#Política

Post-rebeldía y consenso cínico

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Aunque ya conocemos los efectos, casi mágicos, de un discurso cuando se convierte en hegemónico, es decir, cuando adquiere una legitimidad social tan amplia que pasa a ser reconocido como un sentido común para la mayoría, no me dejan de impactar las declaraciones y alegatos que estoy escuchando estos días, en los que, de repente, todo el mundo se volvió anti-sistema.


Durante estos días, podrán ver, para su sorpresa, a explotadores e individualistas repitiendo (sin asco ni vergüenza) el nuevo discurso hegemónico del malestar social de origen estructural

La chilena, es una sociedad construida y ordenada históricamente sobre tres castas etno-raciales (las clases sociales se originan en un orden industrial ajeno a Chile), que han hecho (y hacen) un esfuerzo impresionante en distanciase, no sólo en sus ingresos, sino también o sobre todo, físicamente: en zonas residenciales; en colegios; en lugares de ocio y consumo, etcétera. Todo esto para  que las castas superiores, no se contaminen de la inferiores. “¿Estaría usted dispuesto a que su hijo fuese al colegio con cualquiera?” me espetaba la apoderada de un colegio subvencionado con los impuestos de todos los chilenos (incluidos esos “cualquiera”).

En este Chile, el orden neoliberal tuvo un encaje casi natural, al permitir legitimar y modernizar el viejo orden de castas a partir de una nueva teoría económica. Ahora no nos segregamos por desprecio  y miedo a las castas inferiores, lo hacemos por la relación entre nuestras legítimas preferencias y  la amplia oferta de un mercado segmentado.

En esta sociedad socio-genéticamente desigual, solo caben tres posiciones políticas: i) la explotadora, que espera y exige sumisión a las castas inferiores (a las que les “falta cultura del toque de queda”); ii) la revolucionaria, que propone desmantelar este orden y construir uno democrático; iii) y la individualistafamiliarista, incentivada e instruida por los Aparatos Ideológicos del Sistema, que propone el desentendimiento completo de la política y de los otros, centrándose en la búsqueda de soluciones estrictamente individuales a partir de la imitación de modelos “exitosos”.

Pues bien, durante estos días, podrán ver, para su sorpresa, a explotadores e individualistas repitiendo (sin asco ni vergüenza) el nuevo discurso hegemónico del malestar social de origen estructural. Ahora, los grandes empresarios, los ex concertacionistas y todos sus intelectuales orgánicos, los medios de comunicación pinochetistas, todas las universidades, todos los [email protected] de la derecha que aspiran a sustituir a Piñera, además de una legión de personas a las que no les importa nada ni nadie, se han unido a los revolucionarios en un gran consenso discursivo basado en un cinismo total e indisimulado.

Hasta la pasada semana nada sabían de la desigualdad social, de los bajos salarios, de las pensiones miserables, de la salud precaria, de la segregación escolar, de la contaminación asesina, de la subordinación de las mujeres o de la utilización de los inmigrantes como los nuevos chivos expiatorios del sistema. Pero ahora han ¨despertado¨  y están todos indignadísimos. Ojalá que les dure.

TAGS: #ChileDespertó Descontento Social Protestas

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

#Coronavirus

VER TODO
Esta es una “playlist” que busca lograr sacar toda tu tristeza fuera de ti y , a la vez, desahogarte de lo que te sigue día a día.
+VER MÁS
#Cultura

Playlist de canciones tristes para dar ritmo a tu crisis existencial

Este proyecto de ley refuerza la hegemonía histórica del poder psiquiátrico clásico (positiva-biologicista), defensor acérrimo del modelo manicomial de encierro en los hospitales psiquiátricos
+VER MÁS
#Salud

Ley de salud mental: Hegemonía, poder psiquiátrico y patologización

El desarrollo del pensamiento crítico es fundamental para comenzar a quitarse el velo de estos nuevos discursos demagógicos
+VER MÁS
#Política

Decadencia del debate público y el daño a la democracia

No pueden tener una nación fuerte sin familias fuertes: El padre, la madre y los hijos como una unidad trabajando juntos  en  una  sociedad sana
+VER MÁS
#Sociedad

Mujeres en pandemia

Nuevos

Esta es una “playlist” que busca lograr sacar toda tu tristeza fuera de ti y , a la vez, desahogarte de lo que te sigue día a día.
+VER MÁS
#Cultura

Playlist de canciones tristes para dar ritmo a tu crisis existencial

Este proyecto de ley refuerza la hegemonía histórica del poder psiquiátrico clásico (positiva-biologicista), defensor acérrimo del modelo manicomial de encierro en los hospitales psiquiátricos
+VER MÁS
#Salud

Ley de salud mental: Hegemonía, poder psiquiátrico y patologización

El desarrollo del pensamiento crítico es fundamental para comenzar a quitarse el velo de estos nuevos discursos demagógicos
+VER MÁS
#Política

Decadencia del debate público y el daño a la democracia

No pueden tener una nación fuerte sin familias fuertes: El padre, la madre y los hijos como una unidad trabajando juntos  en  una  sociedad sana
+VER MÁS
#Sociedad

Mujeres en pandemia

Popular

Esta generación de futuras viejas en Chile se compone de mujeres empoderadas que han logrado triunfos históricos en lo político social y cultural.
+VER MÁS
#Género

La revolución de las viejas

El efecto Placebo/Nocebo no debe ser despreciado ni desechado, hay que reconocerlo y utilizarlo en nuestro propio beneficio, y una de las formas, es que la medicina tradicional, hoy tan mercantilizada, deje ...
+VER MÁS
#Salud

10 de abril: Día Internacional de la Homeopatía o ¿del efecto Placebo?

Se equivocan quienes piensan que lo decisivo ahora es ganar de cualquier forma la próxima elección, poniendo atajo a otro gobierno de derecha.
+VER MÁS
#Sociedad

Construir un nuevo país no es solo ganar una elección

La ciudad no es independiente de los sujetos que la habitan, por el contrario, es como geografía humana, vestida de miedos y colores. Es nuestro Santiago, y no son los soldados precisamente quienes homenaj ...
+VER MÁS
#Política

Adiós Baquedano