#Sociedad

Con Pierre Dubois en la memoria: recuerdos de una dictadura

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Fotografía: Archivo Diario La Nación

“Los pobres no tienen esa condición por herencia ni por naturaleza, sino porque hay injusticia social en esta tierra “
Pierre Dubois

La historia de la población La Victoria es la historia de millones de chilenos del último medio siglo: lucha por vida digna, compromiso, las ilusiones depositadas en el gobierno de la Unidad Popular, la represión desatada por Pinochet Ugarte y la lucha sacrificada de la resistencia popular contra la dictadura cívico militar.

Pierre Albert Louis Dubois Desvignes nació en el norte de Francia, y se hizo sacerdote diocesano. Al servicio del pueblo y siguiendo el ejemplo de Cristo, pisó tierra chilena por primera vez en 1963 y se unió a la Juventud Obrera Católica y al Movimiento Obrero de Acción Católica. Su palabra llamaba al amor en acciones colectivas, a no actuar solo, fomentando el desarrollo de la comunidad como método de lucha y superación, de esa manera transitó en las parroquias de la población José María Caro y Lo Espejo.

Él llegó a La Victoria a forjar esos valores cuando, tras el golpe militar, los párrocos de la población debieron abandonar el país, y Pierre volvió de Francia para sucederlos. Siempre al lado de los más pobres, caminando por las calles de tierra, organizando los comedores populares, ollas comunes, las colonias urbanas y el comprando juntos.


Él llegó a La Victoria a forjar esos valores cuando, tras el golpe militar, los párrocos de la población debieron abandonar el país, y Pierre volvió de Francia para sucederlos. Siempre al lado de los más pobres

En ese peregrinar conoció a André Joachim Jarlan Pourcel. A mediados de febrero de 1983, Pierre se instaló a trabajar en la Parroquia Nuestra Señora de La Victoria, abrigando la solidaridad y la preocupación por el otro, como armas de fe para derrocar el régimen militar. En los días de protestas, mientras Jarlan se ocupaba de curar a los heridos, Dubois salía a las calles, agitando los brazos en medio de gases lacrimógenos, instando a los pobladores para que no arrojaran piedras y expulsando a gritos a los efectivos policiales.

“Te recuerdo entre los gases y las fogatas en 30 de octubre con Avenida La Feria, toda la gente pecho a tierra y tu caminabas y caminabas intentando hablar con los uniformados… te veo caminando entre la línea férrea detrás del Cementerio Metropolitano, tapándote la boca para evitar los gases… ¿A quién fuimos a dejar?, a Andrés o Miguel, no recuerdo aquello, sólo que tuvimos que saltar las murallas en construcción, lugar donde había una gran cantidad de Carabineros y tanquetas”

Eran las 8:00 de la mañana en la población La Victoria, y con una misa celebrada por los padres André Jarlan y Pierre Dubois, comenzó el primer día de la jornada nacional de protesta pacífica. El llamado del comité organizador era no mandar a los niños al colegio, tocar cacerolas y reunirse en comunidad. Ocho personas murieron durante dicha jornada.

El 04 de septiembre de 1984, un piquete de Carabineros perseguía a un grupo de periodistas que corrían a refugiarse a la casa de los curas o la capilla chica como se conocía, en donde André leía su Biblia después de una jornada de protesta nacional en la que había atendido ya a varios heridos. Dos balas impactaron la humilde capilla de madera, ubicada en Ranquil N° 4721. Pierre corrió al segundo piso llamando a Jarlan. Pero éste no le contestó. Un proyectil en el cuello dejó su cabeza descansando eternalmente sobre el salmo 129. Hojeó la Biblia de nuevo para repasar dicho salmo:

“Desde lo hondo a ti grito, Señor; Señor, escucha mi voz; estén tus oídos atentos a la voz de mi súplica. Si llevas cuenta de los delitos, Señor, ¿Quién podrá resistir? Pero de ti procede el perdón y así infundes respeto”.

Esa noche de 1984, los piquetes de Carabineros intentaban ingresar, una, dos y otra vez a la humilde población, donde la noche resplandecía por decenas de fogatas. Las balas, el silencio, el helicóptero iluminando con su potente foco. La muerte… las velas al medio de la calle… las campanas al viento. ¡Han matado a André! Silencio, silencio, rabia, impotencia… una muchedumbre armada de decisión y coraje camina en medio de la oscuridad hacia la Comisaria de Carabineros. Un mar de piedras trona en el techo, gritos que no paran, y nuevamente silencio.

«Me parece que como han muerto tantos, que muera un sacerdote también, está bien. Nosotros debemos morir con el pueblo», dijo un emocionado Cardenal Raúl Silva Henríquez en aquellos aciagos días.

