#Política

El desencuentro de los demócratas: 22 años de borrachera

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Ayer publiqué esta columna en La Segunda, la comparto con ustedes. ¿Qué les parece? Recibo ideas, sugerencias, insultos, reclamos, estrellas, aplausos y comentarios.

Han pasado 22 años desde uno de los mayores triunfos de la democracia. El triunfo de quienes se organizaron en la clandestinidad; de los que tomaron en sus manos las revoluciones sociales y presionaron por un plebiscito; de los que saludaron a las caravanas del NO; de quienes trazaron en la papeleta una línea vertical de cambio, esperanza y audacia; de todos quienes creyeron en la democracia. Había motivos de sobra para celebrar. Pero la fiesta fue demasiado larga. La Concertación, que monopolizó las celebraciones, se mantuvo en un estado de borrachera tal, que lentamente fue traicionando los principios que tanto defendió.

Luego de 20 años de éxitos electorales, perdió el poder con una imagen desgastada, de haber albergado entre sus filas la corrupción y de alimentar dentro de sus partidos prácticas dictatoriales y déspotas. Sus mañas son las responsables de que hoy la participación electoral sea bajísima, los ciudadanos ya no confíen en las instituciones políticas y la misma democracia haya perdido credibilidad y respeto.

Existía la esperanza de que en algún momento estos viejos líderes pasaran el bastón. No fue así. Egoístas, alienaron a las nuevas generaciones en las juventudes de los partidos y a otros les “premiaron” con jefaturas de gabinete. Para peor, quienes encabezan hoy esas colectividades son viejos conservadores en cuerpos de jóvenes, hijos de las mismas élites que se han negado a distribuir el poder, y figuras que no encarnan más que la continuidad de un cadáver.

Claro que consiguieron éxitos. La Concertación impulsó políticas fiscales responsables y ejemplares; avanzó en equidad de género; implementó importantes reformas que modernizaron la justicia, y redujo la pobreza. Pero también el bienestar, la educación y la salud de calidad quedaron reservados sólo para unos pocos.

Les faltó coraje para cambiar Chile. Los progresistas perdimos las esperanzas en el sistema, pero no la esperanza de cambiarlo. Creemos en la democracia y también en el mercado; en la necesidad de un nuevo pacto político que reforme nuestro sistema electoral y amplíe los espacios de participación; un pacto fiscal que deje de castigar a los pobres; un pacto social que revolucione la salud y la educación, y un pacto productivo que nos aleje de la dependencia en las materias primas y promueva el emprendimiento. Para lograrlo se requiere valentía y disposición a reclamar espacios sin esperar ser invitados. Pero, por sobre todo, el convencimiento de que no será desde dentro de la Concertación de donde nacerán los nuevos liderazgos progresistas, ni menos quienes conducirán al país hacia el futuro.

En vez de emborracharnos con memorias nostálgicas y promesas vacías, hemos decidido actuar y demostrar que Chile requiere una nueva fuerza progresista y no más de los sospechosos de siempre.
 

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

24 de octubre

Lamentablemente cuesta mucho confiar en los políticos ya que quienes entran al “quehacer” con buenas intenciones,ideas y honradez además de consecuencia luego son “absorbidos” por esta verdadera “familia” de abusadores del poder, oportunismo y malas prácticas que los hacen inoperantes ya que todo se les boicotea además de aislarlos políticamente.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

¿Y por qué creo que es necesario todo esto?, porque deseo que en mi país se respete mi libertad, y la de todos, de buscar mi propia felicidad en un ambiente optimo, donde se respeten las opiniones y no s ...
+VER MÁS
##UnPaísQueOpina

Mis ideas para un Chile mejor

Me parece insolito pensar que la razón de esta visita, largamente esperada, era rearmar el espíritu de los congregados, mediante buscar aumentar la credibilidad en la Iglesia. Pues claramente estuvo lejo ...
+VER MÁS
#Religión

Papa Francisco en Chile. Una venida que de nada sirve

¿Qué peso y legitimidad tiene tomar definiciones de una ley que no se ha podido implementar porque carece de reglamento?
+VER MÁS
#Política

¿Trabajo, derecho para todos? Los reglamentos de la Ley 21.015

¿Cuántos obreros que ganan el mínimo se habrán reunido para ponerse pulseritas y ver tocar a Moral Distraída
+VER MÁS
#Política

Izquierdapalooza

Popular

Es posible que alguien que no tenga un conocimiento adecuado de la PSU realice rankings de las escuelas basados en sus puntajes y realice inferencias respecto de su calidad
+VER MÁS
#Educación

La responsabilidad de #DataChile

Para una economía relativamente pequeña como la chilena, el tamaño de estos grupos es extraordinariamente mayúsculo.
+VER MÁS
#Economía

Chile y su Concentración Económica

Se podría pensar que el nuevo gobierno de Piñera apuntará a una restauración mercantilista y conservadora. Así como sería lógico que toda la Nueva Mayoría coincidiera con el Frente Amplio en una age ...
+VER MÁS
#Política

Chile ¿Qué está en riesgo?

Para los que amamos la libertad del pensamiento, siempre nos parecerá más noble dentro de la mitología cristiana, la imagen de la serpiente sabia, liberando al hombre y la mujer de su oscurantismo ignora ...
+VER MÁS
#Sociedad

Lucifer y el librepensamiento