#Economía

Lo que oculta la globalización ¿Comprarías cosas hechas por esclavos?

22 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

Este artículo lo escribo desde los sentimientos. De ir a un supermercado o a una gran tienda y preguntarme ¿Qué compro para no sentir que estoy beneficiándome con la esclavitud de alguien, posiblemente un niño, al otro lado del planeta?.

Este es un mundo globalizado y los productos que adquirimos fueron fabricados o producidos en lugares muy distantes y deberíamos preguntarnos, ¿Por qué son baratos, que magia hacen en esos países para producir a tan bajo costo? 

Debemos saber que los grandes grupos económicos y dueños de las grandes multinacionales controlan la economía global como depredadores crueles y brutales, y lo grave, es que depredan a su misma especie


Hoy la esclavitud no está legitimada, pero se calcula que existen unos 38 millones de esclavos en el mundo, por ejemplo en India es una realidad que se oculta y allí hay unos 16 millones esclavos.

Algo que no hemos aprendido del resto de los animales, es que leones, orcas y lobos, matan y comen cuando tienen hambre, comen solo lo necesario, y no tienen más crías de las que pueden alimentar. Otra de nuestras fallas es que al encontrarnos en posiciones de privilegio nos ponemos avaros y codiciosos. Y por mantener un estilo de vida lleno de comodidades, no nos importa que esto signifique beneficiarnos del sufrimiento en países como el Congo, Costa de Marfil o China.

Otros elementos son la sobrepoblación, la pobreza y la existencia de gobiernos con políticos corruptos, que por dinero, no les importa que su pueblo pase hambre y sea vulnerable a ser esclavizado, más aun lo permiten y facilitan que grandes multinacionales se posicionen en sus países en búsqueda de mano de obra barata y ¿Qué más barato que un esclavo?, todo sirve para aumentar utilidades.

Qué resulta de esto, que hoy todos nosotros y sin saberlo (hasta ahora que lee este artículo), estamos vinculados con la esclavitud, ella se encuentra en la cadena de suministros de muchas cosas que compramos, desde los alimentos, el vestuario y la electrónica. Resultando ser un pilar fundamental de la economía global. Se aprovechan que el común de los mortales busca comprar barato y no sabe o no le interesa que sea un niño negro esclavizado el que está detrás de ese producto. Es decir, ponemos el interés económico por encima de las personas.

En el s XIX, cuando la esclavitud estaba legitimada, tener un esclavo era caro, a dinero de hoy llegaban a valer unos 30.000 dólares, en cambio y gracias a la sobrepoblación, en Costa de Marfil hoy un niño cuesta 230 euros. Niños que son esclavizados en minas de Coltán, del que se extrae el Tantalio para las baterías de nuestros celulares y computadores, estos niños viven y trabajan en lugares gravemente contaminados, obviamente carentes de cualquier tipo de protección médica, y gracias a la ley de oferta y demanda, al esclavista le resulta más barato comprar otro niño que sanar uno enfermo o lesionado y si muere, no le interesa a nadie.

Hoy la esclavitud no está legitimada, pero se calcula que existen unos 38 millones de esclavos en el mundo, por ejemplo en India es una realidad que se oculta y allí hay unos 16 millones esclavos.

Los medios de comunicación no hablan de estos hechos, principalmente por que los grupos de poder controlan los medios de comunicación mediante la publicidad, y ningún medio hablará en contra de quien lo financia con este mecanismo. Son realidades que se mantienen ocultas para no dañar la economía global.

Estos hechos salieron a luz gracias a documentales denuncia, como: “The Dark side of chocolate” del danés Miki Mistrati, el que llegó a exhibir en una pantalla gigante frente a la sede en Suiza de la multinacional Nestlé, al no querer ser recibido por esta. El otro que denuncia esta realidad es Kevin Bales con su primer libro “La nueva esclavitud en la economía global” que investiga su resurgimiento global. También tenemos a Frank Piasecki Poulsen, con su documental “Blood in the mobile”, que muestra los niños esclavos en las minas de Coltán.

