del pueblo que el pueblo mismo”. Bakunin

“El experimento del bolcheviquismo en Rusia ha demostrado claramente que por medio de la dictadura se puede llegar al capitalismo de Estado, pero nunca al socialismo. También una sociedad sin propiedad privada puede esclavizar a un pueblo. La dictadura puede suprimir una vieja clase, pero siempre se vera obligada a acudir a una casta gobernante formada por sus propios partidarios, otorgándoles privilegios que el pueblo no posee.” Rudolf Rocker

Héctor Manuel Mardones Poblete

13 de febrero

Si embargo Cuba sigue siendo el país donde existe el mejor sistema de salud, es el país que más recursos invierte en educación casi de toda América, desde acá clamamos por libertad y acusamos de dictador a Fidel, pero y si el pueblo no se rebela( siendo un pueblo con una alta cultura, digo yo) algo de bueno tendrá el sistema… Me preocupa cierto maniqueísmo, no digo que no haya represión a la libertad, pero ¿que hay algún país donde no la hay? Quisiera que cuando se criticara a un sistema se viera lo bueno de esa forma de vida. Cuanto mejor sepamos captar la realidad, mejor será la calidad de nuestros resultados… a veces estamos como ciegos explicando los que es un elefante, si lo tecamos los colmillos diremos que es un animal frio, filoso y puntiagudo, si le tocamos una pata diremos que es redondo y elevado y si le tocamos el lomo diremos que es un animal alto y recto. Por lo tanto para decir la verdad no basta con ver los aspectos parciales de la cuestión, sino la totalidad del problema…

Héctor Manuel Mardones Poblete

13 de febrero

Por que nadie critica a Colombia que es la democracia donde más crímenes se cometen…

Héctor Manuel Mardones Poblete

13 de febrero

A Chile donde la inequidad en la repartición de los recursos es brutal…

Héctor Manuel Mardones Poblete

13 de febrero

A Argentina y México donde la corrupción desborda todos los límites pensados?

Héctor Manuel Mardones Poblete

13 de febrero

Por qué nadie critica a A Bolivia donde la demagogia de su clase politica es una mal endémico? y así podría seguir nombrado muchos países donde los males son tan tremendos como Cuba… amigo Hermosilla, la libetad no es el único bien jurídico conculcado… por otro lado, no habrá una especie de mito con eso de la libertad? a mucha gente no le interesa la libertad… le interesa mucho más la SEGURIDAD….

Héctor Manuel Mardones Poblete

13 de febrero

Bueno, Italia también es un referente mundial para la política chilena, la DC tiene muchas raices ahi y con Gramci la izquierda chilena, y la corruptela es endemoniada, y qué me dices de España? y si vamos más lejos la cuna de la cultura, grecia, tanto España como Grecia son los peores administradores que exiten en el viejo continente, ambos referente amplios de política, lenguaje y cultura desde tiempos ancestrales… la misma democracia viene de Grecia… Pero tenemos que darle duro a Cuba, y por qué’ porque su forma de organización no es igual a la social democracia que tenemos acá, si has estado en Cuba debes saber que sí existe forma de organizar la sociedad y que seguir llamando dictadura es no solo injusto sino además impreciso y poco real, pues ellos se han dado una formo de estructural su sociedad diversa a la nuestra, la democracia occidental no es la única manera. Los chilenos somos los que menos tenemos derechos a criticar a Cuba, Hemos construido una democracia mediocre, un estado peternalista, una educación segregadora, una economía inequitativa, una recreación racista ( vengo llegando recién en mi viaje por el lago de todos los santos y no vi a ningún pobre arriba del catamarán, y mientras paseaba por Frutillar no encontraba morenos, luego los encontré en los supermecados vendiendo y empaquetando a los rubios alemanes, noruegos etc). Y en todo lugar habrá personas que buscan más y más libertad, pero cuántos crímenes y atrocidades se han cometido en su nombre? por otro lado, ve a los colegios fiscales y verán el grado de libertad con miles de profes a contrata que tienen que cerrar la boca por miedo a perder su tarabajo, en las empresas privadas la libertad casi no existe porque la negociación colectiva es un chiste, claro puedo salir a protestar, pero super, no hiper vigilado por los aparatos de represión, claro que si se compara con la más fea ( la dictadura) claro que nos vemos más bonito, pero eso no es el chiste.

