#Medio Ambiente

Tratado de cuencas compartidas, una importante omisión ante HidroAysén

13 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Las evaluaciones se convirtieron en manifiestos de intereses político-empresariales, manipulando el modelo y la ley, transformando las intenciones en un atado de ilegalidades, sustentados en un protocolo de evaluación ambiental deficiente y fácilmente manipulable.

Pocos saben que la cuenca del Baker al sur de Aysén, donde HidroAysén pretende construir sus cinco represas, es compartida con la Argentina. Las aguas del río Baker como las del Pascua entran en la definición de aguas compartidas.

Pocos saben también que existe desde hace décadas un tratado en conjunto con la república Argentina, para la preservación de estas cuencas, que no ha sido tomado en cuenta en el tema de HidroAysén.

Existe un tratado que fue redactado en 1991 y firmado bajo el gobierno de Patricio Aylwin Azocar, que fue suscrito en Argentina en la ciudad de Buenos Aires. Promulgado bajo el decreto supremo número 67 del año 1991, publicado el 14 de abril de 1993 en el diario oficial La Nación. En el documento ambos países se comprometían a cuidar de todas las cuencas compartidas existentes y que estas grandes masas de agua se regirían bajo el protocolo específico adicional sobre recursos hídricos compartidos entre los dos países que está en el anexo del tratado obligando a Chile y Argentina a respetar el protocolo y de informar de manera oficial de cualquier intención de intervención antes de permitir concretar intromisiones privadas y proyectos de desarrollo.

Hasta la fecha este tratado para el buen uso de los recursos hídricos de ambos países, no se ha cumplido a cabalidad. Es un tratado de vital importancia para el desarrollo sustentable del futuro de las cuencas, de ahí su origen. Porque presupone un cuidado especial de las comunidades que las habitan, por haberse entendido ya en ese entonces, de los peligros reales para las futuras generaciones que habitan en los territorios de estas cuencas, de las posibles intervenciones por las transnacionales. Estas cuencas son estratégicas para el desarrollo futuro de los países, que necesitan ser preservadas y utilizadas en forma sustentable si se quiere preservarlas.

El tratado es muy específico en su redacción y dice claramente que solo cuando se cuente con un plan estratégico general en común de ambos países para su utilización y con un estudio previamente aprobado por los dos países, sólo en ese instante y nunca antes, se podrán evaluar proyectos privados de desarrollo. 

La evaluación ambiental a la cual fue sometida HidroAysén, omite totalmente el tratado. El gobierno no ha presentado hasta ahora ningún plan general de uso de cuencas compartidas al gobierno argentino. Por lo tanto, no se hace participe de sus obligaciones y de sus efectos, en una actitud inexplicable, dejando al tratado fuera de orden al evaluar la intención de HidroAysén sin el tratado y debería por derecho propio denunciar su incumplimiento.

Las implicancias de proyectos mal evaluados como HidroAysén, no son sólo para la flora y fauna de los territorios pretendidos. También producen importantes modificaciones en la proyección de vida de los habitantes y de las comunidades, que cambian todo su proceso de desarrollo social, cultural y económico, de una variable social que el estudio de impacto ambiental presentado por HidroAysén ha omitido y no ha tenido la capacidad de especificar con información certera de cómo las comunidades serán afectadas y de como se podrían atenuar los impactos. 

El incumplimiento de los deberes que se ha cometido en los procesos de evaluación de estos proyectos que son de alta complejidad por lo que significa tal intervención territorial, geográfica y social, pone de manifiesto la nula intención de querer llevar adelante la exigencia del tratado por parte del gobierno, presentando un informe de intervención de cuencas.

Finalmente las evaluaciones se convirtieron en manifiestos de intereses político-empresariales, manipulando el modelo y la ley, transformando las intenciones en un atado de ilegalidades, sustentados en un protocolo de evaluación ambiental deficiente y fácilmente manipulable.

El informe de la Cámara de Diputados a través de su comisión de derechos humanos,  que expuso en su investigación, la ilegalidad de la forma en como se aprobó HidroAysén, debería haber sido suficiente para parar el proyecto definitivamente. Si a eso le sumamos el incumplimiento del tratado, en un país que dice basar su imagen internacional precisamente en el respeto de los tratados internacionales, entendemos que finalmente HidroAysén esta fuera de orden.

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

30 de Enero

Don ANdrés.
Como empresario turístico, entiendo la defensa de la zona
Hay intereses creados, es lo mismo que hacen otros en las actividades productivas de la nación.

