#Política

La falacia del IEF (Ingreso Etico Familiar)

4 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

 

“ Esto no es simplemente asistencialismo, es una alianza estratégica entre las familias que viven en pobreza y el Gobierno de Chile, para unir fuerzas, porque unidos vamos a ser capaces de derrotar la pobreza en nuestro país". Con estas palabras el Presidente Sebastian Pìñera, en el marco de la firma al Proyecto de Ley del IEF, sellaba lo que se supone una política pública de gobierno vanguardista y atingente a uno de los mayores lastres de este país; el porcentaje de ciudadanos bajo los niveles de pobreza y extrema pobreza, agravado luego del terremoto del 2010.

No obstante las buenas intenciones, y a modo de paréntesis, las políticas o iniciativas de este gobierno se enmarcan en una contradicción irritable. Primero, en estructura, se ubican entre la centro derecha – derecha (Ley anti tomas, represión policial, usufructo en la educación, aumento dotación policial) y en relación a su gestión pública, se le ubicaría a favor de un  bienestar social e intervencionismo moderado propio de tendencias más al centro, en cuanto políticas públicas contra la pobreza (Ministerio Desarrollo Social, IEF, AF) y a favor de un liberalismo ético (AVP, descongestión carcelaria, Ley general de indulto etc.). Aunque esto último de manera más bien a medias.

En relación a esto, el IEF como política pública programática, anunciada y ratificada en la Cuenta Publica 2010 – 2011, cobra especial relevancia dada su ambigüedad, por un lado, y a los indicadores de pobreza y extrema pobreza en Chile, por otro. Estos demuestran que un 16,4% (2.7M) y 3,8% (600m) de los ciudadanos viven en la pobreza e indigencia, respectivamente. La situación post terremoto elevó las cifras de individuos en situación de pobreza a un 19,4% (3,2M) y de indigencia hasta un 4,2% (700m). De allí la trascendencia de las políticas sociales como expresiones problematizadoras, entendidas como políticas de Estado de continuidad más que de cambio.

El problema de esto es que el IEF no corresponde a un rediseño de política pública, como lo ha querido mediáticamente establecer el Gobierno (entendido en un contexto de crisis de identidad, legitimidad y representatividad), lo que supondría, en el caso contrario,  una mejora sustancial en la asignación de ayuda para contrarrestar problemas de implementación y evaluación heredados desde la Concertación (autor de esta iniciativa en la práctica). Esta “originalidad” simplemente involucra un aumento en el dinero asignado con respecto a años anteriores y es más, un peor uso de los dineros públicos, considerando las deficiencias de focalización en las herramientas actuales que se utilizan para definir quién es receptor de los beneficios sociales (para más información ver Chile Solidario y FPS). Lo que da a entender esto es que se debería atacar primero este problema de fondo, antes de construir desarrollo sobre bases de barro. Por ejemplo, se ofrece un bono adicional (en el marco de la AF) para las mujeres mayores de 18 años que se capaciten y busquen empleo. El error está en que las herramientas descontextualizadas no consideran que del decil más bajo solo un 20% trabaja y que de este universo solo un 30% lo hace en el mercado laboral formal. Ejemplos como este hay muchos. (ver seminario políticas públicas del 13 de mayo de 2011. INAP).

Esta política pública es a todas luces asistencialista y castradora del potencial laboral en el seno de la vulnerabilidad. Se entiende que el asistencialismo es negativo cuando coarta la libre disposición y capacidad del individuo para generar bienestar y beneficio autónomamente, entregada en una primera fase,  las bases, apoyo y el incentivo adecuado por parte del Estado.

Esto se traduce a la realidad al ver que el IEF utiliza la herramienta de las transferencias condicionadas (TC) como medio para la asignación de beneficios. Pero el problema no está en esta asistencia en sí misma, a cambio del uso de servicios públicos (salud, educación y capacitación laboral), sino en la relación de esta con el contexto laboral y de ingreso ignorado – por voluntad o incapacidad – de las familias más vulnerables. En otras palabras, no se considera que el 50% del ingreso del 10% más pobre es por concepto exclusivo de TC (Ver ejemplos de Brasil y México), por mencionar solo un dato.

Es legítimo preguntarse dónde queda la visión de que la pobreza se supera con el uso de la propia libertad y voluntad del ser humano vulnerable, pero con el eficiente y eficaz sostén de un Estado presente y coherente, y no bajo directrices acordes a un sistema económico individualista. Cabe también preguntarse si el paternalismo y el asistencialismo extremo es la variable dependiente de un gobierno que manipula y tergiversa la función inherente del Estado en función de su propia supervivencia. Gobierno que, incapaz de construirse a sí misma ocupa la necesidad de otros para legitimar su propia incapacidad que no hace más que delatar su escaso compromiso son el desarrollo de todos los individuos por igual. 

