#Política

Acuerdo Constitucional: Un proceso que nace perdido

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen

El 4 de septiembre el resultado a favor del rechazo a la propuesta emanada por parte de la Convención Constitucional fue claro y determinante. El órgano más democrático e inédito que nuestra historia republicana haya conocido fracasó estrepitosamente en su misión. ¿Razones para este fracaso? muy variadas, desde la interpretación absolutamente desproporcionada por parte del mundo de las izquierdas al resultado del plebiscito de entrada e, incluso, del «estallido social». La mala interpretación del resultado de la elección de convencionales que dio como resultado una sobrerrepresentación de las fuerzas de izquierdas mediante la «moda» impuesta en el clima social que resultó en la elección de una gran cantidad de independientes. La falta de experiencia política de sus miembros, más no la falta de capacidades técnicas. Las excentricidades de algunos de sus miembros que jamás pudieron entender que la imagen y confianza de la Convención era su gran capital político incluso más que su resultado. El constante interés por ocupar el proceso constituyente para reivindicaciones de carácter identitarias (un karma para la izquierda posterior a 1990) por sobre los relatos universalistas que eran el gran «capital» de las izquierdas durante gran parte del siglo XX, un sistema político altamente engorroso que, de ser aprobado, probablemente iba a requerir reformas.


Sea cual sea el resultado del proceso, no será funcional al objetivo de dar por superada la crisis social y política.

Aún así, este órgano fue capaz de otorgar un texto que a grandes rasgos era un increíble avance en derechos sociales y modificaba, sin ser revolucionario, los pilares del modelo neoliberal impuesto en Chile que han sido el detonante de la crisis social que tuvo su expresión principal en octubre de 2019. Prácticamente la Convención se hizo cargo, en el aspecto técnico, de todas las demandas de la población, pero no supo como canalizarlas políticamente. En resumen, los convencionales fueron incapaces de entender que más importante que el texto, era generar una estrategia de comunicación política para con el texto. Todos estos detalles son una muestra que la Convención Constitucional fracasó por falta de política, más que por falta de expertiz.

Pero algo no se le podía cuestionar al proceso constituyente y que es sumamente importante en un país sumido en una crisis de confianza con las instituciones brutal: Su legitimidad. De eso mismo comienza careciendo este proceso. Un acuerdo que establece una «Comisión de Expertos» que elaborará un anteproyecto, que tendrá poder de veto y, que en caso de que no exista acuerdo final, formarán parte de una comisión mixta entre representantes electos y designados. Una comisión de 24 personas designadas nombradas por el Congreso (quizás la institución con mayor percepción de desconfianza y peor evaluada) en proporción a las fuerzas políticas, lo que es lo mismo que decir «a los operadores que decidan poner los partidos políticos». Es tan así, que no se demoraron ni 5 horas en comenzar a proponer como «expertos» a los ex presidentes Frei, Lagos, Piñera y Bachelet.

Por si no fuera poco, se elegirán 50 convencionales en distritos enormes (senatoriales) lo que solo permitirá que personas con mucho poder adquisitivo puedan optar a ser candidatos y hacer una campaña, el «valor» del voto en algunas regiones terminará siendo absolutamente desproporcionado en perjuicio de la Región Metropolitana, y la discusión del futuro órgano nace cercenada por la imposición de «bordes constitucionales» que sólo dan pie a una actualización de la institucionalidad de la Constitución de 1980.

Justamente ahí su debilidad, pues sea cual sea el resultado del proceso, no será funcional al objetivo de dar por superada la crisis social y política. El modelo chileno, profundamente individualista, ha generado una dinámica social funcional mientras el país crecía a grandes tasas gracias a las relaciones con China, podríamos decir que el relato en los años 90s si tenía coherencia, pero eso se agotó hace ya bastante tiempo. El modelo realiza promesas cautivadoras en torno al consumo y realización individual, pero que ya son imposibles de cumplir. Ahí la enorme frustración social creciente de las clases bajas y medias. El mismo producto social del modelo será quien se encargue de recordar una y otra vez, al parecer, la incapacidad de hacerse responsable de las promesas generadas a una población de consumidores. Por ello, era necesaria la formulación de un nuevo pacto de desarrollo social, pero estamos lejos de eso, y mucho más cerca de un nuevo episodio de caos multidireccional como el que pudimos vivir en el llamado «estallido social».