Denunciar estos hechos no deja de ser peligroso como lo fue para el periodista francés Guy-André Kieffer quien fue secuestrado desde el estacionamiento de un supermercado en Abiyán(Costa de Marfil) el 16 de abril de 2004,lugar donde pensaba citarse como parte de su investigación sobre prácticas oscuras en la producción y la exportación de cacao, con Michel Legré, cuñado de la Primera Dama de Costa de Marfil, Simone Gbagbo. Hasta el día de hoy, no se sabe que le pasó.

Organismos de naciones unidas han tratado de abolir este flagelo, pero se ven impedidos por el fuerte lobby de las multinacionales, quienes a pesar de comprometerse a sacarla de sus cadenas de abastecimiento, en vez de disminuir, este flagelo continúa aumentando en el mundo.

Así como tenemos los sellos que indican que un producto es alto en calorías, en grasas o en azúcar, debiéramos crear otros dos, uno que indique si es “Amable con el medio ambiente” y otro que señale que es “Libre de esclavitud”. Y si el producto importado no los tiene, fijarles un impuesto alto para desmotivar su importación y estimular el terminar con estas prácticas.

Tener esclavos es derechamente competencia desleal, ya que si una empresa tiene empleados asalariados y con beneficios, obviamente sus productos serán más caros, pero ese precio será justo. En cambio la esclavitud tiene un costo mucho más alto que no se mide en dinero, pero se mide en dignidad y sufrimiento humano. 

TAGS: #NeoEsclavitud #TrabajoForzado Esclavitud

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Adalberto Ibáñez

06 de diciembre

La Esclavitud sólo desaparecerá cuando tomemos conciencia de que todos de uno u otro modo esclavizamos inconscientemente a muchísimos otros sin percatarnos de que cada uno de nosotros es un esclavista más.

Piensen en que desde siempre hemos esclavizados a los Animales que nos comemos y a los que utilizamos como simples máquinas y no como seres vivos que sienten y sufren por causa de nuestros apetitos y maltratos.

Y no importa que seamos personas religiosas o ateas pues respecto de los animales nos comportamos iguales como esclavistas inconscientes.

07 de diciembre

Don Adalberto, la caridad empieza por casa, si no aprendemos a respetarnos a nosotros mismos, menos respetaremos al resto de las especies.

Saludos y gracias

Alejandro Üwe

10 de diciembre

la pena de muerte para los traficantes y tratantes de esclavos también es buena opción para los que no quieren tomar conciencia y piensan solo en su propio interés

07 de diciembre

Saludos. ¿Qué es eso de “lo que oculta la globalización” y la asociación antojadiza con la explotación inhumana del trabajo? Los abusos ocurren con o sin globalización, y por lo tanto esta última no es causa. Todavía más, usted se entera de tales abusos precisamente gracias a la globalización, que sin ella no tendría idea que lo que pasa al otro lado del océano. Y para que usted sepa es la mismísima globalización la mejor esperanza para poner término a esos abusos. El derecho internacional, la información, las sanciones, solo son posibles con globalización. Y la afirmación de que los productos foráneos son con probabilidad tan baratos a causa de los abusos en los procesos productivos, contiene una importante carga de irresponsabilidad. Sepa que puede ser justamente lo contrario, un síntoma de que a nosotros, acá, los productores nos están defraudando, y lo que es peor, con la complicidad del Estado. Esas diferencias de precios en los mercados a menudo se producen porque los gobiernos subvencionan a los productores nacionales con la plata de los impuestos, la de todos nosotros, para que puedan justificar su inoperancia, o quizá el robo, o quizá los antojos de la querida del dueño, y no necesariamente porque en otros lados exploten al componente obrero; y cuando se pactan relaciones de libre comercio, se comprometen los estados con renunciar a dichas subvenciones, y entonces quedan delatadas estas diferencias de precios.

07 de diciembre

Don Lisandro, es cierto que la esclavitud no es nada nuevo, en realidad apareció junto con el invento de las ciudades, hace poco más de 10.000 años y recién se abolió a fines del siglo XIX comienzos del XX, lo que ocurre es que hoy está en aumento en los países pobres.