* Por Rodrigo Carcamo Hun, Profesor de Historia y Ciencias Sociales. Magister (c) Ciencia Politica y Politicas Publicas.

————

Foto: Carolonline / Licencia CC

 

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

09 de Octubre

Estimado Rodrigo:

Dejo para complementar su analisis dos links:

– “Los genes que determinan si un cerebro es liberal o conservador” http://bit.ly/ezh8rq para que usted descrimine donde ponen la atención determinadas corrientes políticas

– “IPC de la Pobreza” http://bit.ly/pn2auA para saber cuales son los parámetros para considerar que un hogar esta en situación de pobreza.

Saludos,

09 de Octubre

Muchas gracias estimado.

Un gran aporte para profundizar mas en el tema.

Saludos.

hernan cortes uribe

19 de Marzo

es tan claro como que una gobernadora, tenga ficha de indigente, o un intendente enjuiciado por estafa o o o o .etc de esa base el sueldo etico perjudica a la clase trabajadora, ya que se trabaja para conseguir logros, los que se llevan los que no trabajan, y los que no quieren trabajar para no perder los beneficios, o trabajan sin contrato en diversas actividades y el sistema lo permite

rossana santander muñoz

17 de Abril

No puede ser que uno que se levanta todos los días temprano, a trabajar y tener que pagar desde que abrimos un ojo… y otros que viven de nosotros, que no imponen o simplemente no trabajan para calificar en Fonasa A, y solicitar todos lo beneficios que vengan y siempre victimizándose de ser de extrema pobreza… así siempre vamos a ser castigados los que gran esfuerzo hemos logrado algún bien.

Ver todos
Ocultar

#Coronavirus

VER TODO
La nueva Carta Magna debe tener la más alta representación de la ciudadanía a la que servirá, y en esa ciudadanía siempre habrá, derechas e izquierdas, aunque sean independientes
+VER MÁS
#Política

Convención Constituyente: convencer en vez de vencer

Los partidos debieran extraer la conclusión, del resultado de la Constituyente, que se agotó un tipo de hegemonía y de liderazgo que gobernó el país en estos más de 30 años y que el propio proyecto h ...
+VER MÁS
#Política

Resultado constituyente: fin de un ciclo político

Vemos la Olla Comunitaria como una herramienta de movilización, la comida como un elemento de unión, elemento de confluencia y solidaridad, como Iniciativa popular que incide en la organización y empo ...
+VER MÁS
#Internacional

Colombia: de la olla comunitaria a espacios de construcción de tejido social

En la Araucanía el capital está en la tierra y la propiedad latifundista de ésta; siendo estos instrumentos de dominación colonial dibujada bajo la forma de empresa; pero, una empresa altamente monopoli ...
+VER MÁS
#Economía

Forestales: los diamantes de sangre chilenos

Nuevos

La nueva Carta Magna debe tener la más alta representación de la ciudadanía a la que servirá, y en esa ciudadanía siempre habrá, derechas e izquierdas, aunque sean independientes
+VER MÁS
#Política

Convención Constituyente: convencer en vez de vencer

Los partidos debieran extraer la conclusión, del resultado de la Constituyente, que se agotó un tipo de hegemonía y de liderazgo que gobernó el país en estos más de 30 años y que el propio proyecto h ...
+VER MÁS
#Política

Resultado constituyente: fin de un ciclo político

Vemos la Olla Comunitaria como una herramienta de movilización, la comida como un elemento de unión, elemento de confluencia y solidaridad, como Iniciativa popular que incide en la organización y empo ...
+VER MÁS
#Internacional

Colombia: de la olla comunitaria a espacios de construcción de tejido social

En la Araucanía el capital está en la tierra y la propiedad latifundista de ésta; siendo estos instrumentos de dominación colonial dibujada bajo la forma de empresa; pero, una empresa altamente monopoli ...
+VER MÁS
#Economía

Forestales: los diamantes de sangre chilenos

Popular

En el transcurso de estos 177 años la YMCA se convirtió en uno de los movimientos sociales con mayor presencia e impacto del planeta, alcanzando a más de 64 millones de personas en los cinco continentes
+VER MÁS
#Sociedad

YMCA Internacional celebra 177 años

Las protestas del 2019 hacen ver que los Estudiantes cuando saltaron el torniquete reavivaron la llama de los pinguinos del 2006 y universitarios del 2011
+VER MÁS
#Educación

A 15 Años de la Revolución Pinguina ¿Qué se logró?

El mandato popular del 80 % no se negocia, se acata. Y eso no es autoritarismo, es democracia.
+VER MÁS
#Política

El mandato popular no se negocia

En esta sinóptica descripción de la región sudamericana, se vislumbra que la Pandemia del Covid-19 convive y acentúa procesos políticos que develan las precariedades en las que se encuentran estos países
+VER MÁS
#Internacional

Sudamérica y su entropía geopolítica en pandemia