Christian Melo

13 de febrero

Perdón Don Tomás pero el solo hecho de que escriba que “Yoani Sánchez busca el socialismo” y que “… Se le persigue” me deja más que claro de que usted, tratándose de Cuba, no tiene idea de lo que habla. Háganos el favor de educarse leyendo los comentarios aquí varias veces o dedíquese a otra cosa.

15 de febrero

No lo escribi yo, lo escribio Tomas Moulian, uno de los intelectuales de izquierda mas influyentes de America. entiende el concepto de las comillas verdad.

Mauricio Curimil

14 de febrero

Estimado, veo que te gusta o admiras a la Sra. Michelle. Déjame decirte que eso ha sido lo menos “izquierda” que hemos tenido junto con el Sr. Lagos.
saludos.

rocio rincón silva

28 de enero

Columna interesante que conjuga reflexión, acción y participación para que un pueblo digno y luchador de sus derechos sea siempre reconocido y valorado.
En Estocolmo, Rafael Altez, promueve un movimiento de protesta social ante el desalojo de su espacio laboral con su proyecto de Agricultura Ecológica. Favor llamarlo al teléfono: 0703411143. El tiene apoyo presencial de otros amigos. Que viva el trabajo digno, la ecología, la comida sana y la cultura latina!.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

A pesar del nuevo escenario, la correlación de fuerzas entre la derecha y la centroizquierda quedó casi igual a la que existían bajo la lógica binominal.
+VER MÁS
#Política

El desafío del nuevo Congreso

Queremos que los educadores disfruten de su profesión, que se sientan realizados y orgullosos de tener uno de los trabajos más relevantes, que benefician a quienes nosotros consideramos justamente las per ...
+VER MÁS
#Educación

Educación de párvulos, la profesión más importante del mundo

La ley de pesca es mucho más que pesca, es una deuda pendiente con Chile. Es la luz de alerta para entender que nuestra democracia es frágil y las políticas públicas pueden conllevar privilegios inexpli ...
+VER MÁS
#Política

Ley de pesca, mucho más que pesca

Se espera que en este mes de campaña el sector de los grandes empresarios y las consultoras y bancos de inversiones redoblen sus mensajes sobre el impacto positivo para la inversión si gana Piñera y vice ...
+VER MÁS
#Política

El balotaje y un nuevo ciclo político

Popular

Baradit deja al desnudo aspectos políticamente incorrectos, ha tocado la fibra del conservadurismo doble estándar de la elite criolla, aristocrática, oligárquica, momia. Para ellos, es de muy mal gusto ...
+VER MÁS
#Sociedad

El caso Baradit, o el arte de develar lo incómodo en Chile

Nuestra participación y la de muchos otros es la que hace posible orientar la dirección de un país en un sentido u otro. Un grano de arena no hace una montaña, sin embargo un gran número de granos, sí ...
+VER MÁS
#Política

¿Por qué no votar?

Será interesante saber si Piñera y Guillier ofrecerán nuevas propuestas en materia científica, y si rescatarán propuestas e ideas de los programas de las otras candidaturas, en particular si quieren bu ...
+VER MÁS
#Ciencia

Segunda vuelta: ¿qué esperar para la ciencia?

El capitalismo es una buena herramienta, siempre y cuando y por una avaricia desmedida genere abuso, se destruya el medio ambiente y deshumanice las relaciones entre las personas.
+VER MÁS
#Sociedad

El Burro, la Zanahoria y la utopía del crecimiento económico eterno