En septiembre de 1986, y horas después de la acción combativa contra Augusto Pinochet Ugarte, Pierre Dubois fue detenido junto a dos misioneros franceses Jaime Lancelot y Daniel Caruette, para la expulsión del país.

Pierre Dubois les enseñó a los pobladores a unificar sus fuerzas, llevando la palabra de la no violencia como bandera de resistencia: «Bendito sea Dios que no nos dio pobreza de conciencia, bendito sea Dios que nos mantiene vivos a pesar de tantos lumazos, tantos gases, tantos balines, tantos perdigones, tantas balas, tanto desprecio. Bendito sea Dios que hace posible que la vida y el amor crezcan donde se siembra muerte y odio. Bendito sea Dios que hace posible la participación y la organización donde se busca atomizar y reprimir», pregonaba en sus misas.

Todorov, historiador y filósofo búlgaro, nos expresa en sus reflexiones que “la sociedad necesita conocer la Historia, no solamente tener memoria… La Historia no se hace con un objetivo político (o si no, es una mala Historia), sino con la verdad y la justicia como único imperativos”.

No cabe duda que en la población La Victoria en estos casi 65 años de sacrificio por una vida más digna, muchos quedaron en el camino, dos detenidos desaparecidos: Clara Cantero y Víctor Hugo Morales Mazuela; dos ejecutados políticos, Luis Antonio Abarca Sánchez y Pedro Marín Martínez; y siete caídos durante las protestas nacionales: Andrés Adalberto Fuentes Sepúlveda, Miguel Ángel Zavala Gallegos, Samuel Antonio Ponce Silva, Hernán Rodolfo Barrales Rivera, el sacerdote francés André Joachim Jarlan Pourcel, Boris Aroldo Vera Tapia y Cecilia Adelaida Piña Arratia.

TAGS: #DerechosHumanos #DictaduraMilitar Memoria Pierre Dubois

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.
Ordenar comentarios por:
Gonzalo Vicuña

01 de septiembre

Que bueno recordar a Pierre Dubois y a todos los caídos luchando por los derechos y por la vuelta a la democracia.
A escasos dias de votar apruevo la nueva constitución, para terminar con la constitución de la dictadura y su violencia, la que asesinó a miles de chilenas y chilenos, y a un sacerdote como Pierre Dubois, hay cristianos supuestamente demócratas que olvidaron todo, se convirtieron en Judas .

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repeti ...
+VER MÁS
#Política

De vuelta a la rotonda política

Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repetir el ciclo interminable de esfuerzo y fracaso

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado
+VER MÁS
#Política

El mito del cierre definitivo del proceso constituyente/constitucional

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo
+VER MÁS
#Política

¿Nos jodimos todos?

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no ...
+VER MÁS
#Política

Las lecciones del plebiscito

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no se han visto por ningún lado

Nuevos

Es el momento de actuar. No podemos llegar tarde a esta urgencia que, en los últimos meses, ha quedado en evidencia. Y somos todos, cada uno de los actores políticos, sociales, académicos y gubernamental ...
+VER MÁS
#Política

¿Quién le pone el cascabel al gato?

En Chile, existe hoy día 21 partidos con representación parlamentaria, a lo que hay que sumar un gran número de independientes. La dispersión y fraccionamiento de las fuerzas políticas, atentan contra ...
+VER MÁS
#Política

Ganarle a la dispersión

La tónica ha sido, desde que tengo uso de razón, al menos en Chile, que quien conquista el centro, gana las elecciones. El centro político es la vedette a quien cortejar, querer, mimar. Y no pocas veces ...
+VER MÁS
#Política

Políticos mirándose el ombligo

Existen en Chile experiencias concretas respecto a la participación de trabajadores y trabajadoras en los directorios de empresas de las que se puede aprender y ampliar
+VER MÁS
#Política

Cóbrenos la palabra

Popular

Según la Encuesta de Bienestar Social (2021), en Chile las personas dedican más de un tercio de su tiempo diario a labores de cuidado, y un 85% de aquellos que pasan más de 8 horas al día en esta labor ...
+VER MÁS
#Sociedad

Avances y retos en el cuidado familiar en Chile

Los empresarios, por la gran responsabilidad que cae sobre sus hombros, no tienen que ambicionar ser los mejores y más ricos del planeta, sino que ser los mejores “para” el planeta, colocando a las per ...
+VER MÁS
#Sociedad

Razas y subhumanos una creencia para justificar atrocidades

Existen en Chile experiencias concretas respecto a la participación de trabajadores y trabajadoras en los directorios de empresas de las que se puede aprender y ampliar
+VER MÁS
#Política

Cóbrenos la palabra

Debemos cuidar lo más preciado que tiene el ser humano, sus palabras, cualquiera esta sea, en el amor, en política, en economía, en educación, todo gira en torno a ellas, algo único y propio, solo de l ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

La palabra humana salvación de la humanidad