#Medios

La verdad sobre Israel que los medios esconden

13 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Imagen

Frecuentemente vemos en las noticias de nuestros medios chilenos las atrocidades de las que es víctima el pueblo palestino. No hay semana en que no nos enteremos al detalle de la forma en que el ejército israelí intimida, amenaza, arrasa, barre, y destruye los derechos de los ciudadanos de Gaza y Cisjordania. A menudo somos testigos a la distancia del dolor que ese pueblo sufre, pero en ningún momento hemos visto la situación desde la óptica israelí. En ese sentido, los medios de comunicación chilenos faltan a la ética periodística una y otra vez, sistemáticamente dejándonos sin voz e ignorando parte importante de los hechos. El silencio del Consejo de Ética es cómplice.


Si un israelí agrede a un palestino, es terrorismo de Estado. Si un palestino agrede a un israelí, es legítima defensa. […] El rating y los índices de lectoría nos manejan. Y la ética parece ser lo último en que reparamos antes de enviar nuestras piezas a imprenta.

El código de ética periodística establece en su artículo primero que “el periodista se regirá por la veracidad como principio […] El ejercicio del periodismo no propicia ni da cabida a discriminaciones ideológicas, religiosas, de clase, raza […] o [que] atenten contra la veracidad de los acontecimientos”; en su artículo segundo, dice “el o la periodista difundirán sólo informaciones fundamentadas, sea por la correspondiente verificación de los hechos, en forma directa o a través de distintas fuentes, así como la confiabilidad de las mismas”; mientras que en su tercer artículo reza: “el o la periodista no manipulará, bajo ninguna circunstancia, ni será cómplice de modificar, alterar u omitir dolosamente la información”, ley deontológica que dista mucho de la realidad actual en los medios de comunicación asociados a dicho Consejo de Ética.

Cuando estudié periodismo, mis maestros nos reforzaban constantemente sobre la importancia del pluralismo. Con frecuencia debatíamos la diferencia entre el periodismo y las relaciones públicas. Más de una vez vimos con claros ejemplos la responsabilidad social que los medios de comunicación tienen en sus manos y, con espanto ante la tremenda responsabilidad, entendimos que nuestro oficio no se remite a redactar en pirámide invertida, sino que contamos con herramientas suficientes para levantar temas en la agenda pública, generar debates, proponer soluciones y, en más de una ocasión, cambiar la historia.

¿Qué pensarían los medios al publicar aquel video que se tornó viral en el que actores chilenos critican desde la distancia el actuar israelí? Me imagino que ellos, antes de sumarse a la cruzada, visitaron la zona, conversaron con la población afectada, les preguntaron sus necesidades y se nutrieron de la realidad en que viven. También dudo sobre las razones de peso para no cubrir los más de 15.200 misiles que han caído en diferentes lugares de Israel -todos desde Gaza-, los más de 800 muertos que han dejado los ataques suicidas, o el 78% de las víctimas israelíes que según el Instituto Internacional de Contraterrorismo corresponden a civiles asesinados por bombas, tiroteos, lapidaciones, apuñalamientos o linchamientos. Llama la atención el silencio que hay en torno al 20% de la población israelí que es de origen árabe, que tienen igual derecho a voto y sus propios partidos políticos, los que sirven en el Parlamento, en el gabinete del Gobierno, en la Corte Suprema o que tienen puestos diplomáticos, aquellos que son artistas y deportistas, los que representan a Israel en su selección nacional, los que gozan de libertades civiles completas incluyendo libertad de credo, expresión y reunión, incluso con mayores grados que en otros países árabes de la región. No por nada Israel el único lugar en Medio Oriente donde homosexuales árabes pueden vivir sin miedo a ser perseguidos. Es extraño que nada se haya hablado del estudio de Harvard “Coexistence in Israel: A National Study”, que asegura que un 77% de los ciudadanos árabes de Israel preferirían vivir en ese país, más que en cualquier otro del mundo.