Salvo que esté muy equivocado, la región está partida en dos por otro medio ambientalista extranjero, del fundo Pumalin, hace su negocio y no le importa lo que pase con el resto del país con su tozudez. creo que hay cosas prioritarias y si de energía limpia se trata la producida por las hidroeléctricas no es contaminante.

Por otra parte, en Chile donde hay represas hidroeléctrica se producen polos de turismo popular y no elitista como sería su caso. Vea como en esta temporada veraniega gozan nuestros compatriotas, en Rapel, Ralco y ahora Pangal.

Por otra parte no sé respecto a las hidroeléctricas del Rio Baker en cuanto si los proyectos están adecuados a lo que obliga la ley.

Si en otro artículo pudiera informarnos, cuales son las dificultades que presenta y sobre todo publicar un estudio comparativo entre lo que producen las hidroeléctricas en energía y cuanto los ingresos que puede producir el turismo llamado de élite, en la misma zona y en que tiempo, comparemos cifras.

En cuanto a turismo para mi estas cinco represas representan caminos pavimentados, electricidad barata para la región, focos de turismo para la clase media y empezar a poblar una zona bastante venida a menos.
Es cierto que como la zona es hermosa en paisajes concuerdo en que hay que extremar las medidas medioambientales como lo hace Suiza.

Saludos.

30 de Enero

La verdad Don Hernan que gracias por dar su opinión ya que nos permite el debate y el intercambio de ideas.
Antes que nada quiero decirle que Aysén no es una zona venida a menos como usted cree. Talves no bajo los parámetros centralistas si pueda ser, pero en eso mismo esta su potencialidad y su proyección y de verdad no queremos ser como el norte de Chile para nada. No necesitamos que construyan represas para pavimentar la carretera. De ser así entonces no pagamos más impuestos y nombramos intendente a Daniel Fernandez.
En Aysén no hay turismo popular o elitista, tenemos un formato de desarrollo sustentado en el medio ambiente y la calidad escénica y no solo aplicable para el turismo, también están la ganadería, la salmonicultura, la forestación y la pesca artesanal.
Lo que queremos es que se hagan las cosas bien y con parámetros profesionales y Estudios de impacto Ambientales que estén a la altura, por empresas que respeten el fondo cultural, con ética y buenas costumbres y que presenten como punto fundamental la variable social.
Respetando los tratados internacionales que fueron hechos precisamente para crear sustentabilidad en la forma de hacer desarrollo.
En Aysén precisamente no queremos transformarnos en un lago contaminado como el Rapel y vivir la destrucción ambiental del alto bio-bio, con uno de los bolsones de pobreza mas importantes de Chile.
La hidroeléctricas de muro de contención no son limpias y producen una extremada sedimentación de los ríos y no tienen una vida útil de más de 50 años y de paso destruyen los ecosistemas y la vida de las comunidades. La hidroeléctricas que no contaminan son las de paso.
El señor Thompkins es un vecino más de Aysén, con dinero, pero los vecinos se respetan a todos por igual, indistintamente si tienen miles o decenas de hectareas y el vive su vida. El modelo chileno permitio que el pudiera tener la posibilidad de comprar tantas hectareas, como el señor Piñera tiene Tantauco.
Los que luchamos porque se hagan las cosas bien en Aysén, lo hacemos por el honor de defender lo que consideramos nuestro hogar.
Un saludo Hernan y gracias por sus comentarios, ya que permiten ir aclarando posiciones.
Una ultima cosa. En Aysén no somos Ecologistas, somos ayseninos que es algo diferente y mucho más natural.

Atte Andrés Gillmore

31 de Enero

Estimado Don Andrés:

Sabe si todos nuestros ciudadanos, pudieran dialogar sanamente sin pasión, solo en base a lo que cada uno crea razonable, nuestro país no se llamaría Chile sino el edén es una utopía pero a veces estas se hacen realidad.

En su región anduve en tiempos remotos, cuando el río era la vía de entrada a esta parte de la región.

A pesar de lo que dice, yo creo que si el turismo de la Región es elitista no cabe dudas, por eso le pedía en otro artículo, comparar los beneficios de un turismo de este tenor con otras actividades que son posible en la región, y con que energía se moverían esas actividades, por que si pensamos en energías aparentemente más limpias como la eólica o los paneles voltaicos, el paisaje se contamina mas que con las represas.

