#Política

Europa: ¿interrogantes sin respuestas?

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

¿Se parece la Europa actual a la de principios del siglo XX cuando surgieron las ideologías totalitarias: crisis económica, cesantía masiva, descrédito institucional, desgaste del sistema de partidos políticos e intolerancia a los extranjeros? ¿Es esta mezcla la que consolida populismos xenófobos y eurofóbicos, muchas veces neonazisfascistas?


"¿Podemos sostener que, nacida de su pasado imperialista, la tendencia cultural europea y el eje de un racismo estructural y de un nazismo siempre larvado y latente, es su eurocentrismo etnocentrista que, ante cualquier sensación de amenaza contra su identidad cultura, despierta y se convierte en endémico?"

¿Es la crisis económica en la zona euro la causante del populismo? ¿Es la receta única de la austeridad la panacea para solucionarla cortando hasta el hueso la Sociedad del bienestar, empobreciendo y quitando derechos laborales a las clases medias y bajas las que, maltratadas, perciben a la UE como devota del mercado en detrimento de los ciudadanos? Si la austeridad la han padecido los contribuyentes y no los ricos que, en plena crisis se han hecho más ricos en un 15%, como ilustra el caso español que no es la excepción ¿está la UE domesticada por un neoliberalismo sin dios ni ley, pero repleto de especuladores depredadores, que lanza a los excluidos del sistema a los brazos del populismo?

¿Son los populismos de izquierda en Grecia, España y Portugal la consecuencia a la crisis en la zona euro que, sin embargo, ni son xenófobos ni eurofóbicos? ¿No es paradójico que en el país donde la crisis económica alcanza signos apocalípticos, Grecia, surja un partido nazi que (sólo) obtiene el 7% de apoyo ciudadano; y en España, el segundo país más golpeado por la crisis, con la llegada de cinco millones de extranjeros los últimos quince años, no surja un partido populista xenófobo ultraderechista? ¿No es incomprensible que en los países que no han sufrido la crisis económica, como Finlandia, con un 1% de extranjeros, el populismo de ultraderecha recibe el 17,7% de apoyo y gobierna con la derecha, o Suecia, fuera de la zona euro, un partido de origen neonazi y racista alcance el 13%. ; o en Noruega, fuera de la UE, se comete el mayor atentado terrorista neonazi de su historia? ¿O en Austria, Polonia, Dinamarca, República Checa, Holanda, Hungría, Alemania y Reino Unido, todos sin crisis económica, la ultraderecha campea por sus fueros? ¿No es inquietante que el populismo ultraderechista mejor posesionado desde hace décadas marca la agenda política en un país central europeo, Francia, con posibilidades reales para entrar en el Palacio del Elíseo? (Marine Le Pen, del Frente nacional, ya anunció que, si gana las elecciones en 2017, Francia tendrá su Franxit). Entonces, ¿la crisis económica en la zona euro no ha incidido mayormente en el auge del populismo ultraderechista, pero sí ha desprestigiado a la UE por su ineficacia para darle una solución después de ¡ocho años! de crisis?

¿Ha incidido en el auge del populismo ultraderechista en Europa, el liderazgo ultrahegemónico de Alemania, gestionado por democratacristianos y socialdemócratas que, fuera de cancelar la idea fundacional de la UE después de la Segunda Guerra Mundial ─europeizar Alemania para no germanizar Europa─ ha sido un harakiri político para el progresismo socialdemócrata europeo, autovampirizándose por su unión con la derecha? ¿Es el fin de la alternativa socialdemócrata, rendida a los cantos de sirena neoliberales de la austeridad e incapaz de renovarse, la que entrega a su electorado, sin otra alternativa, a los populistas?

O, ¿ha sido la crisis de los refugiados y la incapacidad de la UE de hacer operativo el acuerdo de una distribución compartida de refugiados la que abre la caja de Pandora de todos los demonios europeos? ¿Este fracaso retroalimenta mutuamente a la ultraderecha y el terrorismo ultraislámico: mientras peor gestión de la crisis, más éxito de la ultraderecha; mientras más racismo ultraderechista (y violaciones de la UE a los derechos humanos de los refugiados), más se favorece el terrorista ultraislámico y, a la vez, a la ultraderecha: extenuar la democracia y el Estado de derecho? ¿Es el debilitamiento de la seguridad europea por el terrorismo ultraislámico el que afianza los populismos ultraderechistas creando un círculo vicioso tan perverso como siniestro en espiral ascendente? ¿Es Francia, con la ultraderecha posicionada para alcanzar la Presidencia, la que provocaría la mayor victoria del terrorismo ultraislámico ya que institucionalizaría la islamofobia y la eurofobia logrando la polarización política ideal que buscan ambos extremismos para poner fin al Estado de derecho, además de atomizar Europa con el fin de la UE, (escenario ideal para la Rusia intervencionista de Putin)?

