Contactar usuario

Usuario desde el 09 d Noviembre, 2012

Coordinadora Vecinal de La Reina

La Coordinadora Vecinal de La Reina es una organización funcional. Creando las condiciones para generar ciudadanía crítica.

Contenidos Publicados

3 Columnas

La Reina y Peñalolén unidas por el túnel minero en Vespucio Oriente

Desde el año 2007 ha estado en discusión la forma en que se construirá la Autopista Vespucio Oriente (AVO). La primera opción informada por el MOP a la prensa fue una autopista elevada sobre Américo Vespucio entre Avenida Grecia (Peñalolén) y La Pirámide (Vitacura). Esta altern ...

En La Reina y Peñalolén exigimos túnel minero en Vespucio Oriente

Concurrimos con nuestra firma para apoyar el acuerdo unánime de las Asambleas de Vecinos en La Reina y Peñalolén convocadas durante octubre y noviembre, en las cuales: 1. Se rechaza rotundamente la expropiación de viviendas de La Reina y Peñalolén, para construir la Autopista ...

Nuevo

Popular

El populismo que viene creciendo con fuerza en nuestro país puede ser convertido, más allá de los propósitos y la consciencia actual de sus representantes más notorios, en una vía de escape, una salid ...
+VER MÁS
#Sociedad

¿Hablemos de populismo en el Chile de hoy?

Creemos que en el momento constituyente en el que estamos, se hace necesaria una revisión de las potestades del presidente sobre el legislativo, así como también una oportunidad de los congresistas de ej ...
+VER MÁS
#Política

No es ´cocina`, es cambio de régimen. La obsolescencia del sistema presidencialista

Un globo puede viajar hasta 80 kilómetros antes de reventar. La mayoría caen en fuentes de agua y pueden ser consumidos por animales que los confunden por medusas o peces.
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Faltan los globos en la prohibición de plásticos de un solo uso

La lectura detenida del primer Kundera en clave antileberal es fortísima. Hay un retrato descarnado de personajes que aplastados por la cotidianidad van conformando una maraña intrincada de humanidad y pa ...
+VER MÁS
#Política

Milan Kundera y la insoportable levedad del neoliberalismo