Como aysenino de corazón debe pensar hacia el futuro y no en el beneficio mediato por eso le manifiesto mi inquietud, porque uno debe ser consecuente, no solo con una región del país, sino como nos integramos al bienestar nacional, tal como dice cumpliendo las reglas actuales del juego productivo.
Afectuosamente.

06 de Febrero

Si el río nace en un lago que es mitad chileno y mitad argentino, eso no lo hace una “cuenca compartida”. La “cuenca compartida es la del lago General Carrera. Si el Baker fuera tributario del lago, estaría en la “cuenca compartida”, lo que no es el caso.
Pareciera que los enemigos de HidroAysén quisieran suscitar un conflicto internacional, lo que resulta irresponsable. También en Argentina los ambientalistas provocaron un serio conflicto con Uruguay, (que en momentos casi pasó a los hechos), con el pretexto de la “cuenca compartida”, claro que en ese caso era efectivamente un río que comparten los dos países.
A toda vista resulta una maniobra impresentable. Es de esperar que Douglas Tomkins no esté instigando esto; en todo caso sería motivo más que suficiente para su expulsión.

06 de Febrero

Señor José Henriquez
Las aguas que bajan por el Baker se inician en la república de la argentina, no se si usted lo sabe el lago General Carrera no es solo chileno, es compartido con Argentina, también se llama Buenos Aires al nor-este. La cuenca del Carrera y del Baker son una sola y no dos como usted dice y es parte del tratado, como la cuenca del río Pascua y del Palena.
Aquí no hay maniobras, solo la preocupación por una falta de preocupación y prolijidad por un tema que para los que habitamos Aysén es importante.
Lo único que queremos lo habitantes de la cuenca del Baker, es que se hagan las cosas bien y se ajusten a derecho. La unica maniobra impresentable a sido la aprobación de un estudio de impacto ambiental presentado por HidroAysén, que no reúne las condiciones mínimas para ser aprobado, que no respeta tratados internacionales y eso a sido un acto petulante y altanero en contra de las comunidades.
Don Jose gracias por la oportunidad.

Andrés Gillmore

07 de Febrero

Estimado Andrés, creo que no entiendo tu interpretación. Si fuera la correcta, la “cuenca compartida” llegaría hasta la desembocadura, lo que es inaceptable. Cuando hablamos de “cuenca, nos referimos a un territorio, cuyas aguas confluyen (a un río o a un lago). El Baker claramente nace en territorio chileno, en ningún caso en el lago Buenos Aires, ni en la República Argentina, sino en el extremo sur poniente del lago Bertrand, un apéndice del lago General Carrera (y, si, por supuesto que sé que este lago es compartido y que tiene dos nombres, creo que el “no se si Ud. lo sabe”, no viene al caso). El punto es que el Baker es un desagüe del lago General Carrera, y no un tributario, por lo cual , la cuenca del Baker es distinta de la del referido lago.
Lo que considero irresponsable es que los enemigos de HidroAysén (enemistad que no alcanzo a comprender), estén levantando este argumento que implícitamente, contiene una suerte de invitación a la intromisión de un país extranjero en un asunto que debe ser resuelto entre chilenos, y que a nadie más concierne (y el “a nadie más”, incluye a Mr. Tomkins).
Creo que deberían descartar ese recurso, siquiera por autorrespeto.
En tiendo que el asunto de fondo (los pros y contras del proyecto HidroAysén), serían materia de otro artículo. En este caso me limito al punto “cuenca compartida”.

El verdadero impacto de HidroAysén frente al déficit energético en Chile | Factor Absoluto Breaking News

09 de Julio

[…] exigen consultas a los pueblos originarios, prohíben la transgresión de áreas protegidas y exigen consenso entre los países vecinos antes del proceso nacional de evaluación de proyectos. En cuanto a competencia, fortalecería la participación de los dos socios de HidroAysén -Endesa […]

El verdadero impacto de HidroAysén frente al déficit energético en Chile |

09 de Julio

[…] exigen consultas a los pueblos originarios, prohíben la transgresión de áreas protegidas y exigen consenso entre los países vecinos antes del proceso nacional de evaluación de proyectos. En cuanto a competencia, fortalecería la participación de los dos socios de HidroAysén -Endesa […]

Chile Sustentable » El verdadero impacto de HidroAysén frente al déficit energético en Chile

10 de Julio

[…] exigen consultas a los pueblos originarios, prohíben la transgresión de áreas protegidas y exigen consenso entre los países vecinos antes del proceso nacional de evaluación de proyectos. En cuanto a competencia, fortalecería la participación de los dos socios de HidroAysén -Endesa […]

