#Política

El Chile cortesano y el declive de la despolitización

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

La re-politización que se inició en Chile en el 2011, consiste en comprender que estamos insertos en relaciones desiguales de poder, en relaciones de dominación y subordinación, ya sean de clase, de género, étnicas, laborales o de lo quesea, y que esa sola reflexión es peligrosa.

Se puede, pero no es fácil. Menos aún cuando se nos dijo majaderamente que la política era para los “políticos”, ya sea militando en un partido u ocupando cargos de “representación popular” o de gobierno. Más de alguno habrá intuido que eso era una falacia y que eso se llama “despolitización”. Y que esto último, en el modelo neoliberal implementado sin contrapeso desde la dictadura militar, se constituiría y aún se constituye en una virtud. Despolitizarse en Chile era necesario para integrarse a la sacralizada supremacía del mercado: si quiere integrarse, consuma. No piense en que su país se ha erigido en un país feudal, donde unos cuatro o cinco grupos económicos deciden desde el precio de un yogurt en el supermercado, hasta las leyes de la república.

Deje la política para los políticos, que ellos mantendrán intacta la estructura neoliberal de relaciones económicas y de concentración de poder, ya sean éstos políticos de centro-derecha o de centro-izquierda. Usted sólo consuma. Y sea innovador, sea emprendedor, para que su capacidad de consumo aumente y se cambie a un barrio mejor, sus hijos vayan a un colegio privado de élite, se salga de Fonasa e ingrese a una isapre.

En un país de arribismo cortesano, de ansias de formar parte de una suerte de aristocracia, todas y todos quieren pertenecer a la Corte del Rey. Acercarse a las élites se transformó en el sueño –explicito u oculto- del Chile despolitizado. “Rotear” al vecino o al del barrio de al lado, se convirtió en el ethos de un país que se embelesa con el elitismo y ningunea al que no cumple sus estándares de consumo.

¿Por qué “roteamos”? Por ignorancia. Porque no nos damos cuenta de que entre un poblador de la Pintana (en Santiago) o de Lanín (en Temuco) y un pujante individuo que se ha comprado una casa en un “buen barrio” con un crédito bancario a treinta años, hay una terrible realidad que los hermana, pero que es negada bajo el velo de esa despolitización obstinada. Ambos se encuentran subordinados, sujetos al poder omnímodo de las élites económicas, de estos señores feudales que exudan exitismo en la revista Forbes, mientras saquean a destajo y deciden cuánto vale su bono de atención en salud, el paquete de arroz en el supermercado, el monto de su jubilación, si podrá votar estando en el extranjero o si las grandes empresas (las de ellos) pagarán o no en Chile un impuesto de primera categoría decente.

La re-politización que se inició en Chile en el 2011, consiste en comprender que estamos insertos en relaciones desiguales de poder, en relaciones de dominación y subordinación, ya sean de clase, de género, étnicas, laborales o de lo quesea, y que esa sola reflexión es peligrosa. Porque apunta a modificar la estructura de relaciones económicas y políticas de dominación. La última vez que se intentó eso en Chile, los señores feudales impusieron 17 años de dictadura militar. Es un tema, por tanto, de clase. Si usted está en esa línea, dejará de actuar como –usando la antigua jerga- un “desclasado”. Se puede, pero es doloroso. Y no se deje engañar. La política no es de los políticos; l apolítica es un bien público, una actividad cotidiana ejercida por todas y todos, una reflexión y una acción que irradia todas las áreas de la vida social… para bien de cada uno de nosotros, pero para mal de la dictadura económica de los grandes mercaderes y de toda esa acaramelada cultura cortesana.

—–

Foto: Nico Sli / Licencia CC

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

24 de Octubre

Felicitaciones!!!…una buena reflexion para comenzar la jornada.

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
En determinados sectores se observa una cierta pulsión hacia lo autoritario y violento, y una clara tendencia a cancelar el debate.
+VER MÁS
#Ciudadanía

La Convención Constitucional chilena. Cuando la política sí importa

Sin perjuicio de existir un principio de igualdad reconocido en la Constitución chilena, lo cierto es que, en los hechos, este queda más bien como una declaración de buenas intenciones
+VER MÁS
#Género

La igualdad de oportunidades/género

Se hace necesario rescatar valiosas categorías con que se interpretó la realidad en el cercano pasado. Su aparente caducidad es una consecuencia más de la derrota política popular en esos años.
+VER MÁS
#Sociedad

La caída del modelo Chicago: notas para una discusión imprescindible

El sistema económico seguirá siendo capitalista lo que obliga a calibrar muy bien qué caduca y qué sigue vigente
+VER MÁS
#Sociedad

Crisis y superación del modelo neoliberal

Nuevos

La llegada del Covid-19 y su materialización a partir de las cuarentenas y el fantasma de la enfermedad fatal rompe el enunciado cortoplacismo pensante para enfrentar a todos por igual a la idea de la muer ...
+VER MÁS
#Sociedad

Filosofía y pandemia

Las candidaturas deberán revisar sus estrategias para poder expresar con mayor claridad sus ideas fuerza. Candidaturas que figuran en tercer y cuarto lugar, deberán arriesgar más, caso contrario su suert ...
+VER MÁS
#Política

El primer debate

No fue violencia. Creo que fue solamente una expresión de ira que no se pudo controlar. Parte fue mi culpa por seguir la discusión. La calle puede ser violenta, pero cuando es en el mismo hogar donde, en ...
+VER MÁS
#Cultura

Sus sensuales caricias

Después del debate, el tablero electoral empieza a moverse, y no terminará hasta la hora de la verdad. En esta ocasión los más beneficiados con el debate fueron Kast y Provoste
+VER MÁS
#Política

Esquirlas del primer debate presidencial

Popular

Como investigadores jóvenes, condenamos tajantemente estas acciones, que constituyen un lamentable ejemplo para las futuras generaciones de científicos y académicos;
+VER MÁS
#Ciencia

Por una mejor ciencia

Se hace necesario rescatar valiosas categorías con que se interpretó la realidad en el cercano pasado. Su aparente caducidad es una consecuencia más de la derrota política popular en esos años.
+VER MÁS
#Sociedad

La caída del modelo Chicago: notas para una discusión imprescindible

Solo reflexiono lo que la ciencia ficción de los años 30 y 50 vaticinaron y cómo la historia se encargó de hacerlo posible gracias a la supuesta emancipación. ¿Qué fue lo que triunfó?
+VER MÁS
#Política

Orwell 2021

La ansiedad climática la sienten personas de todas las edades, en todas partes. Ella se asocia a varias emociones dolorosas y complejas: tristeza, miedo, enojo, impotencia, culpabilidad, avergüenza, deses ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Los jóvenes deberán aprender a convivir con la ansiedad climática