#Justicia

Van Rysselberghe: Culpar a niñ@s por la discriminación

1 |
COMPARTIR
EN WHATSAPP
COMPARTIR
EN WHATSAPP

La propuesta de la señora de la UDI es doblemente discriminadora, pues propone que ante una discriminación posible es mejor negar los derechos de las parejas del mismo sexo a la adopción y a su vez negar el derecho de los niños y niñas a una posibilidad de ser adoptados, queridos y cuidados.

La senadora propone castigar a quienes sufren discriminación. No deja de sorprender la facilidad con la que una senadora electa de la UDI se refiere a temas importantes sin mayor seriedad  y basada sólo en sus prejuicios y sus posturas ideológicas. Los puntos de partida de la futura senadora son completamente rebatibles, vale incluso decir inaceptables.

El primero de ellos tiene relación con el matrimonio entre personas del mismo sexo, ya que en esencia esta es una demanda basada en derechos de igualdad, que no se pone ni por encima ni por debajo de otros derechos, simplemente se trata de cumplir una premisa básica de la justicia, la igualdad ante la ley, donde la mejor opción es tener leyes que nos incluyan a todos y todas. El reconocimiento legal de las parejas del mismo sexo no le quita o disminuye derechos a nadie, al contrario, hace una sociedad más inclusiva y democrática, no pone derechos en disputa como señala la senadora.

En segundo lugar, la propuesta de la senadora es que ante una posible discriminación se cierre el derecho a la igualdad, se elimine la posibilidad del matrimonio igualitario y la adopción de hijos. Cuando la señora Jacqueline Van Ryselberghe dice “Qué culpa tiene un niño de que lo adopte una pareja homosexual. A pesar de que no pueda sufrir ningún menoscabo en su calidad de vida, sí va a sufrir el peso de la discriminación”.  Está asumiendo que son los niños y las parejas del mismo sexo quienes deben pagar por la discriminación, por la intolerancia y la no aceptación de la diversidad, es como si debiéramos castigar a las mujeres que viven violencia intrafamiliar.

Bajo la mirada de la ex intendenta deberíamos impedir que mapuches, negros, migrantes, gitanos, gordos, discapacitados, pobres y otros grupos que sufren discriminación tengan hijos. Si hacemos un poco de memoria todos y todas hemos visto burlas y discriminaciones a grupos vulnerables por cualquiera de las razones ya mencionadas. Entonces, señora Van Rysselberghe, ¿deben ser castigados los discriminados por sufrir la discriminación? Si hacemos un análisis de estas palabras estamos llegando al fondo de la intolerancia, a un pensamiento segregador y con tintes fascistoides.

La propuesta de la señora de la UDI es doblemente discriminadora, pues propone que ante una discriminación posible es mejor negar los derechos de las parejas del mismo sexo a la adopción y a su vez negar el derecho de los niños y niñas a una posibilidad de ser adoptados, queridos y cuidados.

Frente a la propuesta de la senadora electa recordamos lo señalado por la Corte Interamericana de Derechos Humanos en su fallo contra el Estado de Chile en el caso Atala: “El interés superior del niño no puede ser usado para amparar la discriminación de la madre o el padre por la orientación sexual de cualquiera de ellos. De este modo, el juzgador no puede tomar en cuenta esta condición social como elemento para decidir sobre tuición o custodia”.

Lo grave de esta opinión es que corresponde a una autoridad electa, que debe ante todo respetar las leyes y principios que rigen una sociedad democrática, por lo tanto sus prejuicios, miedos y discriminaciones deben quedar a un lado e abrir el ingreso a una sociedad moderna, donde la justicia y la igualdad de derechos no queden a la voluntad de un legislador o autoridad mal informada o derechamente ignorante.

El problema de la discriminación en Chile es que no nos hemos hecho cargo de la misma, no tenemos campañas y políticas que las aborden, que las enfrenten y generen condiciones adecuadas para que no se repitan. No tenemos atención y apoyo a las víctimas, al contrario. se mantienen en el desamparo de una Ley frágil que apenas sanciona a los discriminadores.

