#Política

Los efectos del fuego amigo en la organización política y social

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Imagen

La unidad es importante, eso está claro.  A estas alturas nadie podría decir lo contrario.  Tanto así que tal idea tiene su propio refrán, “la unión hace la fuerza”.  O fábula, como esa del labrador que pide a sus peleadores hijos ir al bosque a buscar varas de leña para luego mostrarles la diferencia entre romperlas de a una (fácil) y todas juntas (difícil).


Los francotiradores se encargan de tumbar toda idea que no se adapte en un ciento por ciento a lo que en su particular mirada debe ser. Ya sea porque no les gustó el mensaje, la cinta de envolver del sobre o porque el mensajero no les cae bien.

Un extremo de esta premisa es la unidad que obvia las diferencias de fondo. Como crónica de una división anunciada, en algún momento la desavenencia emerge y entorpece el avance. Es lógico que así ocurra e incluso positivo porque lo contrario es el instrumentalismo por sobre los principios.  Algo que se ha convertido en mantra en parte de la acción política y social actual.

Pero aunque unirse en torno a los temas de fondo más que sobre los accesorios es lo importante, existe una práctica, una especie de deporte distorsionador entre grupos que se supone comparten objetivos. Es lo que en jerga bélica se llama el fuego amigo.  Y en la más coloquial, el perro del hortelano.

Mucho se ha escrito sobre aquello. Y explicaciones debe haber bastantes: individualismo, caciquismo, caudillismo, mesianismo, confundir lo contingente de lo esencial.  Como ejemplo de la división en la acción política se alude al archipiélago de la izquierda.  Incluso existe una historia –ficticia o no, da lo mismo- de cierto partido que a los pocos días de nacer ya estaba conformado por tantas facciones como fundadores le dieron vida.

Personalmente tengo un amigo que, con mucha claridad, me dijo un día que existen ciertos líderes –o pseudo líderes- que se miran al espejo y ya encuentran diferencias.

El origen de la diferenciación permanente que no permite construir fuerza política y social relevante ha sido analizado desde hace tiempo.  De lo que no he sabido mucho es sobre los efectos de mediano plazo de la práctica de quienes acostumbran a disparar contra los que se supone son aliados en la causa colectiva. Les llamaré, sólo para efectos de este escrito, los francotiradores de la diferencia.

El primero y más visible es que las iniciativas que se levantan presentan dificultades para materializarse.  Sin ánimo de buscar formas para avanzar, los francotiradores se encargan de tumbar toda idea que no se adapte en un ciento por ciento a lo que en su particular mirada debe ser.  Ya sea porque no les gustó el mensaje, la cinta de envolver del sobre o porque el mensajero no les cae bien.  La munición puede ir dirigida al envoltorio o a su portador. Da igual, lo importante es abatir.

Tal es el efecto inmediato.

Pero el más complejo y riesgoso es el de mediano y largo plazo. Es la inmovilización de los movimientos –aunque suene paradójico-, a cuyos participantes la metralla les va licuando las ganas de proponer ideas y acciones en el espacio público.  A no levantar la cabeza ni sobresalir, no vaya a ser avistado por el atento francotirador.

La autocensura comienza a aparecer, cunde la desarticulación y la única opción que queda a quienes siguen interesados en el quehacer colectivo –que los hay y muchos- es impulsar los cambios mediante la acción individual.  Aunque esto último, nuevamente, suene paradójico.

En el mundo de la política y los movimientos sociales no es difícil identificar francotiradores. Y aunque cumplen también un rol, como todo aquel que participa en el quehacer común, los efectos complejos de su acción se mantienen mucho más allá del impacto inicial.

No es el objetivo de este artículo hacer un llamado a obviar las diferencias ni a actuar con obsecuencia entre quienes comparten objetivos de fondo.  O a repetir palabras de buena crianza que nos hablen solo de buena onda, sin entrar en lo medular.  Tal puede ser igual de negativo.  La idea es simplemente plantear que para la acción política y social se requiere una forma de trabajar que, haciéndose cargo de la diversidad, no espante la unidad.  Que la propicie desde otra mirada, teniendo como objetivo caminar hacia ese horizonte que se divisa tan lejano.

