#Salud

Aborto, objeción de conciencia y docencia en Medicina

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

Ya está claro quién es quién. Hay quienes respaldan el aborto libre y se escudan en supuestas causales de protección física y psicológica de la mujer que porta un embarazo supuestamente indeseado, para abrir la puerta a la selección de embriones, aplicando sentencia de muerte a aquellos que por desdicha del azar genético se alumbran a la vida con alguna imperfección natural o, lo que es aún más grotesco, a aquellos que sin culpa serán castigados a la misma pena, en represalia por la agresión violenta a la que fue sometida su madre de parte de un salvaje sin rostro y por cuyo delito este inocente deberá pagar con su vida. 


La objeción de conciencia es ahora el camino para hacer valer el derecho a la vida de todo ser en gestación, para oponerse con convicción a ser parte del complot del aborto legal.


Pero algo rescatable ha surgido del debate y del fallo del Tribunal Constitucional. Poco, pero suficiente para que aquellos que de verdad están por la vida y por los derechos del hombre no bajen la guardia y, amparados en el fallo constitucional de la “objeción de conciencia”, redoblen sus esfuerzos para convencer a no pocos del error ético y médico que se comete al alentar la interrupción deliberada del embarazo de una mujer que, por tristes circunstancias, se enfrenta al dilema de transformar una experiencia traumática en un proceso de sanación espiritual en compañía del ser en desarrollo o profundizar la violencia sufrida, agregándole la decisión de abortar a su hijo en camino. Así convierte este proceso en un calvario que sacudirá cada tanto su conciencia y el recuerdo de la pérdida le acompañará toda la vida.
Testimonios vivenciales y estudio de casos, disponibles en la literatura científica, avalan este comentario. Hoy sabemos por la experiencia aprendida que el dolor se transforma cuando la sufriente es asistida, acompañada y apoyada por su círculo más íntimo, el Estado como garante de su bienestar y el equipo médico como soporte físico y mental irremplazable. Este acompañamiento efectivo es remedio infalible para recuperar la alegría y la vida sana. Por el contrario, cuando se toma el camino fácil, el aborto genera secuelas irreparables para la salud mental de la madre abortiva y para la convivencia social de su entorno cercano.
La objeción de conciencia es ahora el camino para hacer valer el derecho a la vida de todo ser en gestación, para oponerse con convicción a ser parte del complot del aborto legal.
En fallo unánime, el Tribunal Constitucional reconoce el derecho de sujetos jurídicos, asociaciones privadas y grupos intermedios de la sociedad (colegios profesionales o asociaciones gremiales) al legítimo reparo, basado en principios y valores superiores, por sobre una “ordenanza” que, aunque legal, será siempre para muchos, entre los que me cuento, inmoral.
Desde nuestra posición como responsables de la formación de las futuras generaciones de médicos y profesionales del equipo sanitario que acompañarán a nuestras embarazadas y orientarán la toma de decisiones de aquellas más desamparadas, es un deber ineludible profundizar nuestro compromiso con la vida y, de manera preferente, con la de aquellos que están por nacer y que hoy ven amenazado su derecho a existir. Ello reforzando el marco valórico que rige nuestra enseñanza y reconociendo en los principios de la objeción de conciencia y de la autonomía constitucional, contenidos en nuestra Carta Fundamental, un camino de orientación vocacional y de comportamiento profesional respecto del aborto y de otros dilemas bioéticos que se perciben en el horizonte cercano.

TAGS: #Aborto #ObjeciónDeConciencia #USS

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

 

PARTICIPA

Popular

Algún día tendremos que expresar palabras propias. Alguna vez, en nuestra historia particular, deberemos decir una palabra que nos pertenezca a nosotros y esa será nuestra libertad
+VER MÁS
#Ciudadanía

Si en las alturas se ve una ave volar, en algunos corazones nacen alas

Esta simple y al mismo poderosa fotografía, dio una perspectiva nunca antes vista de nuestro planeta/hogar, mostró por primera vez su belleza dentro de la vastedad y soledad del espacio, revelando nuestra ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

El viaje a la Luna y su importante legado al movimiento medioambiental

A un ganapán le importa poco quien dirija y algunos hasta dirigen, transitan sin criticar, sin alzar la voz, simplemente cumple con asistir y rutinizar procesos, porque un ganapán ama la burocratizació ...
+VER MÁS
#Política

Un Ganapán o el ejercicio rutinario de la domesticación

No se cerró ninguno de los programas sociales mal evaluados por Dipres durante los últimos 10 años
+VER MÁS
#Sociedad

El vicio del malgasto en los programas sociales

Popular

La cruel paradoja, es que esa burla nos pone del lado de los abusadores y explotadores; que sin saberlo le seguimos el juego al sistema, que en esa burla lo justificamos, o lo que es peor, lo normalizamos
+VER MÁS
#Sociedad

La vístima y los vistimarios

Todas las naves que viajaron a la Luna, desde el Apolo 8 en adelante y los 6 descensos que comienzan con el histórico Apolo 11, ¿fueron todos un engaños?.
+VER MÁS
#Sociedad

Artículo para negacionistas: 50 años del Apolo 11

Nadie quiere cerca a personas conflictivas y “raras”, sino positivas y mansas en su accionar social. Toma estos cortos consejos que capaz te ayudan a encasillarte a la fuerza en un mundo hueco e insen ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

Consejos para ser un poco normal en una sociedad anormal

A un ganapán le importa poco quien dirija y algunos hasta dirigen, transitan sin criticar, sin alzar la voz, simplemente cumple con asistir y rutinizar procesos, porque un ganapán ama la burocratizació ...
+VER MÁS
#Política

Un Ganapán o el ejercicio rutinario de la domesticación