#Política

Cambiar actitudes para construir la paz en la Araucanía

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

A raíz de los hechos ocurridos en la Araucanía las últimas semanas, la huelga del machi Celestino Córdova, el recrudecimiento de la violencia política y hechos igualmente inaceptables de auto tutela tras la toma de cinco municipalidades en la zona roja, como la llaman, se ha comenzado a escuchar, en hora buena, a muchas personalidades del mundo político y empresarial decir que están abiertas a conversar con cualquiera que quiera dialogar.


A la hora de la verdad, las intenciones de diálogo no pasan mucho más allá del discurso y de los conversatorios por Zoom.

Sin embargo, a la hora de la verdad, las intenciones de diálogo no pasan mucho más allá del discurso y de los conversatorios por Zoom. La primera prueba concreta de la disposición a dialogar para avanzar en la solución de la cuestión mapuche, debió haber sido la discusión en el Congreso sobre la fórmula de elección de los escaños reservados para los pueblos indígenas. La centroizquierda realizó el ejercicio de recoger la opinión de personalidades indígenas afines al sector. La centroderecha, por su parte, el sector al que pertenezco, no solo no tuvo la disposición a escuchar a las comunidades, sino que tampoco consultó de manera amplia a los militantes mapuche de los partidos que forman la coalición de gobierno.

Pero no nos confundamos, seguir ideologizando el conflicto y manteniendo conversaciones solo con mapuches con pensamiento afín a los propios, como lo hacen unos y otros, es entender el problema en clave occidental, no en clave indígena. Eso es un error si queremos sinceramente avanzar en el diálogo. La política mapuche no funciona con el mismo clivaje que la política chilena. Y en esa falta de comprensión, tiene gran responsabilidad también el pueblo mapuche al no ser capaz de presentar un frente común, en circunstancias que los sectores cercanos a la izquierda y a la derecha política chilena tienen muchos más elementos que los unen que los que los dividen.

Para solucionar el conflicto del Estado con el pueblo mapuche, desarrollar un diálogo fructífero y buscar el camino de solución a una situación de violencia, deuda histórica, exclusión y pobreza inaceptable en la Araucanía, vamos a tener que respirar profundo y dejar de lado los prejuicios contra el otro, que en nada aportan, los oportunismos políticos y la persistente exclusión de los liderazgos mapuche del debate que viene, en una cuestión cuya solución requiere honestidad intelectual y una actitud sincera y abierta para escuchar al otro. Y ese otro no es el de la otra vereda política, sino el indígena que pertenece a otra cultura.

Cuando hablo de liderazgos no me refiero a los intelectuales ni a los militantes mapuche de los partidos políticos, ni a las vocerías de la Coordinadora de Comunidades en Conflicto Arauco-Malleco, CAM, o del Aukiñ Wallmapu Ngulam, el Consejo de Todas las Tierras, sino al liderazgo de los lonko y werken de las comunidades de todos los territorios, incluidos los representantes de las agrupaciones y centros culturales wariache de las principales ciudades del país, que aunque fuera del territorio ancestral, no dejan de ser por eso parte muy importante del pueblo nación mapuche.

Hace un par de días, estuve mirando la transmisión por redes sociales de un conversatorio muy interesante sobre el rol de Estado en la solución de la violencia en la Araucanía. Sin embargo, al final del evento, me quedé con la incómoda sensación de que se habló mucho de cómo incluir a las fuerzas vivas de la sociedad civil regional en la construcción de la solución, pero con un pueblo mapuche participando como sujetos pasivos de la acción política y no como sujetos activos en este debate. Porque respecto a este tema, no pueden ser uno más. Debe ser protagonista de su propia historia. Esa exclusión de las decisiones que una mayoría ha impuesto a una minoría, que se ha traducido históricamente en la limitación abusiva de derechos y libertades legítimas de un pueblo ancestral, y el anhelo de este de tener el control de la propia existencia, bajo parámetros propios, es lo que se encuentra en el corazón de todo este conflicto.

TAGS: #PazParaLaAraucanía #PuebloMapuche #Violencia

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.

#NuevaConstitución

VER TODO
Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repeti ...
+VER MÁS
#Política

De vuelta a la rotonda política

Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repetir el ciclo interminable de esfuerzo y fracaso

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado
+VER MÁS
#Política

El mito del cierre definitivo del proceso constituyente/constitucional

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo
+VER MÁS
#Política

¿Nos jodimos todos?

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no ...
+VER MÁS
#Política

Las lecciones del plebiscito

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no se han visto por ningún lado

Nuevos

En un contexto en que los discursos de odio van en aumento y continúan marcando aún más las desigualdades de nuestra sociedad, es de suma urgencia que Chile avance en esta materia, de lo contrario las co ...
+VER MÁS
#Justicia

Aprobar la reforma a la Ley Antidiscriminación puede salvar vidas

Estamos hablando de candidatos vencedores cuya cuna de independencia está enquistada racional y afectivamente a colectividades partidarias tradicionales (...) que decidieron dejar el carné de lado del partido
+VER MÁS
#Política

Primarias partidarias e independientes

La finalidad reeducativa y reintegradora de la pena debe ocupar un lugar central en la recuperación del recluso para la sociedad, que favorezca las condiciones para consolidar en este el respeto por las re ...
+VER MÁS
#Justicia

Rescate y reinserción social

Las influyentes asociaciones gremiales empresariales argumentan que el cuello de botella se produce exclusivamente en los distintos servicios públicos que deben dar sus aprobaciones a los mismos
+VER MÁS
#Ciudad

Utilizan el vocablo "permisología" para presionar al gobierno

Popular

Un Estado laico tiene la obligación de separar las creencias religiosas de las leyes, en el entendido que, las creencias son asuntos personales y de ciertos grupos que no representan a toda la sociedad, en ...
+VER MÁS
#Política

En un Estado laico legalizar el aborto y eutanasia es obligación

Se requiere, entonces, hoy más que nunca, la prudencia y sensatez del liderazgo político. No el griterío o altisonancia, de una minoría incondicional, sino la voz tranquila y con peso, de las grandes ma ...
+VER MÁS
#Sociedad

Ecos de la cuenta

La seguridad pública y la justicia no solo se logran con la represión del delito sino también con prevención y la protección de los derechos de los ciudadanos
+VER MÁS
#Justicia

Cuenta pública 2024: un compromiso en justicia, seguridad social y derechos humanos

¿Porqué la molestia de tal diario? Debido a que se acordó incorporar nuevas inversiones que habrían obligado a retrasar la presentación de las ofertas, pero sin mencionar que esas obras tienen como obj ...
+VER MÁS
#Ciudad

A propósito de una autopista, se le aclara al diario El Mercurio