#Política

¿Cómo se va de la tolerancia cero al indulto?

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP
La Conferencia Episcopal en 2010, a través del entonces arzobispo de Santiago, monseñor Errázuriz, le planteó al gobierno la posibilidad de aplicar un indulto amplio para el bicentenario. El Presidente Piñera rechazó de plano la posibilidad e insistió que los indultos se estudiarían caso a caso. La posición del gobierno obedecía a convicciones profundas. El Ministro del Interior, Rodrigo Hinzpeter, no dudó en manifestarse “absolutamente contrario a los indultos” y agregó que"siento que a veces la Iglesia hace planteamientos en campos que no son los estrictamente propios de la confesión religiosa" (15.07.2010). Previo a ello, el Ministro del Interior había viajado a Nueva York donde sostuvo un encuentro con Rudolph Giulianni, ex alcalde de esa ciudad, para conocer detalles de su política sobre “tolerancia cero” (17.06.2010). Las señales eran claras: el gobierno había prometido en campaña más mano dura frente al delito y no se movería de esa línea. 
 
La Moneda buscó mostrar que la Concertación había sido ineficaz contra la delincuencia, y también negligente al ignorar señales aún más preocupantes. Entre ellas hay que recordar que los “terroristas” mapuche, según La Moneda y el senador Espina, tenían estrechas relaciones con las FARC; apareció un ciudadano pakistaní que podía ser un fundamentalista islámico; y los bombazos anarquistas se resolverían en corto tiempo. A pocos meses de estos “graves hallazgos” el gobierno manifestó que "nunca" consideró a los mapuche como terroristas (después de la huelga de hambre de los afectados); la justicia recientemente dictaminó que no considera que exista un vínculo entre éstos y las FARC; el pakistaní salió libre de todo cargo; y los anarquistas han ampliado sus blancos poniendo bombas en los jardines de casas particulares.  El fracaso del gobierno en todos estos casos no ha dado para decir ni “pío”.
 
El incendio de la cárcel de San Miguel desnudó (una vez más) la precaria situación y el hacinamiento que afecta al sistema penitenciario del país. El gobierno reaccionó en forma reactiva y desorientada. El primer impulso fue endilgarle a la Concertación el desastre argumentando que no se habían construido todas las cárceles prometidas. Se trataba entonces de un problema heredado, cuya solución pasaba por construir cárceles. Este discurso era absolutamente discordante con la Corte Suprema que insistía en que la tasa de reclusión en Chile es la más elevada de América Latina. Por primera vez, algunos medios de prensa y comunicación se atrevieron a sostener que la crisis de seguridad había sido levantada artificialmente en los últimos años.  
 
Como consecuencia del desastre de San Miguel, el Ministro de Justicia, Felipe Bulnes, acaba de anunciar que abrirá la discusión para implementar un indulto que descongestione las cárceles. Dentro de sus argumentos señala que hay personas que no deberían estar recluidas y que no deben ser expuestas a delincuentes peligrosos que los pueden inducir a cometer “verdaderos delitos”. Al margen que resulta incomprensible que existan delitos verdaderos y otros no, sobre todo si hay condenas de por medio, la medida es sensata aunque insuficiente. 
 
Uno de los puntos más débiles se refiere al fondo de la política de seguridad pública del gobierno. Un indulto para descongestionar las cárceles es una medida parcial, que se revertirá en poco tiempo si el sistema judicial sigue  aplicando condenas en forma más o menos indiscriminada. El problema de la seguridad pública no puede enfrentarse en forma desagregada e incluso contradictoria: el discurso de la tolerancia cero no es compatible con el perdón o la disminución de penas. La sola discusión del indulto debe ser un trago más que amargo para el gobierno y su coalición. Cabe preguntar: ¿Acompañarán en el empeño del indulto los partidos de derecha? ¿El indulto incluirá a violadores de Derechos Humanos, como parece indicar la propuesta? ¿Resistirá el gobierno este debate sin nuevos costos en la adhesión ciudadana? ¿Puede inmolarse políticamente el Ministro Bulnes con esta inciativa y abrir una crisis de gabinete?
 
