Contactar usuario

Usuario desde el 09 d enero, 2013

Ciudadano Responsable Fundación

Somos una Fundación que busca instalar una cultura del consumo responsable en Chile. Esto implica potenciar las prácticas de consumo–no solo la compra sino también el uso de los bienes- como un espacio a través del cual podemos complementar la ciudadanía. Creemos en la necesidad de promover y generar cambios reales por un desarrollo sustentable, creemos en que como ciudadanos también podemos hacer algo desde nuestras decisiones de compra y uso de productos y servicios.

Contenidos Publicados

2 Columnas

Kidzania o el mundo como supermercado

En el sitio web de Kidzania se describe como un centro único que combina entretención con educación prometiendo sumergir a los niños en el mundo de los oficios. Sin embargo, la experiencia real de esta mini réplica de la vida en sociedad que es Kidzania es muy distinta a esta desc ...

Cinco razones para no ir a Kidzania

¿Ir o no ir? Aquí les entregamos, en breve y en simple, cinco razones para no llevar a sus hijos a Kidzania: 1. Porque ocultan información, en su web y publicidad, sobre lo que realmente hacen los niños al interior del parque del consumismo. No es sólo un juego de los ofic ...

Nuevo

Popular

Los parlamentarios y parlamentarias, al momento de legislar deben adecuar la legislación interna a los estándares internacionales de derechos humanos y garantizar que no se vulneren los derechos fundament ...
+VER MÁS
#Justicia

Sobre el uso de la fuerza: ¿desproporcionada y con disparos al rostro?

Los parlamentarios y parlamentarias, al momento de legislar deben adecuar la legislación interna a los estándares internacionales de derechos humanos y garantizar que no se vulneren los derechos fundamentales de la ciudadanía

Un fenómeno cósmico como este no se puede planificar, no se venden entradas para mirar el cielo nocturno. Sólo los más escépticos han permanecido ajenos, todo el resto anduvimos, al menos por un corto ...
+VER MÁS
#Sociedad

La Aurora de Magallanes

Un fenómeno cósmico como este no se puede planificar, no se venden entradas para mirar el cielo nocturno. Sólo los más escépticos han permanecido ajenos, todo el resto anduvimos, al menos por un corto tiempo, reflexivos y silentes, mirando el cielo de vez en cuando