#Política

La persistente ilegitimidad de la Constitución de 1980

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

Cuando se intenta obviar o dar por superado el factor de ilegitimidad de origen de la Constitución de 1980, invocando su extendida vigencia y sus numerosas reformas, se oculta parte de la realidad y se actúa de manera partisana.


La Constitución de 1980 es claramente una Constitución semántica. No estamos ni ante un traje a la medida ni ante un traje que queda grande, sino ante un mero disfraz.

Si bien es cierto que aquélla fue impuesta por un gobierno de facto, que había justificado la intervención armada de 1973 en la defensa de la Constitución de 1925 y que se aprobó mediante un plebiscito fraudulento, sin registros electorales, bajo estado de excepción, con los adversarios políticos en el exilio, con el monopolio mediático de los medios de comunicación, etcétera, etcétera, el vicio de ilegitimidad de la Constitución de 1980, no se restringe a su origen, sino que es más profundo. Dice relación con su contenido.

Si aplicásemos a la Constitución de 1980 la clasificación de Carl Loewenstein, que distingue entre Constitución normativa, nominal y semántica, tendríamos que concluir que la Constitución de 1980 es claramente una Constitución semántica. No estamos ni ante un traje a la medida ni ante un traje que queda grande, sino ante un mero disfraz.

En efecto, la Constitución de 1980 es ilegítima porque es antidemocrática, fue diseñada para burlar el principio mayoritario de gobierno de la mayoría, que constituye el basamento de todo régimen democrático. Se trataba de impedir el gobierno de la mayoría con diferentes mecanismos que anulasen la voluntad mayoritaria expresada en las urnas, como el minoritario sistema electoral binominal (33%=66%, un verdadero cuoteo por mitades de la representación parlamentaria), el quorum supramayoritario en la aprobación de leyes, los senadores designados, etcétera.

De este modo se pretendía, y se ha logrado, impedir un gobierno de la mayoría por el poder de veto que obtiene la segunda fuerza, con lo cual sólo resta legislar por consenso, lo que resulta en un sistema tan autoritario como el que más, puesto que su aplicación no partió desde cero, sino con un modelo económico, político e institucional ya armado y funcionando, el que se había impuesto previamente por la dictadura cívico-militar, sin la menor participación ciudadana.

Por ello, hay mala fe en quienes minimizan la ilegitimidad de origen de la Constitución de 1980 como algo superado. Mal se podría superar tal ilegitimidad mediante el ejercicio del sufragio cuando éste se ha realizado al interior de un tramado institucional específicamente diseñado para burlar la voluntad mayoritaria y hacer prevalecer el statu quo implantado por un gobierno de facto hace décadas.

Es esta mala fe, dolo o malicia con que se actuó en el diseño, aprobación y aplicación de la Constitución de 1980, lo que impide superar este intríngulis político-institucional, como no sea por el pleno ejercicio del poder constituyente originario en el diseño y aprobación de una nueva Constitución, que nos una y no que nos divida, que genere patriotismo constitucional en ciudadanos dispuestos a defenderla, lo que está lejos de ser suscitado por la Constitución de la dictadura cívico-militar de Augusto Pinochet, que aún nos rige.

TAGS: Constitución 1980 Reforma Constitucional

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Alejandro Suarez Ortega

05 de julio

Exelente aporte, desde hace años que algun@s intentamos hacer sobresaltar la ILIGITIMIDAD de la Constitución del 80 y que nos encontramos con férreos muros de contención, tanto de la extrema derecha , tradicional y centro derecha (Concertación= NM)
No habrá decisión reál de las mayorías en Chile mientras todo esté maniatado por la espurea Constitución dictatorial. LLaman a sufragar, mienten a la gente (mayorías incautas) de que tras cada elección todo cambiará, mentiras, todo sigue igual y el sistema coloca sus candidat@s en bandejas para qe pueblo engañado vaya por cambios (que no llegarán).
Gracias Rafael Cárdenas por el aporte. Preciso y conciso.

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

El sesgo hacia el pasado se explica en parte porque la mayoría de las instituciones de educación superior carecen de centros de estudios y formación sobre el futuro.
+VER MÁS
#Educación

Innova la educación superior tradicional a una insterticial plural

Prefiero pensar que esto es una nueva oportunidad para hacer de la práctica deportiva, en todas sus expresiones posibles, una instancia de inclusión social
+VER MÁS
#Sociedad

¿Qué nos dejó el Mundial?

Tal como expresó  Salvador Allende en su memorable y emotivo discurso "la historia es nuestra y la hacen los pueblos", los chilenos debemos ser sujetos participativos-directos en nuestros  der ...
+VER MÁS
#Política

Una verdadera democratización de Chile

Asumir una comprensión adecuada y armónica de todos los derechos fundamentales implica dejar de utilizar estas argumentaciones como verdades dadas de una vez por todas
+VER MÁS
#Ciudadanía

Posverdades o mentiras emotivas-ideológicas sobre los Derechos Sociales

Popular

No es un diagnóstico errado decir que hoy la adopción falla, no solo porque no se visualiza como alternativa, sino porque además es un proceso demoroso.
+VER MÁS
#Sociedad

Adopción, por el derecho a ser hijos e hijas

El animal es objetivado, es objeto, no es parte del mundo sensible, no se le reconoce dignidad alguna ya que no vemos ni escuchamos su dolor. Es un animal objeto o bien de consumo
+VER MÁS
#Ciudadanía

El mundo de los vegetarianos y la problemática detrás del consumo de carne

Asumir una comprensión adecuada y armónica de todos los derechos fundamentales implica dejar de utilizar estas argumentaciones como verdades dadas de una vez por todas
+VER MÁS
#Ciudadanía

Posverdades o mentiras emotivas-ideológicas sobre los Derechos Sociales

Los Gobiernos por otro lado han ido confiriendo crecientemente, además de amplios recursos, de una serie de privilegios a Carabineros, que aumentan aun mas su lejanía con el publico.
+VER MÁS
#Sociedad

¿Qué hacer con Carabineros de Chile?: El caso de la policía británica