#Política

La Propuesta de Nueva Constitución y los Derechos Humanos

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Foto: Pablo Ruiz. Manifestación por el Apruebo, frente al Estadio Nacional

Este 04 de septiembre próximo el pueblo chileno deberá decidir en un plebiscito si aprueba o rechaza la Propuesta de Nueva Constitución para Chile la que fue elaborada por la Convención Constituyente organismo conformado por 154 integrantes, elegidos democráticamente, con paridad de género, y donde participaron, incluso, representantes de los pueblos originarios.

A más de 32 años del retorno a la “democracia pactada” en Chile, sigue vigente la Constitución de 1980 –impuesta en un plebiscito fraudulento por Pinochet– la que, pese a que tuvo pequeñas reformas el 2005, ha mantenido un modelo de sociedad neoliberal e individualista donde los derechos económicos, sociales y culturales, entre otros, no están garantizados para la mayoría de la población.


Chile es el 8° país del mundo con mayor nivel de concentración de la riqueza donde el 10% de mayores ingresos se lleva el 60,2% de los ingresos totales del país

La Constitución de 1980 ha sido el pilar fundamental -defendido por la derecha y la élite chilena- que impuso el neoliberalismo y que hizo posible, entre otros, la privatización de los fondos de pensiones, de la educación, la salud, y hasta del agua. Los derechos humanos se transformaron en un botín, en una mercancía y en un buen negocio para los empresarios chilenos y las grandes corporaciones internacionales.

Según información de World Inequality Database de 175 países, con información disponible, Chile es el 8° país del mundo con mayor nivel de concentración de la riqueza donde el 10% de mayores ingresos se lleva el 60,2% de los ingresos totales del país. Eso puede ayudar a explicar las razones de fondo que generaron el estallido social del 2019 que reclamó que la “dignidad se haga costumbre”. Dicho de otra forma, se espera que el Estado cumpla con los derechos humanos que son la base mínima para que las personas puedan vivir con dignidad.

En este sentido se orienta la Propuesta de Nueva Constitución que dice que las y los trabajadores deben tener sueldos equitativos, justos y suficientes, que todas las personas tienen derecho a la salud, a la educación, a la vivienda, a cuidar y ser cuidados, a no sufrir violencia, ni tortura, a tener juicios justos. Reconoce el trabajo doméstico, los derechos de nuestros adultos mayores, de las y los niños, de las diversidades, de la naturaleza, de los pueblos originarios. Son tantos y, en pocas palabras, consagran los derechos humanos para que las personas puedan vivir con plena dignidad.

Por supuesto la derecha y los grandes intereses corporativos rechazan estas propuestas. Son ellos quienes financian la campaña millonaria del rechazo para engañar a la población chilena con publicidad falsa y fake news que tienen como objetivo impedir que haya cambios favorables para el pueblo chileno. Quieren mantener el modelo neoliberal que le da a unos pocos enormes privilegios y  ganancias a costa de la mayoría de la población.

Por todo lo anterior, me sumo a lo expresado por Amnistía Internacional que “Aprobar, es humano”.

TAGS: #DerechosHumanos #NuevaConstitución

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.
Ordenar comentarios por:
Oscar Martinez

31 de agosto

La concentración de la riqueza en Chile, como señalas, ha llegado a niveles obscenos. Claramente el neo liberalismo es bueno para ese 10% que se lleva el 60,2% de los ingresos totales del país. Una sociedad cada vez más desigual como la chilena practicamente va en contra de la civilización.
La gente aprendió con esto de la oferta y demanda, que puede ejercer su libertad y rescindir un contrato.
Y es racional optar por la oferta más conveniente desde el punto de vista económico, como repiten de memória como loros, los economistas defensores del modelo. La ciudadanía en su gran mayoria fuera del 10% que se lleva el 60,2% de los ingresos totales del país, votará racionalmente , apruebo.

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repeti ...
+VER MÁS
#Política

De vuelta a la rotonda política

Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repetir el ciclo interminable de esfuerzo y fracaso

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado
+VER MÁS
#Política

El mito del cierre definitivo del proceso constituyente/constitucional

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo
+VER MÁS
#Política

¿Nos jodimos todos?

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no ...
+VER MÁS
#Política

Las lecciones del plebiscito

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no se han visto por ningún lado

Nuevos

La derecha y ultraderecha en Chile y el mundo en estos tiempos se caracteriza por un discurso populista en que explotan las necesidades urgentes de los ciudadanos, y claramente en Chile estamos viviendo un ...
+VER MÁS
#Política

Prometan no más, prometan…

Las grandes reformas constitucionales (...) deben ser abordadas con una mirada y un esfuerzo de largo aliento, confiando en la solidez de la vía reformista anclada a las instituciones de la democracia chil ...
+VER MÁS
#Política

El fantasma de las reformas constitucionales

El lamentable, y absolutamente condenable atentado en contra del ex presidente Trump, tiene la potencialidad, de un volcán arrasando con cualquier vestigio de oposición
+VER MÁS
#Internacional

Ecos del atentado en Estados Unidos

Las cifras estimadas por las autoridades apuntan que anualmente se practican entre 30 mil y 150 mil abortos inseguros en Chile (...) De acuerdo con la OMS, el aborto inseguro es considerado como una de las ...
+VER MÁS
#Salud

El aborto en Chile, un asunto de salud pública

Popular

Hasta ahora se ha postergado la legislación buscando proteger y mantener a las AFP y no con el propósito de beneficiar a los pensionados actuales y futuros
+VER MÁS
#Política

Las AFP hacen sentir su influencia

La derecha y ultraderecha en Chile y el mundo en estos tiempos se caracteriza por un discurso populista en que explotan las necesidades urgentes de los ciudadanos, y claramente en Chile estamos viviendo un ...
+VER MÁS
#Política

Prometan no más, prometan…

El claro resultado en Inglaterra, donde el partido laborista derrota con solidez al sector conservador, el triunfo del PSOE en España, y el notable resultado del Nuevo Frente Popular en Francia, implican u ...
+VER MÁS
#Internacional

Un fantasma recorre Europa

Las grandes reformas constitucionales (...) deben ser abordadas con una mirada y un esfuerzo de largo aliento, confiando en la solidez de la vía reformista anclada a las instituciones de la democracia chil ...
+VER MÁS
#Política

El fantasma de las reformas constitucionales