#Política

La Virgen de la Junji y lo que (no) permanece en este Gobierno

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Cuando uno ve que Ximena Ossandon lleva la imagen de la Virgen al frontis de la JUNJI, se puede valorar el hecho y darle algún peso estratégico: se quiso ensalzar la imagen de la madre, se quiso dar una señal del apoyo permanente, se quiso destacar un trabajo desinteresado, etcétera. 

Sin embargo, cuando uno ve que después de diez meses ya retiraron la imagen de la Virgen, lo único que se descubre es lo banal que es este gobierno. Ni siquiera puede hacerse cargo de sus propios actos. El retiro de esa imagen no es más que la mala señal de que nada es en serio, nada es permanente. Que hay que leer las letras chicas que alguien escribirá y que en otro momento se borrarán. Lo que se escribe con la mano se borra con el codo.

¿Qué paso con el TEAM TANTAUCO? igual que en la TV, briosos corceles y preciosas musas que nos invitaban a seguir el viaje de Hércules. Los corceles ahora son burros y las musas están añejas. De Hércules ¡ni hablar!

Se tiraron cifras al voleo, vinieron los ofertones. Luego un discurso apoteósico el 21 de Mayo 2010, se mostraron exquisitas maquetas para vender ilusiones, vinieron los artefactos que nunca funcionarán, se tiraron muchas PPTs y con todo ello se crearon múltiples expectivas que la gente bebió hasta saciarse.

Aún no vemos la estrategia; lo táctico son sólo parches utilitarios. Con suerte el sempiterno Lavín y sus cositas, leyes que nunca llegan o que, en la medida de lo posible, tienen que ser corregidas en el Congreso por los "ineptos" de la Concertación. Al final, mucho ruido y pocas nueces.

Partimos con los mejores, la excelencia, la eficacia, la eficiencia, el emprendimiento, la renovación y ahora, a diez meses, ya estamos con lo mismo de siempre. Mismas prácticas políticas, misma corrupción declarada por décadas, mismas caras que se repiten una y otra vez rotándose al igual que en la directiva de la UDI.

Mientras tanto los ciudadanos observamos con mucha desilusión, lo mostramos en las encuestas y esperamos que pase el tiempo. El ególatra gira el timón dependiendo de la encuesta del día, vamos pa allá, vamos acá. Por suerte la economía va a estar bien igual, con este o con otro gobierno, comeremos lo mismo con este u otro gobierno y la vida seguiría igual o tal vez con menos parafernalia.

A esperar no más, habrá que comprar más libros y seguir escribiendo nuestra rabia en un blog que nadie lee.

————————

Foto: The Clinic.cl

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.