#Salud

¿Por qué decides suicidarte?

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

¿Qué es lo que escuchas o sientes cuando tomas la decisión de terminar con tu vida? ¿Es la voz de la ansiedad, la culpa, la angustia, depresión, enfermedad, soledad o son todas esas voces en conjunto? ¿Somos abiertos al hablar del suicidio o lo vemos como algo tabú?

Cuando quien se suicida es referencia para cientos y miles de personas en el mundo, como los recientes casos de actores y cantantes famosos, vuelven a surgir las preguntas y la primera siempre es ¿Por qué?

Como psicólogo, me ha tocado atender una gran cantidad de pacientes y un porcentaje no menor de ellos, ha pensado en suicidarse, otros han hecho intentos y los menos lo han intentado varias veces. Las causas y razones que tienen son variadas, el factor común es que la gran mayoría tiene algún antecedente o tipo de trastorno ya sea de ánimo, ansiedad, personalidad, etc. En muchos de estos casos, el entorno de estas personas no es consciente del sufrimiento que arrastran, pues llevan puesta una máscara que los hace invisible a su realidad.


La mayoría de los relatos acerca de los pensamientos que tuvieron antes del intento de suicidio, están más bien asociados a un sentimiento de desesperación ante el agobio – real o sobredimensionado- de algún suceso

En el relato de quienes intentan o intentaron suicidarse aparece claramente que su motivación no es una convicción abstracta o un cálculo racional de qué merece la pena y qué no. La mayoría de los relatos acerca de los pensamientos que tuvieron antes del intento de suicidio, están más bien asociados a un sentimiento de desesperación ante el agobio – real o sobredimensionado- de algún suceso o el resultado de una crisis externa, ya sea financiera, emocional o relacional; la sensación de soledad absoluta y desprotección; no sentirse importante o más bien una carga imposible de sostener, no solo para quienes los rodea, sino más bien para ellos mismos; la imposibilidad de ver un atisbo de luz y de abrirse camino entre los pensamientos autodestructivos.

Los motivos son tantos como las personas que desean hacerlo. La idea suicida siempre es transitoria, fluctuante y ambivalente, el rasgo del suicida se caracteriza por fluctuar entre la desesperanza infinita y la ambivalencia, ya que no logra salir de la oscuridad o la prisión del sufrimiento en el que se encuentra sumergido, no logra ver una solución a lo que le ocurre, por lo que ve su propia muerte como la vía menos dolorosa de lo que está afrontando.

El escritor estadounidense, conocido por su novela “La broma infinita”, David Foster Wallace (que terminó suicidándose), hizo una analogía acerca del suicidio muy interesante. Comparaba la experiencia con la agonía de quien está en un edificio en llamas y termina saltando por la ventana. Su terror a caer desde una gran altura es tan intenso como el que pueda sentir cualquier otra persona, lo que ocurre es que su aversión al fuego es aún mayor. Su acción por lo tanto tiene más que ver con la pura desesperación que con la reflexión filosófica.

Pero la decisión de quitarse la vida, puede ser evitada y generalmente se logra, cuando la persona se encuentra acompañada o recibe ayuda en el momento indicado.

La conducta y comportamiento suicida tiene que ver con la intencionalidad ya sea de comunicar, actuar o llevar a cabo un acto autodestructivo para acabar con la propia vida. Estos comportamientos incorporan el componente cognitivo y el conductual del comportamiento suicida.

El componente cognitivo está identificado con la ocurrencia de cualquier pensamiento relacionado con conducta autodestructiva, como ideas de muerte, la posibilidad de terminar con la propia vida, hasta planes concretos que incluyen lugar, método y tiempo para llevar acabo el intento. El componente conductual por su parte, identifica los comportamientos de intencionalidad autodestructiva, entre los cuales se tiene principalmente: el gesto suicida que son conductas que simulan el acto suicida tal como ponerse la pistola en la cabeza, el cuchillo en las muñecas, el intento suicida que es la conducta autodestructiva que no culmina con la muerte, y el suicidio consumado.

Carmen Tejedor, psiquiatra española del hospital St Paul de Barcelona, estudió el pensamiento suicida y concluyó en 2012, que existe un promedio de 90 minutos entre el pensamiento suicida y la acción misma de quitarse la vida. Si pasa más tiempo, el individuo comienza a dudar y casi con seguridad no lo hará. De ahí que la ambivalencia, el deseo de morir y de no morir van de la mano; juntos, es una de las mayores características de estas personas.

Las alegrías y las penas, así como el sentido último de la existencia, no es medible o cuantificable, como cuando tienes la posibilidad de escoger entre dos objetos en función de sus propiedades. Por eso Albert Camus comenzó El mito de Sísifo de esta forma tan contundente:«No hay más que un problema filosófico verdaderamente serio: el suicidio. Juzgar si la vida vale o no vale la pena de vivirla es responder a la pregunta fundamental de la filosofía».

TAGS: depresión Suicidio

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

 

PARTICIPA

Popular

Existe una idea de Gobierno Mundial sobre la materia, siempre tan opinable en su despliegue, producto de las asimetrías de poder del sistema internacional.
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Geografía del incendio v/s geopolítica ambiental: el caso de la Amazonía

Es muy poco probable que pueda lograrse aprendizaje si los estímulos que recibimos no guardan alguna relación con nuestras experiencias y nuestras memorias.
+VER MÁS
#Educación

Aprendizajes y emociones en perspectiva

Durante este año 64 niños y niñas menores de 5 años no fueron encontrados, 54 niños y niñas de entre 6 y 11 años, mientras que para jóvenes la cifra se dispara a 742 (cifras a junio de 2019).
+VER MÁS
#Sociedad

Niños invisibles : ¿Quién los busca?

¿Cómo se entiende que el Consejo para la Transparencia haya optado por sacrificar los datos personales de millones de chilenos solo para beneficiar la posición política de una autoridad pública?
+VER MÁS
#Ciudadanía

La segunda traición del Consejo para la Transparencia

Popular

Estaban desesperados, no sabían cómo parar esto porque nunca han estado en un intercambio de ideas real; nunca han discutido las visiones políticas en igualdad de condiciones con el adversario
+VER MÁS
#Política

El patético y fascinante espectáculo de Monckeberg y Melero

El feminismo organizado ha sido la luz, el agua y el alimento de la democracia desde comienzos del siglo XX: sin feminismo estaríamos en la prehistoria del sistema democrático
+VER MÁS
#Género

Mujeres y hombres ´feminazis` en la ´dictadura feminista`

¿Cómo se entiende que el Consejo para la Transparencia haya optado por sacrificar los datos personales de millones de chilenos solo para beneficiar la posición política de una autoridad pública?
+VER MÁS
#Ciudadanía

La segunda traición del Consejo para la Transparencia

Este proyecto será solo un gasto para el Estado -y no una inversión- si es que no se considera una estrategia global de uso eficiente del agua
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Equidad hídrica