#Política

Carta abierta a la izquierda post-presidencial

2 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Quedan 4 años para rearmarse, hay que seguir luchando ya desde las calles y desde el par de escaños que se obtuvieron en el Congreso para hacerle sentir al futuro gobierno (sea de centro-izquierda o centro-derecha) que es un grupo amplio descontento con las políticas de estado que se han venido llevando los últimos 40 años.

La suerte está echada compañeros y quiero dirigirme a todos ustedes como un militante más de la izquierda amplia. No pretendo hacer un análisis lato de la situación política actual, ni menos decir palabras nuevas, quizás esta “carta” no tiene nada nuevo que añadir, pero es importante recalcarlo.

A pesar de la derrota electoral que ha sufrido la izquierda en sus diversas variantes, ya sea social, estudiantil, roja, verde o de la rosa y el puño, hay que aprender de este escenario. Sacamos el 17% del 49% de habilitados para sufragar. Es fácil echarle la culpa a aquella parte del electorado que no se levantó a votar aun cuando está aburrida de lo mismo, como también es fácil criticar a los medios que no cubrieron las diversas candidaturas de forma igualitaria y justa, a fin de poder conocer sus propuestas y no sus problemas personales.

Déjenme decirles que la culpa no es solo de los medios ni de la competencia desleal de los candidatos del duopolio, ni mucho menos de la falta de interés de aquellos que critican todo pero no estudian las alternativas que se les plantea y, en fin, no votan. La culpa es nuestra, no se supo encantar al electorado, no se supo proponer una alternativa seria y viable. No supimos sentarnos a dialogar en torno a un programa, de una propuesta alternativa al sistema neoliberal. No supimos dejar de lado los egos, de aunarlas fuerzas en beneficio de un discurso social más que de los dividendos políticos individuales. No supimos construir un referente serio, concreto y viable. No se discute la legitimidad de tener diversos candidatos con diversas propuestas, pero si es necesario reconocer que el escenario siempre fue adverso y, ante la correlación de fuerza políticas, era y es imperativa la tan manoseada “unidad”.

Quedan 4 años para rearmarse, hay que seguir luchando ya desde las calles y desde el par de escaños que se obtuvieron en el Congreso para hacerle sentir al futuro gobierno (sea de centro-izquierda o centro-derecha) que es un grupo amplio descontento con las políticas de estado que se han venido llevando los últimos 40 años.

La tarea que nos queda es montar un frente amplio social que deje de lado las discusiones tácticas y personales, que sepa consolidarse con el tiempo y acoger, tarea que si bien no es fácil, si empezamos desde ya se puede alcanzar. Es por eso que, como izquierdista anónimo, desencantado con la política “tradicional”, hago el llamado a que los simpatizantes de MEO, Claude, Sfeir y Miranda, como también los militantes del PRO, PH, PEV, PI, IU, IA, SA y activistas de los diversos movimientos sociales de los sectores estudiantiles, obreros, indigenistas, feministas, ecologistas, entre otros, a trabajar para sumarse a este frente amplio que sirva de instrumento para las banderas de lucha social, para proyectarse, consolidarse y poder convertir la política y el sistema desde dentro, sin dejar de lado la luchar social, tomando así todas las alternativas posibles. El pueblo se debe unir, para que cantar “El pueblo unido jamás será vencido” no sea más una simple consigna carga de sueños y emociones.

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.
Ordenar comentarios por:
jorge luis orellana catalan

18 de noviembre

un simple trabajador de este sufrido pueblo esta absolutamente de acuerdo contigo.Pongámosle el hombro.

19 de noviembre

Siento tu crítica en el corazón. Completamente de acuerdo.

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980
+VER MÁS
#Política

¿Por qué no hay acuerdo en el proceso constituyente?

Se observa una tendencia a mantener una inercia del proceso que desgaste los ánimos en perseverar en acordar un tercer procedimiento para cambiar la Constitución de 1980

No puede haber soberanía popular si hay una entidad, formada por un grupo de personas, aunque sea en una democracia representativa, que están diciendo cuales van a ser los límites de una Nueva Constitución
+VER MÁS
#Política

No vamos a un segundo intento de nueva Constitución con soberanía popular

No puede haber soberanía popular si hay una entidad, formada por un grupo de personas, aunque sea en una democracia representativa, que están diciendo cuales van a ser los límites de una Nueva Constitución

El desafío es sumar y no menospreciar las dinámicas territoriales del país que mantienen el amargo resultado del rechazo y aún palpan a diario que el descontento, sumado a los crecientes problemas de se ...
+VER MÁS
#Política

Lo que no fue y, esperamos, ahora sí sea

El desafío es sumar y no menospreciar las dinámicas territoriales del país que mantienen el amargo resultado del rechazo y aún palpan a diario que el descontento, sumado a los crecientes problemas de seguridad, migración e incertidumbre económica, no son resueltos con la velocidad que se requieren

Obnubilada  por el aplastante 62% obtenido por el Rechazo en el plebiscito de salida, la derecha está dando por descontado que aquello significa, también, un cheque en blanco para proseguir en el mismo s ...
+VER MÁS
#Política

Estado Social Democrático de Derecho o Salmón Tipo Jurel

Obnubilada  por el aplastante 62% obtenido por el Rechazo en el plebiscito de salida, la derecha está dando por descontado que aquello significa, también, un cheque en blanco para proseguir en el mismo sentido al hegemónico hasta el 18-O de 2018

Nuevos

Para esto, es necesario, entre otras cosas, reforzar a los equipos que llevan adelante investigaciones de derechos humanos, mejorar los instructivos y robustecer las capacitaciones referentes a las obligaci ...
+VER MÁS
#Justicia

Fiscal Nacional y su rol en los derechos humanos

La industria petrolera actuó a modo del dios Apolo y maldijo al igual que a Casandra a científicos e investigadores ambientalistas, ellos tendrán la capacidad de predecir el futuro, pero nadie les va a creer
+VER MÁS
#Medio Ambiente

El Síndrome de Casandra y la Emergencia Climática

La excepción de seguridad de la nación, presente en la Carta Fundamental como uno de los casos en que se permite el secreto por ley de quórum calificado, para mantener la reserva de información, debe se ...
+VER MÁS
#Política

Artículo 8° CPR: Comentario sobre una solicitud a las FF.AA.

En su natal San Juan Chamelco, Alta Verapaz, Guatemala, vestía su indumentaria indígena, en los campos de manzanas usa pantalón de lona. Su ropa de Guatemala sólo la usa para eventos especiales, dejó d ...
+VER MÁS
#Sociedad

Un día tranquilo

Popular

Deborah Jones en la liberación del Ser sensual, metaforización del Eros y el Thanatos que nadan en un lago entre delicadas sábanas, acariciando los sentidos en el juego del deseo
+VER MÁS
#Cultura

Disección poética. Libro: Eróticamente poética de Deborah Jones

El amor por un hijo o un familiar a quien se cuida puede ser inigualable, pero la carga para una persona puede ser destructiva
+VER MÁS
#Ciudadanía

Mamá cuidadora

El descontrolado crecimiento de la población es una de las principales causas de: sobreexplotación de los recursos naturales, destrucción del medioambiente, pérdida de biodiversidad y de la gran generac ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

COP27: Y somos 8.000 millones, sobrepoblación un tema impopular

La industria petrolera actuó a modo del dios Apolo y maldijo al igual que a Casandra a científicos e investigadores ambientalistas, ellos tendrán la capacidad de predecir el futuro, pero nadie les va a creer
+VER MÁS
#Medio Ambiente

El Síndrome de Casandra y la Emergencia Climática