#Medio Ambiente

Última opinión para los presidenciables

0
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

imagen


"Los proyectos de nuestros gobiernos no tienen trazabilidad y en algunos hay poca diferencia entre ingeniería e improvisación."

Proyectos, ingeniería, medio ambiente, burocracia, calidad y honestidad

El tema de la calidad tiene que ver con los aspectos de contenido y sus detalles: que las cosas estén bien hechas y que tengan un sentido de utilidad. En medio ambiente como en el resto, el país requiere proyectos de calidad en todo su ciclo de vida, de su formulación, gestión y ejecución, incluido el control de proyectos. Erróneas políticas de recambio de profesionales técnicos, preferentemente ingenieros, por profesionales más baratos explican en buena parte los desastres de muchos de los proyectos conocidos y desconocidos. Grupos técnicos desmantelados por lo tanto medidas y decisiones sin los criterios técnicos adecuados. La calidad va en beneficio de la economía de recursos, de la seguridad, disminución del riesgo y de la protección del medio ambiente (ecodiseño). La buena o mala calidad de un proyecto no puede ser percibida por la población en una primera instancia, tiene que ser responsabilidad de los ejecutores, la población se entera sólo de los grandes desastres y aprueba sus beneficios, pero detrás de ellos hay muchos más errores pequeños y más graves que generan enormes pérdidas. Hay veces que la baja calidad de los términos de referencia de las licitaciones, adjudicaciones, ofertas, ejecución y fiscalización de proyectos es también un caldo de cultivo para la creciente corrupción a la que están sometidos los organismos públicos, desde municipalidades hasta ministerios. Se requiere hablar en directo sobre calidad y corrupción. De no ser así la población y el medio ambiente no contarán con protección.

La puesta en marcha del Transantiago no se entiende (como modesto ingeniero), pues no es comprensible y menos posible que un proyecto elaborado sólo a nivel de perfil-ingeniería conceptual en un gobierno se haya implementado en el otro, sin su ingeniería de base y de detalle, como cualquier proyecto. Tampoco se entiende por qué no se hizo el puente de Chacao ni el ferrocarril al Sur, qué razones tuvo la autoridad para eso. Nadie explica. Los proyectos de nuestros gobiernos no tienen trazabilidad y en algunos hay poca diferencia entre ingeniería e improvisación. Algo similar ocurrió con el puente Cau Cau, con mucha improvisación, poca transparencia y dudosa honestidad. Se requiere un compromiso con la calidad. Por otra parte hay excelentes resultados de proyectos concesionados, como la panamericana, carreteras urbanas y otras.

En otro ámbito de la calidad de los proyectos están aquellos que pasan por el sistema de evaluación ambiental. Para su excesiva tramitación hay mucha responsabilidad del sector público, pero también hay que saber que hay muchos proyectos que están mal hechos, con criterios de economía de recursos y con la esperanza de que un buen lobby solucione las imperfecciones o bien, que una multa sea menos onerosa que la rentabilidad, si por casualidad se descubre la trampa. En otro ámbito de cosas esto se facilita con el desatino legal de que en la aprobación o rechazo del componente ambiental de los proyectos se haga en votaciones de ministros o de seremis o intendentes que poco o nada consideran los estudios realizados y que poco o nada conocen del tema. Hay una burocracia no inocente y uno se pregunta: ¿por qué en el área del medio ambiente la autoridad no es responsable de sus decisiones? ¿Por qué no pasa lo mismo con los proyectos de energía, salud, vivienda, CORFO u otros?  Esto es campo de cultivo para los lobistas y una tabla de salvación para que los ministros o seremis de medio ambiente no asuman responsabilidades. Además, por cierto, de una posibilidad de judicializar proyectos otorgándole ingentes beneficios a algunos abogados “ambientalistas” y con grandes perjuicios al medio ambiente, pareciera que algunas leyes fueron hechas con esa intención. En efecto, es un error esa institucionalidad ambiental, pues los impactos ambientales no son problemas legales ni económicos y los proyectos hay que juzgarlos en su sentido, por quienes tienen las competencias técnicas. Nótese que el medio ambiente es el único ámbito del quehacer nacional en que los proyectos no los aprueban las instituciones responsables y lo que es peor, los “responsables” no ponen la cara.

TAGS: #PolíticaMedioambiental #Sustentabilidad

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Nuevo

VER TODO

Nuevo

El doble trabajo que cumplen muchas de las seleccionadas chilenas da pena y rabia, que a diferencia de los hombres, ellas no puedan vivir del fútbol
+VER MÁS
#Género

El gol del patriarcado

El santuario de la naturaleza “Dunas y Humedales de Putú” constituye un complejo ecosistema que pertenece a la eco región mediterránea nacional, la cual ha sido considerada a través de una serie de ...
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Dunas y Humedales de Putú: Un desafío para la conservación de los bienes comunes de identidad territorial

Si uno va a estar en dichos espacios como una minoría intrascendente, donde la gran mayoría está de acuerdo per se con aspectos estructurales distintos a los que desde esta vereda se representan, lo mejo ...
+VER MÁS
#Política

Comisión prelegislativa: ¿Restarse, bajarse o quedarse hasta el final?

Si el Petro es capaz de levantar el cerco de sanciones entonces sí podría ayudar a mitigar el problema económico del país, ya que Venezuela sería capaz de conseguir dinero para pagar sus deudas y amino ...
+VER MÁS
#Economía

Petro: La criptomoneda que hace frente a la crisis venezolana

Popular

Es posible reducir (e incluso eliminar) la contaminación de nuestras ciudades cambiando la leña por sistemas de calefacción geotérmica. ¿Por qué entonces no se hace?
+VER MÁS
#Energía

Calefacción geotérmica ¿Un invierno sin crisis ambientales?

Como Consejera Universitaria, mujer y estudiante le ofrezco disculpas públicas a la profesora en nombre de mis compañeras y compañeros que ejercieron y fueron testigos de tales humillaciones.
+VER MÁS
#Género

¿Educación no sexista?

La pena de muerte jamás será la medida efectiva para reducir los delitos, ni tampoco el derecho penal podrá cubrir todas las prácticas que, como sociedad, queremos eliminar si no cambiamos, primero, nue ...
+VER MÁS
#Justicia

La pena medieval del siglo XXI: la pena de muerte.

Los “emprendedores” están cuestionando un relato de memoria sobre el pasado, proponiendo interpretaciones alternativas y adaptándose al cambio de época del que parecemos ser parte. Esta actitud requi ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

Memoria, de actores a emprendedores