#Sociedad

2018, un nuevo zarpe vital

0
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

Como el mito de Sísifo, aquel condenado a subir día tras día una gran roca hasta lo más alto de la montaña, la partida de cada año representa el reinicio de un ciclo, un volver a subir la cima de la vida, con su rica diversidad de experiencias. Nacimiento y muerte, las dos principales claridades humana. Una en el comienzo, otra en el final.

Por eso extraño es, aunque estas realidades estén escritas en piedra, que en nuestra cultura no sean parte de la formación social. En nuestra cultura porque existen otras donde la muerte e incluso las etapas previas de vejez -en el caso de quienes cumplen íntegro su ciclo natural- son asumidas sin tapujos, enfrentadas como parte de la normalidad. Aquellas no forman parte de la coloquialidad educacional ni mediática.

Cómo asumir que el paso del tiempo no es necesariamente sinónimo de desperfecto sino de otro rol en el sistema social, uno tan necesario como el de la niñez, la adolescencia, la adultez.   Y uno no solo necesario para el colectivo sino también para nuestra propia vida, etapa que debemos aprender a recorrer y reconocer como fundamental. Como todas las que nos van alcanzando.


Cómo asumir que el paso del tiempo no es necesariamente sinónimo de desperfecto, sino de otro rol en el sistema social, uno tan necesario como el de la niñez, la adolescencia, la adultez.

En alguna ocasión leí un artículo sobre la importancia de que las comunidades cuenten con niños.   Sí, niños, pequeños, bebés. Porque la alegría, inocencia, ingenuidad, espontaneidad, así como la falta de responsabilidad, impertinencia son necesarias para que el resto aprendamos de aquellos.

Y así también, una sociedad se enriquece con sus viejos. Su experiencia, tranquilidad, perspectivas, sus miedos e incluso nuevas situaciones con relación a su cuerpo y funcionalidades, nos sirven a quienes venimos detrás para aprender del conocimiento acumulado en el pasado y también para ir previendo el futuro que se nos acerca.

Uno donde el vivir en pareja, esa alianza nuclear, también precisa adaptaciones para superar ese nuevo camino que se abre con el paso de los años. Navegar por la vida incluye asumir que no necesariamente una relación debe ser la misma cuando se parte que cuando se está en los últimos estadios, pasado ya mucho tiempo. Las hábiles maniobras para zarpar no nos serán útiles en alta mar o al atracar. No entenderlo así solo nos hará naufragar.

Esa es la riqueza la vida, la nuestra y la de los demás. Es la preparación de la que carecemos en el sistema social y que probablemente está albergada en la mente y corazones de quienes han hecho un recorrido existencial mucho más extenso que el nuestro, quienes les seguimos.

Más experiencias vitales y menos reality es lo que necesitamos. Más sabiduría y menos distractores de la vida, que nuestro parámetro para vivirla no puede ser ni una película de acción ni un spot de televisión.

Este 2018 (asumiendo los ciclos del calendario gregoriano, ya que los ritos también son necesarios) es un nuevo inicio. Uno que será, a fin de cuentas, uno más en nuestro caminar. Depende de nosotros convertirlo en un año fundamental.

En nuestro caso, como en el mito de Sísifo original, el de seguir avanzando en la construcción de una relación más armónica con la naturaleza. Y que es algo que ya muchos antes se han esforzado por impulsar.

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

El doble trabajo que cumplen muchas de las seleccionadas chilenas da pena y rabia, que a diferencia de los hombres, ellas no puedan vivir del fútbol
+VER MÁS
#Género

El gol del patriarcado

El santuario de la naturaleza “Dunas y Humedales de Putú” constituye un complejo ecosistema que pertenece a la eco región mediterránea nacional, la cual ha sido considerada a través de una serie de ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Dunas y Humedales de Putú: Un desafío para la conservación de los bienes comunes de identidad territorial

Si uno va a estar en dichos espacios como una minoría intrascendente, donde la gran mayoría está de acuerdo per se con aspectos estructurales distintos a los que desde esta vereda se representan, lo mejo ...
+VER MÁS
#Política

Comisión prelegislativa: ¿Restarse, bajarse o quedarse hasta el final?

Si el Petro es capaz de levantar el cerco de sanciones entonces sí podría ayudar a mitigar el problema económico del país, ya que Venezuela sería capaz de conseguir dinero para pagar sus deudas y amino ...
+VER MÁS
#Economía

Petro: La criptomoneda que hace frente a la crisis venezolana

Popular

Es posible reducir (e incluso eliminar) la contaminación de nuestras ciudades cambiando la leña por sistemas de calefacción geotérmica. ¿Por qué entonces no se hace?
+VER MÁS
#Energía

Calefacción geotérmica ¿Un invierno sin crisis ambientales?

Como Consejera Universitaria, mujer y estudiante le ofrezco disculpas públicas a la profesora en nombre de mis compañeras y compañeros que ejercieron y fueron testigos de tales humillaciones.
+VER MÁS
#Género

¿Educación no sexista?

La pena de muerte jamás será la medida efectiva para reducir los delitos, ni tampoco el derecho penal podrá cubrir todas las prácticas que, como sociedad, queremos eliminar si no cambiamos, primero, nue ...
+VER MÁS
#Justicia

La pena medieval del siglo XXI: la pena de muerte.

Los “emprendedores” están cuestionando un relato de memoria sobre el pasado, proponiendo interpretaciones alternativas y adaptándose al cambio de época del que parecemos ser parte. Esta actitud requi ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

Memoria, de actores a emprendedores