#Política

La democracia y sus símbolos: la toma del Ex Congreso

2 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Escribo esto luego de saber que los estudiantes y miembros de otras organizaciones sociales se han tomado el edificio del Ex Congreso, con el fin de exigirles en la cara a los senadores educación gratuita y plebiscitos ciudadanos, o sea más democracia. Sí, más democracia en lo que fuera el corazón de la democracia chilena. Y por lo demás, este gesto es frente a la cara de quienes deberían representar la voluntad de las personas, los enadores de la república. Contradicciones más, contradicciones menos, en una suma y resta en que se ha construido la democracia luego del fin de la dictadura.

No es necesario ser un experto para saber que muchos actos necesitan de elementos simbólicos que den cuenta de una imagen más amplia de lo que en sí representan. Que grupos ciudadanos se tomen el Ex Congreso debería ser una muestra del estado en que se encuentra la democracia. Los símbolos de poder ya no representan a la ciudadanía la que debe hacerse con los medios para ser escuchada por quienes deberían escuchar.

Recordemos que el Ex Congreso de Santiago era el edificio que albergaba la actividad parlamentaria en Chile hasta el golpe militar. Como bien mencionó el Senador Girardi cuando fue increpado, las dictaduras lo primero que hacen es clausurar los parlamentos. Sin embargo, la dictadura no quedó en ese simple acto, necesitaba algo más para fundamentar el nuevo orden político que estaba instaurando. Para ello, fue necesario crear otro edificio congresal, alejado de la tradición republicana de que significaba el Ex Congreso.

En su momento se esgrimió que el nuevo Congreso se ubica en Valparaíso para apoyar y fomentar la descentralización del país, argumento que también ha sido usado en contra de trasladar toda la actividad parlamentaria a al edificio de calle Bandera. Pero esta idea no es más que retórica, ya que en la práctica la descentralización no se da. Las regiones aún siguen supeditadas a los dictámenes del Gobierno central en Santiago, como por ejemplo en Magallanes, o el caso de HidroAysén. Quizás en estos casos y en muchos otros se habría podido evitar las protestas sociales de haber existido una real descentralización que redunde en una democracia para las regiones con poder de decisión y autonomía.

Pero se debe entender bien que descentralización no significa en ningún modo ir al extremo y cambiar el Estado centralizado existente actualmente por un Estado federal. Significa dotar a las regiones de capacidades y cualidades para resolver sus propios problemas, tomar las decisiones que las regiones estimen convenientes sin tener que depender exclusivamente del gobierno central. Eso es más democracia.

Así, en nada se condice que la ubicación del Congreso sea en Valparaíso argumentado porque ayuda la descentralización. Si fuera por ello habría que preguntarse frente a este argumento por qué no sesiona el parlamento en Arica o en Punta Arenas, dando una señal a las zonas más extremas del país. El actual Congreso y su ubicación es una de las tantas mentiras que legó la dictadura y que luego se perpetuaron en el retorno a la democracia. No deja de ser simbólico que la actual democracia viva en un edificio construido por la dictadura. Tanto la estética y la arquitectura del actual Congreso, como su simbolismo reflejan el orden atávico de una democracia que fue edificada sin consultar a las personas.

Quizás para muchos no signifique demasiado que el Congreso regrese a Santiago, pero así como los actos, las democracias se construyen también con símbolos que dotan de una estructura estética a la política. Chile necesita una nueva Constitución y un nuevo orden político que incluya a todas y todos los ciudadanos en su fundamento, pero sin pasar por alto los símbolos republicanos de nuestra tradición democrática. Regresar completamente la actividad parlamentaria al Ex Congreso sería un gesto de gran magnitud, que en ningún caso sería volver a la democracia previa al golpe, sino que volver a nuestras antiguas tradiciones democráticas.

Aunque hayan pasado años desde que el Congreso dejó Santiago, existen algunos referentes en el mundo, por ejemplo en Alemania, en donde el Parlamento estaba asentado en Bonn para luego de la reunificación alemana regresar a Berlín bajo un gesto de unidad y también para volver al edificio que había albergado la democracia germana hasta la llegada de los nazis al poder en el Reichstag, cambio que se hizo a través de una votación parlamentaria. Trasladar el Congreso al antiguo edificio no es llevar el parlamento a Santiago; es llevarlo a donde debería estar y donde la dictadura lo dejó. Sería un acto simbólico que junto con una nueva Constitución y una verdadera descentralización, dotarían a la democracia de una figura no atad a un orden o una estética espuria. Las actuales demandad sociales que giran sobre la exigencia de más democracia también deben contener una nueva descentralización que esté asentada en una democracia regional y local, y así con todo esto podamos sacudirnos de los símbolos y la pseudo democracia instaladas desde la dictadura. 

———

Foto: Travel Journals

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

21 de Octubre

En cierto modo concuerdo contigo y también pensé en lo simbólico del acto de tomarse en el Congreso como esa contraposición entre un ideal republicano versus una democracia a medias.

No obstante, creo que el modo de actuar de las partes, al momento de confrontarse, no responde bajo ningún punto de vista a un ideal republicano o democrático, sino al contrario, denota una falta absoluta de entendimiento en cuanto a qué es la Política.

Porque la displicencia y la prepotencia son dos formas en que la Política se destruye o se va mermando paulatinamente. Y entonces, son dos formas en que se abre el camino a la irracionalidad, la brutalidad y la violencia.