TAGS: #NuevaConstitución #ProcesoConstituyente

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Quedan 1500 carácteres.
Ordenar comentarios por:

15 de diciembre

La verdad es que si, sucederá algo con la nueva Constitución. Se acabará el reclamo eterno por su origen.
Si esta Constitución da libertades parecidas a la actual, y se le agregan limites modernos, como son la ecología y ciertos beneficios sociales, quedará como una Constitución mas o menos buena e inobjetable. Y, sobre todo, se acabará la Constitución como moldeadora de la sociedad a gusto de los políticos.
Lo de los expertos…definitivamente los ex-presidentes son mas expertos que los «eximios» constitucionalistas que nos trajo la convención. Haber tenido el poder del país les otorga una visión de largo plazo de la que carecían los anteriores.
Por lo tanto, no es fantástica, pero es una solución real al tema Constitucional que nos ha desgastado tanto rato.

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repeti ...
+VER MÁS
#Política

De vuelta a la rotonda política

Para la ciudadanía la rotonda sin salidas es como vivir el castigo de Sísifo, destinados a llevar una pesada roca política a la cima de la montaña, solo para verla rodar montaña abajo y volver a repetir el ciclo interminable de esfuerzo y fracaso

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado
+VER MÁS
#Política

El mito del cierre definitivo del proceso constituyente/constitucional

Que existe agotamiento en múltiples sectores, difícil es de negar. Y eso incide en la viabilidad política actual. Pero eso no significa que el dilema constitucional esté cerrado

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo
+VER MÁS
#Política

¿Nos jodimos todos?

A pesar de los obstáculos y desgastes, el compromiso adquirido para modificar la Constitución debe ser respetado y llevado a cabo para reconectar con las expectativas y necesidades del pueblo

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no ...
+VER MÁS
#Política

Las lecciones del plebiscito

El pueblo de Chile, está hastiado de la reyerta de baja monta, no quiere ver más discusiones bizantinas, alejadas de sus problemas cotidianos. Los chilenos y chilenas favorecen los acuerdos, pero esos no se han visto por ningún lado

Nuevos

Es urgente que las autoridades locales se despierten y tomen medidas decisivas. Valparaíso puede y debe convertirse en un faro de desarrollo digital, no solo para Chile, sino para toda América Latina
+VER MÁS
#Desarrollo Regional

Valparaíso: la paradoja del internet más rápido del mundo versus la pobreza y subdesarrollo

Estaremos atentos a lo que resuelva Cooper, si no detecta nada comprometedor en la operación comercial de Sierra Bella, tendrá que archivarla y la municipalidad de Santiago, con paciencia musulmana, tend ...
+VER MÁS
#Ciudad

¿Hubo delito en el episodio de la Clínica Sierra Bella?

Aunque la intervención de la Ministra Toro puede parecer confusa y difícil de entender, detrás del lenguaje críptico hay un mensaje bastante claro respecto del trabajo domestico y las labores de cuidado ...
+VER MÁS
#Política

Entender para debatir. El planteamiento de la Ministra Toro

Entré al cité de calle OIivos (Recoleta) y Payo Grondona, ebrio, me sonrió desde un camarote desde una de las piezas de techo bajo y oloroso. Jorge tenía unos tecitos que humeaban y un libro abierto sob ...
+VER MÁS
#Cultura

Un poeta chileno del siglo XXI cumple 71 años

Popular

Aunque la intervención de la Ministra Toro puede parecer confusa y difícil de entender, detrás del lenguaje críptico hay un mensaje bastante claro respecto del trabajo domestico y las labores de cuidado ...
+VER MÁS
#Política

Entender para debatir. El planteamiento de la Ministra Toro

Entré al cité de calle OIivos (Recoleta) y Payo Grondona, ebrio, me sonrió desde un camarote desde una de las piezas de techo bajo y oloroso. Jorge tenía unos tecitos que humeaban y un libro abierto sob ...
+VER MÁS
#Cultura

Un poeta chileno del siglo XXI cumple 71 años

Es fundamental desarrollar y aplicar planes de ordenamiento territorial que promuevan un crecimiento urbano sostenible, garantizando el acceso equitativo a servicios básicos, protegiendo áreas de valor am ...
+VER MÁS
#Desarrollo Regional

Desafíos urbanos en Los Lagos: hacia una región sostenible y equitativa

Es urgente que las autoridades locales se despierten y tomen medidas decisivas. Valparaíso puede y debe convertirse en un faro de desarrollo digital, no solo para Chile, sino para toda América Latina
+VER MÁS
#Desarrollo Regional

Valparaíso: la paradoja del internet más rápido del mundo versus la pobreza y subdesarrollo