Las Naciones Unidas está alarmada por esto y lleva varios años intentando que disminuya, pero el fuerte lobby de las multinacionales (ejemplo: Nestlé) postergan el hacer algo, primero se comprometieron para el 2005, luego para el 2020 y ahora gracias a Agenda 2030 la pueden volver a postergar.

Usted esta confundiendo causa y efecto, la esclavitud no sale a la luz gracias a la globalización, más bien la está justificando y agravando. Piense que las grandes empresas no se instalan en un país pobre para ayudar, no, su objetivo es abaratar la producción con mano de obra de bajo costo, por eso se instalan en países donde pueden pagar bajos sueldos, sin sindicatos fuertes y gobiernos con legislaciones laborales permisivas.

Saludos y se agradece la opinión.

08 de diciembre

Lógica, estimado, esa es su falencia, su carencia. Tómese un curso de lógica, hágame caso, que le ayudará. Debe fundamentar su acusación en cuanto a que la globalización agrava la esclavitud. ¿No se ha puesto a pensar que si profiere dichas acusaciones, sin sustento alguno, al voleo, los lectores, siguiendo exactamente la misma lógica suya, arbitraria e infundada, tenemos todo el derecho a creer, del mismo modo que afirma que Nestlé y otros hacen lobby en pro de sus abstrusos y perversos intereses, que usted puede ser un agente haciendo lobby para que los productores locales conserven sus ventajas y puedan seguir esquilmando a los connacionales con precios altos fruto de la ausencia de competidores foráneos? ¿Dónde está la coherencia de abominar contra los empresarios, respecto de sus trabajadores, pero defender esos mismos intereses respecto de los consumidores? Es que no la hay, no hay la más mínima coherencia. Es un soberano mamotreto de consignas que se estrellan unas con otras.

08 de diciembre

Don Lisandro, siguiendo su argumento también podría decir que quizás usted es un defensor de las multinacionales que se benefician de la esclavitud o un enviado de Nestlé (con quien ya he tenido diálogos sobre el tema por Twitter).
Ahora y ya que todos podemos hacer nuestras propias investigaciones, averigue lo siguiente: ¿Por qué Nestle es una de las multinacionales con más acusaciones públicas y denuncias contra la salud pública y el medio ambiente?

08 de diciembre

¿Eh?, ¿que yo he tenido diálogos con Nestlé por twitter? No lo recuerdo, pero en cualquier caso, ¿por qué entonces no he recibido mi coimisión? ¡Quiero mi dinero! Claro que se puede suponer cualquier cosa, pero con ello el descalificado es usted, no yo, porque es su argumento, y es quien alega contra las multinacionales. Ahora bien, habla de una en particular, Nestlé, y por ella pretende que la globalización toda sería nefesta. Debemos alegrarnos de que no se haya dedicado a la medicina, puesto que por una verruga, habría sido capaz de amputar miembros completos o quizá, enviado los pacientes a la morgue. En todos estos aspectos hablamos de personas, no de engranajes, y por lo tanto no se puede decir que las máquinas funcionan mal. Usted no puede juzgar los modelos por las acciones de las personas, porque éstas son impredecibles, ni siquiera constantes. En unas fechas pueden ser adecuadas, y en otras, no. Razonando como usted debiésemos haber disuelto el Estado hace rato, plagado de corruptos.

