#Política

El conveniente “centro social”

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

El centro social es la creación de un estrato ficticio, que debido a su nubosidad conceptual puede prestarse para todo y para nada al mismo tiempo. Es la invención y caricaturización de necesidades, para que así éstas estén al servicio de un programa de campaña banal, poco exigente y totalmente contrario a lo que se debe hacer en una sociedad como la nuestra. Sobre todo, si es que se quiere construir una democracia coherente con lo que esta requiere para comenzar a emprender un desarrollo más significativo y, por lo mismo, más sustancia.

Hay un término que ha quedado rondando en mi cabeza, ya que lo he escuchado hasta la saciedad en estos últimos días. Este concepto es el del “centro social”, al cual el candidato UDI Pablo Longueira dice apelar con su candidatura. Esto lo digo porque una vez que vi al presidenciable poner mucho ahínco cada vez que nombraba este supuesto sector de la sociedad, en algún momento llegué a creer que realmente existía. Hasta me dieron ganas de ir a conocer algunos de quienes se encontraran en la posición geográfica del mapa político que mencionaba el gremialista.

Después de pensarlo bastante, y revisar detalladamente las declaraciones del hijo político de Jaime Guzmán, no llegué a otra conclusión que la que, por lo general, se obtiene de este tipo de slogans ambiguos y poco consistentes: no hay tal centro social.

Me explico. Si bien la gente a la que dice interpretar el ex titular de Economía existe, claramente no tiene el nombre que éste le atribuye. No pueden ser calificados de esta manera, ya que no tienen un rótulo que los haga identificarse con el curioso término que se ha aplicado. Esto, obviamente, no excluye que tal vez haya una parte de la población que lamentablemente cree, una vez que escucha, estos discursos llenos de una épica gris ser ese “centro social”. Me refiero a esa clase despolitizada que la derecha “popular” con los años ha tratado de domesticar con un discurso simple, el cual implica lágrimas, emoción y una satanización contante del ejercicio político.

Longueira, Lavín y un sinfín de dirigentes UDI, de la mano del fallecido Guzmán, por años bajaron de Plaza Italia para llegar con un mensaje de preocupación, de ayuda, pero también de desideologización de una clase.
Así haciéndoles saber que como derecha estaban ahí para ayudarlos, para colaborar con sus vidas ya que ellos no pueden dirigirlas. Porque la última vez que se trataron de hacerlo, todo terminó en un “desgobierno” llamado Unidad Popular.

La conciencia social que la derecha dice tener, va directamente relacionada con aquella señora Juanita que alguna vez mencionó Ricardo Lagos erróneamente. Es decir, con aquél sujeto que quiere que le resuelvan los problemas urgentes de manera pragmática, fácil y simple porque a eso han relegado su vida las clases dirigentes, sin que ose siquiera en aspirar a algo más, como por ejemplo recibir una plusvalía decente y digna por el trabajo entregado.

El centro social es la creación de un estrato ficticio, que debido a su nubosidad conceptual puede prestarse para todo y para nada al mismo tiempo. Es la invención y caricaturización de necesidades, para que así éstas estén al servicio de un programa de campaña banal, poco exigente y totalmente contrario a lo que se debe hacer en una sociedad como la nuestra. Sobre todo, si es que se quiere construir una democracia coherente con lo que esta requiere para comenzar a emprender un desarrollo más significativo y, por lo mismo, más sustancia.

El acercamiento de la UDI hacia las poblaciones, y su sensibilidad popular, muchas veces no huele más que a una constante herramienta de campaña, ya que en materia de ideas y reales soluciones, resulta cada vez más estéril.


Imagen

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

 

PARTICIPA

Popular

El conjunto de las humanidades puestas en el currículo escolar aloja una certeza brutal: sin estas artes y ciencias, se hace más difícil entender la forma cómo enfrentarse a las distintas decisiones de ...
+VER MÁS
#Educación

Sin la Historia, menos libres

Es urgente y necesario -no sólo mantenerla en la enseñanza media- sino también que sea fiel a sí misma como ciencia de las primerísimas causas de las cosas;
+VER MÁS
#Educación

Ser y quehacer de la Filosofía

Ningún gobierno se ha comportado a la altura, luego, nunca se ha tramitado un proyecto de ley para que con el Ombudsman, Defensor del Pueblo en castellano, a la cabeza, los ciudadanos de a pié puedan ser ...
+VER MÁS
#Política

Los discursos ni sirven para combatir la corrupción

Lo esencial de este caso está en cómo se usa el Estado para beneficios familiares y personales, como también en la nula separación entre lo público y lo privado de ciertas personas, castas o corrientes ...
+VER MÁS
#Política

Los Piñera Morel y la ideología del oportunismo

Popular

¿Cuántas veces nos sentimos solos y tristes, pero no queríamos molestar a nuestros padres porque estaban agotados después de largas jornadas de trabajo?
+VER MÁS
#Salud

Nos llaman los hipersensibles

El conjunto de las humanidades puestas en el currículo escolar aloja una certeza brutal: sin estas artes y ciencias, se hace más difícil entender la forma cómo enfrentarse a las distintas decisiones de ...
+VER MÁS
#Educación

Sin la Historia, menos libres

Durante años estas idas al psiquiatra las hice en silencio, sin contarle a nadie y con la vergüenza de que alguien lo supiera. Odiaba que mi mamá lo comentara con alguien y le rogaba que no hablara del t ...
+VER MÁS
#Salud

Yo salí del clóset de la salud mental ¿y tú?

Lo esencial de este caso está en cómo se usa el Estado para beneficios familiares y personales, como también en la nula separación entre lo público y lo privado de ciertas personas, castas o corrientes ...
+VER MÁS
#Política

Los Piñera Morel y la ideología del oportunismo