#Medio Ambiente

HidroAysén, entre las verdades a medias y las mentiras enteras

0 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

Es decir, la presión por más energía no proviene de chilenos y chilenas como usted o como yo sino de los US$ 105.000 millones de inversión en minería (esencialmente privada y multinacional) proyectada para los próximos años.

Como no ocurre muy seguido, esta columna será breve. Evitará los rodeos y abordará tres afirmaciones que funcionarios de HidroAysén han repetido hasta la saciedad en los últimos días y que por más que las reiteren cual mantra, no se convertirán en verdad.

La primera, que la energía de la Patagonia estaría destinada a suplir las demandas de las personas que viven entre Taltal y Chiloé (Sistema Interconectado Central) y no para la gran minería. Falso.

Ya en 2005 el ingeniero Julio Montero de Endesa (previo a la alianza de la eléctrica transnacional con Colbún para formar HidroAysén) reconoció en una presentación que “con la incorporación al SIC de nuevos proyectos mineros, la tasa de crecimiento de la demanda del período2008-2017 se sitúa en torno al 6,8 %”.

Es decir, la presión por más energía no proviene de chilenos y chilenas como usted o como yo sino de los US$ 105.000 millones de inversión en minería (esencialmente privada y multinacional) proyectada para los próximos años.

La segunda, que las torres de alta tensión del proyecto serían de 40 a 45 metros. Esto es, en realidad, una verdad a medias.

A medias porque de ser cierta sólo lo podría ser para el trazado hacia el norte (certeza que tampoco tenemos porque HidroAysén no ha presentado tal estudio de impacto ambiental y no tiene aún fecha programada para hacerlo), ese que conectaría los embalses con el SIC.

Verdad a medias (con posibilidades de ser mentira completa) ya que de lo que sí estamos seguros es que tal afirmación ya no vale para la zona sur de la región de Aysén.

El estudio de impacto ambiental aprobado en mayo de 2011 ya contempla la construcción de cientos de torres de entre 68 y 74 metros de altitud, franja despejada de 85 metros y un estimado de 350 metros de distancia entre cada estructura.

La tercera: que armonizarán las torres de alta tensión con el patrimonio natural y cultural del país. Otra verdad a medias con opción de falsedad entera.

Volvamos al EIA aprobado en mayo. En este queda en claro claramente que los monumentos de metal y cemento de un promedio de 70 metros que proyectan en la zona sur de la región recorrerían 178 kilómetros, cruzarían un tercio de Aysén, toda la provincia Capitán Prat y flanquearían el Camino Longitudinal Austral por 30 kilómetros.

Y en esta planificación, HidroAysén ya no incorporó ninguna medida de “armonización” ni tampoco planteó enterrar torre alguna. Como dice el dicho, por sus frutos los conoceréis.

Y en el caso de la alianza Colbún y Endesa-Enel los frutos no son los que uno esperaría de una empresa que pretende intervenir la Patagonia y gran parte del país.

———-

Foto: Rafael Edwards / Licencia CC

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

#Coronavirus

VER TODO
A veces, es mejor reconocer que el problema en Chile no es el virus, sino el sistema que propicia su contagio.
+VER MÁS
#Internacional

Distopia nórdica: Anti cuarentena sueca

No nos subamos a un carro de la victoria que aún no anda del todo, hay que bajarse a empujarlo, a dejar de lado las pequeñas diferencias que nos separan y unirnos en las grandes semejanzas que nos unen fr ...
+VER MÁS
#Política

Los peligros del Apruebo

Al alero de las redes sociales, la sociedad se constituye como sujeto protagónico de su realidad, gana en relacionamiento e instantaneidad mediante la utilización de dispositivos digitales inalámbricos d ...
+VER MÁS
#Política

De los Pingüinos del 2006 al Proceso Constituyente del 2020

La representatividad implica desafiar esta realidad individualista y facilita los espacios para que los intereses particulares tengan resonancia en la vida colectiva
+VER MÁS
#Sociedad

Chile el archipiélago: Las causas de una herida abierta

Nuevos

A veces, es mejor reconocer que el problema en Chile no es el virus, sino el sistema que propicia su contagio.
+VER MÁS
#Internacional

Distopia nórdica: Anti cuarentena sueca

No nos subamos a un carro de la victoria que aún no anda del todo, hay que bajarse a empujarlo, a dejar de lado las pequeñas diferencias que nos separan y unirnos en las grandes semejanzas que nos unen fr ...
+VER MÁS
#Política

Los peligros del Apruebo

Al alero de las redes sociales, la sociedad se constituye como sujeto protagónico de su realidad, gana en relacionamiento e instantaneidad mediante la utilización de dispositivos digitales inalámbricos d ...
+VER MÁS
#Política

De los Pingüinos del 2006 al Proceso Constituyente del 2020

La representatividad implica desafiar esta realidad individualista y facilita los espacios para que los intereses particulares tengan resonancia en la vida colectiva
+VER MÁS
#Sociedad

Chile el archipiélago: Las causas de una herida abierta

Popular

Es momento oportuno para reflexionar sobre ¿Cómo deberá ser el aprendizaje post-pandemia? En particular de cara a las generaciones de Centennials. Se confronta el pasado y futuro
+VER MÁS
#Educación

El futuro de la Educación

Paradójicamente, la JEC, no habría aumentado la cantidad de horas en que los alumnos cuentan con supervisión de un adulto, sino que habría tenido solo un efecto de reemplazo parcial de la supervisión ...
+VER MÁS
#Política

Las horas de Supervisión Adulta y el Delito Juvenil en Chile

El proceso democrático para crear una nueva Constitución estará en serio riesgo, porque al morir los partidos que nacieron de personas que se movilizaron el 18 de octubre, el sistema le niega la particip ...
+VER MÁS
#Política

¿Genocidio político a partidos del Estallido Social?

Nadie sabe dónde estás ahora, nadie registró donde marcó tu última coordenada la ensangrentada rosa de tus vientos. Solo tenemos estas fotos
+VER MÁS
#Política

Antonio Aguirre, ´Gonzalo'