No vaya a ser que, volviendo a las historias de antaño, el francotirador se sienta un triunfador por quedarse con la mitad del niño que el rey Salomón partió en dos.

TAGS: #SociedadChilena Acuerdos Políticos Ciudadanía

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
El dilema no es menor, dada la incidencia que puede tener en la cantidad de votos que se obtengan de lado y lado, y por tanto, en el número de candidatos electos que se alcancen. Están en juego la diferen ...
+VER MÁS
#Política

¿Una o dos listas?

El dilema no es menor, dada la incidencia que puede tener en la cantidad de votos que se obtengan de lado y lado, y por tanto, en el número de candidatos electos que se alcancen. Están en juego la diferenciación en cada bloque, y la eficiencia electoral

Tenemos un deber moral, en ver los avances de la redacción de nuestra Constitución de la República de Chile, para el siglo XXI
+VER MÁS
#Política

Nuestras actitudes en el Proceso Constituyente 2.0

Tenemos un deber moral, en ver los avances de la redacción de nuestra Constitución de la República de Chile, para el siglo XXI

La Convención no fue elegida por su prestancia o buenos modales, sino para entregarle una Nueva Constitución al país
+VER MÁS
#Política

¿Quién mató la ilusión?

La Convención no fue elegida por su prestancia o buenos modales, sino para entregarle una Nueva Constitución al país

¿Es el malestar más grande que pensar una alternativa? Este es el dilema de Hamlet: Nos sumamos o nos restamos de este nuevo “Acuerdo por Chile”
+VER MÁS
#Política

Reflexiones electorales independientes y nuevo proceso constitucional

¿Es el malestar más grande que pensar una alternativa? Este es el dilema de Hamlet: Nos sumamos o nos restamos de este nuevo “Acuerdo por Chile”

Nuevos

El proceso constituyente y las características que tiene, responden al momento político que vivimos luego del triunfo del Rechazo. Lo que pretendió ser una revitalización de un contrato social, fue real ...
+VER MÁS
#Uncategorized

El nuevo proceso constitucional y el llanto de quienes no hicieron política en el proceso pasado

En Chile, más que nunca, necesitamos remirar la educación con una visión de Estado, que sea una cuestión país, con soluciones colectivas que desarrollen innovaciones e implementaciones con sentido de p ...
+VER MÁS
#Educación

Desafíos, reactivación y transformación educacional

¿Qué es lo se inventa realmente?, podemos señalar que lo inventado corresponde a una idea fundada sobre sentidos y significaciones atribuidas dentro del marco de concepciones vigentes en un momento dado ...
+VER MÁS
#Cultura

Repensar la invención de América ¿el nuevo mundo?

Bolivia, enfrenta una coyuntura político-territorial compleja donde las diferencias históricas, provenientes desde las disputas regionales, se dejan evidenciar, dificultando la gobernabilidad y gobernanza ...
+VER MÁS
#Internacional

Bolivia y su convulsa geografía política: pistas desde el territorio

Popular

La llegada del tren no reemplaza a buses ni camiones, el objetivo es desarrollar un modelo que trabaje de forma integrada creando un sistema intermodal. En conclusión, recuperar el tren es una necesidad na ...
+VER MÁS
#Política

Comentarios al tren Santiago “El Salto” (Viña del Mar)

El concepto de “expresión”, esto es, de que la obra de arte debe (como norma) comprenderse al modo de un objeto que hace exterior una vivencia y elaboración previa interna del sujeto humano “artista”
+VER MÁS
#Cultura

Extraño y familiar. Un pensador de la teoría del arte en Chile, siglo XX

El arte, significa la extrañeza como una peculiar diferencia en el conjunto del mundo compartido, y la familiaridad como la vuelta de la pertenencia, al considerar la adecuación de la percepción al fenó ...
+VER MÁS
#Cultura

El filósofo chileno Pablo Oyarzún en estética y hermenéutica

¿Qué es lo se inventa realmente?, podemos señalar que lo inventado corresponde a una idea fundada sobre sentidos y significaciones atribuidas dentro del marco de concepciones vigentes en un momento dado ...
+VER MÁS
#Cultura

Repensar la invención de América ¿el nuevo mundo?