#Educación

A casi 4 años del decreto 1363 o la caducidad de la educación musical

3 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Imagen

Comienza el temido marzo con aún calurosos días como en enero, cuando la mayoría piensa en descansar y en no exponerse de manera excesiva al sol. Entre pentas y cavales, otros (menos) aún están discutiendo  sobre la expuesta reforma educacional. La cual busca entre otras cosas la igualdad de oportunidades para estudiar, el fin a la selección y el más sucio y real…el lucro desmedido que ejercen las empresas educacionales de nuestro país.


No encuentro necesario en este momento recordar, todos los beneficios que conlleva la práctica musical en la formación integral del ser humano, ni tampoco referirme a la cantidad de estudios científicos cuantitativos sobre los beneficios que se obtienen de esta disciplina, pero sí encuentro necesario compartir cómo nos ha afectado a los docentes de música la reducción de nuestras horas de trabajo, donde todas las propuestas didácticas debieron ser reducidas a la mitad o incluso menos, incluyo acá también nuestra situación laboral que también bajó a la mitad.

Pero mientras esto sucede, estamos quienes estamos dentro del sistema educativo real, cada día dentro del aula y específicamente en el aula de música (aunque aula de música es un poco exagerado, porque a veces es el comedor  o el patio o cualquier rincón del colegio donde no se “moleste” a los que hacen clase en serio, pero bueno, eso lo dejo para otro momento). En Julio de 2011 dentro de las rarezas que hizo el ex Ministro de Educación Joaquín Lavín, una muy cruel fue el decreto n°1363, el cual reducía las horas de Música y Artes Visuales en segundo ciclo básico, dejándolas con 45 minutos semanales, lo que en la práctica se reduce a máximo 20 minutos de clases.

Durante el año 2011, mientras estaba con mi pre y post natal y era coordinadora de la carrera de Pedagogía en Música de la ya difunta Universidad del Mar en la ciudad de Iquique, fui testigo de cadenas de correos entre los eruditos de la Educación Musical de nuestro país, Consejo Nacional de la Música, académicos de Universidades estatales, compositores e intérpretes entre otros, debatían vía mail cual sería la repercusión de esta cruel decisión de sacar la Música de las aulas. Recuerdo haber leído cartas que enviaron diferentes colectivos de nuestra área al Ministerio de Educación, resalto el trabajo del colectivo PROMUS de Valparaíso. En Noviembre de 2011 organizamos una protesta contra esta medida y fuimos cuatro pelagatos a reclamar a la SECREDUC (claro la mayoría de los profesores no podían estar porque no tenían autorización para faltar a sus clases, pero bueno).

Llegó el 2012 y la gente estaba para ese entonces más preocupada por el posible fin del mundo que por la reducción de horas en Música, entonces al llegar al mes de marzo nos encontramos con la “sorpresa” de que ahora tendríamos tan solo 45 minutos semanales con los cursos de segundo ciclo (quinto a octavo).

Durante los siguientes tres años aún existen cartas esporádicas al Ministerio de Educación pidiendo revertir esta cruel medida, algunos ingenuos pensamos que el cambio de gobierno facilitaría esta decisión, sin embargo el portazo fue el mismo, con una respuesta digna de un gobierno neoliberal.

No encuentro necesario en este momento recordar, todos los beneficios que conlleva la práctica musical en la formación integral del ser humano, ni tampoco referirme a la cantidad de estudios científicos cuantitativos sobre los beneficios que se obtienen de esta disciplina,  pero sí encuentro necesario compartir cómo nos ha afectado a los docentes de música la reducción de nuestras horas de trabajo, donde todas las propuestas didácticas debieron ser reducidas a la mitad o incluso menos, incluyo acá también nuestra situación laboral que también bajó a la mitad.

Es una lástima que esta reforma educacional no aborde aspectos del curriculum y que solo se quede en el macro sistema cuando lo que hay dentro no va bien (a veces creo que es solo pintar la fachada).

También es una lástima que como colectivo de profesores de música y músicos del país no hayamos tenido la suficiente fuerza para presionar al Ministerio en esta oscura decisión, Por otro lado tampoco vi a nadie del área de Artes visuales ni Educación Tecnológica pidiendo la restitución de las horas.

Divide y vencerás…

Este mes de marzo será ya el tercer año en que tendremos que hacer 45 minutos de clases en segundo ciclo básico, lo que es realmente una pérdida en la calidad de nuestra educación. Solo me queda la esperanza de que alguno de nuestros representantes en el congreso en algún minuto se acuerde que más allá de todo lo sucio y oscuro que hay en el financiamiento de la Educación, hay un currículum y hay un proceso de formación de seres humanos y ciudadanos y que solo con clases de matemáticas y lenguaje no alcanzarán a formarse de manera integral.