Lo que corresponde en este contexto es trabajar por una sociedad sin discriminación, esto implica desarrollar políticas públicas en ese sentido, significa invertir tiempo y dinero en la generación de condiciones que impidan que la discriminación, el odio y la violencia basada en las diferencias sigan presente.

Corresponde al nuevo gobierno tomar las decisiones necesarias frente al tema, damos un golpe de timón o nos adormecemos en la idea conservadora  de aceptar que la desigualdad, la discriminación y la intolerancia a la diferencia son parte de la realidad.

Foto: El Mercurio

TAGS:

Los contenidos publicados en elquintopoder.cl son de exclusiva responsabilidad de sus respectivos autores.
Te invitamos a conocer nuestras  Reglas de Comunidad

Comentarios

Quedan 1500 carácteres.

Ordenar comentarios por:

12 de Febrero

Solo faltó agregar, “Esta vieja ridícula, no tiene mas formas de figurar, mas que hablando estupideces” designada tenía que ser.
(notable el artículo)

Ver todos
Ocultar

#NuevaConstitución

VER TODO
En Confianza, es un espacio de conversación de www.laconstituciondelaconfianza.cl que busca acercar el proceso constituyente a la ciudadanía.    
+VER MÁS
#VideoBlog

#EnConfianza con Patricio Fernández, Constituyente distrito 11

En Confianza, es un espacio de conversación de www.laconstituciondelaconfianza.cl que busca acercar el proceso constituyente a la ciudadanía a través de diversas plataformas y recoger la opinión de las ...
+VER MÁS
#VideoBlog

#EnConfianza con Eduardo Cretton, Constituyente distrito 22

En Estados Unidos existe un término para referirse a unas de las artimañas que utilizan algunos congresistas para retrasar al máximo una importante votación o decisión. Es el filibusterismo
+VER MÁS
#Política

Vamos por Chile: Filibusteros de la Convención

Respecto del sistema de gobierno, aunque la realidad muestra que estos no son “puros”, y que mezclan elementos propios de distintos modelos y cuestiones propias de la realidad de cada país
+VER MÁS
#Política

Seguir o no seguir con el presidencialismo

Nuevos

En Chile, según el informe del Servicio Jesuita a Migrantes del 2020, la matrícula de estudiantes extranjeros ha aumentado en un 616% entre 2014 y 2019, y se ha casi triplicado desde 2016
+VER MÁS
#Educación

El baile de los que sobran: Los migrantes en la educación chilena

El Covid-19 es una realidad y solo expresar que es una simple gripe o una farsa creada por conspiraciones sacadas de películas de James Bond,  muestra un nivel de ignorancia total. La misión debe ser con ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

La ofensiva de los antivacunas

Es pertinente fijar la mirada en la larga duración histórica de la conformación de nuestros territorios ancestrales y sus procesos múltiples de sociogenesis popular
+VER MÁS
#Ciudadanía

El poder de la Cruz en el Biobio Maulino ¿La cruz del Obispado o la cruz de mayo?

Se suma la recriminación de la empresa por las pruebas de PCR y de una caja de alimentos que costeó para sus trabajadores y trabajadoras durante la pandemia
+VER MÁS
#Trabajo

Huelga de Ártica: Contradicción entre ganancias y explotación

Popular

Según datos entregados por el colegio de profesores de Chile, desde que se inició la pandemia, los docentes del país pueden pasar hasta 14 horas diarias frente al computador
+VER MÁS
#Educación

Ser profesor en Chile: ¿Qué sucede detrás de la pantalla?

Es lamentable, pero, honesto reconocer que la educación (al menos la municipal) es una gran reproductora de la pobreza y acrecienta la desigualdad social
+VER MÁS
#Educación

Los grandes marginados de la educación

Hacia dónde nos dirigíamos y cómo es que terminamos en un servidor que no tiene contenido. ¿Qué estábamos buscando?  ¿Qué era el servidor? ¿Con qué dirección nos equivocamos? El servidor en dond ...
+VER MÁS
#Sociedad

Error 301 _Movido_Permanentemente

El Covid-19 es una realidad y solo expresar que es una simple gripe o una farsa creada por conspiraciones sacadas de películas de James Bond,  muestra un nivel de ignorancia total. La misión debe ser con ...
+VER MÁS
#Ciudadanía

La ofensiva de los antivacunas