El verdadero impacto de HidroAysén frente al déficit energético en Chile | Ecosistemas

12 de Julio

[…] exigen consultas a los pueblos originarios, prohíben la transgresión de áreas protegidas y exigen consenso entre los países vecinos antes del proceso nacional de evaluación de proyectos. En cuanto a competencia, fortalecería la participación de los dos socios de HidroAysén -Endesa […]

El verdadero impacto de HidroAysén frente al déficit energético en Chile | Agua en Chile

10 de Junio

[…] exigen consultas a los pueblos originarios, prohíben la transgresión de áreas protegidas y exigen consenso entre los países vecinos antes del proceso nacional de evaluación de proyectos. En cuanto a competencia, fortalecería la participación de los dos socios de HidroAysén -Endesa […]

ChileSustentable – El verdadero impacto de HidroAysén frente al déficit energético en Chile

01 de Enero

[…] exigen consultas a los pueblos originarios, prohíben la transgresión de áreas protegidas y exigen consenso entre los países vecinos antes del proceso nacional de evaluación de proyectos. En cuanto a competencia, fortalecería la participación de los dos socios de HidroAysén -Endesa […]

El verdadero impacto de HidroAysén frente al déficit energético en Chile | AQUIAYSÉN

08 de Enero

[…] exigen consultas a los pueblos originarios, prohíben la transgresión de áreas protegidas y exigen consenso entre los países vecinos antes del proceso nacional de evaluación de proyectos. En cuanto a competencia, fortalecería la participación de los dos socios de HidroAysén -Endesa […]

Ver todos
Ocultar

Nuevo

VER TODO

Error en la base de datos de WordPress: [You have an error in your SQL syntax; check the manual that corresponds to your MySQL server version for the right syntax to use near 'DESC LIMIT 0,12' at line 4]
SELECT A.ID from wp_posts WHERE A.post_type IN ('post') AND A.post_status IN ('publish') DESC LIMIT 0,12;

Nuevo

Error en la base de datos de WordPress: [You have an error in your SQL syntax; check the manual that corresponds to your MySQL server version for the right syntax to use near 'DESC LIMIT 0,12' at line 4]
SELECT A.ID from wp_posts WHERE A.post_type IN ('post') AND A.post_status IN ('publish') DESC LIMIT 0,12;

Una nueva zona de sacrificio es lo que proyectan. En la cuenca del lago General Carrera, la principal reserva de agua dulce del país.
+VER MÁS
#Medio Ambiente

Minería en Jeinimeni, en la Patagonia: ¿Una nueva zona de sacrificio?

Si no se sabe por dónde empezar, hay que hacerse tres preguntas, en el siguiente orden: ¿cuánto voy a vender? ¿qué necesitaré para vender? y ¿cuánta plata necesitaré para poder vender?
+VER MÁS
#Economía

Cómo armar un correcto presupuesto 2019 para tu pyme

La diversidad de las diversidades, implica aceptar la pluralidad y generar espacios políticos en los que esta pueda desarrollarse en su amplio espectro, una ciudadanía basada en la articulación múltiple ...
+VER MÁS
#Política

La diversidad de las diversidades

La acción de la comunidad ecológica, no sólo impidió la construcción de viviendas sociales colindantes a sus propiedades, sino a toda la comuna, con lo que sí podemos concluir que expulsa a la viviend ...
+VER MÁS
#Sociedad

La comunidad ecológica versus Peñalolén, ¿NIMBY o legítima reclamación?

Popular

Sabemos exactamente lo que tenemos que hacer: defender la democracia. Hemos aprendido que ninguna democracia puede salvarse a sí misma sin los esfuerzos de los demócratas
+VER MÁS
#Todos somos ciudadanos

¿Las condiciones de la República de Weimar en América Latina?

No sería posible pensar que el actual Gobierno Regional no tome como base de la estrategia de desarrollo regional todo lo que se ha avanzado desde hace ya 22 años atrás
+VER MÁS
#Desarrollo Regional

Plan Ñuble y la estrategia de desarrollo regional que queremos

La promesa democrática ha entrado en crisis y los populismos con rasgos autoritarios se levantan como opciones reales.
+VER MÁS
#Política

Gobernando el vacío: Democracia v/s Autoritarismo

Tiempos donde tu derecho a pataleo está constreñido por las “nuevas verdades” (¿o posverdad?), nuevas verdades que se han construido en forma “express” y que en poco tiempo han conseguido una est ...
+VER MÁS
#Sociedad

Tiempos Modernos