Pero si somos más rigurosos, ¿podemos sostener que, nacida de su pasado imperialista, la tendencia cultural europea y el eje de un racismo estructural y de un nazismo siempre larvado y latente, es su eurocentrismo etnocentrista que, ante cualquier sensación de amenaza contra su identidad cultural, despierta y se convierte en endémico? ¿Es en este etnocentrismo donde radica, en buena medida, la incapacidad de Europa para integrar a sus extranjeros, cimentando bolsas de marginación y desafección social en la periferia de las grandes ciudades hacinando un semillero mestizo de desencantados y, ahora, de potenciales terroristas ultraislámicos?

Si bien cierto que el capitalismo neoliberal global ha creado una riqueza sin precedentes en tan poco tiempo y reducido la pobreza, también es cierto que, paralelo a esta riqueza, ha creado también una desigualdad social global de vértigo ¿Es la globalización de este sistema desigual el causante del descontento global que, con la democracia y el poder político desacreditados por tener que seguir los intereses de la agenda financiera, el verdadero poder en la actualidad, creando una suerte de mercadocracia que invalida el bien común de la democracia? Con las instituciones de la democracia deslegitimadas por la mercadocracia ¿el descontento de las clases medias y bajas los acoge el populismo que se autodenomina apolítico y antiestablishment, con los extranjeros como cabeza de turco de todos los males del universo? ¿Es la solución global el regreso a las fronteras, al proteccionismo económico y al ultranacionalismo versus globalización, como plantean los populismos de derechas e izquierdas, o más y mejor democracia con una repartición equitativa del poder y la riqueza?

Lo único nuevo en esta crisis europea con relación la época pre-nazifascista, es la UE. ¿Es su estructura supranacional la que impide que el tsunami populista ultranacionalista enfrente a los países miembros? Si éstos alcanzan el poder o dominen la agenda política, ¿otros Brexit ─el mayor éxito en los últimos 70 años de los ultras que quieren ver a Europa debilitada─ serán imparables? ¿La UE debe reformularse para reencantar y frenar la consagración de los populismos y su propia desaparición?

La Europa de las crisis, de la intolerancia y del miedo, de la amnesia de su memoria histórica ¿regresa a lo peor de su pasado y nos anuncia otra devastación? ¿Será posible el retorno de tanto error, horror y terror?

Europa: interrogantes sin respuestas. Y el mundo las espera. Urgente

TAGS: #Brexit #Crisis Europea #Derecha #Fraxit Europa

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

La desconfianza institucionalizada en nuestro país, el temor al otro, a la diferencia, a la confrontación de ideas, al sano debate son elementos de nuestra mentalidad colectiva que gangrenan la sana convi ...
+VER MÁS
#Sociedad

De mentalidades y subdesarrollo

Por las características de construcción y formas de adquisición de los departamentos de la torre de Lavín, afirmamos que no son viviendas sociales.
+VER MÁS
#Ciudad

¿Son viviendas sociales las de Lavín en Las Condes?

La configuración del Estado de derecho que debiese primar en un país democrático como el nuestro, exige el respeto y cumplimiento de las normativas que regulan su quehacer
+VER MÁS
#Sociedad

Carta de la Universidad de Chile y el Estado de Derecho

Se desobedece por ausencia de temor, las atribuciones del carabinero, el padre, el marido, el sacerdote o el Estado en cuando al poder de castigar, incluso con violencia, hacían gran parte de la obediencia ...
+VER MÁS
#Política

Crisis de autoridad en Chile

Popular

Si debatimos para ganar, terminaremos creyendo que existe una única respuesta correcta y sería la nuestra y cualquier otra está equivocada.
+VER MÁS
#Sociedad

¿Discutimos para ganar o para aprender?

Casi la mitad de la población chilena en exterior, formada por los hijos de los chilenos nacidos fuera de la patria, no pudieron participar en el proceso eleccionario por no cumplir con la exigencia establ ...
+VER MÁS
#Política

Limitación grave al derecho a voto de los chilenos nacidos en el extranjero

El impacto que las tecnociencias producen en la sociedad, no solo cambia la vida de las personas, sino que impone modelos y relaciones de vida nuevos, y no siempre mejores
+VER MÁS
#Política

¿Qué hacer frente al transhumanismo?

La noción de supervisión es una de las más relevantes en el ejercicio profesional de la clínica y la psicoterapia, ya que va indisociablemente relacionada al de formación continua y análisis del propi ...
+VER MÁS
#Salud

Sobre la Supervisión en psicoterapia