09 de diciembre

Le voy a explicar un par acciones realizadas por las Naciones Unidas, una fue promover el desarrollo sostenible y para ello está impulsando Agenda 2030 y nuestro paìs se comprometió con sus objetivos. En el punto 8 de dicha Agenda, dice: “Promover el crecimiento económico sostenido, inclusivo y sostenible, el empleo pleno y productivo y el trabajo decente para todos” y más específicamente el 8.7 “Adoptar medidas inmediatas y eficaces para erradicar el trabajo forzoso, poner fin a las formas contemporáneas de esclavitud y la trata de personas y asegurar la prohibición y eliminación de las peores formas de trabajo infantil, incluidos el reclutamiento y la utilización de niños soldados, y, de aquí a 2025, poner fin al trabajo infantil en todas sus formas”.
Lo otro, la ONU declaró el 16 de abril como Día internacional contra la Esclavitud Infantil, en homenaje a un niño de de 12 años de nombre Iqbal Masih, quien a pesar de su corta edad, luchó contra la existencia de los millones de niños y niñas esclavos en el mundo. Fue asesinado por la mafia tapicera de Pakistán mientras conducía su bicicleta. Iqbal logró que se cerraran varias empresas donde todos sus trabajadores eran niñas y niños esclavizados.

Saludos

09 de diciembre

Sobre Nestlé, luego que publiqué el artículo “Esclavitud infantil, uno de los pilares de la Economía Global” fue contactado por dicha empresa para explicarme que me había basado en páginas que difunden mentiras. Le explique que no fue así y que me basaba en un reportaje del canal Alemán DW titulado “Las manos invisibles” y también “The Dark side of chocolate”. Por lo tanto, las fuentes eran serias.
Sobre otras empresas le aconsejo ver los reportajes y también leer mis otros artículos:
. Xu Lizhi: su suicidio y poemas que revelan el mundo que hemos creado
. 16 de abril: Semana Santa el chocolate y la esclavitud infantil y
. Esclavitud infantil, uno de los pilares de la Economía Global

Saludos don Lisandro

12 de diciembre

Saludos: Interesantes y específicos sus comentarios, estimado. La cosa es que con ellos no refuta la globalización, que es el tema en cuestión. Le hablaré, en lugar de darnos más vueltas sobre lo mismo, de un tema que modestamente veo enrevesado, pero que enriquece este asunto y que tiene directa relación con esto de la globalización. Tema que según se mire, de paso le pone en particular contradicción, o al menos, en un dilema: LA MORAL. ¿Está usted contra la globalización? En verdad, creo que usted no sabe lo que quiere, porque en cierto modo está en favor de ella. Pues claro, porque habla de la inaceptable explotación de los más débiles. ¿Y de dónde saca que la moral nuestra -así, nuestra, una entre muchas-, tiene necesariamente que ser la de todos, incluidos aquellos pueblos que en otros lados explotan a sus gentes? De la globalización, pues. Y aquí hay una relación directa con Medio Oriente, donde muchos musulmanes no comparten nuestra moral, y todavía más, afirman que aquello que tenemos por bueno y deseable, para ellos es una perversión. Es la globalización la que ha exportado los preceptos morales cristianos a todo el mundo, y ese proceso de exportación de la moral cristiana ha sido causa de guerras y desavenencias. Y claro que la moral no es una sola, pero es con la globalización que se iguala. Para un japonés tradicionalista, por ejemplo, el suicidio es moralmente honroso, en tanto para nosotros, inaceptable. ¿Es moral imponer nuestra moral? Esa es la cuestión.

12 de diciembre

Don Lisandro: La globalización no es la mala, es solo una herramienta, lo que la hace buena o mala es como se utiliza, en este caso y para ser más especifico, estamos hablando de la globalización económica bajo un modelo capitalista neoliberal y su dogmática “mano invisible”, que se supone controla todo de forma virtuosa.

Sobre la esclavitud, pienso que a nadie en el mundo y sin importar la cultura a la que se pertenezca le debe gustar vivir esclavizado o que lo exploten y lo castiguen físicamente, pienso que en eso está profundamente equivocado, este no es un tema cultural. Lo que ocurre, es que las grandes multinacionales, en su eterna búsqueda de disminuir costos, se aprovechan de países donde hay pobreza, corrupción, con leyes débiles y permisivas para obtener mano de obra es barata.