Sí la Política, entendida como argumento razonado y pacífico, se ve degradada, es difícil que aflore la Democracia, aunque estemos dentro de un edificio que la simboliza.

24 de Octubre

Estimoso: ¿y quién le dijo a usté que “los símbolos de poder” o la institucionalidad gubernamental representó alguna vez siquiera a la ciudadanía?… El sistema político no representa a la gente, sino que la utiliza, tal como utilizas una paila o un sartén para freír un huevo…

En cuánto a la democracia, el mayor poder de decisión regional no tiene por qué ser algo único que reemplace las decisiones centrales, sin embargo, lo que sí se debe incluir es una mayor participación ciudadana en la toma de decisiones, según mi desaguisado criterio…

Disculpa, pero, ¿a qué “retorno a la democracia” te refieres?… Yo no he visto ningún lindo gatito que se llame democracia o maulle como alguna que se le pudiera siquiera parecer… Yeso que he estado temblorosamente atento desde mi jaulita… (Firma: Piolín)…

No creo que sea una maravilla, en términos de la propia y eventual democracia, hacer retornar el Congreso a su lugar original, y realmente no sé lo que podría significar “volver a nuestras antiguas tradiciones democráticas” cambiando el lugar de funcionamiento del Congreso… ¿No sería más simple eliminar el Congreso para comenzar a hablar de democracia?… Jaja… Yo creo que sería posiblemente muy práctico, ya que es desde el propio Congreso que emana este cuento de “la democracia” y yo, por más que lo haya intentado, aún no logro comprender a qué democracia procuran referirse…

Pregunta… Ya que hablas de una democracia ejercida en regiones, ¿cómo la ejercerías, metodológicamente hablando, al igual que una de orden nacional?… ¿Sólo con más rayas en un voto?… Si eso es así, me parece que no es la misma democracia que muchas otras personas escogerían si tuviesen dos alternativas desde las que escoger… Yo al menos no lo haría, porque creo que la democracia no sólo debe consistir en hacer rayas, sino que en poder tener la facultad de presentar una idea que incluso cambie al mundo… O que elimine el basurero de la esquina…

Por lo demás, ¿de qué forma cambiarías la Constitución y qué cosa cambiarías de ella?…

dlsklñska

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
La energía es fundamental, ergo, un derecho humano tal como lo sostenemos en la propuesta al país desde la Red de Pobreza Energética
+VER MÁS
#Energía

Energía, derechos humanos y mínimo vital: una discusión necesaria

La elección de los gobernadores regionales y la elaboración de una nueva Constitución, debieran fortalecer esta tendencia a la autonomía de las regiones para ir definiendo sus vocaciones productivas, pe ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Un nuevo modelo: desde las regiones y el medioambiente

En determinados sectores se observa una cierta pulsión hacia lo autoritario y violento, y una clara tendencia a cancelar el debate.
+VER MÁS
#Ciudadanía

La Convención Constitucional chilena. Cuando la política sí importa

Sin perjuicio de existir un principio de igualdad reconocido en la Constitución chilena, lo cierto es que, en los hechos, este queda más bien como una declaración de buenas intenciones
+VER MÁS
#Género

La igualdad de oportunidades/género

Nuevos

Si alguien cree que la violencia favorece a la izquierda, se equivoca. Uno de los candidatos, MEO, en la previa sostuvo algo que comparto íntegramente: ”cada piedra lanzada es un voto por JAK”
+VER MÁS
#Política

El dilema de la izquierda

Kast no sabe manejar estas cifras de masa votante, mucho menos recibir a estos náufragos políticos, porque si bien pueden compartir la base ideológica en términos generales no comparten la forma, el fon ...
+VER MÁS
#Política

Kast al borde la zanja

Además de ser valioso músico y actor, Matías tiene extraordinaria capacidad de encarnar distintos y dramáticos escenarios
+VER MÁS
#Cultura

Extraordinario rol de Matías Oviedo en Verdades Ocultas

Buscamos una nueva institucionalidad económica para nuestras sociedades. Un régimen de bienestar que vaya más allá de esas “necesidades básicas”, o que esté más acá de los patrones de consumo qu ...
+VER MÁS
#Política

Para un proyecto de alternativa de mundo

Popular

La ONU, define al agua no como un recurso natural, sino como un derecho humano, pero, es un principio que no se respeta, ya que siempre está subordinado al interés de las grandes corporaciones e inversion ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Crisis hídrica, el terremoto silencioso e invisible

Si el prestigio y credibilidad de las Instituciones ya venían cuesta abajo antes de conocerse los Pandora Papers, el aporte del Presidente Piñera es despejarles el camino para que sigan rodando.
+VER MÁS
#Política

Pandora Papers y algo más

Nuestra preocupación está puesta en ese porcentaje invisible de NNA que quedan en el camino, eternamente institucionalizados y que llegan a los 18 años obligados a egresar a una vida independiente, sin c ...
+VER MÁS
#Sociedad

Es hora de crear leyes de infancia pensando en sus protagonistas

Abordar la educación como un desafío de justicia social implica realizar una declaración política que nos señale el camino hacia la cohesión e integración social
+VER MÁS
#Educación

Condiciones para garantizar el derecho a la educación de calidad