Por ahora nos queda poner el hombro y seguir adelante musicalizando nuestras aulas con lo poco que nos va quedando y hacerlo lo mejor que se pueda, ya que en este momento el rol del profesor es más importante que nunca. David Elliot se refirió así a los docentes de música: “Un maestro competente es aquel que posee tanto habilidad musical como habilidad para enseñar”, así que mucha fuerza a todos los profesores de música que por estos días inician con mucha esperanza y alegría un nuevo año académico…

TAGS: #Profesores Música

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
solopol

14 de marzo

Si le argumentamos a los derechistas que le enseñanza de la música hace que los niños sean más inteligentes y que produzcan mas plata para el país, o le argumentamos a los izquierdistas que la enseñanza de la música crea ciudadanos conscientes y 100% politizados, los tenemos ganados… pero no creo que el camino sea aceptar este bitematismo de la sociedad chilena, centrada permanentemente en asuntos economicos o políticos. Ellos no nos toman en cuenta, algunos nos exigen lucro y otros nos exigen cosas como que los niños salgan votando y eligiendo presidentes, ellos no entienden lo que es el arte. Lo ven de una forma instrumental, formar gente mas capaz para sus empresas, o progres mas conscientes, ellos no pueden ver la música de por sí, y ya decir esto es escandaloso… porque inmediatamente asumirán, 100% seguro, que la música es un lujito pituco que no sirve para nada, y en eso eso mejor que no nos mientan… con el tiempo he llegado a la conclusión de que no hay que rogarles, sino que ocupar un terreno del que ellos se han apropiado. Piensan que estos espacios, por ejemplo, son de ellos, que son para discutir de politica, de economia, nosotros somos afuerinos… que ocupamos un lugar que no nos corresponde… no hay que desanimarse y creo lo más importante es un cambio de actitud de músicos y artistas, sólo nosotros podemos solucionar el problema, y creo lo mismo pasa con muchas personas que no se atreven a decir ni pio si su oficio o actividad no tiene que ver con lo financiero o lo social, como pasa con los artesanos y muchas personas que son excluidas del pais, y cuyo oficio no sale incluido en la cedula de identidad… gracias por tu columna, saludos 🙂

15 de marzo

Profesora:

Hace tiempo que la clase política no ve nada más que no sea el bien propio y en eso está la terrible idea que los niños de hoy, futuro del país (como se suele decir) no deben ser más que “entes productivos”, pensamiento que los “financistas” de campañas se encargan de dejar claro, con el argumento de que el bienestar de las personas se basa en el poder adquisitivo. Por tanto, no hay que instruir más que en lo básico para crear ovejitas listas para integrarse al gran rebaño que mantiene a la élite confortable.

Ambas estamos en las tierras de la olvidada Tarapacá y bien sabe usted que la oferta académica es amplia en la minería y comercio, como si nada más existiera. Creo sinceramente que esta especie de “poda” de los conocimientos esenciales para una formación integral del ser humano tiene la oscura intención de quitarle a las personas las ganas de vivir, dejándolas en el conformismo del sobrevivir.
Luchar contra lo establecido se ha vuelto muy difícil. Pero confiemos en que vienen los tiempos del cambio, de volver a pensar en las personas como lo que son: seres destinados a ser felices.

Gracias por su columna. Saludos.

Cristian Urtubia

13 de mayo

Es realmente una lástima lo que sucede con la asignatura. Lo peor q he visto es q ni a los propios profes les interesa. PROMUS ha sido de los pocos q se ha pronunciado.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Asumir una comprensión adecuada y armónica de todos los derechos fundamentales implica dejar de utilizar estas argumentaciones como verdades dadas de una vez por todas
+VER MÁS
#Ciudadanía

Posverdades o mentiras emotivas-ideológicas sobre los Derechos Sociales

Hoy ya con 40 años, he podido rehacer mi vida en algunos aspectos; pero, debo reconocer que ser niñe trans es difícil y más aún frente a la actitud del discurso biomédico y social, que niega esta real ...
+VER MÁS
#Política

Nosotres trans, no somos el problema

Piñera saca a los antagonistas del centro social y los coloca al margen de los debates del quehacer político, porque son larvas, por tanto, pueden ser aplastadas comunicacionalmente.
+VER MÁS
#Política

Los flojos y la derrota de Piñera

El animal es objetivado, es objeto, no es parte del mundo sensible, no se le reconoce dignidad alguna ya que no vemos ni escuchamos su dolor. Es un animal objeto o bien de consumo
+VER MÁS
#Ciudadanía

El mundo de los vegetarianos y la problemática detrás del consumo de carne

Popular

No es un diagnóstico errado decir que hoy la adopción falla, no solo porque no se visualiza como alternativa, sino porque además es un proceso demoroso.
+VER MÁS
#Sociedad

Adopción, por el derecho a ser hijos e hijas

En lugar de responder con más odio y prejuicios, debemos ser capaces de convencer a los que aún piensan así, que esos miedos y discriminaciones son frutos de un país profundamente fracturado y segregado ...
+VER MÁS
#Ciudad

La Huechuraba que soñamos

Por las características de construcción y formas de adquisición de los departamentos de la torre de Lavín, afirmamos que no son viviendas sociales.
+VER MÁS
#Ciudad

¿Son viviendas sociales las de Lavín en Las Condes?

¿En qué minuto recibimos la gracia de poder elegir donde tiene que vivir cada persona?
+VER MÁS
#Ciudad

Plusvalía v/s dignidad