#Política

Fútbol y política: el caso Bachelet

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Al calor de todos los ruidos que ha provocado el silencio de Bachelet, muchos nos preguntamos sobre el tono y las características que podría adquirir la campaña presidencial cuando la candidata comience a hablar. Nos preguntamos también si los otros aspirantes a la presidencia estarán a la altura de las circunstancias y si ayudarán con su proceder y hablar, a restituir a la política su menoscabada dignidad.

Los entendidos en fútbol sostienen que en un partido los grandes jugadores hacen su juego sin necesidad de tener la pelota en los pies. Basta con estar en la cancha y saber demarcarse oportunamente. También nos dicen que los integrantes del equipo contrario, así como los del propio plantel, definen su esquema de juego en función de lo que no hace o pueda hacer el buen jugador. Sus movimientos buscan siempre la manera de anular la amenaza del mejor buscando el encontrón, la zancadilla artera y hasta el faul violento si fuese necesario.

Durante todo el match los contrarios experimentan el sudor del riesgo que significa la aparición del mejor, que se haga de la pelota y consume la jugada magistral.Cuando se trata de un partido importante, de aquellos que hacen historia, en las graderías del estadio se vive como otro partido. La mayoría del público asistente observa los avatares del encuentro con un expectante silencio. En la barra contraria al equipo del mejor jugador se salta y se grita (también se entonan canticos) para estimular al plantel que tiene menos posibilidades de ganar.

Con sus propias singularidades, el cuadro descrito anteriormente se presenta con frecuencia en la política chilena. El caso de Bachelet y sus silencios es tremendamente ilustrativo al respecto.

Es difícil precisar el origen de lo que está sucediendo, pero en algún momento, alguien insinuó o dedujo que la top posición de Bachelet en las encuestas la hacía inexorablemente la mejor candidata de todo el elenco. Tenía que serlo. Nuestra idiosincrasia trata con frecuencia la posibilidad como un hecho. Entonces los adversarios y parte del propio plantel, hacen una jugada anticipada y la hacen candidata por obra y gracia de sus propios temores y o deseos. Pero los del otro equipo y su barra se enfrentaban ahora a un nuevo problema de difícil solución: cómo referirse a una candidata eventual (hasta el día de hoy no dice que va a serlo), para acotar y anular sus futuros movimientos. Deciden un planteamiento de juego inédito: hablaremos de lo que no ha dicho; de sus silencios. Tal como suena (gran algarabía en la barra contraria).

Fue el punto de partida para que una parte de la elite del país tomara posición de tiro. Desde entonces, en los principales diarios se ha emitido opinión. Fernando Villegas habla en La Tercera del “estruendo del silencio”, fuerza la pluma y desarrolla toda una explicación sociológica y sicológica sobre su significado. Con tonalidad más académica, Carlos Peña señala en el Mercurio que el silencio “afecta la institucionalidad vigente”, “daña las rutinas de la democracia”, no le hace bien “a la esfera pública y tampoco a la ciudadanía”. Si, tal como suena. Hasta ahora nadie había imaginado el impacto que podrían tener los silencios de una persona relevante en las instituciones y en la democracia de una nación. ¿No será como mucho, Lucho? (voz de la gradería).

En el juego también han participado personajes con opinión menos alambicada. Uno de ellos se refirió a las cartas de saludo enviadas por Bachelet a los partidos políticos, diciendo que lo escrito era otra forma de silencio (jugador de la banca).

En la cancha de la política contingente varios de los pre y los PRO candidatos presidenciales han hecho también sus propia fintas. Evocando el lenguaje irreverente y ofensivo que lo destacó durante la campaña presidencial pasada, MEO se refiere a los silencios de Bachelet como algo “infantilizante”. Por su parte, Andrés Velasco declara “que el chile del 2012 no es el chile del 2006 y que se requiere un tipo de liderazgo distinto para un país más exigente”. Agrega en seguida que su candidatura “no gira en torno a otro u OTRA”. Parece que olvidó que hasta su eslogan de lanzamiento de campaña fue metafóricamente alusivo: “Voy, aunque vuelva”.

Es entendible que opinen, aunque lo hagan desde la superficialidad y la perspectiva del impacto comunicacional, porque están en competencia. Hasta puede ser entendible que el tono usado trasunte un poco lo que en lenguaje deportivo se llama el discurso del picado. Lo reprochable es que las declaraciones tienen un halo descalificatorio de la persona y asocian sinuosamente la complejidad del momento histórico que vive el país con la capacidad para dirigirlo.

No cabe duda que la política en Chile está pasando por uno de sus momentos más bajos. Una parte de la elite ha hecho de la interpretación de los silencios un tema de la agenda pública. Al calor de todos los ruidos que ha provocado el silencio de Bachelet, (solo falta la interpretación desde la óptica de género) muchos nos preguntamos sobre el tono y las características que podría adquirir la campaña presidencial cuando la candidata comience a hablar. Nos preguntamos también si los otros aspirantes a la presidencia estarán a la altura de las circunstancias y si ayudarán con su proceder y hablar, a restituirle a la política su menoscabada dignidad.

Mientras tanto el ciudadano común, la gente amante del futbol (que son muchos), observan en silencio. Esperan que se inicie pronto el partido. Saben que el encuentro será mucho más complicado que todos los anteriores. Mantienen en alto la expectativa del triunfo de su equipo preferido y llenarán el estadio. En marzo está previsto el puntapié inicial.