(*) Te invitamos a leer también a Erika Silva en "Cárceles versus derechos humanos".
———–
TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
Es de esperar que todas las fuerzas políticas, se sumen a este llamado a dejar las trincheras, la patria justa y buena, no es sólo para blancos, amarillos o rojos, es aquella que nos contiene a todos sin ...
+VER MÁS
#Política

Dejar las trincheras

Es de esperar que todas las fuerzas políticas, se sumen a este llamado a dejar las trincheras, la patria justa y buena, no es sólo para blancos, amarillos o rojos, es aquella que nos contiene a todos sin distinción

Se colige la urgencia de acuerdos asertivos para canalizar las demandas ciudadanas desde sus territorios, apurando el tranco por una Nueva Constitución
+VER MÁS
#Política

La responsabilidad de los partidos v/s ¿particularismos políticos?

Se colige la urgencia de acuerdos asertivos para canalizar las demandas ciudadanas desde sus territorios, apurando el tranco por una Nueva Constitución

¿Qué priorizamos? ¿Constitución o gobernabilidad? Si no se puede lo menos ¿se podrá lo más? Los ciudadanos miran atónitos la degradación de la política, la descontrolada expansión de la delincuen ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

¿Qué priorizamos: Constitución o gobernabilidad?

¿Qué priorizamos? ¿Constitución o gobernabilidad? Si no se puede lo menos ¿se podrá lo más? Los ciudadanos miran atónitos la degradación de la política, la descontrolada expansión de la delincuencia, la violencia y el narcotráfico. Pero, la ciudadanía chilena debe asumir su responsabilidad en este descalabro

Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980
+VER MÁS
#Política

¿Por qué no hay acuerdo en el proceso constituyente?

Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980

Nuevos

Para Arendt, Eichmann no era el «monstruo», los actos no eran disculpables, pero estos actos no fueron realizados porque estuviese dotado de una inmensa capacidad para la crueldad, sino por ser un burócr ...
+VER MÁS
#Justicia

Osvaldo Romo Mena: la banalidad del pasado en el presente

Se dice de Oyarzún que fue tan ingenuo como filósofo. Tan niño como angustiado. Tan poeta como burócrata
+VER MÁS
#Cultura

Poesía y filosofía en un olvidado Luis Oyarzún

Es de esperar que todas las fuerzas políticas, se sumen a este llamado a dejar las trincheras, la patria justa y buena, no es sólo para blancos, amarillos o rojos, es aquella que nos contiene a todos sin ...
+VER MÁS
#Política

Dejar las trincheras

La superficialidad de este nuevo marco de valores está claramente definida porque ninguno de sus principios responde a una necesidad real, a un análisis profundo de sus razones ni a una tendencia generali ...
+VER MÁS
#Cultura

La burbuja cultural

Popular

La industria petrolera actuó a modo del dios Apolo y maldijo al igual que a Casandra a científicos e investigadores ambientalistas, ellos tendrán la capacidad de predecir el futuro, pero nadie les va a creer
+VER MÁS
#Medio Ambiente

El Síndrome de Casandra y la Emergencia Climática

Los impuestos son la fuente más importante de ingresos del Estado y le permiten potenciar la economía, reducir la desigualdad y lograr justicia social.
+VER MÁS
#Economía

Datos importantes a tener en cuenta antes de una Reforma Tributaria

No solo me dispararon y me afectaron a mí. El daño también fue para toda mi familia
+VER MÁS
#Justicia

¿El estallido social quedó atrás? Para las víctimas claramente no

Con la predictibilidad lo propio de lo humano, la creatividad, el asombro, la resiliencia, se dañan o atrofian, o son subyugadas al autodeterminismo de  las profecías autocumplidas
+VER MÁS
#Educación

El exceso de predictibilidad está 'matando' a nuestros estudiantes