#Sociedad

El día que Gardel volverá a cantar

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

La consistencia entre lo que se dice y lo que se hace es un atributo que la sociedad en general valora, pero que desafortunadamente escasea. No es fácil ser consistente. Esta reflexión nace a partir de una inserción efectuada en una de las redes sociales donde se afirma que “cuando exista una ley que obligue a los políticos a ser atendidos en los hospitales públicos, a partir de ese momento mejorará la salud en nuestro país”.


Quizás sea hora de conectar estos dos mundos, tender puentes, vasos comunicantes bidireccionales con quienes están más implicados en los problemas, no con prescindencia de ellos

Quienes legislan, quienes nos gobiernan, quienes deciden respecto de los montos a destinarse al sistema de salud pública, así como sus características esenciales, en su gran mayoría, por no decir todos, cuando las circunstancias lo exigen, recurren al sistema de salud privada. No deja de ser una contradicción, una inconsistencia, y por lo mismo parece razonable la exigencia de que toda autoridad pública recurran a los centros de salud públicos existentes en el país. Para que vivan en carne propia la realidad que deben enfrentar y vivir las familias con escasos recursos que por problemas de salud deben atenderse en la red pública de salud.

No hace mucho, una diputada de la UDI (María José Hoffmann), se opuso al aumento del ingreso familiar de emergencia que inicialmente era de $ 65,000 por 3 meses, bajo el argumento de que “nosotros no queremos que la gente viva del Estado”. ¿Y ella de qué vive? ¿Hace cuántos años? Con qué facilidad se suben sus propias remuneraciones, pero a la hora de incrementar sueldos mínimos, ingresos familiares de emergencia, las dificultades son enormes. Estas son posturas insostenibles de las cuales el mundo político está plagado.

Vivimos en una sociedad dual, donde conviven dos mundos que solo se relacionan entre sí por necesidades imperiosas. El mundo de la abundancia, de la modernidad de una minoría, de donde proviene el grueso de quienes definen y deciden el país en que vivimos; y el mundo de los marginados, de los endeudados, de los subempleados, de quienes buscan escapar de la pobreza. Resulta paradójico que quienes no viven la realidad de la marginalidad son quienes formulan, implementan y evalúan las políticas para abordarla con prescindencia de quienes están afectados.

En tiempos de pandemia, luego de décadas de crecimiento que ha logrado reducir la pobreza a costa de endeudamiento, la desigualdad no decrece. Irrita la discriminación social, de trato, el discurso vacío de la meritocracia e igualdad de oportunidades. Los dos mundos persisten sin mayores espacios de interacción.

Quienes están definiendo qué hacer para enfrentar la crisis sanitaria, económica y social no la están viviendo, a lo más la están viendo, sobretodo quienes están más cerca, los alcaldes y concejales. De hecho no han perdido sus trabajos ni han visto disminuidos sus ingresos. No viven la incertidumbre en la magnitud de quienes la padecen.

Quizás sea hora de conectar estos dos mundos, tender puentes, vasos comunicantes bidireccionales con quienes están más implicados en los problemas, no con prescindencia de ellos. No solo eso, se hace imperativo acercarlos. Una convivencia pacífica de ambos mundos con sus características actuales, es insostenible en el largo plazo, salvo por la vías dictatoriales. Una democracia en plenitud no admite un distanciamiento tan severo entre sus distintos actores sociales como el que se está viviendo.

El día en que estos dos mundos se miren, abracen y confundan, ese día Gardel volverá a cantar.

TAGS: #ClasePolítica #Desigualdad #Pobreza

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.
Ordenar comentarios por:
Juan Pablo

28 de julio

Muy bueno. Felicidades.

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repeti ...
+VER MÁS
#Política

De vuelta a la rotonda política

Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repetir el ciclo interminable de esfuerzo y fracaso

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado
+VER MÁS
#Política

El mito del cierre definitivo del proceso constituyente/constitucional

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo
+VER MÁS
#Política

¿Nos jodimos todos?

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no ...
+VER MÁS
#Política

Las lecciones del plebiscito

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no se han visto por ningún lado

Nuevos

En un contexto en que los discursos de odio van en aumento y continúan marcando aún más las desigualdades de nuestra sociedad, es de suma urgencia que Chile avance en esta materia, de lo contrario las co ...
+VER MÁS
#Justicia

Aprobar la reforma a la Ley Antidiscriminación puede salvar vidas

Estamos hablando de candidatos vencedores cuya cuna de independencia está enquistada racional y afectivamente a colectividades partidarias tradicionales (...) que decidieron dejar el carné de lado del partido
+VER MÁS
#Política

Primarias partidarias e independientes

La finalidad reeducativa y reintegradora de la pena debe ocupar un lugar central en la recuperación del recluso para la sociedad, que favorezca las condiciones para consolidar en este el respeto por las re ...
+VER MÁS
#Justicia

Rescate y reinserción social

Las influyentes asociaciones gremiales empresariales argumentan que el cuello de botella se produce exclusivamente en los distintos servicios públicos que deben dar sus aprobaciones a los mismos
+VER MÁS
#Ciudad

Utilizan el vocablo "permisología" para presionar al gobierno

Popular

Un Estado laico tiene la obligación de separar las creencias religiosas de las leyes, en el entendido que, las creencias son asuntos personales y de ciertos grupos que no representan a toda la sociedad, en ...
+VER MÁS
#Política

En un Estado laico legalizar el aborto y eutanasia es obligación

Se requiere, entonces, hoy más que nunca, la prudencia y sensatez del liderazgo político. No el griterío o altisonancia, de una minoría incondicional, sino la voz tranquila y con peso, de las grandes ma ...
+VER MÁS
#Sociedad

Ecos de la cuenta

La seguridad pública y la justicia no solo se logran con la represión del delito sino también con prevención y la protección de los derechos de los ciudadanos
+VER MÁS
#Justicia

Cuenta pública 2024: un compromiso en justicia, seguridad social y derechos humanos

¿Porqué la molestia de tal diario? Debido a que se acordó incorporar nuevas inversiones que habrían obligado a retrasar la presentación de las ofertas, pero sin mencionar que esas obras tienen como obj ...
+VER MÁS
#Ciudad

A propósito de una autopista, se le aclara al diario El Mercurio