#Medios

Responsabilidad en las Redes Sociales

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Mi Twitter no tiene candado. Mis tuits están a disposición de cualquiera que quiera leerlos. No uso garabatos, a lo más, escribo “Pfff”. En los momentos de mayor molestia, escribo “¡Por la púchica!”  Es un asunto de pudor.

Me esfuerzo por escribir sin faltas de ortografía. A veces en el apuro, escribo mal una palabra. Está mi nombre completo, mi  fotografía. Me responsabilizo por lo que escribo.

También tengo Facebook.  Ahí, solo los más cercanos ingresan. Tengo filtros y sólo mis amigos y familiares son aceptados.  Todos ellos pueden ver mis fotos y lo que escribo (si bien hace mucho que no actualizo mi “estado”).

¿Es prudente tener tus ideas, tan expuestas? Depende de las ideas. Yo aplico el “Doble click mental”. Es decir, leo lo escrito antes de hacer “click”. Si hay algo de lo que he escrito que me hace ruido, lo borro. Esto no es hablar sin filtro, por algo queda en la red. A veces, escribo sobre mi hijo, a veces sobre el día, pero por lejos, lo que más hago es compartir con un grupo de twitteros con los que he establecido lazos de amistad.

Hemos visto que algunos “personajes”, han sido víctimas de la palabra escrita. Tenemos como ejemplo, a Edmundo Varas, joven que sucumbió a un ego inflado por haber sido el elegido en un programa de televisión de categoría incierta.  Este joven tiene una ortografía para llorar y de ideas – bueno… ni hablar. 

Está el caso del diputado Marco Antonio Nuñez, ferviente hincha de la “U”, que se dejó llevar por la emoción post partido y escribió unos tuits lamentables. Tan lamentables, que fueron borrados. Por cierto, borrar algo que ya está en la red, en Twitter, es poco estiloso. Después procedió a bloquear a toda persona que le hubiera escrito algo al respecto.  Lo  sé, porque fui una de las que bloqueó.

Recientemente, vimos el caso de dos diputadas de la UDI, las Señoras Hoffman y Nogueira, que adujeron haber sido víctimas de “hackeo” en Facebook, al descubrirse su membrecía en un grupo llamado “Orgullosas de ser blancas”.  Señoras, si fueron “hackeadas”, espero que hayan informado del hecho a la brigada de CiberCrimen de la PDI.

Otro que fue víctima de supuesta suplantación fue el presidente de Renovación Nacional en la región del Bio Bio, Señor Claudio Eguiluz, que vía Twitter le recomienda a una militante de su partido, cerrar las piernas. En su caso, indicó que fue un menor de edad que utilizó su cuenta para responderle a la joven mujer que lo estaba emplazando por esa vía. ¿Su hijo, quizás?  Señor, el Twitter es personal. Cierre bien su Twitter y cuide su clave.

También es bueno recordar el chascarro en ADN radio, cuando el Community Manager al parecer se equivocó de cuenta y escribió su opinión personal sobre el rescate en la mina San José.  El tweet decía: "SHOW. Se terminó perforación. Se encamisó. Se hicieron todas las pruebas. ¿Por qué no inician el rescate? PORQUE FALTA PIÑERA".

ADN se disculpó con otro: “persona ajena habría realizado el  anterior comentario”… la famosa persona ajena. Creo que el término aún se utiliza en las redes sociales, en forma jocosa.

El día de ayer, vimos a un congresista norteamericano renunciar a su cargo por haber enviado una foto de sí mismo desnudo, por su Twitter.  Al inicio, también adujo que había sido “hackeado”. Finalmente tuvo que reconocer que se había equivocado y no había utilizado la herramienta de mensajería directa (DM). Accountability se llama. Adiós, Anthony Weiner.

Si uno expone sus ideas, está claro que habrá personas que no estarán de acuerdo. Pero en Twitter,  existe el “trolleo”, es decir que sistemáticamente estás expuesto a recibir insultos o mofas. Claramente, los políticos son los que más reciben tweets de ese tipo.  Pero son los riesgos de exponer las ideas. Si no quiere eso, ponga candado.

Las redes sociales son un medio para expresar opinión, viralizar ideas, movimientos, intercambiar opiniones.

Llegando de su viaje a Italia, supimos que el presidente de la Republica habría prohibido a sus ministros utilizar Twitter para opinar sobre otras áreas que no son de su competencia. ¿Es una mordaza? Sí. Por supuesto.

Las redes sociales, deben ser utilizadas con responsabilidad. Cuiden su clave, piensen lo que quieren expresar, y siempre, pero siempre,  responsabilícense por lo que escriben.  Es fácil decir “fui suplantado”.  Si es una persona pública y fue suplantado, quiero escándalo. Quiero ver conferencia de prensa en la PDI. Si dice que fue suplantado y sigue como si nada,  permítanme dudar de que fuera así.   

————-

Foto: Twitter – petesimon / Licencia CC
 

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Escribe tu nombre

26 de noviembre

esta bien feo

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Nuevo

Hasta ahora la dispersión ha primado en la centroizquierda y la falta de diálogo ha impedido reconstruir y articular un espacio político que no solo se limite a fiscalizar al gobierno de Piñera
+VER MÁS
#Política

No es tiempo de candidaturas presidenciales

Hasta ahora la dispersión ha primado en la centroizquierda y la falta de diálogo ha impedido reconstruir y articular un espacio político que no solo se limite a fiscalizar al gobierno de Piñera

No es un diagnóstico errado decir que hoy la adopción falla, no solo porque no se visualiza como alternativa, sino porque además es un proceso demoroso.
+VER MÁS
#Sociedad

Adopción, por el derecho a ser hijos e hijas

 La sencilla idea es que se consideren como primera opción, alternativas tan serias como las otras que se han impuesto en siglos de colonización mental.  Es incorporar esta reflexión como una variable ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Saber y acción local sustentable: Ni pintoresco ni folclórico

¿Cómo podremos entender que el camino que se ha tomado no nos llevará a otra realidad que no sea una en que la derecha y el verdadero abuso sigan triunfando? No lo sé.
+VER MÁS
#Política

El nuevo progresismo sacerdotal no es de izquierda

Popular

Si debatimos para ganar, terminaremos creyendo que existe una única respuesta correcta y sería la nuestra y cualquier otra está equivocada.
+VER MÁS
#Sociedad

¿Discutimos para ganar o para aprender?

Casi la mitad de la población chilena en exterior, formada por los hijos de los chilenos nacidos fuera de la patria, no pudieron participar en el proceso eleccionario por no cumplir con la exigencia establ ...
+VER MÁS
#Política

Limitación grave al derecho a voto de los chilenos nacidos en el extranjero

El impacto que las tecnociencias producen en la sociedad, no solo cambia la vida de las personas, sino que impone modelos y relaciones de vida nuevos, y no siempre mejores
+VER MÁS
#Política

¿Qué hacer frente al transhumanismo?

La noción de supervisión es una de las más relevantes en el ejercicio profesional de la clínica y la psicoterapia, ya que va indisociablemente relacionada al de formación continua y análisis del propi ...
+VER MÁS
#Salud

Sobre la Supervisión en psicoterapia