Fuente de fotografía

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.
Ordenar comentarios por:

07 de enero

Esto es estupido. Tenemos a un monton de politicos que deseamos que se callen (sí, te miro a ti Felipe Ward y a ti Golborne y no te libras Ignacio Walker), porque abren la boca o se ponen a escribir en word y dan vergüenza ajena, a la par de mucha rabia de que gente de esa calaña tenga poder y cargos que no merecen. Y por una vez que tenemos a una persona sensata, como Bachelet, que no opina porque obviamente no tiene por qué hacerlo, ella esta viviendo fuera del pais y muy ocupada en sus labores para dar conferencias de prensa cada vez que ocurre algo en Chile, pretenden forzarla a hablar.

Podemos estar horas recordando frases para el bronce de los politicos dichas solo en el 2012 (Ena von Baer, Carlos Larrain y Longueira, ademas de Labbe, Sabat, Walker, Velasco, Girardi, Matthei se lucieron el año pasado con barbaridades), lo que hace que el silencio de Bachelet no sea apreciado sino agradecido, porque no tiene la menor gracia levantarse por la mañana y tener que leer o escuchar cosas como «El Internado Nacional Femenino era un puterío, lo dijeron los profesores» o que la mujer «presta el cuerpo», o «el mar chileno no es de todos los chilenos», o «Hemos decidido diseñar un nuevo programa: dar una vivienda o irse a vivir con un familiar aportando el subsidio de arriendo»… etc.

Yo no me pregunto por que Bachelet no habla, me pregunto como diablos han llegado a ser senadores, diputados, alcaldes o presidentes gente tan descriteriada a la hora de abrir la boca.

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
Se colige la urgencia de acuerdos asertivos para canalizar las demandas ciudadanas desde sus territorios, apurando el tranco por una Nueva Constitución
+VER MÁS
#Política

La responsabilidad de los partidos v/s ¿particularismos políticos?

Se colige la urgencia de acuerdos asertivos para canalizar las demandas ciudadanas desde sus territorios, apurando el tranco por una Nueva Constitución

¿Qué priorizamos? ¿Constitución o gobernabilidad? Si no se puede lo menos ¿se podrá lo más? Los ciudadanos miran atónitos la degradación de la política, la descontrolada expansión de la delincuen ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

¿Qué priorizamos: Constitución o gobernabilidad?

¿Qué priorizamos? ¿Constitución o gobernabilidad? Si no se puede lo menos ¿se podrá lo más? Los ciudadanos miran atónitos la degradación de la política, la descontrolada expansión de la delincuencia, la violencia y el narcotráfico. Pero, la ciudadanía chilena debe asumir su responsabilidad en este descalabro

Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980
+VER MÁS
#Política

¿Por qué no hay acuerdo en el proceso constituyente?

Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980

No puede haber soberanía popular si hay una entidad, formada por un grupo de personas, aunque sea en una democracia representativa, que están diciendo cuales van a ser los límites de una Nueva Constitución
+VER MÁS
#Política

No vamos a un segundo intento de nueva Constitución con soberanía popular

No puede haber soberanía popular si hay una entidad, formada por un grupo de personas, aunque sea en una democracia representativa, que están diciendo cuales van a ser los límites de una Nueva Constitución

Nuevos

El descontrol es demostrativo de que la autorregulación no funciona.
+VER MÁS
#Sociedad

Con la ética por los suelos

Sí podemos sentir el sol como el calor en la piel –pero eso ocurre sin tenerlo a la vista. Sabemos que ese calor es sol, pero indirectamente.
+VER MÁS
#Cultura

El sol conversa con René Descartes

El haber alcanzado la cifra de 8 mil millones de seres humanos, cuyas necesidades superan de lejos la posibilidad de satisfacerlas, solo tiende a alimentar las desigualdades y exacerbar los odios
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Ocho mil millones

Jamás ninguna de las 345 municipalidades que hay en Chile como sus juzgados de policía local, han hecho valer las sanciones contenidas en este DL 3.516.
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Si los jueces desconocen las leyes, estamos mal

Popular

Deborah Jones en la liberación del Ser sensual, metaforización del Eros y el Thanatos que nadan en un lago entre delicadas sábanas, acariciando los sentidos en el juego del deseo
+VER MÁS
#Cultura

Disección poética. Libro: Eróticamente poética de Deborah Jones

La industria petrolera actuó a modo del dios Apolo y maldijo al igual que a Casandra a científicos e investigadores ambientalistas, ellos tendrán la capacidad de predecir el futuro, pero nadie les va a creer
+VER MÁS
#Medio Ambiente

El Síndrome de Casandra y la Emergencia Climática

No solo me dispararon y me afectaron a mí. El daño también fue para toda mi familia
+VER MÁS
#Justicia

¿El estallido social quedó atrás? Para las víctimas claramente no

Quienes decidimos alzar la voz en algún momento de nuestra vida, y defender a quienes fueron injustamente tratados, sin saberlo, nos convertimos también en parte de una larga lista de sindicalistas, pensa ...
+VER MÁS
#Trabajo

¿En serio te despidieron por escribir Plaza Dignidad?