Importar un conflicto, del que los chilenos son totalmente ajenos, es una irresponsabilidad. Es lisa y llanamente facilitar el odio y ser cómplice de quienes buscan utilizar los medios de comunicación como un instrumento de relaciones públicas. Bajo la actual forma de comunicar, pareciera que una vida palestina es más valiosa que una israelí. Pareciera que los argumentos progresistas sólo son válidos cuando se trata de los palestinos, pero no cuando las víctimas son yamenís (más de 5 mil muertos en 2015), mexicanos (casi 4 mil), somalís, paquistanís y ucranianos (que suman más de 10 mil), o incluso mapuche, que ha cobrado varias decenas de miles en los 500 años de guerra que esa nación dice llevar. El doble estándar que se huele en las páginas de los diarios chilenos es apestoso.

Si un israelí agrede a un palestino, es terrorismo de Estado. Si un palestino agrede a un israelí, es legítima defensa. No entiendo la lógica. Dudo que exista una, en realidad. A veces (últimamente la mayoría del tiempo), me da vergüenza la calidad de profesionales que las escuelas de periodismo están graduando. El rating y los índices de lectoría nos manejan. Y la ética parece ser lo último en que reparamos antes de enviar nuestras piezas a imprenta.

TAGS: Conflicto palestino-israelí Medios de comunicación Televisión

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:
Hector Oyarce Espinoza

04 de Noviembre

Muy interesante articulo, no obstante ello, en esta problemática debiera abordarse el tema de fondo que se la coexistencia pacífica de los dos Estados, tanto Palestino como Israelita, por un lado, por otro considerar y revisar la política de asentamientos y construcción por otra parte del Estado de Israel, en territorio palestino, después de 1967. Creo que, estos temas debieran ser abordadas también por la prensa.
En tercer lugar, Israel, es un de las potencias mundiales en materia de tecnologías capacidad bélica, muy distintas en los años 60, y por ultimo , EEUU, debiera también revisar su política y estrategia d e Paz en el medio Oriente, especialmente en relación estas dos naciones.

04 de Noviembre

Estoy completamente de acuerdo, pero ¿cómo abordamos esos temas si los medios sólo cubren el lado que les da rating o ventas?

05 de Noviembre

Un alcance solamente: Israel NO es un estado laico. De hecho, es el único estado judío del mundo. Muchas de las leyes civiles, especialmente las que tienen que ver con matrimonio, están administradas por el clero rabínico.
No obstante, eso no quita que sea un estado inclusivo con amplio respeto a las libertades individuales.

05 de Noviembre

Un comentario en esta conversación fue moderado por romper las reglas de nuestra comunidad. A quienes deseen comentar en las entradas que se publican en elquintopoder, los invitamos a revisar y tener presentes estas normas: http://elquintopoder.cl/reglas-de-la-comunidad/

Ana Urbina

05 de Noviembre

Lo triste es que un periodista se de cuenta de la falta de ética y moral del gremio desde el punto de vista personal que al parecer le afecta en este caso. En todo caso el problema no es de la prensa chilena, es un problema de la prensa mundial.

05 de Noviembre

Es un tema complejo y además de la manipulación de la información en el mundo, nos encontramos en nuestro país con otros factores como por ejemplo, el placer que nos da juzgar a priori y no hacer esfuerzos por conocer diferentes perspectivas. Es una práctica que en Chile está tan arraigada como la de creemos mejores que otros países de Sudamérica. (Démonos cuenta que hasta hemos exportado “empresarios corruptos”). Y el punto que me parece crítico y en el que concuerdo plenamente con usted es la vergonzosa producción de profesionales mediocres, poco comprometidos con su carrera, faltos de ética.