Saludos

12 de diciembre

Es que usted también es dogmático, pues estimado, igual que la mano invisible que cuestiona. Es cuestión de atender al lenguaje que usa. ¿Para qué le pone el apellido de “neoliberal” al capitalismo, en un tema en el que no viene al caso? De puro mono, no más. Porque no me va a decir que le interesa debatir aquí, en este artículo suyo, sobre los modelos keynesianos versus el de Friedman, y las cuestiones de la desigualdad entre ahorro e inversión, el multiplicador de la inversión, la propensión marginal del consumo y el modelo de Heckscher-Ohlin. Porque esos temas son los que marcan la diferencia entre el capitalismo tradicional y el neoliberal. Si usted está en contra del capitalismo, y se extiende en cuanto a que es contra el neoliberal, ¿qué entiende el lector que sabe del asunto. “Ah, si es que especificó que es contra el neoliberal, quiere decir que está a favor del capitalismo clásico, porque de otro modo no tendría sentido que hiciese la diferencia” La cuestión es que lo hace así, sin que tenga sentido.

12 de diciembre

¿Y la esclavitud?

12 de diciembre

Y en cualquier caso estimado, lo que usted menciona sobre el sentimiento para con las gentes esclavizadas se llama compasión, y su deseo porque todos sientan esa misma compasión o mejor dicho, su creencia en que necesariamente todo ser humano debiese ser compasivo, es un dogma, un dogma como el de la mano invisible, y un dogma bastante absurdo. ¿Que por qué? Porque la moral es un invento, una ideofactura, y por lo tanto no tiene sentido esperar que priori todos debamos compartir el mismo invento y justamente con las mismas características. Y no ha sucedido así, porque por ejemplo los antiguos romanos creían que la compasión era un defecto, no una virtud. El cambio en ellos con el cristianismo les motivó a dejarnos un regalito, un recuerdo para la eternidad: Las ruinas del Coliseo.

12 de diciembre

En resumen Don Lisandro, para usted es correcto que se esclavice un niño para, por ejemplo, pueda disfrutar de un chocolate.

Saludos

12 de diciembre

Ya existen sellos que impedirian la esclavitud mencionada. Busquen productos con sellos como ‘comercio justo’ o ‘fair trade’ en ingles, que promueven una relacion justa entre productores y consumidores, que en la cadena de valor se hayan pagado precios justos, y eso por cierto prohibe el uso de esclavos.
Y ojo, que no hay que ir tan lejos para ver trato casi de esclavos. La poca produccion textil que aun queda en Chile se hace muchas veces con gente que apenas recibe unas monedas, o sea casi esclavos.
Invisibilización y precariedad: la violenta realidad de la industria del vestuario en Chile
http://www.elmostrador.cl/noticias/pais/2017/12/07/invisibilizacion-y-precariedad-la-violenta-realidad-de-la-industria-del-vestuario-en-chile/

En muchas otras empresas tambien se recibe trato casi de esclavo, como en Fruna donde se suicidó un trabajador hace tiempo por el maltrato recibido.

13 de diciembre

Tiene razón Don Cristian, al hablar de sellos no estoy “inventando la rueda”, es una idea que viene desde organismos internacionales y como usted dice, la esclavitud también la tenemos en nuestra casa.

Saludos y gracias por su aporte

12 de diciembre

Mmm. Me gustan el sahne nuss y el bitter. Ñam, ñam. Eh, no, su resumen es cuenta suya únicamente y no tiene asidero. El tema es que usted se plantea ingenuamente despotricando contra la globalización y atribuyéndole una responsabilidad que no tiene en cuanto a los abusos con la explotación del trabajo. En Siberia, por muchos años no hubo globalización, pero abundaba la explotación abusiva y esclavizante del trabajo. Por ejemplo, hay kilómetros y kilómetros de un canal artificial construido por medio de trabajos forzados, y que finalmente resultó no navegable. Después tenemos que abomina contra el capitalismo y le atribuye dogmas, pero resulta que usted también se conduce con base en dogmas. Otros dogmas, pero al fin y al cabo, dogmas.

13 de diciembre

Don Lisandro y ¿no podríamos ir hacia una globalización más humana y sin esclavitud, mediante leyes, también globales, que castiguen con impuestos y así desmotivar la competencia desleal y tener un intercambio comercial justo?.

