#Sociedad

La comezón del bicentenario

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Ya está terminando Septiembre, Aún cuando técnicamente podemos celebrar nuestro bicentenario todo este año, inevitablemente asociamos  este mes con la fiesta y celebración más significativa.

¿Cuál es la sensación en este momento? Tiendo a pensar que el bicentenario tiene un dejo amargo. Hay algo que no nos termina de convencer. Si miramos algunos indicadores macroeconómicos, nuestra infraestructura, el posicionamiento internacional, nos sentimos contentos y orgullosos, pero cuando miramos hacia adentro y vemos el enraizado conflicto mapuche, el desprestigio de la política, los nulos avances en distribución del ingreso y mejora de la educación nos sentimos incómodos y decepcionados.

Tengo la impresión que, como país, estamos desconcertados, descentrados, una especie de comezón del séptimo año o crisis de los 40. La sensación de haber avanzado, pero que ese avance es insuficiente y que hay grandes proyectos que no hemos podido abordar de manera exitosa y que no es claro que podamos resolver.

Cuando éramos niños imaginábamos que en el año 2010 las cosas serían muy distintas. Probablemente, que andaríamos en autos que vuelan, que podríamos viajar a la luna. Nos imaginábamos una fecha muy lejana, casi inalcanzable.

Hoy ha llegado ese momento y nos damos cuenta de que en algunos campos se ha avanzado mucho más de lo que imaginábamos, pero en otros las cosas no son muy distintas de lo que pasaba hace 30 ó 40 años.

Al mirar los actos de celebración del bicentenario no puedo dejar de pensar en los desafíos que tenemos como país y en el rol que le cabe al gobierno, a la oposición y a la sociedad civil. En el liderazgo que se necesita para avanzar más decididamente hacia la solución de los grandes problemas que aún tenemos.

Evidentemente carecemos de liderazgos que nos convoquen y movilicen. Cada uno se ha replegado a su casa, a su trabajo, partido, iglesia o asociación y estamos cayendo en el peor escenario: buscar soluciones particulares a problemas que nos son comunes.

Todo liderazgo debe dar sentido, tener influencia y obtener resultados. El gobierno ha puede mostrar algunos resultados y cierta capacidad de influencia, pero adolece de sentido, de proyecto de país. No basta con un conjunto de proyectos, se necesita el alma que aglutina esas actividades y metas.

Esa carencia de sentido, de sueño, de relato, es lo que nos está pasando la cuenta como país. No podemos celebrar tranquilos, principalmente por que no está claro hacia dónde vamos. La respuesta de ser un país desarrollado no es suficiente, necesitamos un sueño de país que nos convoque y movilice, por el que valga la pena trabajar y luchar.

———————————–

Foto: monky.cl / Licencia CC

 

 

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
La energía es fundamental, ergo, un derecho humano tal como lo sostenemos en la propuesta al país desde la Red de Pobreza Energética
+VER MÁS
#Energía

Energía, derechos humanos y mínimo vital: una discusión necesaria

La elección de los gobernadores regionales y la elaboración de una nueva Constitución, debieran fortalecer esta tendencia a la autonomía de las regiones para ir definiendo sus vocaciones productivas, pe ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Un nuevo modelo: desde las regiones y el medioambiente

En determinados sectores se observa una cierta pulsión hacia lo autoritario y violento, y una clara tendencia a cancelar el debate.
+VER MÁS
#Ciudadanía

La Convención Constitucional chilena. Cuando la política sí importa

Sin perjuicio de existir un principio de igualdad reconocido en la Constitución chilena, lo cierto es que, en los hechos, este queda más bien como una declaración de buenas intenciones
+VER MÁS
#Género

La igualdad de oportunidades/género

Nuevos

La ONU, define al agua no como un recurso natural, sino como un derecho humano, pero, es un principio que no se respeta, ya que siempre está subordinado al interés de las grandes corporaciones e inversion ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Crisis hídrica, el terremoto silencioso e invisible

Abordar la educación como un desafío de justicia social implica realizar una declaración política que nos señale el camino hacia la cohesión e integración social
+VER MÁS
#Educación

Condiciones para garantizar el derecho a la educación de calidad

Este dilema que tiene la derecha en Chile, no es exclusivo de dicho país. Se repite en otros confines. En EEUU con el partido republicano, donde tienen al Tea Party en su interior, o en España, donde el P ...
+VER MÁS
#Política

El dilema de la derecha: Kast o Sichel

Hay una palabra compleja, y de pronto eso la hace inmensamente bella, la parresía, profundamente explorada por esos viejos atenienses y otros clásicos.
+VER MÁS
#Política

Provoste, centró el centro

Popular

Si queremos combatir la corrupción, el blanqueo de dinero y la desigualdad global, es imprescindible tener bajo control a los paraísos fiscales.
+VER MÁS
#Economía

De los Offshore Leaks a los Papeles de Pandora

Hay quienes quieren certezas de otra índole, como la seguridad y el combate de la delincuencia, y creen que esto se soluciona apelando a cierto patriotismo, a una política identitaria en que los límites ...
+VER MÁS
#Política

Cuidado con Kast

Si el prestigio y credibilidad de las Instituciones ya venían cuesta abajo antes de conocerse los Pandora Papers, el aporte del Presidente Piñera es despejarles el camino para que sigan rodando.
+VER MÁS
#Política

Pandora Papers y algo más

Se estima que hay alrededor de 70 mil proyectos inmobiliarios que, en vez de realizar sus obras en terrenos sujetos al proceso de cambio de uso de suelo (de rural a urbano), emplazan las construcciones habi ...
+VER MÁS
#Ciudad

La nueva ruralidad