El periodismo de hoy está supeditado a los grandes poderes que manejan los medios, eso es algo que, como cualquier trabajador que depende de un jefe y en este caso, de una línea editorial no puede ser cambiado de manera radical. Sin embargo, ante la evidente parcialidad con que los trabajadores de la prensa deben abordar ciertos temas, tampoco ellos hacen mucho por elevar la calidad de la información. Queda que personas como usted, puedan propiciar un cambio desde su profesión, contando con el amplio horizonte de la internet y que por supuesto, nosotros, los que queremos informarnos lo mejor posible, sigamos buscando esa verdad que no es más que el relato construido por muchas voces.

Saludos

sixto

09 de Noviembre

Que raro un judio haciéndose la víctima, los medios de comunicación mas importantes en el mundo son controlados por ustedes ya sea tv o diarios, si alguien cree que por decir “ambos lados son culpables” está siendo imparcial es porque gente como tu justifica las muertes de palestinos no importando si son niños que lanzaban piedras a un tanque.

Silvio korol

09 de Noviembre

Puedes nombrar los principales medios del mundo dominados por judios, de paso hablemos de los medios en Chile

Carlos Seguel Varela

09 de Noviembre

tengo información débil que la investigación de la NU sobre Israel y Palestina sobre *atentados contra los derechos humanos* fue que ambos estados eran responsables. O sea, no es como casi todos los grandes consorcios periodísticos escritos, tv, radiales, internet, etc., diariamente, informan que Israel es el malo. Pareciera, ojala me equivocara, que hubiesen respaldos a toda esa información que no son la verdad de los hechos sino una programada intención de distorsionar el criterio del que lee, escucha, observa, lee, a favor de Palestina. Me recuerda a MacLuhan: el mensaje es la etiqueta y no el contenido. La forma prevalece sobre el fondo. Soy cristiano. Todo ser viviente es creación de Dios, debe respetársele. Me ha extrañado la repetición musulmana, de Irán, Siria, Pakistan, de Palestina, etc., de que *el que no cree en el Corán debe desaparecer*. Sería un concepto contra los derechos humanos. Este concepto de imponer el Corán lo está aplicando, ahora, el llamado Estado Islámico al degollar a sus prisioneros que no creen en el Corán. Y estos hechos ellos lo publicitan e irradian para que nosotros, el resto del mundo, tengamos el convencimiento de que lo que pregonan lo aplican. Reitero, soy cristiano, y me atrevo a emitir este comentario no para favorecer una posible adhesión a Israel sino que, reitero una vez mas, debemos defender la libertad de la profesión religiosa.

zara bedolla

09 de Noviembre

Tarados siempre victimas ud sabn mejor que tidos las aberraciones .torturas .hostigamientos .masacres a diario ovbio que los plaestinos tienen el derecho de defenderse si estan es su casa y ahi mas encima kos tienen encerrados sin agua luz comida .les roban todo hasta sus olivos mikenariis les cortan .son la raza mas asesina cobarde asqueroza malvada del olaneta pero oagaran hasta la ultima gota de sangre

zara bedolla

09 de Noviembre

Ovbio que los medios todo lo esconden si lo manejan los judios en todo el mundo .si los medios mostrara los sangrientos asesinatos .masacres .agresiones a niño trafico de organos .todos civiles inocentes que con suerte tiran una piedra que no llega a ninguna parte .si los medios mostraran un 10% de eso el mundo entero los repudiaria y lincharia por ser la raza mas misera asesina cobarde del mundo .nose como los judios en chile no se averguenzan de tan cobardes y malvados actos son unos demonios

juan pablo faine

10 de Noviembre

Que lindo mundo pintas pero parece que el que no se informa eres tú una piedra palestina contra la maquina de guerra israelita no tiene comparación.

La verdad sobre Israel que los medios esconden – Matt Erlandsen

13 de Abril

[…] que reparamos antes de enviar nuestras piezas a imprenta. El artículo original fue publicado en El Quinto Poder. By admin| 2017-04-14T02:01:53+00:00 November 4th, 2015|OpEds|Comments Off on La verdad sobre […]

Ver todos
Ocultar