#Política

Vale callampa

3 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Ayer, en su comparecencia ante la Comisión de Defensa de la Cámara de Diputados, el ministro de Defensa, Jaime Ravinet, declaró, respecto del puente mecano adquirido por su cartera: “Si, pero vale callampa hueón. Podría haber mostrado todo aquí… el puente me vale callampa, ¿o no?”

En estas primeras horas posteriores, no han faltado quienes se han ofendidos por las expresiones del Ministro, considerándolas poco propias de un funcionario de su rango que debe rendir cuentas a la ciudadanía sobre el proceder de su ministerio y el buen uso de los recursos fiscales. 

Pero desde esta tribuna, hacemos un llamado a la calma. La unidad de medición y análisis usada, la callampa, es parte de uno de los estudios de opinión pública más reservados que maneja el gobierno y que periódicamente desde la francesa Universidad de Champignon le remiten. Su prestigioso Instituto de Ciencia Política y Callampas Comparadas envía mensualmente a La Moneda un informe con un tipo de medición que ha puesto en jaque a la de Adimark, razón que explica –según fuentes de palacio- el distanciamiento de Roberto Méndez del gobierno.
 
Tuvimos acceso al último reporte, emitido en primeras horas de esta mañana, tras las manifestaciones de Punta Arenas. Algunos de sus juicios son implacables con el gobierno al evaluar lo que opina la ciudadanía –el callamperío según este estudio. Citamos:
 
– “Las promesas presidenciales valen hoy menos que callampa, aunque un poco más que el puente mecano. Finalmente en la gran callampa que es Chile, La Moneda es la callampa mayor y quien la dirija mantiene la sartén por el mango”.
 
– “El ministro de Energia es muy callampín y el de Minería también, aunque a este último el callampón de la mina San José lo invistió de cierta aura supracallampa que lo hace inmune”.
 
– “El callamperío tiene claro el origen de cada problema. Es fundamental que la ministra Von Baer  deje de culpar de las callampas pencas a los gobiernos anteriores y asuma una política comunicacional un poco menos como la callampa. Especialmente devaluados están dos eslóganes base de este gobierno: ‘la nueva de forma de callampear’ y ‘el gobierno de las mejores callampas’ ”.
 
– “El ministro de Interior, a quien se lo evalúa como un prepotente pa’ la callampa, debiera preocuparse de la creciente crispación entre las regiones y la capital. Las regiones valen tres cuartos de callampa para el callamperío capitalino. La capital no supera el cuarto de callampa en la valoración del callamperío regional. En Magallanes, la valoración no logra hoy guarismos positivos: su callamperío considera que la capital vale un -18% de callampa, cocinada en horno a gas.”
 
– “Hay un conjunto amplio de ministros y ministras que no alcanzan a ser conocidos. Para efectos de este estudio, valen menos que callampa”.
 
Concluye el informe, sin embargo, que el gobierno puede estar tranquilo, ya que aunque sus callampas sigan a la baja durante los próximos tres años, el estado de la oposición es aún más callampero. Textualmente indica:
 
“Nuestro Instituto ha encargado a una comisión especial, compuesta por destacados matemáticos, biólogos y teólogos, la elaboración de un índice especial, que permita realizar nanomediciones y así determinar qué tan callampa es la Concertación. Sólo si es posible verificar esa condición existencial, se seguirá monitoreando la evaluación que sobre ella tiene el callamperío. Nuestro centro de estudios tiene un prestigio que mantener y no está disponible para evaluar callampas inexistentes”.
TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

12 de Enero

Está realmente como la callampa. Muy bien

gabmarin

12 de Enero

“Nosotros, el callamperío…”. Buen comienzo para la constitución que reemplace a la callampa autoritaria de 1980.

13 de Enero

Buenísimo !, ni una sola mentira el estudio …

Ver todos
Ocultar
 

PARTICIPA

Popular

A un ganapán le importa poco quien dirija y algunos hasta dirigen, transitan sin criticar, sin alzar la voz, simplemente cumple con asistir y rutinizar procesos, porque un ganapán ama la burocratizació ...
+VER MÁS
#Política

Un Ganapán o el ejercicio rutinario de la domesticación

No se cerró ninguno de los programas sociales mal evaluados por Dipres durante los últimos 10 años
+VER MÁS
#Sociedad

El vicio del malgasto en los programas sociales

El espíritu de esta ley es contribuir a la resolución de las problemáticas de salud pública, asociadas a sobrepeso y obesidad de la población, protegiendo especialmente a los segmentos de mayor riesgo ...
+VER MÁS
#Ciencia

A tres años de su implementación, un análisis crítico sobre la Ley de Etiquetado de Alimentos

Los grandes empresarios inmobiliarios tienen como motivación esencial en sus proyectos de inversión la acumulación de riqueza y para ello utilizan cualquier resquicio o fórmula interpretativa para obten ...
+VER MÁS
#Ciudad

Sentimiento de odio en el mercado inmobiliario

Popular

La cruel paradoja, es que esa burla nos pone del lado de los abusadores y explotadores; que sin saberlo le seguimos el juego al sistema, que en esa burla lo justificamos, o lo que es peor, lo normalizamos
+VER MÁS
#Sociedad

La vístima y los vistimarios

Todas las naves que viajaron a la Luna, desde el Apolo 8 en adelante y los 6 descensos que comienzan con el histórico Apolo 11, ¿fueron todos un engaños?.
+VER MÁS
#Sociedad

Artículo para negacionistas: 50 años del Apolo 11

Nadie quiere cerca a personas conflictivas y “raras”, sino positivas y mansas en su accionar social. Toma estos cortos consejos que capaz te ayudan a encasillarte a la fuerza en un mundo hueco e insen ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

Consejos para ser un poco normal en una sociedad anormal

El nuevo Modelo Educativo que debemos de promover debe de tener una mirada prospectiva hacia la Cuarta Revolución Industrial, teniendo como base la neurociencia y la epigenética
+VER MÁS
#Educación

Nuevo modelo educativo