Saludos

14 de diciembre

Excelente y terrible artículo. Nosotros creemos que la esclavitud es algo del pasado y de lugares remotos y esto nos revela lo cerca que estamos de ella.
En la esclavitud, el empresario es dueño del trabajador y de su fuerza de trabajo.La lucha de los obreros durante los siglos XiX y XX lograron establecer condiciones superiores, por lo que el costo de la fuerza de trabajo (salario mínimo) ha ido subiendo, así como las condiciones de vida de los trabajadores. No obstante, si ese costo impide que el empresario obtenga ganancias altas, se manipula el mercado laboral para que ese costo baje.
Así, las empresas cambian sus lugares de producción a países que permiten la esclavitud abierta o encubierta, la explotación infantil y la sobreexplotación de la manos de obra adulta.
En nuestro país, se abre el camino y se dan facilidades para que ingresen miles de trabajadores no calificados de países pobres o en crisis, como Haití, Perú, Colombia, los que se integran al mercado laboral en condiciones precarias, posibilitando bajar el costo de la mano de obra para aumentar las utilidades de las empresas de la construcción, del aseo industrial, de la exportación frutícola y otros.
En Chile también hay esclavitud encubierta.

14 de diciembre

Siempre se agradece un comentario informado y que habla de una realidad que no se dice, por lo tanto, muy pocos saben, estos artículos pretenden sacar a la luz algo que está muy presente en el mundo de hoy.

Y sobre la esclavitud, hoy hay más esclavos que nunca antes en la historia.

Saludos y se agrade el aporte Don Roberto

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Quizás si la primigenia conjunción de mestizos solariegos españoles y pueblo mapuches, allá en el siglo XVII en el espacio físico y cultural del Biobío Maulino, represente una de las primeras expresio ...
+VER MÁS
#Política

La sociedad comunitaria de derechos comunes. Utopía para el presente

En la actualidad, con las nuevas técnicas de administración, publicidad y manejo de datos, que crecen exponencialmente, en cuatro años se puede hacer tanto daño, (o tanto bien, según sea el propósito) ...
+VER MÁS
#Política

Lo que el Frente Amplio no ve, y otros tampoco

La falta de votantes es un efecto más de la despolitización neoliberal que se impuso durante 17 años y que sin duda transformó a la sociedad chilena. Y ante esa situación hemos escondido la cabeza. Los ...
+VER MÁS
#Política

Aprendiendo de una vez por todas a ser ciudadanos

Pasamos muchas situaciones difíciles como toda urgencia pública. Pero no volví a sentir que alguien se moría frente a mí, sin poder hacer nada porque a otros les importan más las fotos y los titulares.
+VER MÁS
#Política

Diciembre 2013: Hospital inaugurado sin recursos. Gracias por nada

Popular

Los candidatos y sus equipos tienen la responsabilidad de enunciar Programas que permitan pasar a un escalón o piso superior de desarrollo nacional, como lo está haciendo China, Corea, Singapur
+VER MÁS
#Política

¿Votar por personas, consigna, imágenes o Programas de Gobierno?

Una acción clara para hacer realidad esto, es la creación de una Empresa Nacional del Litio, que quizás no va a ser competitiva al comienzo de su ciclo de vida, pero puede volverse competitiva con el tie ...
+VER MÁS
#Energía

Litio, la última oportunidad

Piñera tuvo la falta de ética de designar como director de Gendarmería de Chile a Iván Andrusco, quien fuera miembro de los aparatos represivos de la dictadura en un organismo conocido como la Dicomcar ...
+VER MÁS
#Política

La lista de la desvergüenza de Piñera: Derechos Humanos y Codelco

La eclosión de este nuevo candidato metamorfoseado producto final de su desesperación por llegar al poder, más que ser admirable o asombroso, lo ha transformado en el hazmerreír induciendo en él compo ...
+VER MÁS
#Política

Piñera metamorfoseado por Kafka